Você está na página 1de 304

CONTROL DE CALIDAD DE LOS

MEDICAMENTOS

CAPITULO I

LA CALIDAD DE UN PRODUCTO FARMACÉUTICO


Y SU CONTROL.

Generalidades

Los medicamentos , alimentos, y los tóxicos , representan los principales


compuestos xenobiótic os ; es decir, aquellos que son extraños al
organismo humano. Diariamente, los humanos debemos ingerir
alimentos. Los medicamentos se emplean por prescripción médica o por
automedicación, responsable o irresponsable. En cuanto a los tóxicos, hay
algunos que se ingieren como "acompañantes" naturales de ciertos
alimentos o como contaminantes de los mismos; también hay tóxicos
"lícitos" que se consumen usualmente, como la cafeína y las xantinas. Y,
desgraciadamente, también hay consumidores de tóxicos muy
peligrosos, comúnmente llamados "drogas ilícitas", que causan
gravísimos daños a la salud y la sociedad.

Los medicamentos, alimentos y los tóxicos lícitos deben ser sometidos a


una serie de controles que garanticen su calidad e inocuidad. En este
artículo me ocuparé particularmente de los medicamentos de uso
humano.

Los medicamentos han sido y son compuestos esenciales para el ser


humano y sus organizaciones sociales, para diagnosticar (en vivo), para
prevenir, curar o aliviar enfermedades. En resumen, los medicamentos
son compuestos empleados para proteger y preservar la salud. Los
medicamentos son considerados como un "bien social", sin embargo, el
uso de medicamentos no está exento de riesgos. En realidad, ninguna
sustancia lo está. Paracelso (1493-1541), decía con toda razón "D os is sola
facit venenum ", "Solamente la dosis permite clasificar una sustancia
como venenosa".

Pero, aparte de los riesgos relacionados con la dosificación, un


medicamento puede ofrecer otros riesgos si una serie de condiciones
durante el diseño, procesamiento, almacenamiento, distribución,
prescripción, dispensación y modalidades de conservación y uso por los
pacientes no se cumplen estrictamente. Recordemos que "Riesgo" es la

2
probabilidad estadística o contingencia, que una sustancia afecte la
salud, es decir que haga daño. Volvemos a indicar que no existe riesgo
cero. También es útil recordar que, Peligro es el agente biológico,
químico o físico, que puede afectar la salud del consumidor.

Capítulo aparte, lo constituyen los medicamentos no autorizados por ser


falsificados, fraudulentos, "contrabandeados", ofrecidos por Internet o
robados y que se los conoce bajo denominación de “medicamentos riesgosos”.
La Organización Mundial de la Salud (OMS), recibió la primera alerta
sobre la circulación de medicamentos falsificados, en ocasión de la
Conferencia de Expertos en el Uso Racional de Medicamentos celebrada
en Nairobi, en 1985 en donde se resolvió que "La Organización Mundial
de la Salud (OMS) inicie programas para la prevención y detección de la
exportación, importación y contrabando de medicamentos etiquetados
falsamente, falsificados o elaborados con ingredientes no autorizados
por los organismos competentes.

Se considera que la falsificación de medicamentos es uno de los delitos


económicos que crece más rápidamente en el mundo entero,
amenazando por igual a países desarrollados, a los emergentes y a los
en vía de desarrollo. Esto ha dado lugar a que se edite una Guía para
proteger los derechos de propiedad intelectual.

Además, numerosas evaluaciones dan cuenta de que existe una fuerte


tendencia a la automedicación para las más variadas patologías, que
suele tener consecuencias negativas para la salud. En el caso de los
psicotrópicos, el tema es más complejo, porque parte de los

3
medicamentos comprados son recetados por profesionales, lo que no
impide que luego sean consumidos en forma inadecuada por los
pacientes.

Se trata de un fenómeno preocupante porque, especialmente en los


casos de psicotrópicos o preparados recomendados para reducir el peso,
por ejemplo, puede tener consecuencias severas para la salud de
quienes consumen sin supervisión o sin seguir las indicaciones
profesionales.

El Estado, a través de los organismos pertinentes, debe tomar en cuenta


este problema y llevar a cabo campañas de educación y control,
destinadas a promover hábitos de consumo más responsables y evitar
malas prácticas o abusos por parte de quienes recetan o venden los
medicamentos.

Por estas, y otras razones, es necesario subrayar la imperiosa necesidad


de que los medicamentos sean sometidos al control de su calidad
integral, lo cual incluye, por supuesto, que la eficacia y la inocuidad de
un medicamento sean evaluadas minuciosa y responsablemente. El
Médico es responsable de los medicamentos que prescribe, pero esto
supone una responsabilidad solamente para él, con relación a los
pacientes a su cargo, lo cual representa un pequeño número de
personas y no de toda la población. Esa responsabilidad podría incluso,
considerarse injusta, si el paciente hubiese adquirido o recibido
medicamentos falsificados, vencidos de fecha, etc., o alguna otra
irregularidad ajena al médico tratante.

4
De lo dicho se desprende que es indispensable que el Estado se
responsabilice del control integral oficial del medicamento, que incluye la
evaluación de la calidad, de la inocuidad y de la eficacia, y esta
responsabilidad es irrenunciable para el Sector Salud. Por eso, al indicar
Calidad Integral, queremos demostrar que las acciones de control no
están referidas únicamente al análisis fisicoquímico o microbiológico de
los medicamentos como producto terminado, a pesar de su innegable
importancia. La Calidad Integral de un medicamento debe diseñarse,
"construirse", controlarse y conservarse.

El descubrimiento o desarrollo de nuevas sustancias con valor


terapéutico, el diseño de la forma farmacéutica, su inocuidad (atóxicas
en las condiciones de uso), los ensayos pre-clínicos y clínicos, los
estudios farmacocinéticos (investigación de la absorción, distribución,
metabolismo y excreción), la confirmación de la biodisponibilidad y
bioequivalencia de las formas farmacéuticas que se hayan diseñado, etc.
deben asegurar su validez. Luego, durante el procesamiento, es decir, la
preparación del medicamento debe cumplirse con una serie de
recomendaciones que permitan seguir "construyendo" su calidad
integral. Es necesario recordar que es la industria farmacéutica la que
ha desarrollado una de las mayores experiencias en lo relacionado al
aseguramiento y control de calidad. Se podría afirmar que el lema de
esa industria fue y será "La Calidad comienza por casa".

Desde hace muchos años, los departamentos de aseguramiento o de


control de calidad de los laboratorios farmacéuticos responsables, ponen
toda su atención en cada uno de los aspectos que intervienen en el

5
procesamiento y control analítico final, y que incluye, en varios casos,
los servicios de inspección después de la venta. Es de destacar que el
sistema de control de calidad en los laboratorios farmacéuticos prevé
que exista un criterio de independencia y autonomía en las decisiones.
Los Farmacéuticos que prestan sus servicios profesionales en esos
laboratorios, saben que las exigencias de calidad de dichas empresas
superan, en mucho, a las exigencias oficiales.

CONTROL DE CALIDAD

Breve historia y conceptos generales.

Los conceptos sobre Calidad y su control han ido variando en el tiempo.


Con el incremento de la producción industrial y del comercio
internacional y teniendo como objetivo alcanzar la excelencia, se han ido
sistematizando los conceptos y se han creado (o recreado) herramientas
y normas para lograr y mantener la Calidad. Es así que ahora se prefiere
emplear los términos de "Gestión de la Calidad o "Gestión de la Inocuidad".

Para la Gestión de la Calidad se han reformulado normas que han dado


excelentes resultados, por ejemplo, la Serie ISO 9000, cuyas guías
aparecieron en 1987, y que se han ido perfeccionando en nuevas
versiones. Otro enfoque muy importante es el del Mejoramiento
Continuo de la Calidad, lo es también la ejecución de las llamadas
Auditorias de la Calidad.

6
La definición de estos conceptos y las necesidades operativas
aparecieron en el momento que el artesano de la antigüedad, incapaz de
satisfacer la demanda de sus productos, se vio forzado a contratar mano
de obra. Como consecuencia de esto, dejó de tener en su mano la
evaluación de cada pieza producida y debió introducir por lo tanto un
sistema de inspección de la labor de otros obreros.

Este hecho se puede definir como la primera fase o etapa, donde un número
reducido de trabajadores tenía la responsabilidad de la manufactura
completa del producto, y donde cada trabajador podía controlar
totalmente la calidad de su trabajo.

La segunda etapa se origina a comienzos del siglo pasado, cuando en


muchas fabricas modernas, se introduce el concepto de inspección de
tareas similares efectuadas por varios operarios, labor que sería
realizada por un mayordomo de control de calidad.

La tercera fase se produjo durante la Primera Guerra Mundial, donde el


control de gran número de trabajadores dio origen a la inspección de tiempo
completo lo que se denominó el control de calidad por inspección

Las necesidades surgidas durante la segunda Guerra Mundial, ocasionó


la producción masiva de gran cantidad de artículos, surgiendo de ella la
necesidad del control estricto de la calidad, lo cual constituyó la cuarta
fase; a los inspectores se les proveyó con implementos estadísticos,

7
tales como muestras graficas de control. Esto posibilito la inspección por
muestreo en lugar de la inspección al 100%.

Pero este tipo de control no solucionaba los problemas de calidad que se


presentaban en muchas industrias, pues solo servían de diagnostico,
pero no para corregir los defectos.

La necesidad de resolver dificultades produjo la quinta fase del control de

calidad, lo que vino a constituir finalmente el Control Integral o Total de la calidad.

No escapó a este desarrollo la producción de la Industria farmacéutica,


que pasó desde el nivel artesanal y personalizado de una oficina de
farmacia a la producción masiva, con las consecuencias ya señaladas.
Esta revolución industrial exigió a su vez a convenir en la calidad de los
insumos adquiridos por la industria farmacéutica, estableciendo
especificaciones de los productos suministrados por las empresas
intermedias.

La empresa farmacéutica a su vez debió establecer especificaciones al


diseñar sus productos y determinar las pautas de fabricación que
permitieran obtener la mejor calidad para sus productos.

Definición de conceptos.- En toda disciplina es necesario definir ciertos


conceptos básicos que permiten a los especialistas hablar el mismo
lenguaje, lo que posibilita una mejor comprensión de las materias en
estudio.

8
La palabra calidad, designa al conjunto de atributos o propiedades de un
producto o servicio, que nos permite emitir un juicio de valor acerca de
él; en este caso, se habla de nula, poca, buena o excelente calidad del
producto o servicio.

Cuando se dice que algo tiene calidad, se designa un juicio positivo con
respecto a las características del producto. El significado del vocablo
calidad , en este caso, pasa a ser equivalente al significado de los
términos excelencia o perfección. Antiguamente, el concepto de
perfección era tal, que se consideraba como obra perfecta solo aquella
que no tenía ningún defecto. La presencia de uno de estos por pequeño
que fuera, era suficiente para calificar a la obra como imperfecta.

Existen variadas definiciones sobre la calidad de un producto


farmacéutico. Citaré algunos:

“Conjunto de propiedades, características y de funcionamiento de un producto que garantiza su


capacidad de satisfacer las necesidades que prevé su uso” .

Una definición dada por la asociación de Productores Americanos de


Fármacos, parece ser la más concisa y completa. “ La calidad de un producto, es el
nivel que posee de las características de diseño y manufactura que contribuyen a alcanzar la
función para la que fue elaborado ”. La calidad de un producto farmacéutico es la
suma de todos los factores que contribuyen directa o indirectamente a la

9
seguridad, efectividad y aceptación del producto. Esta calidad solo se
consigue durante la investigación, el desarrollo y la producción.

CONDICIONES DE CALIDAD.

Esta definición nos permite establecer las condiciones de calidad de un


producto, las mismas que serán resumidas en las siguientes:

1.- Eficacia.- Que cumpla la función para la cual fue diseñada y elaborada;
para conseguir esto, se debe someter al producto a un conjunto de
pruebas y ensayos en condiciones preestablecidas y que permita
pronosticar o establecer su período de eficacia.

2.- Estabilidad.- La estabilidad de un producto farmacéutico puede


definirse, como la capacidad que tiene un producto o un principio activo
de mantener por determinado tiempo sus propiedades originales dentro
de las especificaciones de calidad establecidas, como: físicas, químicas,
microbiológicas, terapéuticas y toxicológicas con la finalidad de que
tenga una duración adecuada para su uso.

3.- Aceptación.- Que sea aceptado al usarse. Esto solo se puede conseguir
una vez que el producto ha dado muestras de calidad en lo que se
refiere a su eficacia y estabilidad.
4.- Costo.- Que tenga un precio justo, que su precio satisfaga al
productor y al consumidor final.

10
TIPOS DE CALIDAD.

Esto nos permite distinguir 3 tipos de calidad en el producto.

1.- Calidad de diseño.- Esta comprende todos los esfuerzos en un producto


nuevo, cuyas características han sido seleccionadas; cuyos parámetros
se han establecido y comprobado por pruebas típicas; cuyos procesos de
fabricación se han estudiado en su estructura, así como en sus costos
iniciales y cuyos estándares de calidad han sido especificados con
anterioridad.
2.- Calidad de Conformidad.- Esta comprende todos los procedimientos
técnicos y de inspección que permiten asegurar una calidad dentro de
los límites estándares y especificaciones determinados en los diseños.

3.- Calidad de Servicio.- Esta calidad comprende los procedimientos técnicos


que determina la conformidad del producto durante el lapso de tiempo
desde la fabricación hasta su consumo.

ESPECIFICACIONES DE CALIDAD.

Las especificaciones de calidad pueden resumirse en dos grupos:

a. Los requisitos técnicos que deben cumplir las materias primas,


material de empaque, el proceso de fabricación y el producto
terminado.

11
b. La forma de comprobar el cumplimiento de estos requisitos
técnicos.

Estas especificaciones de calidad deben ser definidas antes de la


fabricación del producto, en algunos casos la decisión puede ser del
fabricante, del cliente, un acuerdo entre el cliente y el proveedor o un
Organismo Estatal.

En el caso de un producto farmacéutico, donde el concepto de calidad


incide en la Salud Pública, las especificaciones de calidad son propuestas
por el laboratorio productor a un organismo estatal y este puede
aprobarlas, rechazarlas o modificarlas.

CARACTERÍSTICAS DE CALIDAD.

Las especificaciones de calidad son las que definen las características o


propiedades que posee un producto; (por ejemplo: peso o dureza de un
comprimido; etc.). Estas características de calidad son variadas, y
dependen de los siguientes factores.

1. Mercados.- El número de productos nuevos o modificados


aparecidos en el mercado, crece de una manera explosiva.
Muchos de estos productos son resultado de tecnologías nuevas
que comprenden no solamente al producto en sí, sino también a
los materiales y métodos empleados en la manufactura.

12
2. Personal.- El crecimiento vertiginoso de conocimientos técnicos, y la
creación de nuevos campos, han originado una gran demanda
de personal capacitados con conocimientos especializados.

3. Materiales.- Las materias primas usadas cada vez son más


complejas, lo que demanda una mayor exigencia de calidad, que
implica mediciones más rigurosas, con instrumentos de
laboratorio más especializados.

4. Maquinarias y Métodos.- La demanda de las compañías de reducir los


costos y aumentar el volumen de producción, ha conducido al
empleo de equipos más y más complicados, que dependen en
gran medida de la calidad de los materiales empleados.

5. Condiciones Ambientales.- El solo hecho de utilizar equipos de


producción muy complejos, ha transformado los detalles
insignificantes en cosas de gran importancia potencial. La
humedad ambiental, las vibraciones del piso, o la variación de la
temperatura, pueden ser un grave peligro en la producción
moderna.

MEDICIONES DE CALIDAD.

Todos estos factores, pueden influir en menor o mayor medida en la


elaboración del producto. Inciden en lo que se ha llamado la variabilidad del
proceso de fabricación.

13
Causas de la variabilidad del proceso de fabricación.

En un proceso de fabricación, y por lo tanto en los productos


resultantes, influyen una serie de factores que pueden ser: el personal,
materias primas, métodos de trabajo, y el medio ambiente.

A las causas que pueden afectar en el resultado de los procesos, se


denominan “Causas de variabilidad”, y se las puede clasificar en dos grupos:

1. Causas comunes o aleatorias.- Son parte permanente del proceso,


afectan al conjunto de máquinas y operarios. Estas causas,
suelen aparecer con mucha frecuencia, pero producen poca
variabilidad en el proceso de producción. Admiten una
representación Estadística, debido a que son estables y son
difíciles de eliminar. Ejemplo: Oscilaciones de las temperaturas
normales, diferencias en los materiales o herramientas,
desgastes; etc.
2. Aparecen en el proceso de manera esporádica, afectando de
forma específica a una máquina, u operario. Suelen aparecer con
poca frecuencia y de forma no previsible, y tienen grandes
efectos. Normalmente se las identifica y se eliminan con facilidad,
pero no admiten representación estadística. Ejemplo: Cambio de
operario, cambios en la calidad de la materia prima, rotura de
una pieza; etc.

14
Finalmente, se puede decir que un proceso está bajo control cuando en
el mismo, solo actúa un sistema estable de causas de variabilidad, es
decir, solo le afectan causas aleatorias o comunes.

Este hecho, significa definir el valor nominal de las características del


producto. Este valor lo definiríamos como el valor ideal que debe tener
todo producto de ésa propiedad o característica. Además, es necesario
especificar la variación mínima y máxima de ése valor nominal que no
afecta la calidad del producto. Esta variación permitida se la conoce con
el nombre de Tolerancia.

La tolerancia puede tomar diferentes valores, así:

1. Tolerancia Compartida mitad a ambos lados del valor nominal .

(V.N. + ½ T) Ejemplo: 100% ± 10%

2.- Tolerancia compartida desigualmente a ambos lados del valor nominal.

1
0 %
(V.N. ± T max.) Ejemplo: 100% ±
T min.
1
5%
3.- Tolerancia a un solo lado del valor nominal.

(V.N. ± T máx. ). Ejemplo: 100% o más


T min. 0%

15
Unidades de un lote dentro de los límites de tolerancia, son todos de
igual calidad.

Para comprobar si las características de calidad de un producto están


dentro de las especificaciones, se deben efectuar mediciones con
instrumentos adecuados.

Pero estos instrumentos de medición pueden sufrir deterioros que


afecten su exactitud, precisión y eficacia, por lo que se deben realizar
controles de comprobación en forma periódica.

El instrumento de medición usado para la verificación de cada


característica, debe ser apropiado y especificado en cada caso.

CONTROL INTEGRAL DE CALIDAD.

Hasta este momento, solo hemos hablado de las características de


calidad de un producto, sus especificaciones y mediciones, pero no
hemos definido el concepto de Control Integral de Calidad.

El Control Integral de Calidad o Calidad Total, es el estado más


avanzado dentro de las transformaciones que ha sufrido el término
Calidad a lo largo del tiempo. En un primer momento, se hablaba de
Control de Calidad, que representa la primera etapa en la gestión de
calidad y que se basa en técnicas de inspección aplicadas a la
producción. Más adelante, nace el Aseguramiento de la Calidad, fase
que persigue garantizar un nivel contínuo de la calidad del producto o

16
servicio proporcionado. Finalmente se llega a lo que hoy conocemos
como Calidad Total, un sistema empresarial íntimamente relacionado
con el criterio de Mejora Contínua de la Calidad, y que incluye las dos
fases anteriores.

Un Sistema de Control Integral de Calidad, es el esfuerzo organizado


que permite diseñar, producir, corregir, mantener y asegurar la calidad especificada
en cada unidad de un producto distribuido.

Este sistema, no solo debe establecer especificaciones para la


aceptación del producto, sino que además debe definir procedimientos y
métodos para confirmar la calidad de las características en relación con
las especificaciones.

PRINCIPIOS BÁSICOS PARA IMPLEMENTAR UN SISTEMA DE CONTROL INTEGRAL DE CALIDAD

Los principios básicos para implementar un Sistema de Control Integral


de Calidad, se pueden resumir así:

1.- Crear conciencia de la necesidad de controlar la calidad de los


productos que se elaboran.

2.- Determinar las responsabilidades que corresponden a cada


persona dentro de la empresa en la obtención de un producto de
calidad.

17
3.- Organizar y capacitar un equipo humano para controlar y
garantizar la calidad de los productos.

4.- Determinar y controlar los factores que condicionan la obtención


de un producto de calidad.

5.- Utilizar técnicas adecuadas para medir, evaluar y controlar la


calidad de un producto, creando un sistema administrativo eficiente.

6.-Consecución de la plena satisfacción de las necesidades y


expectativas del cliente (Interno y externo)

7.- Desarrollo de un proceso de mejora contínua en todas las


actividades y procesos llevados a cabo en la empresa

8.- Total compromiso de la dirección, y un liderazgo activo de todo el


equipo directivo.

9.- Participación de todos los miembros de la organización y fomento


del trabajo en equipo hacia una Gestión de Calidad Total efectiva.

10.- Involucración del proveedor en el sistema, ya que este tiene un


papel fundamental en el éxito del sistema.

11.- Identificación y Gestión de los procesos claves de la empresa,


superando las barreras departamentales y estructurales, que en
ocasiones esconden dichos procesos.

18
12.- Toma de decisiones de gestión fundamentada en datos y
hechos concretos sobre gestión, basada en la intuición, manejo y
dominio de la información

FUNCIONES DEL CONTROL INTEGRAL DE CALIDAD

Esta definición de Control Integral de Calidad, permite establecer las


funciones que cumple el sistema, las y se resumen en las siguientes:

1.- Control de diseño.

A esta función le corresponde definir la factibilidad de producción,


establecer las especificaciones, controles, procedimientos, maquinarias e
instrumentos de medición necesarios para obtener un producto de
óptima calidad.

2.- Control de recepción.

Este control abarca los controles que se deben efectuar en la materia


prima, excipientes y material de empaque para comprobar la
concordancia con las especificaciones establecidas para estos productos.

3.- Control del proceso.

La función de este aspecto comprende todos los controles e inspecciones


a las maquinarias, procedimientos, productos semielaborados y la

19
verificación de conformidad con los requisitos previamente establecidos para el
efecto.

4.- Control de salida.

Esta labor desarrolla los controles de identidad, pureza, potencia, etc.,


del producto terminado y su concordancia con las especificaciones
establecidas. Además, comprende el control del correcto envase y
almacenamiento del producto.

5.- Control de servicio después de la venta .

Este control significa la evaluación del período de eficacia del producto,


la implementación de un sistema de reclamo y la investigación de las
causas de estos reclamos.

VENTAJAS DEL SISTEMA DE CONTROL INTEGRAL DE CALIDAD.

