Você está na página 1de 4

Nace Jesús, revolución de la esperanza…

JIMENA: Sean todos muy bienvenidos, gracias por estar acá, gracias por seguir creyendo y esperando. Hoy nos
reunimos a armar nuestro pesebre, a la espera del Señor. Estamos felices y expectantes, porque esperamos el
Nacimiento de Jesús, y la verdad es que tenemos puesta nuestra alegría y esperanza en este acontecimiento decisivo.
Acontecimiento que cambió y cambia la historia. Nació en Belén, un pueblo pequeño. Belén también es un lugar en
nuestra vida y en nuestro Chile.
Al armar el Pesebre del Niño Jesús, pidamos al Señor que se reúna con nosotros y que nos ilumine para recibirlo en
nuestro país, en nuestro trabajo y en nuestras familias. Nos ponemos en presencia:

EN EL NOMBRE DEL PADRE, Y DEL HIJO Y DEL ESPIRITU SANTO. AMEN.

JAIME: Invitamos escuchar el anuncio del nacimiento de Jesús (leerlo desde la Biblia):

Lector (Sacerdote):
"El sexto mes envió Dios al ángel Gabriel a una ciudad de Galilea llamada Nazaret, a una virgen prometida a un
hombre llamado José, de la familia de David; la virgen se llamaba María. Entró el ángel donde estaba ella y le dijo:
-No temas, María, que gozas del favor de Dios. Mira, concebirás y darás a luz un hijo, a quien llamarás Jesús. Será
grande, llevará el título de hijo del Altísimo, el Señor Dios le dará el trono de David, su padre, para que reine sobre la
Casa de Jacob por siempre y su reino no tenga fin.
María respondió al ángel:
-¿Cómo sucederá eso si no convivo con un hombre?
El ángel le respondió:
-El Espíritu Santo vendrá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso, el consagrado que nazca
llevará el título de Hijo de Dios. Mira, también tu pariente Isabel ha concebido en su vejez, y la que se consideraba
estéril está ya de seis meses. Pues nada es imposible para Dios.
(Lc 1, 26-37)

HACEMOS ORACION
Luego de cada oración repetimos ¡VEN, SEÑOR JESÚS! (2 lectores se dividen las peticiones)

 Para seguir animados en la construcción de un país con derechos humanos para todos, pidamos:
¡VEN, SEÑOR JESUS!
 Para acoger con amor y dignidad a nuestros hermanos más pobres.,
pidamos:
¡VEN SEÑOR JESUS!
 Para vivir con más alegría, cariño y respeto entre los compañeros de trabajo, pidamos:
¡VEN SEÑOR JESUS!
 Para que vivamos en armonía y unidad en nuestras familias, pidamos:
¡VEN SEÑOR JESUS!

JIMENA:
Jesús nos ha invitado a buscar, llamar, pedir. Jesús nos enseña que tenemos un padre amoroso que nos espera con
los brazos abiertos, que es pura misericordia, ese es su rostro. Y es por eso que los invitamos a escribir en las tarjetitas
que se les entregarán- ¿Dónde le pido a Jesús, que nazca hoy? Y al finalizar la actividad dejaremos nuestras
tarjetitas en el pesebre….
___________________________________________________________________________________________
ARMAR EL PESEBRE.

JAIME: Aquí algunos compañeros y compañeras tienen en sus brazos a los personajes del pesebre. Nombraremos a
cada personaje y compartiremos una reseña de su significado, luego se pasa a delante a dejarlo al pesebre. (Solo se
nombran los personajes que tiene nuestro pesebre) (Se invita a que distintas personas lean la descripción de cada
personaje)

Lector 1: CAROLINA CAMPOS


2. LA ESTRELLA:
Una estrella brilla a la distancia.
Ella se irá acercando todos los días
hasta el lugar del pesebre.
Ella nos indica el camino hacia Belén.
Ella nos despierta la esperanza.
Ella está siempre en nuestra vida
aunque no nos demos cuenta.

Dos preguntas para que resuenen en nuestro corazón:

- ¿Hemos experimentado alguna vez que alguien, alguna estrella, en mi vida me guíe hacia el Señor ?

Lector 2 IVAN DIAZ


3. LOS ANIMALES:
Las puertas de la gente de Belén se cerraron para María y para el niño que llevaba. ¡Qué angustia, que tristeza! Pero
los animales son abiertos y generosos. Ellos le prestaron a María su corral. Ellos representan a la creación que acepta
al Mesías.

