Você está na página 1de 2

Entrada: 1-Jerusalén está fundada

1-Hoy llegamos a casa, Señor, como ciudad bien compacta.


a entonar el amor en canción Allá suben las tribus,
porque tú llenas de gozo la vida, las tribus del Señor.
porque nos enseñaste a reír. 2-Según la costumbre de Israel,
Aleluya, aleluya. a celebrar el nombre del Señor.
2-Tus palabras queremos oír, En ella están los tribunales de justicia,
recibir tu verdad tu calor; en el palacio de David.
y llevar ritmo feliz a la vida, 3-Desead la paz a Jerusalén:
construir un mundo de amor. "Vivan seguros los que te aman,
3-Es tu ley un mandato de amor, haya paz dentro de tus muros,
es mensaje de paz y perdón; en tus palacios seguridad".
es misión, lucha que empeña la vida, 4-Por mis hermanos y compañeros,
es el grito de fe juvenil voy a decir: "La paz contigo".
Por la casa del Señor, nuestro Dios,
Salmo: te deseo todo bien.
¡Qué alegría cuando me dijeron:
"Vamos a la casa del Señor"! Aclamación al Evangelio:
Ya están pisando nuestros pies Dios está aquí, tan cierto como el aire
que respiro, tan cierto como la mañana
tus umbrales, Jerusalén.
se levanta, tan cierto como que este canto Presentación a la Virgen:
lo puedes oír.
1-Junto a ti María.
como un niño quiero estar,
Bautismo:
tómame en tus brazos
1-Dios creó las aguas, para dar la vida,
guíame en mi caminar.
al regar las plantas, al calmar la sed.
Quiero que me eduques,
Dios en el bautismo, nos da vida nueva;
que me enseñes a rezar,
vida de esperanza, de amor y de fe.
hazme transparente,
Por eso hay que cantar: aleluya,
lléname de paz.
por eso hay que cantar: aleluya,
Madre, Madre
por eso hay que cantar: aleluya,
Madre, Madre,
aleluya, aleluya, aleluya.
(Bis)
2-Dios creó las aguas, aguas cristalinas;
2-Gracias Madre mía
lavan nuestros cuerpos y nos dan salud.
por llevarnos a Jesús,
Hay un agua nueva, que nos purifica;
haznos más humildes
y hace fuerte y sana nuestra juventud.
tan sencillos como Tú.
3-Dios creó las aguas, para que la tierra
Gracias Madre mía
diera flores bellas; alimento y pan.
por abrir tu corazón,
Hay un agua nueva, que al regar el alma;
porque nos congregas
nos hace dar frutos de amor y paz.
y nos das tu amor.

Entrega de la luz:
Esta es la luz de Cristo,
yo la haré brillar (3)
Brillará, brillará, brillará.
-Soy cristiano y esa luz, yo la haré brillar
-Daré luz a la ciudad, yo la haré brillar
-Nunca la ocultaré, yo la haré brillar.