Las ventajas que tendría la empresa al crear su Sistema de Control


Integral de Calidad de sus productos son muchos, pero básicamente los
resumiremos en cuatro aspectos:

1.- El sistema previene, minimiza o elimina los riesgos de


comercializar productos peligrosos. El control de diseño donde se
evalúan los efectos farmacológicos, clínicos y toxicológicos de las
sustancias empleadas en la elaboración, y los productos de degradación

20
de productos terminados, y de la materia prima, nos permiten evitar
riesgos potenciales.

2.- El sistema garantiza la eficacia del producto. Los estudios de


Biodisponibilidad, y los Test de Disolución y de Estabilidad aplicados a
los mismos, aseguran una forma farmacéutica eficaz durante el tiempo
de uso determinado.

3.- Además, el sistema garantiza que el producto cumpla con los


requisitos legales establecidos. Anteriormente y en algunos casos hasta
la actualidad, la industria farmacéutica establecía un sistema de control
solamente para cumplir las disposiciones legales. Sin embargo debemos
estar de acuerdo en que un sistema de control integral de la calidad
debe cumplir no solo con la letra, sino además con el espíritu de la ley.

4.- Finalmente, el sistema da confianza a los profesionales médicos


a prescribir los productos que el laboratorio elabora con la seguridad de
estar recetando medicamentos de elevada calidad desde el punto de
vista de su eficacia y pureza.

Una Industria Farmacéutica que asegure la calidad de sus


productos, manteniendo la calidad lote a lote, creará un prestigio que
inducirá a los médicos a prescribir sus productos.

ORGANIZACIÓN DE UN SISTEMA DE CONTROL INTEGRAL DE CALIDAD.

21
Establecer formas de organización implica una serie de dificultades,
principalmente porque las Industrias Farmacéuticas difieren una de
otras en tamaños, estructuras, programas, condiciones ambientales,
equipos, diversidad de productos y capacidad de producciones, sin
embargo, se puede establecer una serie de normas generales de
organización.

Como requisito primordial, el Departamento de Control de Calidad debe


ser independiente y autónomo en las decisiones y responsabilidades.

En la parte administrativa se puede dar una serie de recomendaciones:

1. Las especificaciones, procedimientos técnicos e instrumentos de


medición usados para cada droga, excipientes, material de
empaque, productos semielaborados y productos terminados
deben existir por escrito en forma clara, precisa y concisa.

2. Debe existir un plan de muestreo para los diferentes productos,


indicando los niveles de calidad aceptables.

3. Deben existir gráficas de control de proceso de las características


que se han establecido establecer en la manufactura.
4. Los valores obtenidos para cada droga, excipientes, producto
semielaborado o producto terminado, deben ser consignados en
formularios especiales donde se definan sus especificaciones,
debiendo indicar claramente si el producto analizado es apto o no
para su uso.

22
5. La planilla de producción debe indicar con nitidez los productos a
usar, la cantidad y los controles de proceso que se deben
realizar.

6. En el proceso de envase final, debe consignarse claramente el


material de empaque a usar que proteja al producto de cambios
debido a la luz, humedad, aire, dependiendo de las
características del producto a envasar. El sistema de envasado
debe ser tal que prevenga de errores de empaque o etiquetado.

7. En el lapso de tiempo desde la toma de muestra y el análisis


respectivo, los productos deben quedar en cuarentena con una
etiqueta que diga pendiente. Después de analizado debe
consignarse si el producto es o no apto para su uso.

En la parte técnica se establecen las consideraciones que a continuación


se describen.

Actualmente, las especificaciones que deben cumplir los principios


activos de la industria farmacéutica son muy estrictas, y para su
evaluación se requieren de técnicas cada vez más sofisticadas. Por otro
lado, las formas farmacéuticas son también sistemas complejos, que
están constituidos por una o más sustancias activas y varios excipientes,
lo que involucra métodos analíticos muy sensibles y complicados.

23
En general, los procedimientos técnicos empleados para la evaluación de
las características de calidad de los productos farmacéuticos, están
basados en métodos químicos, físicos, físico-químicos, biológicos y
microbiológicos.

Las pruebas de identidad y pureza, necesitan una serie de instrumentos


como: espectrofotómetros ultravioleta (U.V) e infrarrojo (I.R),
cromatógrafos de gases (C.G), cromatografía líquido total (T.L.C),
refractómetros, polarímetros, etc.

Igualmente, diferentes tipos de técnicas analíticas han aparecido para


determinar las impurezas de las sustancias como polimorfismo,
contaminación por metales, determinación de agua o alcohol en sólidos
y líquidos.

La cuantificación de drogas puede efectuarse de diferentes formas,


dependiendo de la estructura de la molécula, analizando diversos grupos
funcionales, por ejemplo los corticoides, derivados de la penicilina; etc.

Las características físicas del principio activo o producto terminado que


puedan incidir en su eficacia o estabilidad, y deben ser determinadas,
así, tamaño de las partículas, pH, viscosidad; etc.

Por estas razones, se puede establecer una lista de instrumental


necesario y adecuado para la evaluación de las características de calidad
de la materia prima, excipientes y productos terminados.

24
LISTA DE INSTRUMENTAL Y EQUIPOS NECESARIOS Y ADECUADOS PARA UN LABORATORIO ANALÍTICO.

Instrumental

• Espectroscopio,
• Espectro visible al ultravioleta,
• Espectro al infrarrojo,
• Fluorómetro,
• Karl-Fisher,
• Buretas calibradas,
• Columnas cromatográficas,
• Cromatografía gaseosa (C.G),
• Cromatografía líquido total (T.L.C),
• Cromatografía gas-sólida, (C.G.S),
• Cromatografía gas-líquida (G.L.C),
• Cromatografía líquida de alto rendimiento (H.P.L.C).

Equipos necesarios:

• Polarímetro,
• Medidor de pH,
• Aparato para determinar punto de fusión,
• Viscosímetro,
• Microscopios,
• Refrigerador,
• Densímetros,

25
• Balanza analítica,
• Baño termorregulado,
• Test de desintegración
• Test de disolución,
• Centrífuga,
• Aparato de Kjeldahl y Soxhlet.
• Destilador de agua,
• Destilador con arrastre de vapor
• Estufa convencional y de vacío, (Bomba de vacío),
• Desecadores,
• Autoclave,
• Estufa de cultivo
• Medidor de halo de inhibición y contador de colonia,
• Campana de flujo laminar.

Finalmente, es por todos conocido que la calidad de un fármaco no solo


incide en el aspecto económico, sino también en la salud pública.

Aquellas reparaciones farmacéuticas que no aseguren su calidad, son un


peligro potencial, pues el consumidor del producto no está capacitado
para juzgar su calidad.

Así lo han comprendido las autoridades sanitarias de la mayoría de los


países, por lo cual han dictado leyes y reglamentos al respecto, en
donde se establecen las especificaciones y normas de calidad que deben
tener los productos farmacéuticos.

26
Generalmente se han adoptado como oficiales Farmacopeas extranjeras
de reconocida idoneidad, con un alto nivel científico y un profundo
conocimiento farmacéutico.

27
28
CAPITULO II

CONTROL ESTADÍSTICO DE LA CALIDAD

La producción masiva y las especificaciones de calidad cada vez más


estrictas, ha originado la necesidad de conocer cada vez con más
exactitud, en forma más económica y en un tiempo relativamente corto
las características de los productos fabricados.

La estadística ha permitido recoger, presentar, analizar e interpretar


datos para hacerlos útiles como criterios de decisión.

En general, y debido a la gran cantidad de unidades que representan


una población, se prefiere trabajar con una muestra de ella.

2. Definiciones y Conceptos

La Estadística es la parte de las Matemáticas que estudia métodos para


interpretar datos obtenidos de investigaciones o experimentos
aleatorios (aquellos en los que no se puede predecir el resultado,
aunque se realicen siempre en las mismas condiciones), con el fin de
extraer de ellos una conclusión.

Clasificación de la Estadística.

La Estadística se clasifican en:

29
• Estadística Descriptiva o Deductiva : Se refiere a la recolección,
presentación, descripción y análisis de un grupo de datos sin
sacar conclusiones o inferencias sobre un grupo mayor.

Ejemplo: Estadística de la altura de los estudiantes de una escuela,


temperatura en los meses de verano, el peso de jugadores de fútbol, la
edad de las personas, una población, el sexo de cada alumno de un
determinado colegio, distribución de frecuencias de edades de 100
pacientes.

• Estadística Inductiva o Inferencial: Es el proceso para lograr


generalizaciones acerca del todo, examinando solo una parte.
Trata de las condiciones bajo las cuales a partir de una muestra
representativa, se pueden deducir conclusiones válidas sobre la
población .

Ejemplo: La estatura de algunos de los profesores de todos los colegios de


Machala, un número de personas del Ecuador que poseen Cáncer.

Población y Muestra

Población: Es un conjunto de elementos que tienen características


comunes, al menos una. Conjunto de individuos o personas que viven
en un pueblo o determinado lugar.

Muestra: es el conjunto menor de individuos (subconjunto de la


población).

30
Ejemplo:

1. Van a ser una entrevista a los trabajadores de la construcción de


un edificio, en este caso la población vendría a ser los
trabajadores de la construcción del edificio, mientras que un
conjunto de trabajadores escogidos vendría a ser una muestra .
2. Van a hacer una encuesta a los alumnos de todos los colegios de
Machala, lo cual vendría a ser una población, mientras que la
muestra vendría a ser un grupo de alumnos representante de
cada colegio de Machala.

Variable Estadística y Clasificación.

Una Variable es una característica (magnitud, vector o número) que puede


ser medida y según como se observe, puede variar su valor en
diferentes casos como personas, lugares o cosas.

Según la Escala de Medición, las variables pueden ser:

Variables Cualitativas: Son las que expresan distintas cualidades,


características o modalidad. Cada modalidad que se presenta se
denomina atributo o categoría y la medición consiste en una clasificación
de dichos atributos. Las variables cualitativas pueden ser ordinales y
nominales.

• Variable Cualitativa Ordinal: La variable puede tomar distintos valores


ordenados siguiendo una escala establecida, aunque no es
necesario que el intervalo entre mediciones sea uniforme. Las

31
variables ordinales pueden ser dicotómicas cuando sólo pueden
tomar dos valores posibles como sí y no, hombre y mujer. Las
variables ordinales son politómicas cuando pueden adquirir tres o
más valores como por ejemplo, leve, moderado, grave.
• Variable Cualitativa Nominal : En esta variable los valores no pueden ser
sometidos a un criterio de orden como por ejemplo los colores, el
lugar de residencia.

Variables Cuantitativas: Son las que se expresan mediante cantidades


numéricas. Las variables cuantitativas además pueden ser:

• Variable Discreta: Es aquella que presenta separaciones o


interrupciones en la escala de valores que puede tomar. Estas
separaciones o interrupciones indican la ausencia de valores
entre los distintos valores específicos que la variable pueda
asumir.

• Variable Contínua: Es aquella que puede adquirir cualquier valor


dentro de un intervalo especificado de valores.

Según la manipulación del investigador, las variables también pueden


ser:

• Variable Independiente: Es la variable o las variables que el


investigador controla y servirá para establecer agrupaciones en
una investigación. También son aquellas variables que identifican
intrínsecamente a los casos o sujetos en un experimento.

32
• Variable Dependiente: Son aquellas que sirven para establecer
agrupaciones en una investigación. También son aquellas
variables que identifican intrínsecamente a los casos o sujetos en
un experimento.

• Variable de Confusión: Es una variable que modifica a la variable


independiente y de no tenerse en cuenta adecuadamente puede
alterar los resultados por medio de un sesgo.

Frecuencias.

La frecuencia, es una medida para indicar el número de repeticiones de


cualquier fenómeno o suceso periódico en la unidad de tiempo. Para
calcular la frecuencia de un evento, se contabilizan un número de
ocurrencias de este teniendo en cuenta un intervalo temporal, luego
estas repeticiones se dividen por el tiempo transcurrido.

Según el Sistema Internacional , el resultado se mide en hertz (Hz),


en honor a Heinrich Rudolf Hertz . Un hertz es aquel suceso o
fenómeno repetido una vez por segundo, 2 Hz son dos sucesos
(períodos) por segundo, 3 Hz son tres sucesos (períodos) por segundo,
4 Hz son cuatro sucesos (períodos) por segundo, 5 Hz son cinco sucesos
(períodos) por segundo, con esto demostramos teóricamente que casi
siempre hay una relación en el número de Hertz con las ocurrencias.

Esta unidad se llamó originariamente como ciclo por segundo (cps ) y


aún se sigue también utilizando. Otras unidades para indicar la

33
frecuencia son revoluciones por minuto (rpm) y radianes por segundo
(rad/s). Por ejemplo, las pulsaciones del corazón o el tempo musical se
mide como golpes por minuto (bpm, del inglés beats per minute ).

Un método alternativo para calcular la frecuencia es medir el tiempo


entre dos repeticiones (periodo) y luego calcular la frecuencia (f)
recíproca de esta manera:

Donde T es el periodo de la señal.

Distribución de frecuencias: La distribución de frecuencia es la representación


estructurada, en forma de tabla, de toda la información que se ha
recogido sobre la variable que se estudia.

Las Frecuencias se clasifican en:

• Frecuencia Absoluta: La frecuencia absoluta de una variable


estadística es el número de veces que aparece en la muestra
dicho valor de la variable, la representaremos por n i

• Frecuencia Absoluta Acumulada: Para poder calcular este tipo de


frecuencias hay que tener en cuenta que la variable estadística

34
ha de ser cuantitativa o cualitativa ordenable. En otro caso no
tiene mucho sentido el cálculo de esta frecuencia. La frecuencia
absoluta acumulada de un valor de la variable, es el número de
veces que ha aparecido en la muestra un valor menor o igual que
el de la variable y lo representaremos por N i

• Frecuencia Relativa: La frecuencia absoluta, es una medida que está


influida por el tamaño de la muestra, al aumentar el tamaño de
la muestra aumentará también el tamaño de la frecuencia
absoluta. Esto hace que no sea una medida útil para poder
comparar. Para esto es necesario introducir el concepto de
frecuencia relativa, que es el cociente entre la frecuencia
absoluta y el tamaño de la muestra. La denotaremos por f i

• Frecuencia Relativa Acumulada: Al igual que en el caso anterior la


frecuencia relativa acumulada es la frecuencia absoluta
acumulada dividido por el tamaño de la muestra, y la
denotaremos por F i

35
• Frecuencia Porcentual: Se conoce con este nombre al tanto por ciento
de las veces que se ha obtenido un determinado resultado. Se la
obtiene multiplicando por 100 la frecuencia relativa y se
representa por n %

Con las definiciones dadas anteriormente, podemos organizar los datos


de nuestro experimento en una tabla de frecuencias de la siguiente
manera.

En la Estadística Descriptiva, sistemáticamente observaremos los datos,


para lo cual es conveniente ordenarlos en una tabla y resumirlos en un
gráfico que facilite su interpretación.

En efecto, supongamos el experimento aleatorio consistente en anotar


las calificaciones de Toxicología de un conjunto de 50 estudiantes. Los
resultados que se obtenido son:

10,10,10,4,9,4,10,9,10,8,10,9,10,10,10,8,6,6,7,8,8,9,8,5,7.1
0,10, 1,1,2,2,9,10,9,8,9,7,9,10,9,8,8,8,8, 5,9,5,3,3,10

Realizamos un recuento de los resultados obtenidos marcando una raya


vertical por cada uno de ellos y juntándolos en grupos de 5 para facilitar
el conteo:

1 II =2

2 II =2
3 II =2

36
4 II =2
5 III =3
6 II =2

7 III =3

8 IIIII IIIII =10

9 IIIII IIIII =10

10 IIIII IIIII IIII =14

Xi fi ni Fi Ni N %
1 2 0,04 2 0,04 4%
2 2 0,04 4 0,10 4%
3 2 0,04 6 0,12 4%
4 2 0,04 8 0,16 4%
5 3 0,06 11 0,22 6%
6 2 0,04 13 0,26 4%
7 3 0,06 16 0,32 6%
8 10 0,20 26 0,52 20%
9 10 0,20 36 0,72 205
10 14 0,28 50 1,0 28%
Total 50 1,0 100%

2. Representaciones Gráficas

Los resultados del experimento anterior, se podrían ver con mucha


mayor claridad si los datos tabulados (de la tabla), estuviesen
representados gráficamente. Los principales tipos de representaciones

37
gráficas que con ellos podemos hacer son (vamos a representar
únicamente las frecuencias absolutas, pero podríamos hacerlo también
con cualquier otro tipo de las frecuencias definidas):

a) Diagramas de Barras.- Colocamos en el eje de abscisas los valores de la


variable x i, y en el eje de ordenadas los valores de las frecuencias y
dibujamos barras de igual anchura cuya altura sea exactamente la
frecuencia, así tenemos:

Diagrama de Barras
16
14
12
10
8
6 fi

4
2
0
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

b) Polígonos de Frecuencias.- Se obtienen si unimos los puntos medios de las


bases superiores de las barras en el diagrama anterior:

38
Poligono de Frecuencia
16
14
12
10
8
6 fi

4
2
0
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

c) Diagramas de Sectores.- Se obtienen dividiendo la circunferencia en tantas


partes como valores tenga la variable de manera que el área de cada
sector obtenido sea proporcional a la respectiva frecuencia. Para ello
basta con obtener el ángulo central que ha de ocupar cada sector, lo
cual se hace mediante una proporcionalidad directa de la siguiente
manera:

Si a 360: le corresponde una frecuencia 50

A x: le corresponderá la frecuencia fi

De manera que se tiene lo siguiente:

39
Así, por ejemplo para una frecuencia de 2, obtenemos:

2 x360
X = = 14,4º
50

Luego con ayuda de un semicírculo graduado, se llevan los ángulos


obtenidos a la circunferencia. Sale un gráfico parecido al siguiente:

3 4
2 5
14.4º 14.4º
21.6º
14.4º 6
1
14.4º 14.4º
7
21.6º

10
100.8º
8
72º

Diagrama por Sectores 9


72º

d) Pictogramas.- Es como el diagrama de barras donde se sustituyen las


mismas por un dibujo de altura proporcional a las frecuencias y que
hace más intuitiva la interpretación de los resultados. Así podíamos
sustituir las barras por dibujos de libros, por ejemplo.

3. Parámetros Estadísticos.

40
En Estadística es muy útil la notación con subíndices. El símbolo x i
(léase "x sub i") denota cualquiera de los n valores x 1, x2, x3,....., xn que
una variable x puede tomar. La letra "i" en x i puede representar
cualquiera de los números 1, 2, 3,... n y se llama subíndice.

También es muy frecuente el uso del símbolo de sumatorio para


indicar la suma de todas las x is desde i=1 hasta i=n, es decir, por
definición:

Puesto que las representaciones gráficas no siempre consiguen ofrecer


una información completa de una serie de datos, es necesario analizar
procedimientos numéricos que permitan resumir toda la información del
fenómeno en estudio en unos números llamados parámetros
estadísticos . Los parámetros estadísticos pueden ser de dos clases:

a) Medidas de Centralización.- Que representan a toda la distribución. Los más


importantes son la media aritmética, la mediana y la moda.

b) Medidas de Dispersión.- Que indican si los valores están agrupados o


dispersos. Los más importantes son la varianza y la desviación típica.

1) La Moda: Es el valor de la distribución de frecuencias que tiene mayor


frecuencia absoluta. En el ejemplo anterior, la moda es M o=5, pues es a

41
esta nota a la que corresponde una mayor frecuencia. Si a dos o más
valores les corresponde la misma frecuencia máxima, la distribución se
llama bimodal o multimodal.

2) La Media Aritmética.- Se llama así a la suma de todos los valores dividida


por el número total de los mismos. Para una tabla de frecuencias en la
que a cada valor de la variable x i, le corresponda una frecuencia
absoluta fi, la media (que se representa por ), se calcula así:

Así, para los datos de la tabla del ejemplo anterior, calcularíamos la


media aritmética de la siguiente manera:

Xi fi Xi. Fi
1 2 2
2 3 6
3 3 9
4 9 36
5 12 60
6 9 54
7 6 63
8 3 24
9 1 9
10 2 20

N=50

42
La media aritmética es:

3) La Mediana.- Es un número Me tal que al menos la mitad de los valores


de la distribución es inferior o igual a Me, y al menos la mitad es superior
o igual a Me.

Para calcular la mediana, se ordenan los datos de menor a mayor. Si


hay un número impar de ellos, la mediana es el que ocupa el lugar
central. Si su número es par, se toma la media aritmética de los dos
valores centrales. En el ejemplo anterior, dado que hay N=50 valores y
se trata de un número par, los dos valores centrales son los que ocupan
las posiciones 25 y 26. Mirando la tabla de frecuencias absolutas
acumuladas vemos que ambos corresponden al valor 5 (ya que menores
o iguales que él hay 29), por tanto:

Me=

Para concluir este apartado, hemos obtenido en nuestro ejemplo que:

Que son las tres medidas de centralización.

43
4) Varianza.- Se define la varianza de una distribución de frecuencias al
número obtenido de la siguiente expresión:

A la raíz cuadrada de la varianza se la denomina desviación típica, o


sea:

Cuanto mayor sea la desviación típica, más alejados están los valores de
la distribución de su valor medio, es decir, mayor es el error que se
comete al sustituirlos todos por su media aritmética. Para nuestro
ejemplo, calcularíamos la desviación típica así:

44
xi fi x i. fi
1 2 2
-4,66 21,7156 43,4312

2 3 6
-3,66 13,3956 40,1868

3 3 9
-2,66 7,0756 21,2268

4 9 36
-1,66 2,7556 24,8004

5 12 60
-0,66 0,4356 5,2272

6 9 54
0,34 0,1156 1,0404

7 6 63
1,34 1,7956 10,7736

8 3 24
2,34 5,4756 16,4268

9 1 9
3,34 11,1556 11,1556

10 2 20
4,34 18,8356 37,6712

N=50
211,94

Con lo que se tiene:

4. Probabilidad.

45
Un experimento se llama aleatorio cuando se conocen todos sus
posibles resultados, pero no puede predecirse cuál de ellos se producirá
en una experiencia concreta.

Al lanzar un dado, sabemos que pueden salir 1, 2, 3, 4, 5, ó 6, pero en


una tirada concreta nadie puede asegurar el resultado que saldrá.

Se denomina Suceso Elemental a cada uno de los posibles resultados


de un experimento aleatorio y que no se pueden descomponer en otros
más simples. El conjunto de todos los sucesos elementales se llama
Espacio Muestral E . Al lanzar un dado, "salir número par" es un
suceso, pero no elemental, ya que puede descomponerse en otros más
simples {2, 4, 6}. Los sucesos elementales que forman el espacio
muestral son:

E = {1,2,3,4,5,5}

Suceso.- Es cualquier subconjunto del espacio muestral. Al propio


espacio muestral se le llama Suceso Seguro (siempre ocurre); al
suceso que no puede ocurrir se lo conoce como Suceso Imposible y se
representa por Ø

PRESENTACIÓN DE LOS DATOS.