Lector 3: LUIS SANCHEZ


4. LOS PASTORES:

Están los pastores cuidando sus rebaños. La noche es alta, luminosa de estrellas y hace frío;
De repente todo se enciende y aparece un Ángel que les dice: "Ha nacido el Mesías: id a verlo y adorarlo; está allá, en
ese portal".

Y ellos, que han vivido esperando al Hijo de Dios, se levantan y buscan qué llevarle: unos quesos, un pan tosco, unas
flores: ¡cosas sencillas! Así, simplemente, van a adorar al Niño.

Concédenos, Dios nuestro, esa fe sencilla de los humildes.

Lector 4: RODRIGO LIZANA


5. SAN JOSÉ

San José está en Belén. Ha llegado caminando desde lejos. El cuida a María que va a ser madre. Es un hombre fiel,
puro y bueno.

El cuida y protege a Jesús, a quien adopta como a un hijo propio. Es un obrero que se gana el pan para proteger y
alimentar a su familia.

Su figura en el pesebre nos orienta para realizar todo nuestro trabajo, siempre unidos al Señor.
En silencio pensar quién ha hecho de José en mi vida
Lector 5: GABRIELA MISSEN
6. MARÍA Y JESÚS:

María lleva a Jesús en su vientre.


Camina con ánimo resuelto
porque quiere entregar a su Hijo para todos.
Nos emociona su bondad, su fortaleza y su amor.
En el pueblo de Belén, María nos regala al Cristo.
María está en el pesebre
esperando la hora del nacimiento.
Llega la hora. Ya se acerca.
La acompañamos y la contemplamos.

Lector 6 TATIANA GONZALEZ


7. LUZ Y ANGELES QUE NOS ILUMINAN:
Los Angeles en el cielo cantan: "¡Gloria a Dios!"
Los ángeles llegan iluminando desde el alto cielo la noche profunda; llegan y entonces todo es luz, porque del establo
sale un resplandor cálido y luminoso

Con Jesús una luz viene a brillar para todos los que viven en tinieblas. Con Jesús Viene el ánimo y el reposo para
todos los cansados y agobiados. Por eso anhelamos su venida. Y la pedimos con insistencia.

Encendemos luces o velas junto al pesebre. Y nos preguntamos:

- ¿Por qué necesitamos de la luz de Jesús?

Lector 7: JAIME GARMENDIA


8. REYES MAGOS:
Vienen del Oriente los reyes magos que han visto brillar una estrella y la siguen. Buscan a Jesús y preguntan por él.
Llegan donde el Niño y le ofrecen sus regalos.

- ¿Qué le podríamos regalar hoy nosotros a él?

___________________________________________________________________________________________

JAIME: Este es nuestro pesebre, es sencillo, como Jesús en Belén. Ahora estamos invitamos de descubrir a Jesús,
amar y servir en todos los establos de nuestro país, en todos los márgenes de la historia. Estamos llamados a vivir esta
navidad en clave de Justicia y Dignidad.

Ahora Los invitamos a mirar el año y preguntarnos en la intimidad del corazón y el pesebre, ¿ Con qué personaje me
identifico más para vivir una navidad al estilo de Jesús?

Y los invitamos a dejar sus tarjetas, con sus peticiones en el pesebre


Lector FELIPE SANTANDER

Con ocasión de Navidad el Padre Hurtado nos decía:

"En pocas ocasiones, tal vez ninguna durante el año, las caras adustas de
los mayores, los rostros tristes de los abuelitos que han perdido su encanto, y de sus hijos, adquieren un
tinte de tan honda, tan serena alegría como en la fiesta de Navidad. Han recordado su infancia, esos
años felices, los más felices de su vida, cuando el dolor aún no había mordido en su carne, (...) Junto a la
cuna de Belén, a ese niñito reclinado en un pesebre, a su Madre que sonríe extasiada, a la placidez... era
un ambiente de paz: el hombre gastado se siente niño otra vez y quiere derramar felicidad en torno
suyo..." (San Alberto Hurtado 1948)

JAIME
Bendición final del sacerdote, en su defecto:
Que el Señor nos bendiga y nos guarde
Que el Señor nos muestre su rostro brillante
Que el Señor nos de su alegría y su paz
Y nos bendiga en el nombre del Padre y del Hijo y del
Espíritu Santo, amen.