Você está na página 1de 2

LAS IDEAS DE UN TEXTO

Un adecuado proceso de lectura (prelectura y lectura comprensiva) tendría que conducirte a determinar
las ideas de un texto. Eres tú, como lector, quien determinará la idea principal de un texto mediante un
proceso en el que intervienen tres factores:
Captar la intención del texto.
Aplicar tus conocimientos previos.
Localizar la información nueva que el texto te ofrezca.

TIPOS DE IDEAS
Partiendo del hecho de que las ideas se exponen y organizan de manera sensiblemente distinta según el
tipo de texto al que nos enfrentemos, podemos establecer esta sencilla clasificación:
Por el modo de aparecer :

Idea explícita: la expresa directamente el autor y el lector solo tiene que identificarla.
Idea implícita: no se encuentra directamente expresada, pero se sobreentiende (por alusiones, repetición,
ampliación, planteamiento de preguntas, uso de los mismos campos semánticos, etc.). El lector tiene que
deducirla y construirla por sí mismo.

Por su importancia :
Idea principal: es el planteamiento esencial o "tesis" alrededor de la que se sitúan, relacionándose, las
demás ideas del
texto.
Ideas secundarias: apoyan y fundamentan la idea principal, ampliándola, matizándola y determinando sus
límites.
Por su organización : en función de dónde se sitúe la idea principal en un texto y cómo se relacione con
las secundarias,
obtendremos diversas estructuras (analizantes, sintetizantes, encuadradas, en paralelo, circulares, etc.).
Estudiaremos estos tipos con detalle en el apartado 4.2

En la actualidad, el fútbol es representativo de los países en que se practica, al punto de que se piensa que
la clásica definición del Estado no debiera limitarse a los elementos tradicionalmente conocidos —
territorio, población y gobierno—, sino considerar también un cuarto elemento: una selección nacional de
fútbol.
El Mercurio , 17 de agosto de 2008

El texto nos expresa de manera directa esta idea: "Una selección de fútbol podría ser un elemento más
de identificación de un estado". Se trata, por tanto, de una idea explícita

[Las revistas electrónicas más consultadas en 2010] ¿Será porque son las mejores? ¿Serán porque están
en
PubMed? ¿Serán porque son las que nuestros usuarios leen desde hace años, antes en papel y ahora en
formato
electrónico? Será, será... Pero, lo cierto es que, si dejáramos de suscribirlas, no sólo no permitiríamos a
nuestros
usuarios adquirir conocimientos propios de su sexo, edad y condición, sino que además éstos deberían
ocupar esas
más de 19 mil horas anuales en leer esos mismos artículos mediante otros recursos, trucos y artimañas.
José Manuel Estrada, Bibliioteca Virtual Laín Entralgo

El autor recurre a preguntas y oraciones hipotéticas (con verbos condicionales) para expresar
indirectamente esta idea: "La necesidad de información es universal. Las revistas electrónicas la hacen
más accesible". Expresa las ideas de manera implícita

Vivimos aquí, ahora; es decir, que nos encontramos en un lugar del mundo y nos parece que hemos
venido a este
lugar libérrimamente. La vida, en efecto, deja un margen de posibilidades dentro del mundo, pero no
somos libres
para estar o no en este mundo que es el ahora. Cabe renunciar a la vida, pero si se vive, no cabe elegir el
mundo en
que se vive. Esto da a nuestra existencia un gesto terriblemente dramático.
José Ortega y Gasset. La vida nos es dada. ¿Qué es filosofía?
(curso publicado póstumamente en 1957

Vivimos aquí, ahora; es decir, que nos encontramos en un lugar del mundo y nos parece que hemos
venido a este
lugar libérrimamente. La vida, en efecto, deja un margen de posibilidades dentro del mundo, pero no
somos libres
para estar o no en este mundo que es el ahora. Cabe renunciar a la vida, pero si se vive, no cabe elegir el
mundo en
que se vive. Esto da a nuestra existencia un gesto terriblemente dramático.
José Ortega y Gasset. La vida nos es dada. ¿Qué es filosofía?
(curso publicado póstumamente en 1957)

Idea principal : "El ser humano no es libre para elegir vivir en su momento".
Ideas secundarias :
Tenemos la impresión de estar en el mundo de manera libre.
Podemos renunciar a la vida, pero no al momento en que vivimos.
Esta circunstancia le da a la existencia humana un aspecto dramático.