Tablas de distribución de frecuencia.

46
Dependiendo de la complejidad y cantidad de datos obtenidos, los
valores pueden presentarse no agrupados o agrupados.

TABLA DE VALORES NO AGRUPADOS.

La tabla muestra la distribución de las frecuencias correspondientes a


los valores no agrupados de una variable. Esta tabla ser denomina Tabla
de Distribución de Frecuencia de Valores no Agrupados.
Las columnas de las tablas se denominan x para la variable donde se
presentan los valores ordenados de menor a mayor y f para la
frecuencia que presentan los valores de la variable.

El valor f se denomina Frecuencia Absoluta de la Variable.

La suma de las frecuencias absolutas se denomina Frecuencia Absoluta


Total y se representa por la letra N.

La Frecuencia Absoluta Acumulada .- es el número de unidades de una población o


muestra que tienen valor igual o inferior a ese valor de las variables.

Cuando los valores obtenidos son muy numerosos, distintos o complejos


se usa la tabla de distribución de frecuencia de valores agrupados.

TABLA DE VALORES AGRUPADOS.

Intervalo.- Es cada uno de los grupos en que se han reunido los valores
de la variable.

47
Para determinar el valor del intervalo se debe determinar primero el
rango de la variable que es la diferencia entre el limite superior e
inferior de la variable.

Luego es necesario definir el número de intervalos con los que se


construirá la tabla. Un número apropiado es de 10 o cercano a este
valor.

Posteriormente se divide el rango por el número de intervalos eligiendo


un número de intervalos apropiados para que el valor obtenido no sea
fraccionario.
El último paso es fijar el límite inferior y superior de cada intervalo.

Limite inferior 2 = Limite inferior + tamaño

Limite superior 1 = Limite inferior 2 – 1 unidad


Normalmente el límite superior del último intervalo es, mayor que los
demás, pues absorbe los últimos valores de la variable.

La Frecuencia Absoluta de un intervalo cualquiera de la variable en


valores agrupados “fi”, es la suma de las frecuencias absolutas de
todos los valores en el intervalo.

La Frecuencia Absoluta Total de cada distribución es la suma de las


frecuencias absolutas ya sean de los valores o de los intervalos y es
representada con la letra N.

48
La columna de la tabla contiene los intervalos de menor a mayor y la
segunda columna consigna la frecuencia absoluta de cada intervalo.

La Frecuencia Absoluta Acumulada de un intervalo cualquiera es igual a


la frecuencia absoluta de ese intervalo más la suma de las frecuencias
absolutas de los intervalos anteriores a él.

La marca de un intervalo es la mitad de la suma de los límites superior e


inferior de ese intervalo. Esta marca es una forma de caracterizar el
intervalo.

Las tablas de distribución de frecuencia nos dan la siguiente


información.

a. Frecuencia Absoluta de cada valor o intervalo de la variable.

b. Frecuencia Absoluta Total de la distribución.

c. Frecuencia Relativa de cada valor o intervalo de la variable,


dividiendo la frecuencia absoluta del valor o intervalo por la
frecuencia absoluta total.

d. Frecuencia Absoluta Acumulada de cada valor o intervalo.

e. Representación gráfica de valores contenidos en tablas de


distribución de frecuencias.

Este tipo de representación se efectúa en un gráfico de coordenadas.

49
Los valores de las variables, se representan en el eje de las abscisas, y
en el eje de las ordenadas, se grafican los valores de la frecuencia.

Para los valores no agrupados, existen tres tipos de gráficas.

a. Nubes de punto.

b. Diagramas de ordenadas.

c. Polígonos de frecuencia.

Nube de Puntos. La representación gráfica se realiza mediante un dibujo


realizado en un sistema bidimensional de coordenadas cartesianas. En
este tipo de diagramas cada punto representa la puntuación que el
sujeto obtiene en las dos variables, determinando su puntuación por la

lectura de los valores que aparecen en la escala vertical y horizontal.


Por ejemplo supongamos los siguientes datos:
X Y
1 1
2 2
3 3
4 5
5 5
6 6

50
La representación gráfica correspondiente sería:

De esta forma es sencillo verificar el tipo de relación que se establece


entre las dos variables.

Características de la Nube de Puntos.

Según la forma de la nube de puntos podemos obtener la siguiente


información:
1. Conocer si existe una relación directa o inversa entre las
variables;
2. Saber si esa relación es fuerte o débil.
3. Determinar si la relación se ajusta a un modelo lineal o
bien a otro modelo matemático (Ej.: modelo curvilíneo).

Diagramas de Ordenadas

Polígonos de Frecuencias

51
Este gráfico se utiliza para el caso de variables cuantitativas, tanto
discretas como continuas, partiendo del diagrama de columnas, barras o
histograma, según el tipo de tabla de frecuencia manejada.

Características de los polígonos de Frecuencias


• No muestran frecuencias acumuladas.

• Se prefiere para el tratamiento de datos cuantitativos.

• El punto con mayor altura representa la mayor frecuencia.

• Suelen utilizarse para representar tablas tipo B.

• El área bajo la curva representa el 100% de los datos. El


polígono de frecuencia esta diseñado para mantener la misma
área de las columnas. Analicemos una porción de nuestro gráfico

para probar esta afirmación:

En el caso de valores agrupados, se establecen cuatro clases de


gráficas: Nubes de punto, Diagramas de ordenadas, Histogramas y
Polígonos de frecuencia.

Si en un polígono de frecuencia, aumentaran los puntos que constituyen


la gráfica, es decir, si la variable fuera continua y no discreta, los
segmentos que forman la línea quebrada, serían tan pequeños que esta
representación pasaría a ser una curva.

52
Este tipo de representación se denomina Curva de Frecuencia. Este tipo de
curvas pueden ser obtenidos en representación de valores no agrupados
como agrupados.

Las representaciones gráficas se las puede clasificar en simétricas y en


asimétricas.

Se denomina Simétrica, aquella representación que al ser doblada (lo que


se denomina eje de simetría), la zona de representación a la derecha,
coincide con la zona del lado izquierdo. La mayor parte de los procesos
normales de producción, tienen distribuciones de frecuencia que
representadas gráficamente, son representaciones simétricas.

En Control de Calidad, es importante el estudio de esta representación


como son las curvas simétricas, la que recibe el nombre de Curva Normal o
Campana de Gauss.

ANÁLISIS DE LOS DATOS A TRAVÉS DE CIFRAS INDICADORAS.

Existen dos tipos de cifras indicadoras: Las de Posición y las de


Dispersión.

Las cifras indicadoras de posición , Son varias, pero conoceremos solamente dos.
Estas cifras establecen la posición de los valores respecto al origen de la
variable considerada. Estas cifras pueden ser calculadas ya sea para
valores no agrupados como agrupados.

53
En el caso de valores no agrupados, es el valor de la variable que mas
se repite, lo que se conoce como Moda.

Si tratáramos de definir a la moda, diríamos que es el valor de la


variable que tiene la mayor frecuencia.

En el caso de valores agrupados, se debe ubicar primero el intervalo de


mayor frecuencia el cual se conoce con el nombre de intervalo modal y
luego se calcula la moda aplicando la fórmula:

Md = L + cj

L = Limite inferior del intervalo Modal.


C = Tamaño del Intervalo = Li2 – Li 1

P1
J=
P1 + P2

P1 = fim - fim - 1

P2 = fim - fim + 1

La otra cifra indicadora de posición, es la media aritmética que es


expresada como X

El cálculo de X para Valores no Agrupados se realiza aplicando la


formula:

54
X =
∑xf
n
Para calcular la media aritmética de los Valores Agrupados, se aplica la
siguiente fórmula:

X =
∑mi x fi
N
En ambos casos, la media aritmética calculada, se denomina Media Aritmética
Ponderada, se puede obtener la media aritmética de las medias si se aplica
la formula.

X =∑
X
N ( x)
Existen diversas cifras indicadoras de dispersión, pero veremos dos:

Rango o Amplitud.- Es la diferencia entre el limite superior e inferior de


la variable de un muestra y se expresa por la letra R.

Desviación Standard o Típica ( σ ).- Es otra cifra indicadora de dispersión y se


la puede determinar por las siguientes formulas:

σ = ∑x 2
x f
−X 2

N
Para Valores no Agrupados

σ = ∑mi 2
x fi
−X 2

N
Para Valores Agrupados

55
Cuando el valor de la desviación standard es grande, mayor es la
dispersión.

Ahora veremos las características de la curva de distribución normal.

• Simetría
• Eje de simetría, coincide con la posición de la ordeñada de mayor
valor, la moda y la media aritmética.
• Los valores de menor frecuencia con lo valores extremos de la
variable.
• El área bajo la curva de distribución normal abarca el total de
casos estudiados.
• Un parte de la rea bajo la curva, representará un porcentaje del
total de casos tratados.
x σ =68,3%
x σ =95,5%
xσ =99,7%

Recordemos dos conceptos de Control de Calidad, el valor nominal y la


tolerancia.

Con la representación grafica de la curva de distribución se puede


conocer el porcentaje de productos dentro de la tolerancia y el
porcentaje de productos defectuosos.

56
En el caso en que  sea igual al valor nominal y la tolerancia coincida
con los valores de σ , 2 σ ó 3 σ es fácil calcular el porcentaje de
productos dentro de tolerancia.

En el caso en que  sea igual al valor nominal y la tolerancia no


coincida con los valores antes mencionados, aplicamos la curva normal
patrón y la tabla de área respectiva.

La curva normal patrón tiene su eje de simetría en el origen, la variable


se denomina Z y cada unidad corresponde a σ .

Para transformar los valores X a Z se recurre a la formula:

X −X
Z =
σ

Para calcular el porcentaje de productos dentro de l tolerancia se siguen


las siguientes etapas:

1. Al valor de  se suma la mitad de la tolerancia y se obtiene un


valor X.

2. Se calcula el valor Z correspondiente a X aplicando la fórmula


antes mencionada.

3. Se ubica en la tabla de áreas de porcentajes que corresponde al


valor Z que hemos obtenido.

4. Multiplicar por 2 el porcentaje obtenido en el paso anterior. Este


valor indicará el porcentaje de productos dentro de tolerancia.

57
En el caso de  no sea igual al valor nominal, los cálculos se efectúan
de la siguiente manera:

1. Se calculan los valores de tolerancia mínimos y máximos para el


valor nominal.

2. Se obtiene el valor Z para cada valor límite.

3. Se ubica el porcentaje en la tabla de áreas de cada valor Z.

4. se suman los porcentajes obtenidos en la etapa anterior. Este


valor indicará el porcentaje de productos dentro de tolerancia.

TABLAS DE MUESTREO:

Control de Recepción y Control de Salida.

Todo producto que se reciba en la empresa industrial, y que sea incluido


en la elaboración de productos tales como materias primas, excipientes,
material de empaque o productos terminados, debe ser sometido a
inspección.

La inspección, es un procedimiento que consiste en medir o comparar un


producto respecto a sus especificaciones de calidad con el fin de
aceptarlos o rechazarlos.

Existen diversos tipos de inspección:

a. Inspección por Variables:

58
b. Inspección por Atributos.

c. Inspección por Muestreo.

d. Inspección al Cien por Ciento.

Inspección por Variables

La mayoría de las veces los procesos industriales (o de otro tipo) puede


beneficiarse con un programa de diagramas de control. Para
implementar diagramas de control será necesario tener en cuenta
directrices esenciales como elegir el tipo adecuado de diagramas de
control, determinar que característica del proceso habrá que controlar y
definir en que lugar del proceso habrán de incorporar los diagramas de
control.

Una característica de calidad medible, como dimensión, peso volumen;


etc., es una variable cuantitativa. Los diagramas de control para
variables se usan para contrastar las características de calidad
cuantitativas. Suelen permitir el uso de procedimientos de control más
eficientes y proporciona más información respecto al rendimiento del
proceso que los diagramas de control de atributos , que son
utilizados para contrastar características cualitativas, esto es,
características no cuantificables numéricamente.

Entre los diagramas de control por variables más importantes tenemos


los siguientes:

59
• Gráficos de Medias X

• Gráficos de Rangos R

• Gráficos de Desviaciones Típicas σ

• Gráficos de Medianas X

• Gráficos de Individuos X

La inspección por Atributos

Es aquella en que una o varias características de calidad del producto,


se clasifican como defectuoso o no defectuosos.

En la inspección por atributos, se emplean instrumentos de medición


que solo tienen señalada la tolerancia, y por lo tanto la característica de
calidad evaluada simplemente pasa o no pasa las especificaciones.

Los productos inspeccionados por atributos, han sido clasificados como


defectuosos o no defectuosos.

Entre los diagramas de control por atributos más importantes tenemos:

• Gráfico de la proporción de unidades de grafico p

• Gráfico del número de unidades defectuosas o gráfico np

• Gráfico del número de defectos c

60
• Gráfico del número de defectos por unidad u

Cuando la inspección por variables o por atributos, se efectúa en toda la


población, se denomina Inspección al Cien por Ciento

Inspección por muestreo.

Conceptos básicos de la inspección por muestreo.

Población y Muestra

Población: Conjunto completo de individuos, objetos o medidas, que


poseen alguna característica común observable.

Muestra: Es una parte de la población, seleccionada según una política


determinada, intentando que sea representativa de la población.

61
Inspección

La disposición de un lote puede determinarse inspeccionando cada


unidad ("inspección al 100%") o inspeccionando una muestra o porción
del lote.

Ventajas de la Inspección por Muestreo

• Economía derivada de inspeccionar solo una porción del lote.


• Reducción del daño por manipuleo durante la inspección.

• Menos inspectores.

• Aplicable a ensayos destructivos.

• Rechazos a los proveedores o a las áreas de operaciones de lotes


completos en lugar de devolver solamente los defectuosos,
promoviendo así mayor motivación para la mejora.

Desventajas de la Inspección por Muestreo.

• Riesgo de aceptar lotes "malos" y rechazar lotes "buenos"


• Requiere la elaboración de planes y documentación

• La muestra provee menos información sobre el producto que la


inspección 100%

62
Muestreo Aleatorio.

• La muestra debe ser el resultado de una selección aleatoria. Cada


elemento debe tener la misma probabilidad de ser tomado
durante el muestreo.
• Se emplean Tablas de Números Aleatorios que se confeccionan
con computadoras.

• Están formadas por dígitos de 0 a 9, llamados dígitos aleatorios


(tienen la misma probabilidad de ocurrencia y la ocurrencia o no
de cualquier dígito es independiente de la ocurrencia o no de
cualquier otro).
• Los dígitos se combinan para formar números de más de un
dígito.

Planes de Muestreo.

63
Por Atributos : Pasa-No Pasa.

• La unidad del producto se clasifica como defectuosa o no


defectuosa cubriendo un amplio rango de características. Se
expresa como porcentaje de defectuosos.
• Se hace referencia al número de defectos encontrados en la
unidad inspeccionada. Se expresa como resultado de conteo o
relación de defectos por unidad. Obviamente una unidad de
producto que contiene uno o más defectos o no conformidades es
una unidad defectuosa o no conforme.

Por Variables: Información de Mediciones.

• En general se expresa por el promedio y la desviación normal


(standard) de la muestra. Se refiere a la distribución de una
característica mensurable del producto inspeccionado.

Unidad de Muestreo.

Es uno de los artículos, longitudes, áreas o volúmenes similares del


material a inspeccionar. Según la forma de presentación del material,
las unidades de muestreo pueden ser de los tipos siguientes:

• Unidad Aislada: un solo artículo.


• Unidad de Continuidad: porción de longitud o área especificada
que se toma como unidad en el caso de materiales continuos
como alambre, tela hilo, papel en bobinas, etc.

64
• Unidad de Granel: porción de peso o volumen especificado que se
toma como unidad en el caso de material a granel como
combustibles, granos, arena, etc.

Lote o Partida.

Es una cantidad especificada de material de características similares que


es fabricada bajo condiciones de producción presumiblemente
uniformes, que se somete a inspección como un conjunto unitario.

Norma IRAM 15 - Inspección por Atributos.

La norma establece diferentes niveles de inspección:

• Inspección Normal: no se tiene conocimiento definitivo de la


calidad del material a inspeccionar.
• Inspección Simplificada: la calidad es mejor que la que
corresponde al plan de muestreo adoptado.
• Inspección Estricta: la calidad no satisface el plan de muestreo
adoptado.

65
Nivel de Calidad Aceptable - AQL

Número de Aceptación (c): número que expresa la mayor cantidad de


unidades defectuosas o defectos, admitida en el plan de muestreo
adoptado, para la aceptación del lote con respecto a una determinada
característica de calidad.

• Tamaño del Lote (N).


• Tamaño de la Muestra que hay que inspeccionar, y la decisión de
aceptación del lote, (n).
• AQL: Máximo porcentaje defectuoso o el número máximo de
defectos en 100 unidades, que para los fines de la inspección por
muestreo, de por resultado la aceptación de los lotes sometidos a
inspección.
• Letra Clave del Tamaño de la Muestra: Identifica un tamaño de
muestra.

66
La decisión de aceptación o rechazo del lote, se basa en la comparación
entre la cantidad de defectuosos encontrados en la muestra, y el criterio
de aceptación del lote determinado en la tabla.

Definición del Plan de Muestreo.

• El plan de Muestreo está caracterizado por el Nivel de Calidad


Aceptable (AQL) establecido y la Letra Clave de Tamaño de
Muestra.
• El AQL o la norma que lo contiene deben estar especificados en el
contrato u orden de compra.

• Los AQL menores o iguales a 10 se expresan como porcentaje de


defectuosos o en defectos en 100 unidades, según corresponda.
Los mayores a 10 se expresarán en defectos en 100 unidades
únicamente.

• Nivel de Inspección: Se empleará el nivel II salvo indicación en


contrario de la norma o especificación.

Plan de Muestreo Simple para Inspección Normal

• Se inspeccionan todas las unidades de la muestra


correspondiente al plan elegido (n)
• Si el número de unidades defectuosas en la muestra es menor o
igual al número de aceptación, se aceptará el lote.

67
• Si el número de unidades defectuosas en la muestra es igual o
mayor al número de rechazo, se rechazará el lote.

Las tablas de muestreo, señalan dos parámetros:

a. El número de aceptación y

b. El número de rechazo.

El número de Aceptación, es un valor tal, que si la cantidad de defectuosos en


la muestra es igual o inferior al consignado en la tabla, se acepta el lote.

El numero de Rechazo, en cambio, es un valor tal que si la cantidad de


productos defectuosos en la muestra, es igual o superior al establecido,
se rechaza el lote.

Para evaluar la calidad del producto, se trabaja con una ficha o


formulario de control; enseguida se selecciona la muestra al azar, se
inspecciona la muestra, se registran los datos obtenidos en la ficha de
control, y se decide se aceptación o rechazo registrando la decisión.

En al caso de que el número de productos defectuosos esté comprendido


entre el número de aceptación y el de rechazo, se acepta el lote pero
con reservas. En este caso, se debe revisar el plan de muestreo.

PLAN DE MUESTREO POR VARIABLES.

Los pasos de este plan, son similares al plan de muestreo por atributos.

68
Las tabla de Muestreo por Variables, consignan para cada nivel de
calidad aceptable, el tamaño de la muestra para los tamaños del lote y
un valor k que expresa el criterio de aceptación o rechazo. Para calcular
este criterio, se aplica la formula:

X =
x −L
σ
〉 k

X = Media Aritmética de la característica.

L = Límite Inferior de las especificaciones.

σ = Desviación Standard.

Cuando se aplica un plan de muestreo, es probable aceptar un lote malo


y rechazar un lote bueno, ya que la proporción de productos defectuosos
en la muestra, y la proporción de productos defectuosos en el lote,
podrían no ser iguales.

La probabilidad de que un lote sea aceptado según un plan de muestreo,


se llama probabilidad de aceptación .

La representación gráfica de las probabilidades de aceptación de un lote


en función de los posibles porcentajes de productos defectuosos que
contenga, se llama curva característica operante .

El riesgo del plan de muestreo, implica un riesgo para el fabricante, y


también para el consumidor.

69
El riesgo del fabricante, es la probabilidad de rechazos de lotes
conformes con el nivel de calidad aceptable.

El riego del consumidor, es la probabilidad que ofrece un plan de


muestreo de aceptar lotes con una calidad no deseada.

CONTROL DEL PROCESO.

Gráficos de Control. La variación que experimentan las unidades de un lote


durante el proceso de elaboración, se debe a causas no asignables y
causas asignables.

Las causas no asignables son aquellas que no se pueden eliminar y


están siempre presentes en todo proceso de fabricación.

Las causas asignables son aquellas causas que se pueden eliminar. Una
manera de detectar causas asignables es graficar la curva de frecuencia
del proceso. Si existen este tipo de causas la curva obtenida no seguirá
la curva de distribución normal.

En el caso de que existan solo causas no asignables la distribución de


frecuencias de valores seguiría, aproximadamente, la curva de
distribución normal;

Basándose en esta propiedad se han diseñado los gráficos de control,


estableciendo los límites de  –3 y  +3 para el control de calidad
del proceso.

70
Los gráficos del control de calidad son herramientas estadísticas
empleadas durante el proceso de fabricación que permiten visualizar la
variabilidad de este, indicando en que casos deben tomarse medidas
correctivas.

Los gráficos de control de calidad se deben establecer y mantener para


cada característica importante de calidad del producto.

GRÁFICOS DE CONTROL X y R.

Este gráfico de control consiste en mediciones por variables de una


cantidad de muestras numerosas, con un pequeño tamaño de unidades.

De estas mediciones se obtiene el promedio y la amplitud (X y R)

Luego se determina la media de las medias y el promedio de la


amplitud.

Con estos valores se determinan los límites de control para la media y la


amplitud con las siguientes fórmulas:

Límite Inferior =x-A2 R


Media = x
Medias

Límite Superior = x + A2 R

71
Límite Inferior = D3 R
Línea Central = R
Amplitudes

Línea Superior R= D4 R

Con estos valores se llevan a una hoja cuadriculada trazando una línea
central para X y R y sus respectivas líneas superior e inferior para
los límites respectivos.

Para calcular si el proceso esta dentro de las especificaciones se recurre


a la formula:
R
σ=
d

Los valores A2, D3, D4, y d2 se obtienen en tablas apropiadas.

GRÁFICO DE CONTROL p.

Para los gráficos p se deben sacar muestras representativas (mínimo


10) de tamaño n, mayor de 40 y generalmente menor de 100.

Lo más adecuado es que este tamaño sea constante. En el caso en que


este tamaño sea variable se considera el promedio para calcular los
límites de control.

Se calcula el porcentaje de productos defectuosos en cada muestra y el


porcentaje promedio total en las muestras.

72
El porcentaje promedio se ubica en la línea central y los límites de
control se calculan por la fórmula:

[ (100 − P ) ]
P± P
Límites de Control=
n

Para determinar en ambos gráficos de control si en proceso está o no


bajo control, se observa la gráfica obtenida en el proceso.

Para que un proceso este bajo control deben reunirse los siguientes
requisitos

o Todos los puntos obtenidos deben estar entre los


límites de control.
o No deben existir más de 8 puntos seguidos sobre o
bajo la línea central.

73
CAPITULO IV

VALIDACIÓN DE METODOS ANALITICOS

Generalidades.

Hoy en día los laboratorios deben demostrar que sus métodos analíticos
proporcionan resultados confiables y adecuados para su finalidad y
propósito perseguido ya que las decisiones que se toman, están
basadas en la información que estos datos proporcionan. La validación
de las metodologías junto a otras actividades englobadas en el control
del aseguramiento de la calidad, permite demostrar a los laboratorios
que sus métodos analíticos proporcionan resultados fiables.

Validar un método consiste en verificar y documentar su validez, esto


es, su adecuación as unos determinados requisitos previamente
establecidos por el usuario para poder resolver un problema analítico
particular. Estos requisitos son los que definen los parámetros o
criterios de calidad que debe poseer un método a utilizar para resolver
el problema analítico. Estos criterios de calidad pueden ser de dos
tipos: Estadístico o Operativo/económico

Definiciones:

Especificidad.- Habilidad de evaluar inequívocamente el analito en


presencia de componentes que se puede esperar que estén presentes.

74
Típicamente éstos pueden incluir impurezas, productos de degradación,
la matriz, etc.

Exactitud (Veracidad).- Expresa la cercanía entre el valor que es aceptado,


sea como un valor convencional verdadero (material de referencia
interno de la firma), sea como un valor de referencia aceptado (material
de referencia certificado o estándar de una farmacopea) y el valor
encontrado (valor promedio) obtenido al aplicar el procedimiento de
análisis un cierto número de veces.

Intervalo de Linealidad.- Ámbito entre la menor y la mayor concentración de


analito en la muestra (incluyendo éstas concentraciones) para las cuales
se ha demostrado que el procedimiento analítico tiene el nivel adecuado
de precisión, exactitud y linealidad.

Limite de Cuantificación.- Cantidad más pequeña del analito en una muestra


que puede ser cuantitativamente determinada con exactitud aceptable.
Es un parámetro del análisis cuantitativo para niveles bajos de
compuestos en matrices de muestra y se usa particularmente para
impurezas y productos de degradación. Se expresa como concentración
del analito.

Limite de Detección.- Cantidad más pequeña de analito en una muestra que


puede ser detectada por una única medición, con un nivel de confianza
determinado, pero no necesariamente cuantificada con un valor exacto.
Es comúnmente expresado como concentración del analito.

75
Linealidad.- Habilidad (dentro de un ámbito dado) del procedimiento
analítico de obtener resultados de prueba que sean directamente
proporcionales a la concentración de analito en la muestra.

Material de Referencia (Patrón Terciario).- Material o sustancia, en el cual una o


más de sus propiedades están suficientemente bien establecidas para
que sea usado en la calibración de un aparato, la estimación de un
método de medición o para asignar valores a los materiales.

Material de Referencia Certificado (Patrón Secundario).- Material en el que los valores


de una o más de sus propiedades están certificados por un
procedimiento técnicamente validado, bien sea que este acompañado
de, o pueda obtenerse, un certificado u otra documentación emitida por
un ente certificador.

Material Estándar de Referencia (Patrón Primario).- Material emitido por la Oficina


Nacional de Normas de Estados Unidos (U.S National Bureau of
Standars) cuyo nombre fue cambiado recientemente a Instituto Nacional
para Normas y Tecnología (National Institute for Standards and
Technology, NIST.)

Método Analítico.- Adaptación específica de una técnica analítica para un


propósito de medición seleccionado.

76
Parámetros de Desempeño Analítico.- Características de validación que necesitan
ser evaluadas y que típicamente corresponden a la siguiente lista:
exactitud, precisión, especificidad, límite de detección, límite de
Cuantificación, linealidad, intervalo de linealidad y robustez.

Libros Oficiales.- Los aprobados mediante el decreto 28466-S y sus


modificaciones.

Precisión.- expresa la cercanía de coincidencia (grado de dispersión) entre


una serie de mediciones obtenidas de múltiples muestreos de una
misma muestra homogénea bajo condiciones establecidas. Puede
considerarse a tres niveles: repetibilidad, precisión intermedia y
reproducibilidad.

Debe determinarse utilizando muestras originales y homogéneas. Sin


embargo, si no es posible obtener una muestra homogénea puede ser
determinada usando muestras preparadas o una disolución de la
muestra.

Precisión Intermedia.- Precisión obtenida dentro del laboratorio por


diferentes analistas, diferentes equipos, días distintos con la misma
muestra homogénea.

Procedimiento Analítico.- Forma en que se realiza el análisis. Debe describir


en detalle los pasos necesarios para realizar cada prueba analítica.
Puede incluir, pero no necesariamente los siguientes conocimientos:

77
características de la muestra, preparación de los estándares de
referencia y reactivos, uso de los aparatos o instrumentos, generación
de la curva de calibración, uso de fórmulas para los cálculos.

Procedimiento Analítico Oficial.- Procedimiento analítico estandarizado contenido


en una Farmacopea oficial o libros oficiales. Se les supone validados y
los laboratorios que los utilizan no están obligados a validar la exactitud
de los mismos, solamente demostrar su aptitud para aplicarlos,
validando la linealidad y precisión del sistema.

Repetibilidad (Repetitividad).- Precisión obtenida bajo las mismas condiciones


de operación en un intervalo corto de tiempo (mismo día), por un mismo
analista, en la misma muestra homogénea y en el mismo equipo.

Reproducibilidad.- Expresa la precisión entre laboratorios como resultado de


estudios interlaboratoriales diseñados para estandarizar la metodología.

Robustez.- Medida de la capacidad de un procedimiento analítico de


permanecer inafectado por pequeñas pero deliberadas variaciones en los
parámetros del método y provee una indicación de su fiabilidad en
condiciones de uso normales.

Selectividad.- Describe la habilidad de un procedimiento analítico para


diferenciar entre varias sustancias en la muestra y es aplicable a
métodos en los que dos o más componentes son separados y
cuantificados en una matriz compleja.

78
Sesgo.- Se usa en el sentido de exactitud de un promedio a largo plazo
(valor esperado) de una serie de promedios. Es la diferencia en el valor
esperado (teóricamente igual al promedio de un número infinito de
valores individuales independientes) del valor verdadero, correcto o
asumido.

Sistema Analítico.- Está compuesto por: equipos, reactivos, materiales,


documentos, patrones, materiales de referencia, analistas y variables
operativas, que se utilizan en un método de análisis.

Técnica Analítica.- Principio científico que se ha encontrado útil para proveer


información sobre la composición de un determinado producto o
material

Validación.- Confirmación que se da por la recopilación y análisis de la


evidencia objetiva de que se cumplen los requisitos particulares para el
uso específico propuesto.

PRINCIPIOS BÁSICOS DE LA VALIDACIÓN DE MÉTODOS

Especificación y ámbito de validación.

La validación se aplica a un protocolo definido para determinar un


analito específico y el rango de concentraciones en un tipo de material
de prueba particular utilizado para un propósito específico.

79
En general, la validación debe comprobar que el método se comporte de
forma adecuada para la finalidad perseguida en todo el conjunto de
concentraciones del analito y de materiales de ensayo a los que se
aplica. Por consiguiente, estas características, junto con todos los
criterios de adecuación al propósito, deben especificarse en su totalidad
antes de realizar la validación.

HIPÓTESIS DE ENSAYO

Además de facilitar las cifras de rendimiento que indican la adecuación


al propósito, y que imperan en el uso práctico de los datos de validación,
los estudios de validación actúan como una demostración objetiva de
todas las hipótesis en las que se basa un método analítico. Por ejemplo,
si debe calcularse un resultado a partir de una simple recta de
calibración, se supone implícitamente que el análisis está exento de
sesgos significativos, que la respuesta es proporcional a la concentración
de analito y que la dispersión de errores aleatorios es constante en todo
el rango de interés. En la mayoría de casos, dichas hipótesis se
establecen a partir de la experiencia acumulada durante el desarrollo del
método o durante un largo período de tiempo, de manera que son
razonablemente fiables. No obstante, la buena ciencia de las mediciones
confía en hipótesis probadas. Por este motivo muchos estudios de
validación se basan en pruebas de hipótesis estadísticas, cuyo objetivo
es ofrecer una comprobación básica de que las hipótesis sobre los
principios del método no contienen defectos graves.

80
Esta nota aparentemente abstrusa (de difícil comprensión), reviste una
importante implicación práctica: es más fácil comprobar una hipótesis
fiable al principio que ‘demostrar’ que una hipótesis particular es
correcta.

Así, cuando existe una largo historial de éxitos en el uso de una técnica
analítica particular (como el análisis por cromatografía de gases o los
métodos de digestión de ácidos) en un rango de analitos y matrices, las
comprobaciones de validación se consideran justificadamente pequeñas
pruebas preventivas. Al contrario, en ausencia de experiencia, el estudio
de validación debe ofrecer pruebas claras de que las hipótesis tomadas
son adecuadas para los casos particulares objeto del estudio, y, en
general, es preciso estudiar todo el conjunto de circunstancias de
manera detallada. Así pues, la extensión de los estudios de validación
necesarios en un caso determinado dependerá, en parte, de la
experiencia acumulada en la técnica analítica empleada.

En los siguientes comentarios se dará por sentado que el laboratorio


tiene una dilatada experiencia en la técnica en cuestión y que el
propósito de cualquier prueba significativa es comprobar que no existen
pruebas determinantes para descartar las hipótesis en las que se basa
un protocolo particular.

El analista deberá tener en cuenta que puede ser preciso realizar


comprobaciones más exhaustivas si se emplean técnicas de medición
menos conocidas o establecidas.

81
FUENTES DE ERROR EN EL ANÁLISIS

Los errores en las mediciones analíticas surgen de diferentes fuentes* y


a distintos niveles de organización. Una manera práctica de representar
estas fuentes (para una concentración de analito específica) es la
siguiente+24:

Error aleatorio de medición (repetibilidad):

• Sesgo de ejecución;
• Sesgo del laboratorio;
• Sesgo del método;
• Efecto de variación de la matriz.

Aunque estas diferente fuentes no son necesariamente independientes,


esta lista sirve para comprobar hasta qué punto un estudio de validación
determinado estudia las fuentes de error.

El término "repetibilidad" (durante la ejecución) incluye las contribuciones


de cualquier parte del procedimiento que varía durante una ejecución,
incluidas las contribuciones procedentes de errores gravimétricos y
volumétricos conocidos, de la heterogeneidad del material de prueba y
de la variación en las etapas de tratamiento químico del análisis, y se
observa fácilmente en la dispersión de los análisis replicados. El efecto
de ejecución se explica por las variaciones cotidianas en el sistema
analítico, como los cambios de analistas o de lotes de reactivos, el
recalibrado de los instrumentos y el entorno del laboratorio (p. ej.:

82
cambios en la temperatura). En la validación en un solo laboratorio, el
efecto de ejecución suele estimarse realizando un experimento diseñado
con análisis replicados de un material apropiado en varias ejecuciones
independientes.

La variación entre laboratorios se deriva de factores como las


variaciones en los estándares de calibrado, las diferencias entre las
interpretaciones locales de un protocolo, los cambios en el equipo o los
reactivos, o de factores del entorno, como las diferencias en las
condiciones climáticas medias. La variación entre laboratorios se
considera como una realidad evidente en los resultados de ensayos
colectivos (estudios de rendimiento del método) y en los ensayos de
aptitud. Además, en ocasiones sus resultados permiten detectar
variaciones entre métodos.

Generalmente, la repetibilidad, el efecto de ejecución y el efecto de


laboratorio son de magnitud comparable, de modo que ninguno de ellos
puede obviarse si se desea realizar una validación segura. En el pasado
se tendía a despreciar algunos aspectos, en particular al estimar y
plasmar la información sobre la incertidumbre. Esto provocaba unos
intervalos de incertidumbre demasiado elevados. Por ejemplo, tal como
se realiza normalmente, el ensayo colectivo no ofrece una imagen
completa debido a que los factores de incertidumbre procedentes del
sesgo del método y de la variación de la matriz no se estiman en los
ensayos colectivos y deben estudiarse de forma independiente (en
general, a priori en un estudio en un solo laboratorio). En la validación
en un solo laboratorio existe el riesgo específico de no tener en cuenta el

83
sesgo del laboratorio, y este elemento suele ser el mayor factor
individual de incertidumbre de entre los anteriormente señalados. Por
tanto, debe prestarse una especial atención al sesgo del laboratorio en
la validación en un solo laboratorio.

Además de los problemas antes citados, la validación de un método se


limita al ámbito de su aplicación, esto es, al método aplicado a una clase
particular de material de prueba.

Si existe una variación sustancial en los tipos de matriz dentro de la


clase definida, puede existir una fuente adicional de variación debido al
efecto de matriz dentro de la clase. Es evidente que si el método se
utiliza posteriormente con materiales no pertenecientes a la clase
definida (esto es, fuera del ámbito de la validación), el sistema analítico
no puede considerarse validado, ya que se introduce un error adicional
de magnitud desconocida en el proceso de medición.

También es importante para los analistas tener en cuenta el modo en


que varía el rendimiento de un método en función de la concentración
del analito. En la mayoría de casos, la dispersión de los resultados
aumenta claramente con la concentración y la recuperación puede diferir
sustancialmente a altas y bajas concentraciones. Por tanto, la
incertidumbre de la medición asociada a los resultados a menudo
depende de estos dos factores y de otros factores dependientes de la
concentración.

84
Afortunadamente, suele ser razonable suponer una simple relación entre
el rendimiento y la concentración del analito, ya que a menudo estos
errores son proporcionales a la concentración del analito (Puede no ser
aplicable a concentraciones inferiores a 10 veces el límite de detección).
No obstante, cuando el rendimiento del método es de interés a
concentraciones sustancialmente diferentes, es importante comprobar la
supuesta relación entre rendimiento y concentración del analito. Esto
suele hacerse comprobando el rendimiento en los extremos del rango
probable, o a unos pocos niveles seleccionados. Las comprobaciones de
linealidad también ofrecen información de este tipo.

EFECTOS DEL MÉTODO Y DEL LABORATORIO

En la validación del método en un solo laboratorio es de suma


importancia tener en cuenta el sesgo del método y el sesgo del
laboratorio. Existen unos pocos laboratorios cuyas instalaciones
permiten despreciar estos sesgos, pero se trata de casos excepcionales
(sin embargo, si un solo laboratorio realiza un análisis particular, el
sesgo del método y el sesgo del laboratorio adquieren una perspectiva
distinta). Normalmente, los efectos del método y del laboratorio deben
considerarse factores de incertidumbre, pero a menudo son más difíciles
de estudiar que el error de repetibilidad y el efecto de ejecución. En
general, para valorar las incertidumbres que producen es necesario
utilizar información recabada independientemente del laboratorio.
Las fuentes generalmente más útiles de dicha información son:

85
1. Estadísticas derivadas de ensayos colectivos (no disponibles en
muchas situaciones de validación de un método en un solo
laboratorio),
2. Estadísticas derivadas de ensayos de aptitud y
3. Resultados de análisis de materiales de referencia certificados.

Los ensayos colectivos estiman directamente la varianza de los sesgos


entre laboratorios. Aunque teóricamente el diseño de estos ensayos
puede presentar carencias, estas estimaciones de la varianza resultan
útiles para muchos propósitos prácticos. En consecuencia, siempre es
instructivo realizar una prueba de la validación en un solo laboratorio
comparando las estimaciones de la incertidumbre con las de la
reproducibilidad a partir de ensayos colectivos.

Si el resultado en un solo laboratorio es claramente menor, es probable


que se hayan dejado de lado importantes fuentes de incertidumbre
(también puede ser que un laboratorio particular trabaje con una
incertidumbre menor que la hallada en ensayos colectivos: estos
laboratorios deben tomar medidas especiales para justificar dicha
postura). Si no se ha llevado a cabo ningún ensayo colectivo sobre la
combinación método/material de prueba en cuestión, normalmente
puede obtenerse una estimación de la desviación estándar de la
reproducibilidad σ H a una concentración del analito c superior a unos
120 ppb mediante la función de Horwitz, σ H = 0.02 c 0.8495 , con
ambas variables expresadas como fracciones de masa (la estimación de
Horwitz suele situarse dentro de un factor de, aproximadamente, dos de
los resultados observados en el estudio colectivo).

86
Se ha observado que la función de Horwitz es incorrecta a
concentraciones inferiores a unos 120 ppb y que resulta más apropiado
emplear una función modificada.21, 25 Toda esta información puede
aplicarse a un ensayo en un solo laboratorio produciendo unos cambios
mínimos.

Las estadísticas derivadas de ensayos de aptitud son particularmente


interesantes porque ofrecen información general sobre la magnitud de
los sesgos combinados de laboratorio y del método y, para el
participante, información sobre el error total en ocasiones específicas.

Las estadísticas, como la desviación estándar robusta de los resultados


de los participantes para un analito en una serie de ensayos, puede
utilizarse en principio de una forma similar a las desviaciones estándar
de la reproducibilidad obtenidas de ensayos colectivos (p. ej.: para
obtener un valor de referencia de la incertidumbre global y compararlo
con estimaciones individuales obtenidas en una validación en un solo
laboratorio). En la práctica, puede resultar más complicado explotar las
estadísticas de los ensayos de aptitud, ya que no están
sistemáticamente expresadas en tablas ni publicadas como los ensayos
colectivos, sino que únicamente se comunican a los participantes.
Obviamente, si deben utilizarse estas estadísticas, deben hacer
referencia a la matriz y a la concentración del analito apropiadas. Los
participantes individuales en programas de ensayos de aptitud también
pueden valorar la validez de la incertidumbre estimada comparando sus
resultados con los valores obtenidos en sucesivas ejecuciones. No

87
obstante, esto es una actividad que se realiza de forma repetida y, por
tanto, no entra estrictamente en la esfera de la validación en un solo
laboratorio (que se realiza una sola vez).

Si se dispone de un material de referencia certificado adecuado, un


ensayo en un solo laboratorio permite al laboratorio valorar el sesgo del
laboratorio y el sesgo del método combinados analizando el MRC varias
veces. La estimación del sesgo combinado es la diferencia entre el
resultado medio y el valor certificado. Pero no siempre se dispone de un
material de referencia certificado adecuado, en cuyo caso deben
emplearse otros materiales. En ocasiones pueden servir para este
propósito los materiales restantes tras los ensayos de aptitud y, aunque
los valores señalados de los materiales pueden tener incertidumbres
cuestionables, su uso sin duda permite comprobar el sesgo global.

Específicamente, suelen elegirse los valores indicados en los ensayos de


aptitud para obtener una estimación con un sesgo mínimo, de manera
que es importante realizar una prueba del sesgo significativo con este
tipo de material. Otra alternativa es utilizar información de adición y
recuperación4 para obtener estimaciones de estos sesgos, aunque
puede haber fuentes de incertidumbre no medibles asociadas a estas
técnicas.

Actualmente, el efecto menos conocido en la validación es el debido a la


variación de la matriz dentro de la clase de material de prueba definida.
El requisito teórico para estimar este componente de incertidumbre es
analizar en una única ejecución una gama representativa de materiales

88
de prueba, estimar sus sesgos individuales y calcular la varianza de
dichos sesgos. (El análisis en una sola ejecución implica que los sesgos
elevados no tienen efectos sobre la varianza. Si se utiliza una amplia
gama de concentraciones, debe tolerarse un cambio en el sesgo con la
concentración). Si los materiales representativos son materiales de
referencia certificados, los sesgos pueden estimarse directamente como
diferencias entre los resultados y los valores de referencia, lo que
redunda en beneficio de la claridad del procedimiento.

En el caso más probable de que no existan suficientes materiales de


referencia certificados, puede recurrirse a ensayos de recuperación con
una gama habitual de materiales de prueba, con la debida precaución.

Actualmente existe muy poca información cuantitativa sobre la magnitud


de incertidumbres derivadas de esta fuente, aunque en algunos casos se
sospecha que es grande.

VALIDACIÓN DE UN PROCEDIMIENTO ANALITICO.

Procedimiento para establecer por medio de estudios laboratoriales una


base de datos que demuestren científicamente que un método analítico
tiene las características de desempeño que son adecuadas para cumplir
los requerimientos de las aplicaciones analíticas pretendidas.

Implica la demostración de la determinación de las fuentes de


variabilidad y del error sistemático y al azar de un procedimiento, no
solo dentro de la calibración sino en el análisis de muestras reales.

89
1 Exactitud.

Existen diferentes maneras de determinar la exactitud, los siguientes


son los más frecuentes en la literatura, y pueden ser utilizados en todos
los tipos de análisis.

1.1 Comparación con un Método Oficial, Validado o Estandarizado.

Verificación.

La muestra debe ser analizada, utilizando el método a validar y un


segundo método bien caracterizado, el cual debe tener una exactitud
bien definida y establecida. Se analizan 6 muestras por replicado a la
concentración normal de trabajo por ambos métodos.

Criterio de Aceptación.

Se lleva a cabo un análisis de varianza (ANOVA), del porcentaje de


recuperación o del error relativo en porcentaje, para determinar si hay o
no diferencia significativa entre la exactitud de los métodos comparados.

1.2 Adición Estándar.


Verificación.

Se puede llevar a cabo de dos maneras diferentes:

90
1.2.1 Con Placebo:

Se utiliza una mezcla preparada en el laboratorio de todos los


componentes de la matriz de la muestra sin el principio activo a
determinar, luego el placebo se enriquece con estándar.

1.2.2 Con Muestra.

Cuando no es posible contar con un placebo, se determina por replicado


el contenido promedio del analito en la muestra con el método a validar;
una vez conocido el contenido promedio se procede a enriquecer las
muestras con estándar. Para preparar las soluciones, en este caso se
mantiene constante la cantidad de muestra tomada y se agregan
cantidades variables del estándar.

En ambos casos se preparan soluciones de placebo o de muestras


enriquecidas a tres niveles de concentración diferentes, valores
sugeridos en la literatura son 80, 100 y 120 de la concentración normal
de trabajo del método. ICH (International Conference Harmonization),
recomienda preparar muestras independientes por triplicado a cada nivel
de concentración. En el caso en que se trabaje con muestra enriquecida,
para llevar a cabo el cálculo del porcentaje de recuperación, se requiere
contar con los datos de contenido del principio activo en la muestra
antes de la adición estándar.
Tabla 1

91
Concentración del
Criterio de Aceptación
analito
Ensayo

1. Placebo enriquecido

• Porcentaje de recuperación esperado


debe encontrarse entre el 98%-
102%. Lo cual es equivalente a ± 2
% de error relativo.
• Al graficar la cantidad recuperada
contra la cantidad adicionada, debe
obtenerse un coeficiente de
correlación de 1.00, una pendiente
de 1.00 y el intercepto debe ser
0.00. Lo cual puede ser corroborado
estadísticamente.
1. Muestra enriquecida

• Los porcentajes de recuperación


obtenidos, deben encontrarse dentro
del 100% ± 4S, donde S es la
mayor desviación estándar obtenida
en la determinación de la precisión
del método o del sistema
Al graficar la respuesta del ensayo (cantidad
total encontrada), contra la cantidad de
analito adicionada, la pendiente debe ser
mayor o igual a 0.95 y el intercepto debe
ser igual a la concentración inicial.
Trazas
Sobre 100 ppb/ng/L 80-100% de recuperación
Menos de 100 ppb(ng/L) 60-110% de recuperación
Menos 1 ppb 70-120 % de recuperación
Verificación.

Este método es una modificación del método de adición estándar a


placebo. Se preparan soluciones a diferentes niveles de concentración

92
de placebo enriquecido (80, 100, 120%) y soluciones de estándares a
los mismos niveles de concentración.

Separadamente se evalúa la regresión lineal de ambos grupos y se lleva


a cabo la comparación de las pendientes y los interceptos.

Criterio de Aceptación.

Los efectos de la interacción entre la matriz y el analito, se encuentran


ausentes si los interceptos del placebo enriquecido y los estándares son
estadísticamente iguales a cero, (información que a la vez permite
establecer la especificidad del método respecto a la matriz). El error
sistemático proporcional se encuentra ausente si la razón de las
pendientes de las curvas de respuesta para el placebo y los estándares
es estadísticamente equivalente a 1.

1.4 Comparación de los Resultados Obtenidos de un Estándar o Material de Referencia Certificado.

Verificación.

El material de referencia puede ser obtenido en el mercado por algún


suplidor o puede ser preparado internamente en el laboratorio. Se
analiza por replicado el material, por el método a validar y se compara
el resultado obtenido con el valor verdadero declarado, este método se
encuentra limitado por la disponibilidad y la 6 estabilidad del material de
referencia, así como por el grado de certidumbre que se tenga del valor
verdadero de la concentración del material de referencia.

93
Criterio de Aceptación.

98%-102% de recuperación o 2% de error relativo

2 Precisión.

Verificación.

Existen diferentes formas de evaluar la precisión: repetibilidad, precisión


intermedia, reproducibilidad

En términos generales la precisión, debe determinarse, analizando un


número suficiente de alícuotas, que permitan calcular estadísticamente
la desviación estándar y la desviación estándar relativa. La ICH,
recomienda llevar a cabo un total de nueve determinaciones, que cubran
el intervalo especificado en el procedimiento. Para ello se pueden
trabajar tres niveles diferentes de concentración (80, 100, 120 %), con
tres muestras independientes de cada nivel. Datos con los que se cuenta
si al evaluar la exactitud, se llevó a cabo por el método de Adición
estándar. Otra forma de evaluarlo es, analizando por lo menos seis
muestras independientes a la concentración normal de trabajo.

Criterios de Aceptación.

94
Existen diferentes criterios de aceptación, sin embargo se puede
generalizar que en el caso de la repetibilidad y la precisión intermedia la
desviación estándar relativa, para evaluar la precisión del sistema o del
método debe ser menor o igual al 2 %, y en algunos casos puede ser
igual o menor del 3%, la reproducibilidad, puede ser 2 o 3 veces la
repetibilidad.

3 Linealidad e Intervalo

Verificación.

El comportamiento lineal de un método, debe ser demostrado dentro del


intervalo en el cual es probable que se trabaje. Este intervalo varía
dependiendo del tipo de determinación a realizar. Por esta razón se
establece los intervalos dentro de los cuales deben llevarse a cabo las
pruebas para cada análisis:

Tabla 2.

Análisis Intervalo de Trabajo


80-120 % de la concentración de
Ensayo de principio activo
trabajo
Determinación de 50-120% de la Especificación

95
impurezas

70-130% de la concentración de trabajo o


alguna modificación del mismo,
dependiendo de la naturaleza de la forma
dosificada ± 20 % sobre la especificación,
en el caso de la liberación controlada, en
que existe una especificación mínima al
inicio de la prueba y una máxima al
finalizar, el intervalo debe ser -20% de la
especificación mínima, y +20 % de la
especificación máxima.

Para llevar a cabo la determinación de la linealidad y el intervalo, se


deben seguir los siguientes pasos:

3.1 Linealidad e Intervalo del Sistema.

Verificación.

1. Preparar en forma independiente soluciones de estándar al


menos 5 niveles de concentración, las cuales deben encontrarse
dentro de los intervalos establecidos para cada tipo de análisis.
2. Este procedimiento debe repetirse en forma independiente por lo
menos 3 veces, para evaluar estadísticamente la regresión lineal
del sistema.
3. Con estos datos se grafica la respuesta de la medición, contra la
concentración del analito. Se verifican datos con comportamiento
atípico mediante mediciones adicionales.
4. Realizar un análisis de varianza de la regresión lineal

96
5. Calcular el coeficiente de regresión (calcular por lo menos tres
curvas independientes)
6. Calcular y graficar los residuos (valor real de la concentración –
el calculo por la ecuación de regresión para cada valor de X)

3.2 Linealidad e Intervalo del Método.

Verificación.

1. Preparar soluciones de muestra o placebo enriquecidos a cinco


niveles de concentración, los cuales deben encontrarse dentro de
los intervalos establecidos por la USP para cada tipo de análisis, y
que fueron verificados previamente al llevar a cabo la
determinación de la linealidad del sistema.
2. Este procedimiento debe repetirse en forma independiente por lo
menos 3 veces, para evaluar estadísticamente la regresión lineal
del método.
3. Con estos datos se grafica la respuesta de la medición, contra la
concentración del analito. Se verifican datos con comportamiento
atípico mediante mediciones adicionales.
4. Realizar un análisis de varianza de la regresión lineal
5. Calcular el coeficiente de regresión con la totalidad de los datos
(por lo menos tres curvas independientes)
6. Calcular y graficar los residuos (valor real de la concentración –
el calculado por la ecuación de regresión para cada valor de X)

Criterios de Aceptación.

97
Se confirma linealidad si se cumplen los siguientes criterios:

1. Homocedasticidad (la varianza es constante para todas las


concentraciones).
2. El Análisis de varianza de la regresión lineal debe demostrar:

a. paso del intercepto por cero, mediante un test de t o


mediante el intervalo de confianza con un de 0.05.
b. desviación no significativa con respecto a la regresión

3. Distribución aleatoria de los residuos (Tendencias sistemáticas


son indicativas de no linealidad
4. El coeficiente de correlación de la regresión lineal debe
encontrarse entre 0.98 y 1.00, el coeficiente de correlación al cuadrado
debe ser mayor de 0.995

4 Límite de Detección.

El límite de detección puede ser establecido de diferentes maneras


dependiendo del tipo de método:

4.1 Métodos no Instrumentales


4.1.1 Por Comparación de Blanco y Blanco Enriquecido a una sola Concentración.

Verificación.

98
El límite de detección se determina por medio del análisis comparativo
de un blanco y de muestras independientes de blanco enriquecido con
diferentes niveles de concentraciones conocidas del analito. Se compara
el comportamiento de las muestras con el blanco y se establece el nivel
mínimo al cual el analito puede ser realmente detectado. En el caso del
límite de detección del sistema, el blanco está constituido por los
solventes utilizados en el análisis. En el caso del método, el blanco está
constituido por los solventes y por la matriz de la muestra.

4.2 Métodos Instrumentales.

En el caso de métodos establecidos como oficiales casi nunca es


necesario determinar el límite actual de detección. Preferiblemente el
límite de detección de trabajo debe ser más bajo del nivel de detección
requerido por la especificación. Por ejemplo, si se requiere detectar una
impureza al nivel del 0.1%, se debe demostrar que el procedimiento
realmente detecta la impureza a este nivel. Existen diferentes formas de
determinar el límite de detección, cualquiera que sea el método
utilizado, se requiere del análisis de un número adecuado de muestras
conocidas que deben estar cercanas o preparadas a la concentración del
límite de detección requerido para el tipo de ensayo a realizar.

4.2.1 Por Comparación de Blanco y Blanco Enriquecido a una sola Concentración.

Determinación.

99
Se utiliza cuando la desviación estándar del blanco es diferente de 0. Se
preparan no menos de 10 blancos independientes y 10 blancos
enriquecidos a la concentración más baja aceptada. Una vez preparadas
las soluciones, se llevan a cabo las mediciones de cada una y
posteriormente se calcula la desviación estándar de cada grupo de
datos.

Con estos datos se puede calcular el límite de detección:

LD= Valor promedio del blanco + 3S

Donde :

S = es la desviación estándar de la muestra enriquecida

4.2.2 Blanco Enriquecido a una sola Concentración.

Determinación.

En este caso se analizan y cuantifican no menos de 10 soluciones de


blanco enriquecidas o muestras enriquecidas preparadas a la
concentración menor para la que se puede obtener un grado aceptable
de incertidumbre. Se lleva a cabo la cuantificación para cada una de las
soluciones, se calcula el valor promedio de las concentraciones
obtenidas y la desviación estándar.

100
LD= Concentración promedio obtenida para el blanco o la muestra
enriquecida + 4.65 S

4.2.3 Comparación del Comportamiento de Blanco con Blanco enriquecido a Diferentes


Concentraciones.

Determinación.

1. Se preparan soluciones independientes de blanco y de blanco


enriquecido a diferentes niveles de concentración bajos, cercanos al
límite de detección esperado. Se determina aquella concentración a la
cual la señal del analito es igual a la señal del blanco (Ca).Se calcula el
límite de detección. Puede calcularse de dos maneras.

LD = Ca + 2S

Donde:

Ca = es la concentración del analito determinada


S =la desviación estándar del blanco

2. Se debe construir la regresión lineal de los blancos enriquecidos para


determinar el valor de la pendiente (m), también debe calcularse el
valor promedio de la señal del blanco y su desviación estándar. Con
estos datos se calcula el límite de detección de la siguiente manera:

101
Sm − Sbl
LD = Sm = Sbl + KSbl
m

Sm = se puede determinar realizando 20-30 medidas del blanco


preferiblemente a lo largo de un período de tiempo extenso.

Sbl = Señal media del blanco


Sm = Señal analítica mínima distinguible
Sbl = Desviación estándar del blanco
m = Pendiente de la regresión lineal
K= Múltiplo de la desviación estándar del blanco, valores
recomendados en la literatura son 2 o

4.2.4 Determinación del corredor de error

Determinación.

Se preparan de 7 a 10 soluciones independientes, a tres niveles de


concentración (baja, intermedia y alta).

Se construye el corredor de error a un nivel de confianza adecuado


95%, graficando la concentración versus la señal obtenida. Utilizando
para ello un programa estadístico apropiado.

4.2.5 Método de comparación Señal / Ruido

Determinación.

102
En el caso de procedimientos analíticos instrumentales que están sujetos
a ruido de fondo, los documentos de la International Conference
Harmonization describen una aproximación común que consiste en
comparar las señales de muestras con concentraciones bajas
(conocidas) del analito, contra las señales del blanco.

Se preparan muestras de concentración baja conocida a diferentes


niveles de Concentración, de acuerdo con el método en estudio. Se
prepara un blanco, y se miden las señales de las soluciones preparadas.
El Límite de detección corresponde a la concentración mínima a la cual
el analito es detectado con una relación señal ruido de 2:1 o 3:1

5. Límite de cuantificación.

5.1 Métodos no instrumentales

5.1.1 Con muestras preparadas

Determinación.

Se preparan varias muestras de concentraciones conocidas del analito


en análisis.

103
Se analiza cada una de las muestras preparadas por el método en
estudio.

El límite de cuantificación es la mínima concentración cuantificable con


una precisión y exactitud aceptable. (Ver tabla 1)

5.2 Métodos instrumentales

5.2.1 Con muestras preparadas

Se procede de la misma manera que en el caso de los métodos no


instrumentales.

5.2.2 Método de comparación de Señal / Ruido

Determinación.

Se preparan muestras de concentración conocida a bajos niveles, de


acuerdo al método en estudio. Se prepara un blanco, y se mide la señal
de las soluciones preparadas.

El límite de cuantificación es la concentración de analito en la que se


pueden dar cualquiera de las siguientes situaciones:
• Relación señal / ruido es 10:1.
• Relación señal / ruido es al menos 10 y la precisión de menos de
10% (Desviación estándar relativa).

104
• Relación señal / ruidos mayor de 20 y la precisión menor de 5%
(Desviación estándar relativa).

5.2.3 Método de respuesta de línea base (cromatografía líquida o gaseosa)

Determinación.

Se debe preparar una solución de blanco y se corre el cromatograma por


un tiempo igual a 20 veces el ancho del pico obtenido para el analito.

Se obtiene la medida de ruido como:

• La más grande fluctuación pico a pico


• La desviación más grande (positiva o negativa) de la respuesta
media

Se calcula el límite de cuantificación, utilizando la siguiente fórmula:

LC = 10 x Desviación mínima x la pendiente de la curva de


calibración.

Donde la pendiente de la curva de calibración se obtiene del estudio de


linealidad del método.

5.2.4 Método de la inyección doble de la muestra de analito

105
Determinación.

Se preparan muestras del analito a bajas concentraciones. Se llevan a


cabo dos corridas para cada una de las soluciones.

Se calcula el Límite de cuantificación como la concentración más baja del


analito a la cual la desviación estándar relativa de las dos mediciones es
2%

6 Especificidad.

La especificidad puede verificarse de diferentes maneras, dependiendo


del tipo de análisis a realizar. Es importante tomar en cuenta, que en
aquellos casos en que la Matriz de la muestra es variable, tanto en
términos de su composición (productos 13 biológicos o de origen
natural), así como en la fuente de las materias primas que las
componen (diferentes proveedores, diferentes orígenes), se recomienda
que la especificidad se establezca para las diferentes composiciones o
fuentes en forma independiente.

6.1 Análisis Tipo I: Potencia, disolución y uniformidad de contenido.

Se puede demostrar de diferentes maneras:

6.1.1 Comparación del comportamiento de la matriz o impurezas con respecto al comportamiento


del estándar.

106
Verificación.

Se prepara una solución estándar del analito a la concentración


esperada en el procedimiento de ensayo, y una solución de matriz a la
misma concentración relativa. Se lleva a cabo una comparación de las
mediciones de ambas soluciones.

Criterio de Aceptación.

La matriz no debe presentar ningún tipo de señal que interfiera con la


señal que se encuentra para el estándar.

6.1.2 Comparación del comportamiento de muestra con respecto al comportamiento del estándar.

Verificación.

Se prepara una solución estándar del analito a la concentración


esperada en el procedimiento de ensayo y una solución de muestra a la
misma concentración. Se lleva a cabo una comparación de las
mediciones de ambas soluciones.

Criterio de Aceptación.
La muestra no debe presentar ningún tipo de señal que interfiera con la
señal que se encuentra para el estándar.

107
6.1.3 Comparación del comportamiento de muestra enriquecida con matriz con respecto al
comportamiento de estándar enriquecido con matriz.

Verificación.

Se prepara una solución estándar del analito a la concentración


esperada en el procedimiento de ensayo, y una solución de muestra a la
misma concentración. Ambas soluciones son enriquecidas con una
cantidad equivalente de matriz. Se lleva a cabo una comparación de las
mediciones de ambas soluciones enriquecidas.

Criterio de Aceptación.

El criterio de aceptación es que el comportamiento de las muestras


enriquecidas y del patrón enriquecido, debe ser los más cercano posible,
en aquel punto en que se lleva a cabo la medición del analito. Lo cual es
indicativo de que la matriz, no aporta ningún tipo de señal que interfiera
con la medición.

6.1.4 Comparación del comportamiento de muestras enriquecidas con analito con respecto al
comportamiento de estándar enriquecido con analito.

Verificación.

108
Se prepara una solución estándar del analito a la concentración
esperada en el procedimiento de ensayo, y una solución de muestra a la
misma concentración. Ambas soluciones son enriquecidas con una
cantidad equivalente de analito. Se lleva a cabo una comparación de las
mediciones de ambas soluciones enriquecidas.

Criterio de Aceptación.

El criterio de aceptación es que el comportamiento de las muestras


enriquecidas y del patrón enriquecido, debe ser los más cercano posible,
en aquel punto en que se lleva a cabo la medición del analito. Lo cual es
indicativo de que la matriz, no aporta ningún tipo de señal que interfiera
con la medición

Algunos autores recomiendan enriquecer tanto las muestras como el


patrón con cinco niveles de concentración del analito, y llevar a cabo la
comparación del comportamiento de las soluciones a los diferentes
niveles. Esto permitiría determinar el grado de interferencia,
dependiendo de la concentración del analito a determinar. Estos datos
pueden obtenerse del estudio de linealidad del método utilizando la
adición estándar.

6.1.5 Procedimientos adicionales para verificar la especificidad, pueden ser:

a. Ensayo de la pureza de pico, cuando se cuenta con un detector


de arreglo de diodos o con espectrometría de masas.

109
b. Reanálisis del pico, cuando el analito de interés es recogido y
reanalizado bajo diferentes condiciones cromatográficas o con
métodos sensitivos a la estructura del analito
c. Comparación de resultados obtenidos cuando la muestra puede
ser analizada por dos o más métodos de separación o de
detección.

6.2 Análisis Tipo II: Pruebas cuantitativas para la determinación del contenido de impurezas o de
valores límites para el control de impurezas

6.2.1 Adición estándar de impurezas a la muestra:

Verificación.

Este método se utiliza, si se encuentran disponibles en el mercado los


patrones correspondientes a las impurezas. Se agrega a la muestra,
diferentes concentraciones de impurezas, a la concentración normal de
trabajo

Criterio de Aceptación.

Se debe demostrar que el contenido de impurezas determinado en el


ensayo tiene una exactitud y precisión apropiadas para el método al
límite de cuantificación.

6.2.2 Comparación de métodos.

110
Verificación.

En los casos en que los patrones de impurezas no están disponibles, la


especificidad puede ser demostrada por comparación de los resultados
del ensayo con el método propuesto, con resultados obtenidos por un
segundo método bien caracterizado u oficial.

La comparación debe incluir muestras almacenadas bajo condiciones


extremas relevantes (luz, calor, humedad, hidrólisis ácida o básica,
oxidación). Estas condiciones deben ser escogidas de acuerdo a la
estructura química del analito, que determinará la susceptibilidad del
mismo a la descomposición.

Criterio de Aceptación.

En el caso de la determinación cuantitativa de impurezas, se deben


comparar los resultados obtenidos por ambos métodos.

En el caso de pruebas de impurezas cromatográficas, se deben


comparar los perfiles de impurezas.

6.3 Análisis tipo IV: Pruebas de identificación.

Verificación.

111
Deben prepararse:

1. Muestras que contengan el analito a identificar.


2. Muestras que no contengan el analito (matriz).
3. Muestras sin analito pero contaminadas con una sustancia de
estructura similar.
4. Solución de patrón de la sustancia a identificar, preparado a una
concentración equivalente a las anteriores.

Las tres primeras soluciones se comparan con la cuarta solución.

Criterio de aceptación

Deben obtenerse los siguientes resultados para cada solución


1. La solución 1. Identificación positiva
2. La solución 2. Identificación negativa
La solución 3. Identificación negativa.

112
113
CAPITULO III

EVALUACIÓN DE LAS CARACTERÍSTICAS DE CALIDAD DE LAS FORMAS


FARMACÉUTICAS.

Habíamos dicho anteriormente que las especificaciones de calidad de un


producto farmacéutico debían ser establecidas antes de su fabricación, y
que estas características de calidad por su naturaleza y destino del
fármaco debían ser aprobadas, rechazadas o modificadas por un
organismo estatal contralor las que se proponen por el laboratorio
Farmacéutico productor.

En numerosos países, las autoridades sanitarias han establecido


especificaciones, normas y regulaciones de la calidad de los productos
farmacéuticos a través de las Farmacopeas nacionales o extranjeras que
han sido adoptadas como oficiales por esos países.

Las Farmacopeas son compendios oficiales que establecen normas y


requisitos de calidad, pureza, eficacia, identidad y valoración de drogas,
productos farmacéuticos elaborados, excipientes y material de empaque
que en ellas se incluyen.

Definen además, las características físico-químicas de las drogas y


productos terminados, tales como: punto de fusión, índice de refracción,
poder rotatorio, desintegración, disolución, solubilidad; etc.

114
Estos compendios estipulan las características de los ensayos y el
instrumental necesario para efectuarlos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), editó una Farmacopea


internacional cuya II edición aún está vigente, aunque la III edición
ya está por ser aprobada por los países miembros.

Sin embargo, es bueno aclarar que esta Farmacopea no tiene carácter


oficial sino hasta que cada estado miembro la reconozca como tal.

Estados Unidos e Inglaterra poseen textos oficiales, los mismos que


establecen normas y requisitos para cada droga y para cada producto
farmacéutico que se incluyen en esos textos. Además, esos compendios
incluyen normas generales de todos los fármacos que se expenden en
sus respectivos países.

Los textos oficiales reconocidos en los Estados Unidos, son la


Farmacopea de los Estados Unidos y el Formulario Nacional. Aunque
estos textos se unificaron en el año 1.975.

En Inglaterra, el compendio reconocido oficialmente, es la Farmacopea


Británica.

Una característica muy digna de ser tomada en cuenta, es la contínua


revisión de estas farmacopeas, las mismas que cada cierto tiempo,
publican ediciones renovadas de estos textos, lo que nos permite tener

115
una constante actualización de datos que tienen relación con la farmacia
y la industria farmacéutica.

Es necesario sin embargo tener presente que las Farmacopeas,


presentan una gran limitación que consiste en que las especificaciones y
normas de calidad que en ellas se incluyen, abarcan solamente a las
materias primas, material de empaque y productos terminados. Es decir
el control de calidad de recepción y control de salida de los productos.

Las razones de esta limitación, son obvias, pues ya habíamos


mencionado anteriormente que cada laboratorio farmacéutico productor,
es diferente en maquinarias, procesos de elaboración, diversidad de
productos, condiciones ambientales, etc.

Las autoridades sanitarias, comprendiendo la necesidad de establecer


normas sobre el proceso de producción, en una de las etapas más
importante de lograr la calidad de un producto, han dictado lo que se ha
denominado prácticas de buena manufactura.

BUENAS PRÁCTICAS DE MANUFACTURA

Las Buenas Prácticas de Manufactura o Normas (PBM), son un conjunto de normas y


procedimientos que se deben seguir en la elaboración de productos
farmacéuticos, para conseguir que los mismos sean fabricados de
manera consistente y acorde a ciertos estándares de calidad pre-
establecidos.

116
Este sistema fue elaborado para minimizar errores en la manufactura de
productos farmacéuticos, pues generalmente de ningún modo se puede
asegurar al 100% que los errores vayan a detectarse al someter al
producto a las pruebas finales, es decir, antes de ser distribuido.

Estas normas de BPM abarcan todos los aspectos que tienen relación
con la fabricación de productos farmacéuticos.

PRINCIPIOS BÁSICOS DE LAS PRÁCTICAS DE BUENA MANUFACTURA

Hacer Conocer las Prácticas de Buena Manufactura de cualquiera de las


organizaciones y países que las han dictado, sería muy extenso y
agotador, por lo mismo, es preferible comentar sobre los principios
básicos de estos manuales o normas y los aspectos generales que en
ellos se tratan.

Estos principios básicos, los podemos resumir en los siguientes


aspectos:

a.- El control de calidad, debe ser integral de tal manera que


asegure al consumidor que cada lote de un producto, esté de acuerdo a
las especificaciones establecidas, que cada unidad cumpla con las
indicaciones estipulas en la etiqueta y que los requisitos legales,
concuerden con la calidad del producto, independientemente de las
regulaciones adicionales que la empresa productora haya adoptado para
cada caso o para todos.

117
b.- El o los principios activos empleados en la fabricación de un
producto farmacéutico, a través de su investigación y desarrollo, deben
después de extensos trabajos haber demostrado que son bien tolerados,
inocuos, atóxicos, y carentes de teratogenicidad.

c. El desarrollo químico debe establecer las especificaciones y los


standards de calidad adecuados, con los ensayos de pureza.

d. Deben establecerse las características físico-químicas que


incidan en la interacción con los excipientes que se van a usar en las
respectivas formas farmacéuticas y en la estabilidad de la droga.

e. La calidad de diseño debe considerar todos los parámetros


críticos que incidirán en la calidad del producto. Una apropiada
producción dependerá fundamentalmente de unas buenas
especificaciones.

f. Un factor esencial es el personal involucrado en la fabricación de


un medicamento. Es de vital importancia de profesionales con una
preparación científica apropiada y supervisores capacitados a un buen
nivel.

Son necesarios controles periódicos de la salud del personal, para


asegurar la seguridad de los medicamentos y del personal.

g. Deben existir antecedentes de una adecuada disposición de los


diferentes recintos y áreas en los cuales los productos farmacéuticos son

118
fabricados, procesados, envasados, etiquetados, y ensayados. Estas
áreas deben ser estrictamente reservadas para el uso indicado y
mantenidos en condiciones higiénicas. El almacenamiento de materias
primas y de productos terminados debe ser a temperatura y humedad
apropiada.

h. Indicaciones separadas deben existir para la manufactura de


productos estériles que requieran un grado de ausencia de
microorganismos.

i. El material de las maquinarias usadas en la fabricación, no debe


reaccionar con los productos usados en la manufactura. Además, todos
los equipos deben ser examinados frecuentemente para asegurar su
adecuado funcionamiento.

j. Todas las materias primas, cualquiera sea la función para la que


va a ser usada en la producción, debe ser adecuadamente identificada,
muestreada y analizada para garantizar su conformidad con los
requisitos y especificaciones establecidas. Debe prestarse una esmerada
atención al adecuado etiquetaje de los materiales de estos envases.

k. En cada producto farmacéutico debe existir por escrito


especificaciones de los procedimientos de manufactura. En cada etapa
de la producción susceptible de errores o donde alguna característica
sea critica deben diseñarse controles adecuados.

119
l. El envasado final es un problema importante. Debe existir un
envase adecuado para cada producto que pueda resguardarse de
factores tales como: la luz, humedad, aire o volatilización que influyan la
estabilidad del producto.
Un sistema de envase adecuado debe ser establecido para prevenir
de etiquetados incorrectos u otros tipos de errores.

m. Es necesario almacenar contramuestras de cada materia prima


y producto terminado durante un lapso razonable de tiempo. Esto
posibilita trazar una historia de vida del producto.
n. Debe establecerse un sistema que permita recibir los reclamos
o reacciones adversas por el uso del producto. En estos casos deberán
efectuarse los ensayos respectivos para determinar si el producto sufrió
algún cambio o sigue cumpliendo las especificaciones de calidad.

Hemos visto en sus aspectos generales las normas y regulaciones


en el proceso de manufactura, que han establecidos en varios países
que aseguran en gran medida la obtención de un producto farmacéutico
de calidad.

Ahora veremos en forma más extensa las especificaciones de calidad


que se incluyen en las Farmacopeas.

OBJETIVOS DE LAS PRÁCTICAS DE BUENA MANUFACTURA

Las Buenas Prácticas de Manufactura tienen tres objetivos claros:

120
a. Evitar errores,
b. Evitar contaminación cruzada del producto fabricado con otros
productos, y,
c. Garantizar la trazabilidad hacia adelante y hacia atrás en los
procesos. Sin embargo, la base de estas normativas de calidad es
la seguridad del paciente durante el uso de los medicamentos
destinados a la prevención, atenuación y recuperación de la
salud.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), los Estados Unidos a través


de La Administración de Fármacos y Alimentos (FDA, en sus siglas en
inglés), y la Comunidad Europea, y algunos países latinoamericanos
han elaborado su manual de prácticas de buena manufactura,
situándose en el caso de Sudamérica en sus propias realidades y los
medios con que cuenta cada país.

En los Estados Unidos, las prácticas de buena manufactura son normas


que obligatoriamente deben ser cumplidas por toda la industria
farmacéutica de ese país.

Una droga es definida como adulterada, si los métodos empleados en


su manufactura, procesos, ensayos, envasado o almacenamiento no
cumplen con las prácticas de buena manufactura.

La Organización Mundial de la Salud, dictó una resolución, donde se


recomienda a sus países miembros aplicar las prácticas de buena
manufactura que en ellas se incluyen.

121
Estos avances llegan a coexistir con, o a mejorar una serie de normas o
herramientas específicas para lograr la producción de medicamentos de
muy buena calidad. Uno de ellos es el de las Buenas Prácticas de
Manufactura-BPM- ("Good Manufacturing Practices", "GMPs"). Cuando
recién se presentaron, a nivel de la FDA de los EEUU, fueron llamadas
"Normas Paraguas" ("abrir el paraguas antes que empiece a llover"). En
1967, la Asamblea Mundial de la Salud aprobó una primera versión, la
cual fue actualizada con un nuevo documento en 1975. Posteriormente,
se han actualizado estas normas y se han preparado, por OMS y por
OPS, Guías muy adecuadas. La Comisión FAO/OMS del Codex
Alimentarius ha aprobado también las BPM para el procesamiento de
alimentos. En síntesis, las BPM indican lo que debe hacerse, y las
medidas a tomar durante la obtención de productos farmacéuticos para
lograr su conformidad a las especificaciones que garanticen su calidad,
eficacia e inocuidad, pero "no necesariamente a cómo realizar las
operaciones de fabricación y de control de calidad".

Validación de los Procesos

Otro criterio a considerar cuando se aplican las BPM en la industria


farmacéutica es el de la Validación de Procesos , definida por la OMS
como el acto documentado para probar que los procedimientos,
procesos, equipos, materiales o sistemas aplicados producen
efectivamente los resultados esperados.

Inocuidad de los Medicamentos

122
Al referirnos a inocuidad (que algunos llaman "Seguridad") estamos
indicando el atributo de un medicamento de no afectar la salud del
paciente, si sigue las indicaciones dadas por el médico prescriptor y por
el farmacéutico dispensador, en especial cuando este último aplica los
Principios de la Atención Farmacéutica . Esta condición del Medicamento de ser
"Inocuo", atóxico, debe juzgarse aparte o independientemente de las
reacciones adversas medicamento/medicamento,
medicamento/alimento, u otras que puedan producirse por motivos
diferentes a la acción terapéutica del medicamento "per se".

Las BPM están también encargadas de prevenir las contaminaciones


cruzadas con penicilínicos, por ejemplo microbianas, así como las
confusiones que puedan producirse con algunos ingredientes o durante
el etiquetado. Para garantizar la inocuidad, se propuso hace muchos
años, aplicar los principios del Análisis de Peligros y Determinación de los Puntos de
Control Crítico (HACCP) durante la preparación de vacunas u otros
medicamentos, y como resultado de las investigaciones se ha ratificado
esta propuesta ante los industriales farmacéuticos. La utilidad del
Sistema en la industria farmacéutica ha sido reconocida recientemente
por algunos autores británicos.

PELIGROS Y DETERMINACIÓN DE LOS PUNTOS CRÍTICOS DE CONTROL (HACCP)

El sistema HACCP, es un conjunto de procedimientos científicos y


técnicos, que aseguran la sanidad de los productos farmacéuticos y
alimenticios, llevado adelante por un equipo interdisciplinario HACCP. El
mismo que permite identificar, evaluar y controlar los peligros que se

123
producen en el proceso de elaboración de un determinado medicamento
o alimento, que pueden hacerlo peligroso para la salud humana.

Los Principios HACCP son 7:


2. Conducir un Análisis de Peligro. Podemos dividirlo en dos etapas o fases:

Fase 1: Identificación de peligros: confeccionar una lista de todos los


pasos en el proceso donde pueden existir peligros significativos,
describiendo las posibles medidas de control para cada uno de
esos peligros.

Fase 2: Evaluación de Peligros: el equipo HACCP decide cuales son los


peligros incluidos en el plan HACCP.

La diferencia entre peligro y riesgo es que, el peligro


es un agente físico, químico o biológico capaz de
convertir un medicamento o un alimento en
peligroso para la salud si no es controlado a
tiempo y un riesgo, es la probabilidad de que
ocurra un daño en el alimento.
2. Establecer los Puntos Críticos de Control (PCC). El control garantiza la
inocuidad del medicamento. Se puede usar un árbol de
decisiones, que son preguntas por si o por no que nos llevan a la
respuesta certera, y que nos permiten identificar si la etapa del
proceso es un PCC. En este punto aplico el control o no se puede
aplicar ni controlar más. Ejemplo: proceso de pasteurización,

124
desinfección, detección de metales en un alimento. Las claves
para un buen procedimiento de PCC son:

a. Identificar
b. Desarrollar
c. Validar
d. Documentar

3. Establecer los Límites Críticos (LC). Un límite crítico es un valor máximo o


mínimo de un parámetro biológico, químico o físico sobre el cual
se debe trabajar para evitar que la situación se convierta en un
peligro irreversible, por ejemplo temperatura, humedad, pH,
tiempo, textura, etc. Para cada producto y en cada PCC hay un
límite crítico.

Nos permite situarnos entre lo aceptable y lo inaceptable, así como


también tomar decisiones sobre el producto cuando hay una
desviación. El límite crítico en una etapa del proceso puede
establecerse a través de bibliografía, mediante ensayos y
reglamentos que nos sirven de parámetro.

4. Establecer Procedimientos de Monitoreo. Es un conjunto de observaciones


realizadas en tiempos preestablecidos que nos permiten evaluar
si se mantiene o no el control de un PCC. Lo ideal es que la
frecuencia de vigilancia del proceso sea contínua, pero también
puede ser discontinua con un plan de muestreos establecidos,
dependiendo del punto de control dentro de la cadena. Es

125
indispensable llevar en forma ordenada, toda la documentación
que se recoja a través del monitoreo.
5. Establecer Acciones Correctivas. Son los procedimientos que se
implementan cuando se produce una desviación. También es
importante documentar las acciones correctivas que se van
tomando cuando ocurre una desviación. Cuando la misma se
detecta, hay que implementar la corrección, estudiar el origen del
problema detectado y proceder a resolverlo. Cuando hay un lote
de producción que no pudo corregirse, es imprescindible que se
decida qué hacer con el mismo, ya que debe salir de los carriles
normales de la cadena productiva (por ejemplo, la quema del
mismo). Las acciones correctivas pueden ser realizadas, en
forma:

a. Inmediata: Sin la necesidad de detener el proceso,


ajustando en la misma línea de producción.
b. No inmediata: Es imprescindible detener la línea de
producción, retener el producto con problemas,
corregir el problema, para así poder continuar con la
producción.
c. Temporal: Es necesario parar el proceso, hacer las
reparaciones correspondientes, e incorporar esta
acción correctiva al nuevo plan HACCP.

6. Establecer Procedimientos de Verificación. Se hace sobre la marcha.


Mediante este procedimiento se verifica que todos los peligros

126
fueron identificados y que cada uno de los mismos están
controlados.
7. Establecer Procedimientos de Documentación y Mantenimiento de Registros. Todos
los datos que describen al producto deben estar debidamente
documentados en cada una de las etapas de producción.

Laboratorios de Control de Calidad

En la Industria Farmacéutica, estos laboratorios no son meros auxiliares,


como a menudo y equivocadamente consideran algunas personas. Los
laboratorios constituyen, junto con las BPM y los procesos de validación,
las "piedras angulares" del sistema de aseguramiento de la calidad,
eficacia e inocuidad de los productos medicamentosos o alimenticios.
Las pruebas analíticas físico-químicas que los laboratorios emplean para
demostrar la pureza, potencia, identidad, desempeño, estabilidad y
otras características son muy valiosas. Las técnicas microbiológicas para
demostrar la ausencia de contaminaciones, con gérmenes de alteración
o patógenos en productos estériles o no estériles, deben reunir, al igual
que las físico-químicas una serie de características para que sean
confiables, tanto para los medicamentos como para los alimentos y otros
productos. Entre las varias características se encuentran la
Especificidad, Sensibilidad, Reproducibilidad, Rapidez, Bajo Costo,
Exactitud, Precisión, Robustez, últimamente también se está exigiendo
la Trazabilidad y, para algunas técnicas, la determinación de la
Incertidumbre en los análisis.

127
Un aspecto a considerar es la recomendación que los laboratorios
analíticos estén Acreditados (ISO o NTP 17025) y, aunque no lo
estuvieran, es ineludible que tengan en operación un Sistema de
Aseguramiento o Garantía de la Calidad del Laboratorio. Para cumplir las
Buenas Prácticas de Laboratorio (BPL), es necesario igualmente que
exista una buena administración de los laboratorios. También es
interesante señalar que los laboratorios están en capacidad de realizar
controles simplificados de calidad para la detección de defectos
galénicos, cambios de color, olor, precipitados, turbidez, partículas, etc.
u otras pruebas básicas aconsejadas por la OMS. Algunas de estas
pruebas pueden ser efectuadas también por los inspectores.

Almacenamiento, Transporte, Dispensación y Uso.

Existen también Buenas Prácticas de Almacenamiento (BPA) y Dispensación, así


como recomendaciones para un transporte adecuado. Los organismos
del estado, efectúan un control muy exigente sobre esas prácticas y en
especial, sobre las BPA.

Los usuarios también podrían ser considerados como parte del Sistema
de Control Integral. Los Farmacéuticos, a través de sus Programas de
Atención Farmacéutica, y en su condición de educadores para la salud,
deben brindar información y educación a sus clientes-pacientes, sobre
las precauciones a tomar durante el uso del medicamento, los mejores
lugares para guardarlos en sus domicilios, la necesidad de eliminar los
medicamentos sobrantes, etc. Al igual que los procesadores,
establecimientos farmacéuticos, clínicas y hospitales, es preciso que los

128
usuarios tomen también las precauciones para evitar la contaminación
microbiana de los productos.

CONTROL DE CALIDAD DE LA MATERIA PRIMA

Las especificaciones de calidad de las materias primas que están


estipuladas en textos pueden resumirse en los siguientes ensayos.

• Identidad. Los métodos de identidad han ido variando con el


tiempo. Aun subsisten en las farmacopeas reacciones
coloreadas que identifican grupos funcionales, lo que da
información parcial e inespecíficas sobre el producto.
Sin embargo, los ensayos de identidad por espectroscopia han ido
ganando terreno. La espectrofotometría infrarroja permite dar una
información que muchos definen como huellas dactilares del producto.
Además, el espectro ultravioleta si bien no es tan específico, da
información de pureza al comparar la absorbancia del producto contra
un estándar.

En este caso, existe una discrepancia entre la Farmacopea Británica y la


estadounidense, pues la primera da valores de absorbancia absoluta sin
tomar como referencia una sustancia patrón.

Otra ventaja de los métodos espectrofotométricos infrarrojo, es permitir


en algunos casos determinar la existencia de polimorfos que pueden
afectar en forma dramática la biodisponibilidad del producto
farmacéutico.

129
Los ensayos de pureza de las materias primas son numerosos y
dependen fundamentalmente de la naturaleza de la droga, la forma de
obtención y las posibles vías de degradación de la misma.

En el caso de las materias primas sólidas, los ensayos que


generalmente se realizan, son los siguientes:

Punto de Fusión.- En este caso, la Farmacopea de los Estados Unidos, indica


un baño termorregulado usando el método del capilar. Existen cinco
procedimientos para efectuar el ensayo.

La Farmacopea Internacional, incluye también el método de Koefler.

Humedad o Pérdida por Secado.- Igualmente, existen diferentes métodos para


evaluar esta característica. En algunos casos, se puede determinar por
el método de Karl Fisher, y en otros por estufa tanto corriente como al
vacío.

Residuo de Ignición.- En este caso, los métodos también difieren unos de


otros.

Metales Pesados.- Los métodos que se practican en estos casos, son


bastante similares por lo cual son más bien comparativos.

130
Cloruros y Sulfatos.- En estos casos, los ensayos son similares y de tipo
comparativo.

pH.- En estos casos, se determina el pH de soluciones o suspensiones de


concentración conocida. Existe un margen de pH que debe cumplir el
producto que esta siendo sometido a ensayo. En algunos otros casos, se
determina la acidez o alcalinidad de la sustancia.

Impurezas o Sustancias Afines.- Este ensayo de pureza se aplica cuando se


desea determinar la existencia de precursores o posibles productos de
degradación. En estos casos, el método de análisis mas empleado es la
cromatografía en capa fina, pero cualquier otro tipo de cromatografía
puede ser empleado.

Una técnica muy empleada, es usar una dilución de la solución de


concentración conocida de la droga, y comparar las manchas
secundarias con la obtenida con la solución diluida.

Otros ensayos de pureza que pueden aplicarse en las materias primas


son la polarimetría, la difracción de rayos X, pero estos no son muy
generales, por lo que su aplicación es restringida a ciertas sustancias.
Para los casos de materias primas líquidas, se incluyen otros tipos de
ensayos.

Rango de Destilación.- Existen numerosos métodos cuyas características son


similares, dependiendo del rango de ebullición de la sustancia
examinada.

131
Peso Específico.- Las Farmacopeas indican el método del picnómetro, pero
una balanza analítica de alta precisión, puede ser un instrumento
apropiado para estas circunstancias.

Índice de Refracción.- Este ensayo debe efectuarse con un refractómetro y la


temperatura debe ser controlada.

Acidez o Alcalinidad.- La prueba se efectúa mediante una técnica de


neutralización.

VALORACIÓN DE LA MATERIA PRIMA TANTO SÓLIDAS COMO LÍQUIDAS

Las Farmacopeas en la mayoría de lo casos aplican técnicas titrimétricas


para conocer el porcentaje de principio activo presente en la muestra
analizada.

Esta técnica analítica, tiene una serie de ventajas con respecto a otros
métodos que la hacen adecuada para este objetivo.

La valoración efectuada por esta técnica es mas precisa y exacta, no


necesita una sustancia patrón de comparación y requiere de poca
sofisticación.

Existen diferencias notables entre las distintas Farmacopeas en la


valoración de algunas materias primas; por ejemplo la ampicilina.
Dependiendo de la naturaleza de la materia prima y del destino para el

132
cual será usada, se deben realizar ensayos adicionales a los ya
establecidos.

En el caso de materias primas de origen natural, se incluyen ensayos de


recuento microbiológico; por ejemplo ácido dehidrocólico, gelatina,
almidón, etc.

Cuando se trata de materias primas que van a aplicarse


parenteralmente, se deberán efectuar otra clase de ensayos tales como
esterilidad, pirógenos, histamina; etc. Los antibióticos, son un caso
típico en los que se deben realizar este tipo de pruebas.

ESPECIFICACIONES DE CALIDAD DE LOS PRODUCTOS TERMINADOS

Formas Farmacéuticas Sólidas.

En esta clase de formas farmacéuticas, podemos distinguir por lo menos


cuatro tipos diferentes: Tabletas, Comprimidos, Grageas y Cápsulas.
Todas, tienen ensayos generales similares, los mismos que los podemos
resumir en los siguientes:

Identidad.- Los conceptos emitidos anteriormente en este tipo de ensayos


para las materias primas, son igualmente válidos para este y todos los
casos de productos terminados.

Valoración.- Para efectuar este análisis, y debido al hecho de que los


principios activos modernos son cada vez más potentes por lo que se

133
encuentran en pequeña cantidad en la forma farmacéutica, agravado
con la incorporación de excipientes que pueden influir en las técnicas
analíticas, estas se han complicado y sofisticado cada vez más y en
mayor grado.

Métodos de análisis modernos como cromatografía de gases,


cromatografía líquido de alta presión, automatización de técnicas
espectrofotométricas, cromatografía de partición, han sido incorporados
en las últimas Farmacopeas como ensayos analíticos rutinarios.

Impurezas y Sustancias Afines.- Generalmente, esta clase de ensayos se realiza


por cromatografía en capa fina.

Uniformidad de Contenido.- Esta prueba fue incorporada en las farmacopeas,


para verificar la uniformidad del principio activo incorporado en cada
unidad del producto.

Se había dicho ya, que la cantidad de principio activo que lleva un


producto farmacéutico, es en términos generales cada vez menor. Este
hecho implica la posibilidad de que la distribución de la droga en el
proceso de elaboración no sea adecuada en un volumen bastante mayor
de excipiente; si esto ocurriera, la cantidad de principio activo en cada
unidad del lote podría ser dramáticamente diferente con los riesgos que
ello significa para el consumidor. Por lo tanto, el ensayo de
cuantificación del principio activo se debe realizar en cada unidad del
producto en una muestra de por lo menos diez unidades.

