Você está na página 1de 1

EXTRASISTOLIA VENTRICULAR BENIGNA

(SOSPECHA DIAGNOSTICA-TRATAMIENTO INICIAL Y DERIVACIÓN SEGUIMIENTO Y CONTROL)

INTRODUCCIÓN:

Se define Extrasístole Ventricular como la ocurrencia de una contracción ventricular prematura, sin un origen sinusal, que se representa en el ECG como un complejo QRS anormal en forma y con duración usualmente mayor al QRS dominante, (por lo general mayor a 0,12 seg), corresponde a un fenómeno muy común en la práctica diaria, con una frecuencia descrita en personas clínicamente normales de un 1 % en registros ECG en reposo y de un 40 a 75% en los estudios de holter ambulatorios. La relación entre extrasistolía ventricular y riesgo de muerte súbita ha sido estudiada a lo largo de las últimas décadas siendo bien documentada en el caso de una cardiopatía subyacente: enfermedad coronaria, miocardiopatía, insuficiencia cardíaca avanzada. Por el contrario no se ha logrado encontrar un mayor riesgo de muerte súbita cardíaca en pacientes sin antecedentes, clínicamente sanos que presenten extrasístoles frecuentes, lo cual ha gestado el concepto de Extrasistolía ventricular benigna.

El concepto de pausa asociada a el extrasístole, corresponde al lapso de tiempo que transcurre posterior al complejo prematuro y el complejo normal siguiente. Se dice que es compensadora cuando el tiempo entre el complejo normal previo al prematuro y el complejo normal siguiente es igual al que transcurre entre tres complejos normales (dos intervalos RR) (ver figura) , por lo general los extrasístoles ventriculares en su mayoría tienen una pausa compensatoria, a diferencia de los auriculares.

Intervalo RR normal El intervalo entre las dos R normales es igual a dos intervalos RR
Intervalo RR normal
El intervalo entre las dos R normales es
igual a dos intervalos RR normales
PAUSA COMPENSATORIA
El intervalo entre las dos R normales
es menor a dos intervalos RR
normales
PAUSA NO COMPENSATORIA
SOSPECHA DIAGNÓSTICA:

La gran mayoría de los extrasístoles son asintomáticos. Por lo general el paciente relata síntomas de frecuencia variable, en la gran mayoría muy esporádicos, como palpitaciones y en otros sensación de “haber perdido un latido” (en relación a una pausa compensatoria). Escasa información se puede obtener del examen físico más que la auscultación o palpación de un latido prematuro y su presencia o no de pausa compensadora, se agrega la dificultad de lo esporádico de los síntomas. Pero un examen físico normal tiene la importancia de ayudar a establecer la normalidad clínica del paciente, de la misma forma como también la constatación de antecedentes mórbidos y familiares que puedan orientar a un mayor riesgo de cardiopatía. El electrocardiograma, tiene la función de demostrar la normalidad de la conducción del impulso cardiaco, la ausencia de signos que orienten a cardiopatía (hipertrofia VI, dilatación auricular, infartos anteriores) y de buscar elementos sugerentes de otras entidades causales