Chirac se acerca al MERCOSUR El presidente francés Jacques Chirac en su gira por Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay -los cuatro

países del Mercado Común del Sur- y Bolivia destacó la necesidad de crear "un mundo multipolar", con lo cual dejó en claro su posición -y la de la Unión Europea- de recuperar un espacio comercial descuidado en América Latina, antes de que Estados Unidos se afiance como la única superpotencia mundial tras el fin de la bipolaridad "este-oeste". Chirac insistió en que el futuro de Suramérica ya no está en el eje "norte-sur", sino que se dirige hacia Europa. "América Latina comprende perfectamente que su interés no es cerrarse en una integración regional exclusiva, su vocación no es ser un trozo del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, sino que su vocación es estar presente en el mundo, abierta al mundo, y su interés esencial económico, los intercambos, las inversiones, la ayuda, no es hacia Estados Unidos, sino hacia Europa", dijo Chirac en declaraciones a Radio Francia Internacional. La gira de Chirac se realizó oportunamente a mediados de marzo, dos meses antes de la primera visita del presidente Bill Clinton a Latinoamérica, y en pleno proceso de negociaciones hemisféricas con miras a crear el Area de Libre Comercio de las Américas (ALCA). El presidente francés propuso en Brasil la celebración, a finales de 1998, de una cumbre entre Presidentes y Jefes de Gobierno del Mercosur y la UE, precisamente para avanzar en la dirección de ese "mundo multipolar". "Seamos ambiciosos. Vamos a darnos las manos y correr juntos hacia nuestro futuro", dijo ante el pleno del Congreso en Brasilia. La cumbre creará "una estructura de incentivos que dará fuerza, cohesión y proyectos comunes a nuestras relaciones políticas, culturales y económicas. Será la primera de un proceso innovador, pragmático y voluntario. Será el marco inicial de una nueva y ambiciosa sociedad", agregó. Como inmediata respuesta, el presidente de Brasil, Fernando Henrique Cardoso, anunció que consultará con sus colegas del Mercosur la posibilidad de que dicha cumbre se celebre en Río de Janeiro. La idea de Chirac de una reunión que acerque a Latinoamérica y Europa no es nueva, se han realizado varias en el pasado y, más recientemente, en la última Cumbre Iberoamericana de Viña del Mar, en noviembre de 1996, el presidente del Gobierno español José María Aznar anunció que propondría a la UE la convocatoria de una Cumbre de Jefes de Estado o de Gobierno entre ambos grupos, propuesta que ya fue aceptada por la UE. Emergencia del MERCOSUR como potencia mundial Es significativo que el presidente Chirac haya comenzado a tender sus puentes con Latinoamérica con el Mercosur, bloque que ha logrado grandes avances en materia de integración comercial en su todavía corta existencia. Durante su visita a Uruguay, el presidente francés se refirió al nuevo escenario mundial después de terminada la Guerra Fría, en el que, según dijo, las relaciones entre los países deben basarse no en la competencia sino en la complementariedad, y en el que todas las naciones "deben encontrar su lugar" y nadie debe ser "excluido, agredido ni humillado", reportan versiones de prensa. Chirac destacó en varias ocasiones que el mundo del futuro es un mundo de bloques o conjuntos regionales, por lo que subrayó la importancia de estrechar aún más y en todos los órdenes las relaciones UE-Mercosur, que ya están unidos por un acuerdo marco de cooepración que tiene por finalidad preparar el camino para crear "el mayor mercado común del mundo".

El presidente francés dijo que la UE ya es el principal socio de Mercosur, tanto por el comercio como por las inversiones y opinó que el grupo formado por Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay, que hoy en día es considerado la cuarta potencia mundial, "pronto será la tercera". El comercio entre la Unión Europea y el Mercosur movió en 1994 US$ 34.900 millones y la UE concentra en ese mecanismo el 70% de sus inversiones totales en América Latina. Acuerdo MERCOSUR-Unión Europea El 15 de diciembre de 1995 se firmó en Madrid el Acuerdo Marco Interregional de Cooperación entre la Unión Europea y sus 15 miembros por una parte, y el Mercado Común del Sur y sus 4 estados parte por otra. El AMI es el primer Acuerdo entre dos uniones aduaneras y procura ser un ejemplo de "regionalismo abierto". Las principales características del Acuerdo son las siguientes: - Carácter no preferencial, transitorio y evolutivo. Debe preparar la negociación de un Acuerdo de Asociación Interregional. - Coexiste con los Acuerdos Marco Bilaterales de la UE con los cuatro miembros del Mercosur ya suscritos, aunque en un futuro a largo plazo, el AMI sustituirá esos acuerdos. - Incluye una estrategia de liberalización comercial -con vistas al establecimiento, en el año 2000, de una zona de libre comercio-, de mayor cooperación económica, de apoyo a la integración y de fortalecimiento de las relaciones entre ambas agrupaciones en otros ámbitos. -La liberalización comercial comprenderá todo el comercio, incluyendo los servicios. - Se sitúa en el marco de la política comunitaria de cooperación con los países en vías de desarrollo. - Incluye una cláusula de no-ejecución por violación de derechos humanos.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful