Você está na página 1de 1

Recientemente ha sido publicada la oferta de empleo público.

En ella se ofertan 232 plazas para ingresar en la Guardia Civil y 222 para
Policía Nacional.
Lo normal es que entre los dos cuerpos haya unas 5.000 plazas anuales,
aunque algunos años ha llegado a haber unas 10.000. Estas plazas atienden a
bajas y jubilaciones principalmente, aunque en periodos de crisis aumentan los
delitos y debería incluso haberse incrementado este número.
Pues bien, este recorte, según la Vicepresidenta del Gobierno se ha realizado
para ahorrar a las arcas del Estado la “astronómica” cifra de 280 millones de
euros.

Pues agárrate que ahora vienen las curvas:


Presupuestos Generales del Estado del año 2010:

Ministerio de Cultura:
Música y danza: 122 millones de euros
Cinematografía: 123 millones de euros (sí, 45 millones más que antes de que la
ministra fuera la directora de cine González Sinde)
Ministerio de Igualdad:
Igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres: 33 millones de euros.
En total 278 millones de euros. Sólo faltan otros dos, que seguro que los
podemos arañar de algún sitio tan importante como las vacunas para la gripe A
o los anuncios que nos avisaban de la misma.

Conclusión:
El actual Gobierno prefiere pagar a los titiriteros (y titiriteras, que tiene que
haber igualdad) a invertir en la seguridad de los españoles (no creo que la
reducción del número de guardias y policías tenga ninguna repercusión en los
servicios de escolta de los miembros y miembras del Gobierno).
Hace dos años creíamos que no los querían comprar guantes y chalecos.

Ahora sabemos que no los quieren ni contratar.