134
Variación de Peso.- en aquellos casos en que el principio activo va en gran
proporción en la forma farmacéutica, se utiliza este tipo de prueba para
asegurar la uniformidad.

Test de Desintegración.- Este ensayo fue incorporado por todas las


Farmacopeas hace muchos años, permite asegurar la desintegración del
producto en el organismo. Más adelante se analizarán los parámetros
que influyen en este Test, así como sus ventajas y limitaciones.

Disolución.- Incorporado por las Farmacopeas de Estados Unidas y


Británica en 1980, este Test, se ha ido incorporando cada vez a más
formas farmacéuticas. La teoría de este ensayo, así como los
parámetros que influyen en su resultado y el significado de los valores
obtenidos serán analizados más adelante.

SUPOSITORIOS.

Los ensayos que se practican a los supositorios, son:

Identidad.- De igual característica de lo anteriormente establecido.

Valoración.- Igual a los comentarios anteriores.

Variación de peso.- Este ensayo es incluido en la Farmacopea británica, no


así en la norteamericana.

135
Desintegración.- Igualmente, este ensayo es establecido en la Farmacopea
Británica pero no en la estadounidense.

POLVOS PARA SUSPENSIÓN.

Además de las pruebas de identidad y valoración, se incluyen los


siguientes ensayos adicionales.

pH.- La suspensión reconstituida, debe tener un valor de pH entre los


rangos estipulados en la Farmacopea.

Humedad.- Se determina empleando un método adecuado y los valores


obtenidos, no pueden exceder los límites especificados para el caso.

Variación de peso.- El contenido de cada unidad, debe cumplir las


especificaciones señaladas en la Farmacopea.

POLVOS ESTÉRILES PARA INYECTABLES.

Los ensayos que se realizan para estos casos, son los mismos que se
efectúan en los productos antes mencionados, pero además se deben
incluir los Test de esterilidad, pirógenos, histamina, seguridad y claridad
y solubilidad completa.
FORMAS FARMACÉUTICAS LÍQUIDAS.

136
En esta clase de productos, se pueden distinguir los siguientes grandes
grupos: Soluciones, Jarabes, Elixires, Suspensiones y Gotas.

Los ensayos generales para este tipo de formulaciones son las


siguientes: identidad, valoración, en algunos casos pH e impurezas y
sustancias afines; los comentarios sobre estos ensayos ya han sido
expresados anteriormente.

En el caso de los elixires, además se debe determinar el contenido de


alcohol que se realiza por medio de la cromatografía de gases.

SOLUCIONES Y SUSPENSIONES ESTÉRILES.

Este clase de productos, incluyen una serie de ensayos adicionales a los


descritos anteriormente como: esterilidad, pirógenos, volúmenes
promedio recomendados y en el casos de las suspensiones estériles
uniformidad de contenido.

FORMAS FARMACÉUTICAS SÓLIDAS.

Comprenden comprimidos, grageas y cápsulas.


En el producto semielaborado deben efectuarse los siguientes ensayos:

• Humedad del granulado.


• Gráficas de control para la uniformidad de peso.
• Gráficas de control para la dureza de los comprimidos.

137
• Uniformidad de contenido del granulado para asegurar una
buena distribución del principio activo con los excipientes.

En el producto terminado, los ensayos que se tienen que efectuar son:


• Dureza, dimensiones y friabilidad de los comprimidos y grageas.
• Test de disolución para ciertos productos no contemplados en
las Farmacopeas.

FORMAS FARMACÉUTICAS SEMI-SÓLIDAS.

El control de calidad es de vital importancia en cualquier tipo de


producción, y adquiere un nivel destacado en la fabricación de formas
farmacéuticas semisólidas. Este control de calidad debe abarcar desde la
recepción de materiales, hasta el producto final.

En este grupo se cuentan a las pomadas y cremas. Los análisis que en


ellas se efectúan son: Identidad, valoración, variación de peso en los
envases unitarios y en algunos casos pH, preparando una solución por
un medio adecuado.

POMADAS Y CREMAS

• Caracteres organolépticos.

• Distribución y tamaño de los glóbulos de la fase interna en


pomadas acuosas.

138
• Comportamiento reológico (Reología es estudio de los principios
físicos que regulan el movimiento de los fluidos): Consistencia y
Extensibilidad.

• Determinación del pH.

• Índice de agua.

• Homogeneidad: separación de fases, formación de exudados.

• Peso de la pomada elaborada descontando el envase (peso neto).

• Tamaño de partícula de la fase dispersa: distribución de tamaño.

• Dispersión del principio activo.

• Ausencia de burbujas de aire.

• Ensayos químicos.

• Ensayos biológicos.

• Control microbiológico.

• Estabilidad de activos y de coadyuvantes.

PASTAS

• Caracteres organolépticos.

139
• Consistencia.

• Extensibilidad.

• Homogeneidad: separación de fases, formación de exudados.

• Determinación del pH.

• Dispersión del principio activo.

• Ausencia de grumos.

• Ensayos químicos.

• Ensayos biológicos.

• Control microbiológico.

• Estabilidad.

GELES (HIDROGELES)

• Caracteres organolépticos.

• Consistencia.

• Extensibilidad.

• Determinación del pH.

• Peso del gel elaborado descontando el envase (peso neto).

140
En forma general, los ensayos que se les realizan a las distintas
formas semisólidas de acuerdo del tipo se trate y del uso a que se
destine son los siguientes:

En el producto final, su control de calidad consiste en realizar ensayos


que garanticen la óptima calidad del producto y su estabilidad durante
su vida útil.

Los ensayos son útiles para cumplir una serie de especificaciones de las
formulaciones.

Hasta este momento, hemos estudiado las especificaciones concretas


para las materias primas, y productos terminados que se incluyen en las
Farmacopeas, pero el Control de Calidad necesita especificaciones de
calidad en el producto semielaborado, y controles de los procesos de
fabricación.

Previo a cualquier decisión, un laboratorio productor debe preguntarse si


cuenta con los medios materiales necesarios y suficientes para la
elaboración de un producto, y si tiene el instrumental mínimo requerido
para efectuar las mediciones de las características de calidad
adecuadas para asegurar un producto de calidad.

Si la respuesta es afirmativa, deberá diseñar el producto, elaborar


especificaciones concretas para cada característica importante de
evaluar, y definir los procesos que pueden producir variaciones
peligrosas que afecten la calidad del producto elaborado.

141
A continuación, procederemos a enumerar los ensayos adicionales que
necesariamente deben efectuarse en el proceso de elaboración y en el
producto terminado para las distintas formas farmacéuticas.

De acuerdo al tipo de producto que se trate, los ensayos que se realizan,


generalmente son:

ENSAYOS FÍSICOS.

Control de Caracteres Organolépticos.- En esta clase formas farmacéuticas


semisólidas se controla su color y su olor. Este control es importante ya
que de ellos depende la aceptación del paciente.

El cambio de textura y la aparición de color amarillo o pardo indican


oxidación en el excipiente el cual también puede originar un olor
desagradable en dicha formulación semisólida. La observación visual es
importante, porque permite detectar indicadores cualitativos de
inestabilidad química.

Homogeneidad.- Puede verse modificada por dos fenómenos según el tipo de


pomada: separación de fases en emulsiones o formación de exudados
en el que aparecen gotas visibles sobre la superficie, como producto de
la reorganización y contracción de la estructura interna. Ambos
procedimientos son irreversibles.

142
Tamaño de las partículas.- Las Farmacopeas exigen un límite del tamaño de
partículas entre 60µm. a 200µm. Las normas indican que la mayoría
de las partículas (75 ó 99%) no tengan una longitud mayor que 20
hasta 40µm. y que ninguna partícula sea mayor de 40-75µm. También
es necesario controlar regularmente el tamaño de partículas durante
el periodo de almacenamiento, pues no puede excluirse el crecimiento
de cristales.

Extensibilidad.- Bajo la denominación de extensibilidad de una pomada se


entiende su capacidad para ser aplicada y distribuida uniformemente
sobre la piel. Esta determinación se efectúa con el extensómetro, que
consiste en una plancha de vidrio de 6 a 10 cm. donde hay círculos
concéntricos separados por 1 mm, y se gradúa a partir del círculo
central de 2 cm. de diámetro.

Dureza.- Una crema, un gel, una pomada, dejados en reposo un tiempo,


pueden exudar una parte líquida de su composición, como si se
encogiesen. Se trata de un defecto de preparación llamado sinéresis, el
cual conjuntamente con los cambios en la consistencia por el
envejecimiento o la temperatura constituyen los principales problemas
que se presenta cuando se elabora pomadas o cremas; los mismos que
son importantes de controlarlos.

La consistencia se mide con varios viscosímetros pero es común que se


haga determinando la velocidad de penetración de un objeto pesado y
en punta, suele utilizarse un penetrómetro o cono de Mahler adaptado al
control de pomadas.

143
Las buenas prácticas de la fabricación le confieren a cremas y pomadas
una apropiada consistencia capaz de mantenerse con pocas variantes
entre 0 y 25ºC.

Poder Adherente.- Es una prueba que se realiza para determinar calidad de


pegarse o de permanecer fijado con firmeza que puede tener una
crema, pomada, etc. , así como también la propiedad de ser lavables.
Para esta prueba se utiliza un aparato que es un sistema de poleas.

pH.- Es necesario conocer el pH de una pomada porque el mismo influye


sobre la estabilidad de la misma y de sus principios activos., sobre su
viscosidad, sobre la compatibilidad de los conservadores y sobre el pH
de la piel misma, que puede modificar. Por otra parte, la evolución del
pH en el tiempo constituye buen índice de la estabilidad de estas
formas. El pH de la superficie de la piel debe mantenerse y muchas
veces se considera como buena medicación cualquier crema o pomada
que restaure el pH normal de una zona afectada.

Peso del Contenido de los Envases.- Este control se efectúa para verificar el
llenado correcto de los envases.

A cada recipiente se le agrega por lo general un 5% más de lo que debe


contener para compensar lo que queda adherido a las paredes.

Fuerza de Extrusión.- Se llama poder de extrusión al peso expresado en


gramos que se aplica al tubo para extraer en 10 segundos un cilindro de
pomada de 0.5 cm. de longitud. El reómetro de extrusión permite medir

144
la fuerza necesaria para hacer pasar la pomada a través de un orificio
estrecho.

Termorresistencia.- Sirve para ajuiciar la capacidad de almacenamiento en


zonas climáticas sometidas a cambios marcados y constantes de
temperatura (climas tropicales).

Pérdidas por Evaporación.- Pueden determinarse con medidas del peso


(pérdida del peso).

Capacidad de Retención de Agua.- la capacidad de retención de agua, medida


como índice de agua, sirve para la caracterización de las bases de
adsorción. El índice de agua se define como la máxima cantidad de
(g) que pueden fijar 100 g de base exenta de agua, a un a temperatura
determinada (15-20ºC) en un tiempo limitado (casi siempre 24 h.),
incorporando manualmente el agua.

ENSAYOS QUÍMICOS.

Los ensayos químicos se los realiza especialmente a las formas que


contienen excipientes grasos, para la investigación de interacciones que
pueden producirse entre drogas activas y entre estas y los excipientes y
a la estabilidad farmacotécnica del preparado.

Este ensayo abarca las siguientes pruebas:

145
• Índice de acidez

• Índice de saponificación

• Índice de esteres

• Índice de hidroxilo

• Índice de yodo.

Índice de Acidez: La acidez, en grasa o aceite, es el contenido de ácidos


grasos libres, convencionalmente expresado como gramos de ácido
oleico o láurico por cada 100 g. de sustancia.

El índice de acidez es el número de miligramos de hidróxido de potasio


requeridos para neutralizar los ácidos grasos libres contenidos en 1
gramo de grasa o aceite. Este índice nos da la cantidad de ácidos
grasos. Su elevación implica hidrólisis con liberación de ácidos grasos.
Las grasas liberan ácidos durante su almacenamiento prolongado, por
tal motivo la presencia de ácidos grasos libres es indicación del comienzo de una descomposición. El
porcentaje de ácidos grasos libres bajos es señal de una buena calidad.

Índice de Saponificación: Si una grasa o aceite reacciona con un álcali, del


producto de esta reacción se obtiene el glicerol y una sal (jabón); esta
reacción toma el nombre de saponificación. El índice de saponificación es
el número de miligramos de hidróxido de potasio necesarios para
saponificar por completo 1 g. de grasa o aceite. Este índice aumenta con el
envejecimiento del producto.

146
Índice de Ésteres: Es la diferencia entre el índice de saponificación y el de
acidez. El índice de ésteres, disminuye con el envejecimiento.
Índice de Hidroxilo: Informa sobre los grupos hidroxilos liberados durante el
envejecimiento.

Índice de Yodo: Es la cantidad de yodo absorbida por gramo de grasa o


aceite. Constituye una medida del grado de insaturación (numero de
dobles enlaces). La adición cuantitativa de yodo constituye las formas
básicas de la importante característica conocida como número o índice
de yodo. Este índice cambia ligeramente con el tiempo.

ENSAYOS BIOLÓGICOS.

Se emplean para determinar si se producen reacciones no deseadas


para la piel y la absorción per. cutánea. Estos ensayos abarcan las
siguientes pruebas:

Prueba de Irritación.- Para los estudios de irritación y toxicidad de distintas


sustancias de aplicación tópica, el animal de elección es el conejo; en el
se determina la irritación primaria que causan estos, porque sus
reacciones sin ser iguales, se aproximan a las del hombre.

Prueba de Sensibilización.- Se la realiza para determinar el grado de


sensibilización ante un determinado producto de uso tópico

147
Prueba de Fotosensibilización.- La luz del sol también exalta el efecto de
sensibilización de ciertas drogas. Para evaluar el potencial de toxicidad
se efectúa la aplicación de la crema o pomada como en el
procedimiento anterior
Si después de realizar esta prueba de la sustancia con vehículos
orgánicos, el eritema que se forma es pequeño, debe repetirse la prueba
pero esta vez incorporada a su excipiente definitivo. Si el eritema que
se forma, es más intenso o solo se presenta en el lado tratado con el
producto, este debe de rechazarse como no apto para su expendio.

Por lo ya expuesto, es un poco difícil predecir la toxicidad humana


basada en la respuesta del animal cuando se trata de preparados
dermatológicos. Pero si una formula de este tipo muestra cualquier
signo de irritación o toxicidad en animales de experimentación, es
conveniente no aplicarlo a humanos.

ENSAYOS MICROBIOLÓGICOS.

Este ensayo se lo realiza para determinar que no exista contaminación


por gérmenes extraños en el preparado farmacéutico, por ello en la
industria farmacéutica se ha establecido la necesidad de incluir en los
ensayos microbiológicos la determinación del número y tipo de
microorganismos para evitar alteraciones en el medicamento en lo que
hace relación a su aspecto, olor, consistencia, descomposición,
intolerancia, disminución de actividad y otros.

148
El control microbiológico de los medicamentos debe cumplir con la
exigencia de la ley de medicamentos. Los ensayos sobre contaminación
microbiana deben extenderse tanto en forma cualitativa como
cuantitativa. Este ensayo se aplica especialmente para el control de
bacterias que puedan contaminar el preparado farmacéutico.
Esterilidad.- Las cremas y pomadas en ocasiones se utilizan para actuar
sobre heridas abiertas o sobre la piel dañada, en tal caso deben de
esterilizarse, la fabricación debe hacerse en condiciones rigurosas de
asepsia y tomando en cuenta las siguientes precauciones:

• Esterilización en caliente de la fase oleosa.

• Esterilización por filtración de la fase acuosa.

• Esterilización de la droga no solubilizadas, preferentemente por


vaporización de oxido de etileno.

• Utilización de un equipo que opere en circuito cerrado para


emulsionar.

• Control bacteriológico de los pomos utilizados para el


acondicionamiento.

• Control bacteriológico del producto final.

Estabilidad.- Este ensayo es para determinar el tiempo y las condiciones


bajo las cuales el medicamento es estable.

149
No pueden utilizarse temperaturas elevadas en estudios cinéticos de
estabilidad acelerada, por las modificaciones físicas que sufren estos
sistemas.

150
CAPITULO V

EVALUACIÓN DE LA EFICACIA COMO REQUISITO DE CALIDAD.

Se había dicho anteriormente que una condición o requisito


fundamental de calidad, era que un producto cumpliera la función para
la que fue elaborado.

Este requisito, aplicado a un producto farmacéutico se denomina eficacia


del fármaco.

Pero este efecto farmacológico producido por un producto farmacéutico,


puede ser influenciado y modificado por una serie de factores como:
• La forma física bajo la cual es administrado.
• Por la naturaleza y concentración de los excipientes empleados
en la elaboración de la forma farmacéutica.
• La tecnología empleada.
• Las propiedades físico-químicas y farmacológicas de otros
fármacos con los cuales puede ser combinado, para reforzar o
complementar su propio efecto dentro del organismo.

Esto ha dado origen al término de inequivalencia terapéutica de los


medicamentos, que indica que si bien dos productos pueden ser
equivalentes desde un punto de vista de ensayos físicos y químicos,
pueden no serlo desde el punto de vista farmacológico.

151
Anteriormente se pensaba que si dos productos farmacéuticos contenían
igual cantidad del mismo principio activo y cumplían las normas de
calidad establecidas en las Farmacopeas, necesariamente producirían el
mismo efecto farmacológico.

Sin embargo, los innumerables estudios realizados sobre el particular,


demostraron que este concepto era un error.

Debido a esto, se realizaron muchas investigaciones para poder explicar


este fenómeno.

ABSORCION Y DIFUSION DE LOS MEDICAMENTOS

Uno de los principales problemas abordados, fue buscar una explicación


a los mecanismos que regulan la absorción de los medicamentos en el
organismo. Los mecanismos de absorción estipulados, fueron varios, se
pueden resumir en los siguientes:

a.- Difusión Pasiva.- Este mecanismo ocurre en todo el tracto


gastrointestinal y consiste en explicar el paso del medicamento al
torrente sanguíneo por una gradiente de concentración. El fármaco
pasaría de una zona de gran concentración a través de una membrana a
una zona de muy baja concentración. En este tipo de mecanismo, la
membrana jugaría un rol pasivo y la fuerza que lo lleva a la sangre,
sería la gradiente de concentración.
La gran mayoría de los medicamentos, se absorberían mediante
este mecanismo.

152
b.- Difusión Facilitada.- Este tipo de mecanismo, explica la absorción
mediante la acción de un “carrier” (portador), el mismo que se uniría al
soluto y los llevaría al torrente sanguíneo a través de la membrana. La
saturación del carrier por el soluto, sería la limitante de este mecanismo.

c.- Transporte Activo.- En este caso, el carrier podría transportar al


soluto desde una zona de baja concentración a una de alta
concentración. La limitación de este mecanismo sería no solo la
disponibilidad del carrier, sino además la energía que se necesita para
vencer la gradiente de concentración.

d.- Pinocitosis.- La absorción se efectuaría por un proceso de


invaginación de las células apicales de la membrana que formarían
vacuolas llevando la droga desde el tracto gastrointestinal a la sangre.

e.- Absorción Conectiva.- La absorción de moléculas pequeñas a través


de los poros de la membrana para llegar al torrente sanguíneo.

f.- Absorción de Pares Iónicos .- Ciertas moléculas altamente ionizadas,


pueden parearse con otras moléculas de distinto signo formando un par
iónico que pueden ser altamente solubles en sustancias lipídicas; esto
podría explicar el paso de estas sustancias a través de la membrana.
De todos los mecanismos de absorción antes mencionados, la difusión
pasiva ha sido la mas aceptada y generalizada entre la mayoría de las
drogas.

153
Si la mayoría de las drogas son absorbidas por difusión pasiva a través
de la membrana lipídica, su velocidad de absorción dependerá de la
solubilidad de la droga en la membrana lipídica.

Un trabajo de investigación, demostró la validez de este concepto,


comparando el porcentaje absorbido de nueve barbitúricos a través del
colon y el coeficiente de partición de ellos en cloroformo-agua. La
correlación coeficiente de partición versus absorción, fue ampliamente
demostrada.

Sin embargo, la mayoría de las drogas que son ácidos o bases débiles
no existen sino parcialmente en su forma no ionizada a los pH
fisiológicos. La teoría que relaciona coeficiente de partición, velocidad de
absorción, la constante de ionización y el pH del sitio de absorción, es
conocida como la teoría de pH-partición .

Fundamentalmente, esta teoría indica que el porcentaje de droga


absorbida dependerá del coeficiente de partición y en un grado muy
importante de la cantidad de droga no disociada al pH donde se
encuentra en el tracto gastrointestinal.

Numerosas investigaciones han demostrado la validez de esta teoría,


relacionando el pH de las drogas en estudio, el pH del medio y el
porcentaje absorbido a los diferentes pH.

154
Los mecanismos de absorción estudiados nos indican el modo de llegar
al torrente sanguíneo de las drogas incluidas en el producto
farmacéutico.

Sin embargo es bueno recordar que lo se necesita es caracterizar la


eficacia terapéutica del fármaco en estudio.

Al respecto, la FDA a través del Code of Federal Regulations


(CFR) ha establecido especificaciones y normas para determinar la
eficacia del fármaco. Este texto ha definido los siguientes conceptos:

• Biodisponibilidad.- Es la velocidad y cantidad de principio activo


absorbido desde un producto farmacéutico y que llega a estar
disponible en el sitio de acción.

• Producto Farmacéutico.- Es una forma farmacéutica terminada, que


generalmente contiene el principio activo, pero no
necesariamente en asociación con ingredientes inactivos, por
ejemplo: comprimidos, cápsulas, suspensión o solución.

• Equivalentes Farmacéuticos .- Son productos farmacéuticos que


contienen igual cantidad de la misma droga, en formas
farmacéuticas idénticas, pero que no necesariamente contengan
los mismos excipientes y que cumplen las especificaciones
establecidas en las Farmacopeas.

• Alternativas Farmacéuticas .- Son productos farmacéuticos que


contienen el mismo medio terapéutico o sus precursores, pero

155
no necesariamente en la misma cantidad o en la misma forma
farmacéutica, o la misma sal o éster.

• Productos Farmacéuticos Bioequivalentes .- Son equivalentes


farmacéuticos, o alternativas farmacéuticas cuya velocidad y
cantidad de absorción no muestran diferencias significativas
cuando se administra en la misma dosis del principio activo bajo
similares condiciones experimentales en dosis simple o dosis
múltiple. Algunas formas farmacéuticas pueden ser
bioequivalentes a pesar de no tener una velocidad de absorción
similar.

El CFR, define los productos que no deben ser sometidos a control de


biodisponibilidad y aquellos que si deben ser sometidos a este control,
generalmente en comprimidos, cápsulas, suspensiones, gotas y en un
caso una suspensión parenteral. Este libro especifica las maneras de
determinar la biodisponibilidad de un producto farmacéutico.

a.- Midiendo la concentración del principio activo o sus metabolitos


en fluidos biológicos, como una función del tiempo.

b.- Midiendo la concentración del principio activo en la orina como


una función del tiempo.

c.- Midiendo un efecto farmacológico apropiado y exacto.


La selección del método depende del propósito del estudio, el método
analítico disponible, y la naturaleza de la forma farmacéutica. Estas

156
limitaciones pueden afectar de alguna manera la precisión de los
estudios farmacocinéticos.

Estipula además el diseño del experimento dando principios básicos para


sacar conclusiones que sean válidas.

Además define los tipos de requisitos de bioequivalencia, estableciendo


que estos requisitos pueden ser uno o más de los siguientes:
a.- Un estudio in vivo en seres humanos.

b.- Un estudio en animales que pueda ser correlacionado con datos


de estudios en humanos.

c.- Un estudio en animales, donde no haya establecida una


correlación con humanos.

d.- Un estudio in Vitro en que haya sido establecida una correlación


con datos de biodisponibilidad en humanos.

e.- Un Test in Vitro (generalmente se trata de un Test de


disolución), en que no haya sido establecida una correlación con
biodisponibilidad en humanos.

La interpretación de los datos obtenidos en los métodos empleados


para determinar la biodisponibilidad por medio de parámetros
farmacocinéticos, pueden efectuarse de varias formas, pero el más

157
empleado es el de Wagner y Nelson, que se fundamenta en la ecuación
siguiente:

 ∞Ca dt 
∫o A
% de Biodisponibilidad =  ∞  x 100
 Cb dt  B
∫o
 

El numerador expresa el área bajo la curva de concentración sanguínea


de la forma farmacéutica A, en función del tiempo, y el denominador el
área bajo la curva para la forma farmacéutica B.

Mediante este método, se determina la biodisponibilidad relativa,


tomando como parámetro de comparación una forma farmacéutica que
se considere adecuada por ser fácilmente disponible, como sería el caso
de una solución o bien comparándola con lo que se denomina el
“producto innovador”.

La biodisponibilidad absoluta podría determinarse si la comparación se


efectuara con una administración intravenosa del mismo fármaco, lo que
no siempre es practicable.

Evidentemente, todo este tratamiento para determinar la eficacia de los


fármacos, no puede ser aplicado como método de control de calidad en
forma rutinaria en los distintos lotes de fabricación, sino que se emplea
preferentemente en la etapa de diseño del producto farmacéutico y
además para establecer la correlación con métodos “in vivo” los que se
aplicarán como métodos de control rutinarios.

158
Además en algunos casos el CFR, acepta como métodos de evaluación
de biodisponibilidad Test “in Vitro” en que no necesariamente se haya
establecido una correlación “in vivo” e “in Vitro”.

MÉTODOS “IN VITRO”.

Con excepción de la pinocitosis, los mecanismos de absorción requieren


que la droga esté en solución como paso previo para su absorción, por
lo tanto este será el factor limitante en la velocidad y cantidad absorbida
del fármaco en el organismo.

En consecuencia, la liberación de la droga y su velocidad de disolución


desde la forma farmacéutica oral además de la estabilidad del fármaco y
el efecto del primer paso, serán los factores que afectarán la eficacia
de la droga.

Test de Desintegración.

El primer ensayo “in vitro”, fue el Test de desintegración que fuera


incorporado a la farmacopea de los Estados Unidos en la XIV edición. En
este método el diseño del aparato oficial y las especificaciones para las
diferentes formas farmacéuticas, han tenido muy pocas variaciones en
las subsiguientes revisiones de esta farmacopea.

La Farmacopea Británica incluye un método muy parecido y con un


diseño muy similar.

159
El proceso de desintegración, consiste en la ruptura del comprimido
intacto cuando es puesto en contacto con algún líquido. Este proceso
ocurriría según algunos autores en dos etapas; primero el comprimido
se rompe en gránulos y segundo los gránulos o fragmentos se rompen
en pequeñas partículas.

Una teoría que trata de explicar este proceso es que el agua penetraría
por los poros del comprimido por capilaridad, provocando la separación
de las partículas.

Otra teoría por su parte explica que el fenómeno de la desintegración se


produce por un proceso de hinchamiento del desintegrante incluido en
el comprimido, por ejemplo almidón, o glicolato sódico de almidón, lo
cual provocaría vencer la fuerza de cohesión de las partículas, y de esta
manera ocasionaría el rompimiento del comprimido.

Diversos trabajos de investigación han encontrado una buena


correlación entre la velocidad de desintegración y su absorción in vivo.

Existen una gran variedad de factores que influyen en la velocidad de


desintegración, pueden agruparse de la manera siguiente:

• Variaciones del Método.- Esto pueden ser: el tipo de aparato


empleado, la composición del medio, la temperatura del medio,
y la subjetividad del operador.

160
• El proceso de Elaboración .- Los factores que pueden influir son de
diversa índole, los resumiremos en los siguientes: Excipientes
usados y la cantidad incluida en la fórmula, el método empleado
en la fabricación del comprimido, tamaño del granulado, el
desintegrante usado, su concentración y el método de
incorporación, el lubricante y su concentración, presencia o
ausencia de agente tensoactivos, la fuerza y velocidad de
compresión, la droga y sus características físico-químicas, el
envejecimiento del comprimido y las condiciones de
almacenamiento.

Sin embargo, este método in vitro a pesar de sus ventajas y al hecho


que debe ser un atributo esencial de los comprimidos y toda forma
farmacéutica sólida oral, está siendo desplazada por el Test de
disolución.

Habíamos expresado, que en general la etapa limitante de la absorción,


es la velocidad de disolución del principio activo en los líquidos
fisiológicos del tracto gastrointestinal.

Si bien un paso previo a la disolución, es la desintegración de la forma


farmacéutica sólida, el fármaco por el hecho de desintegrarse, no
significa que necesariamente deberá disolverse.

Un comprimido puede desintegrarse en gránulos durante el ensayo, lo


mismos que pueden atravesar las rejillas del aparato y sin embargo,
permanecer los gránulos intactos sin ceder el principio activo.

161
Existen muchísimos ejemplos que comprueban que aunque los
comprimidos presenten una excelente desintegración, la velocidad de
disolución y la de absorción, son deficientes.

Test de Disolución.

Esta clase de ensayos, fue incorporada en la Farmacopea de los Estados


Unidos XVIII edición en seis monografías y la Farmacopea Británica lo
incluye en 1980, pero solamente para una reducida serie de formas
farmacéuticas sólidas.

En la Farmacopea Norteamericana, edición XIX y en la XIV edición del


Formulario Nacional, se aumentaron notablemente la cantidad de
productos farmacéuticos que debían cumplir con este requisito.

En 1977, el Comité Ejecutivo de la Farmacopea de los Estados Unidos,


emitió un informe que textualmente expresaba:

El comportamiento de disolución de formas farmacéuticas sólidas, ha


demostrado ser un criterio útil para controlar la formulación y la
variación de los procesos de elaboración que pueden influir en la
biodisponibilidad de los principios activos de las formas farmacéuticas. A
pesar que los Test in Vitro pueden estar o no correlacionados con
resultados de biodisponibilidad in vivo, ensayos de disolución son una
ayuda deseable para controlar las variables en los procesos de
manufactura. Además, el Comité de Revisión, favorece la inclusión,

162
durante el periodo de revisión de 1.975 a 1980, de un Test de disolución
en las monografías para todas las formas farmacéuticas sólidas oficiales,
excepto en aquellos casos donde se juzgue no apropiado.

Lamentablemente por factores limitantes para el desarrollo de trabajos


de investigación, no se pudo llevar a cabo este deseo; sin embargo, la
USP XX edición incorpora una extensa lista de monografías donde se
incluye este ensayo.

Teoría de la Disolución .

La velocidad de disolución, en biofarmacia, se refiere a la velocidad en


que un fármaco se disuelve en un fluido determinado desde un producto
farmacéutico intacto o desde sus fragmentos o partículas formados
durante el ensayo.

En 1987, lo científicos Noyer y Whitney investigaron la disolución del


ácido benzoico y el cloruro de plomo en función del tiempo. Las
conclusiones derivaron en una ley que puede definirse como:
dc
= k ( Cs − C )
dt
Donde:
• C = Concentración del soluto a tiempo t .
• Cs = Concentración de una solución saturada del soluto.
1
• K = Constante con dimensión .
t

163
Nernst y Brunner, posteriormente definieron lo que llamaron una capa
de difusión que limita la solubilización de la sustancia en estudio. En el
caso de una sustancia de fase sólida de dimensiones microscópicas de
solubilidad baja o moderada, sin reaccionar químicamente con el
solvente y en condiciones de agitación mediana a alta, la velocidad de
disolución estará definida por la siguiente formula:

dw DS
= ( Cs − C )
dt h

Donde:
• W = Masa de soluto disuelto a tiempo t .
• D = Coeficiente de difusión del soluto.
• S = Superficie de contacto.
• h = Espesor de la capa de difusión.

Ahora: Si V , es el volumen del medio de disolución, entonces,

W = V xC

Por lo tanto:

dc DS
= ( Cs − C )
dt Vh
Comparando esta formula con la de Noyer y Whitney, tenemos:

164
DS
K =
Vh
Numerosas investigaciones se han realizado en estos últimos años para
establecer las relaciones que existen entre la velocidad de disolución con
la biodisponibilidad de diversos fármacos.

En 1951, Edwards sacó como conclusión de estudios realizados en


aspirina que su efecto analgésico dependía de la velocidad de disolución
de la droga en diferentes medios.

Nelson, en 1957 demostró las diferencias de velocidad de disolución de


diferentes formas de teofilina y teorizó que este hecho explicaría las
diferencias de concentración de esta droga en la sangre para estas
formas farmacéuticas estudiadas.

En 1960, Levy trabajó en comprimidos de aspirina tamponada, usando


un método de medición de velocidad de disolución. En 1961, este mismo
investigador correlacionó velocidad de disolución y absorción de
diferentes comprimidos comerciales de aspirina.

Así como se realizaban distintos trabajos de investigación, fueron


creándose distintos métodos de medición de velocidad de disolución.

Estos diferentes aparatos usados para medir la velocidad de disolución


variaban en diseño, velocidad de agitación, volumen del medio
empleado; etc. La Farmacopea de los Estados Unidos ha determinado
oficialmente tres tipos de aparatos usados en sus Test de disolución.

165
La Farmacopea Británica, ha incluido un solo tipo de aparatos empleados
para medir la disolución de los productos farmacéuticos sometidos a
esta prueba.

Ambas Farmacopeas coinciden en establecer los requisitos que deben


tener los aparatos usados con este propósito, y fundamentalmente se
basan en la cantidad de principio activo disuelto en un espacio de
tiempo determinado.

Sin embargo, para el estudio de una nueva formulación, es necesario


caracterizar lo que se conoce como cinética de disolución
Para esto y después de una serie de aproximaciones aplicadas a la
formula de Nernst, se puede llegar a la formula:

dw  ∞ 
= k W − W
dt  
Donde:

k =K x Cs x k'
Integrando esta ecuación se obtiene la siguiente formula:

k
Log (W ∞ − W ) = LogW ∞
− x t
2,303

166
Esto significa que en líneas generales, y cuando Cs>C, la Cinética de
disolución corresponde a una cinética de primer orden.

Graficando Log (W - W), versus tiempo, podemos obtener la constante


de disolución, la misma que sería igual a la pendiente dividida por
2,303.

Esto nos permite comparar dos o mas formas farmacéuticas de


equivalencia química, y determinar si obedecen a no a las mismas
características de disolución.
La cinética de disolución, permite además obtener otros parámetros que
pueden correlacionarse con la biodisponibilidad in vivo.

Factores que influyen en la velocidad de disolución .

Existen diversos factores que influyen en la velocidad de disolución,


las mismas que se pueden dividir en cuatro grandes grupos:

I. Factores Ambientales Durante el Ensayo de Disolución.

• Intensidad de agitación, turbulencia, flujo del medio.


• Comparación del medio de disolución, pH, fuerza iónica,
viscosidad, tensión superficial, etc.
• Temperatura del medio.

II. Factores Relacionados con las Propiedades Físico-Químicas de la Sustancia.

167
A.- Factores que Afectan a la Solubilidad.

• polimorfismo
• Estado amorfo y solvatación.
• Forma química de la droga: ácido libre, base libre o sal.
• Complejación.
• Tamaño de la partícula.
• Agentes tensoactivos.

B.- Factores que Afectan la Superficie Disponible para la Disolución.


• Tamaño de la partícula.
• Variables de manufactura.

III. Factores Relacionados con la Composición y los Procesos de Fabricación.

A. Comprimidos.

• Cantidad y tipo de diluyentes.


• Tipo de manufacturación empleada.
• Tamaño del gránulo y distribución de la partícula.
• Cantidad y tipo de desintegrante y método de incorporación en
él.
• Cantidad y tipo de agente tensoactivo y método de
incorporación de él.

168
• Cantidad y tipo de lubricante.
• Fuerza de compresión y velocidad de compresión.

B. Cápsulas.

• Cantidad y tipo de diluyente.


• Método de granulación.
• Tamaño del gránulo o polvo.
• Cantidad y tipo de lubricante.
• Cantidad y tipo de agente tensoactivo.
• La presión aplicada durante el llenado.
• Composición y propiedades de la cápsula.

IV. Factores Ambientales Durante el Proceso y Almacenamiento.

• Humedad durante la manufactura.


• Condiciones de almacenamiento.
• Envejecimiento.

Por último, una conclusión importante es poder correlacionar de


alguna manera la velocidad de disolución o algunos de sus
parámetros determinados con la absorción o algún otro parámetro
definido en la investigación in vivo.

VALORACIÓN DE LA EFICACIA DE LOS MEDICAMENTOS EN LA CLÍNICA

169
No es fácil ni sencillo “medir correctamente” la actividad de los
fármacos en los pacientes para averiguar si determinado medicamento
es realmente efectivo, igual o mejor a otro ya conocido; sino por el
contrario, es una tarea que requiere de mucho tiempo y la combinación
de los esfuerzos de numerosos trabajadores en diversas áreas de la
Biología como son: químicos, bacteriólogos, estadísticos y especialistas
en las distintas ramas de la medicina.

El anestesiólogo, por la misma naturaleza de su práctica profesional,


verifica la actividad farmacológica de los medicamentos que administra,
por que cuantifica las respuestas de los mismos, y es en realidad un
farmacólogo-clínico especializado en algunas drogas que son activas
sobre el SNC, fundamentalmente: anestésicos generales y locales,
analgésicos, tranquilizantes, depresores; aunque también emplea otras
sustancias, como bloqueadores neuromusculares, agentes con actividad
cardiovascular, diuréticos; etc., pero siempre midiendo objetivamente
las respuestas de los pacientes.

En la actualidad, la terapéutica medicamentosa, ha avanzado gracias a


que la síntesis química ha proporcionado al hombre miles de
compuestos que hasta hace algunas décadas no se conocían. Estos
productos han sido investigados inicialmente en algunos países para
detectar sus acciones farmacológicas, efectuando pruebas en varias
especies de animales, por lo que hacia los años 50 ocurrió una
“explosión de medicamentos”, y hasta la fecha se ha acumulado una
gran cantidad de datos sobre ellos, que en conjunto constituye la
llamada “jungla terapéutica”

170
Actualmente, lo primero que se debe tomar en cuenta par emplear un
medicamento nuevo, es estudiar todos lo datos correspondientes en la
farmacología experimental, y sobre todo analizar cuidadosamente toda
la información referente a su toxicidad cuyos detalles en ocasiones no
son conocidas por el terapeuta que los emplea en la práctica médica.
También es indispensable conocer los antecedentes de los estudios
clínicos de Fase I y II para señalar correctamente sus indicaciones.

Otro concepto importante en la actualidad es el de la Interacción


Medicamentosa. En la actualidad, se prefiere administrar a los pacientes
el menor número de drogas para evitar al máximo las interacciones
entre los medicamentos o sus metabolitos y, como regla general el
médico evita la administración simultánea de varios fármacos.

De hecho, la información más completa sobre los efectos tóxicos de los


fármacos y sus interacciones, se detectan solamente después de un
medicamento se emplea masivamente en todo el mundo por varios
meses o años. Los efectos adversos de las drogas son en la actualidad
un gran problema en sacuda pública, debido a esto durante 1970 se
hospitalizaron en Estados Unidos de Norteamérica un millón y medio de
pacientes.

El concepto de Efectividad de los Medicamentos es un paso mucho más


elaborado que nos permite clasificar a las drogas en el “verdadero lugar
que le corresponde”. Al respecto, entre los años 1965 y 1969 se llevó a
cabo en E. U. A una revisión de 3.000 fármacos diferentes que incluían
aproximadamente 35.000 marcas comerciales de medicamentos

171
utilizados en la clínica; de los resultados se conoció que el 60% de las
declaraciones de sus acciones carecían de base científicas, lo cual colocó
a la flamante terapéutica de nuestra era espacial, casi en el mismo nivel
de cuando se usaban sanguijuelas para el tratamiento de algunas
enfermedades.

Ahora conocemos que el juicio clínico a nivel individual, aunque sea de


médicos muy experimentados, es tan solo una opinión subjetiva que no
es suficiente para sacar conclusiones correctas, y que para valorar
adecuadamente a los medicamentos, necesitamos hacer observaciones
controladas, en un número suficiente de pacientes, con técnicas
dobleciegas, y analizar los resultados con pruebas estadísticas que
establezcan la significancia real de los datos obtenidos en la
experimentación. Solo así podremos mejorar día a día la terapéutica que
se brinda a los pacientes.

También es necesario tomar en cuenta que la propaganda comercial


desmedida que se hace a ciertos productos medicamentosos que en
muchos casos no se basa en datos científicos, lo cual trae como
consecuencia una terapéutica médica incorrecta y un aumento de las
enfermedades iatrogénicas a los pacientes.

Para hacer un uso racional de los medicamentos se debe consultar los


libros clásicos de Farmacología y una frase que aparece en el prologo que
aún en la actualidad, sigue teniendo vigencia “No es conveniente ser los primeros
en utilizar un medicamento nuevo en nuestros pacientes, pero tampoco debemos ser los últimos
en descartar el uso de aquella droga que ya es obsoleta”.

172
CAPITULO VI

EVALUACIÓN DE LA ESTABILIDAD COMO REQUISITO DE CALIDAD.

Una condición o requisito de la calidad de un producto (quizás el mas


importante), es su duración. Cuando se trata de un producto
farmacéutico, esta condición de calidad se denomina Estabilidad.

La farmacopea de los Estados Unidos define la estabilidad de un fármaco


“como el lapso de tiempo, desde su preparación y envase, durante el cual la forma farmacéutica
continúa cumpliendo totalmente las especificaciones presentadas en la monografía sobre
identidad, potencia, calidad y pureza ”.

TIPOS DE ESTABILIDAD

Este compendio, establece además diferentes tipos de estabilidad.

A.- Química.- Cada principio activo retiene su integridad química y la


potencia declarada dentro de los límites especificados.

B.- Física.- Las propiedades físicas originales, incluyendo apariencia,


sabor, uniformidad, disolución, capacidad de suspensión, deben
permanecer inalterables.

C.- Microbiológica .- Se debe mantener la esterilidad o resistencia al


crecimiento de microorganismos de acuerdo a los requisitos

173
especificados. La efectividad de los agentes preservantes debe
permanecer sin alteraciones.

D.- Terapéutica.- El efecto terapéutico, igualmente debe permanecer sin


cambios.

E.- Toxicológica .- No se debe producir un aumento significativo en la


toxicidad del fármaco.

El Interés y la preocupación por la estabilidad de los productos


farmacéuticos, ha ido en aumento en todos estos años. Es así que la
Farmacopea norteamericana en su XX edición, establece que todos los
productos farmacéuticos incluidos en ella, en todas sus formas, deben
incluir fecha de expiración.

Estipula además que es el productor el que debe demostrar a través de


métodos adecuados, la estabilidad de los productos farmacéuticos que
elabora.

EL FDA, a través del CFR, amplía este requisito a todos los productos
comercializados en Estados Unidos desde Septiembre de 1979 además,
incluye en el texto los requisitos que debe cumplir un estudio de
estabilidad.

Estos requisitos, son:

174
1.- Deberá existir un programa escrito de ensayos destinados a
asegurar las características de estabilidad de productos farmacéuticos.
Los resultados de esos estudios deben ser empleados en determinar
apropiadas condiciones de almacenamiento y fechas de expiración.

El programa escrito deberá contener:

a) Tamaño de la muestra e intervalos de tiempo de ensayo,


basados en criterios estadísticos para cada atributo
examinado a fin de asegurar la validez de la estabilidad.
b) Condiciones de almacenamiento, para las muestras
sometidas a análisis.

c) Métodos de ensayos específicos, confiables y serios.


d) Los ensayos deben realizarse en los mismos envases en que
el producto será comercializado.
e) En aquello productos para reconstitución, los ensayos deben
efectuarse tanto en el producto no reconstituido como en el
producto reconstituido, tal como lo señala la etiqueta.

2.- Los estudios se realizarán en un número adecuado de lotes para


determinar el apropiado periodo de eficacia, y los datos obtenidos
deberán quedar consignados en formularios adecuados. Se podrán
emplear estudios de estabilidad acelerados que podrán ser usados para
determinar fechas de expiración tentativas en aquellos casos en que no
se disponga de estudios de estantería, y estas pruebas se estén

175
realizando. Sin embargo, estos valores obtenidos deben necesariamente
ser confirmados por estudios de estabilidad no acelerados.

Estas especificaciones y requisitos establecidos en los textos ya


mencionados, obligan a conocer una serie de conceptos que permitan
diseñar un estudio de estabilidad válido.

La primera pregunta que se hace, es de qué manera se puede


determinar la velocidad de degradación de una droga. Para responder
esta pregunta, se necesita revisar el tema de Cinética de Reacción.

Una reacción orgánica ocurre cuando dos o más moléculas “chocan”


produciendo un reordenamiento de los átomos para formar una o más
moléculas diferentes de las originales; es natural por lo tanto pensar
que la velocidad de la reacción química es proporcional al número de
colisiones. Ya que el número de colisiones es proporcional a la
concentración de las especies reactantes, se puede escribir:

Velocidad = α [ A] x[ B ]

En el caso que la reacción es:

A + B → productos

La velocidad con que se desaparecen A y B, puede ser definida:


− d Ca − d x Cb
= = kCa x Cb
dt dt

176
Suponiendo que la concentración de uno de los reactantes esté en
proporción bastante mayor que el otro reactante, podríamos suponer
que la concentración del que se encuentra en mayor proporción
permanecerá casi constante, por lo que la expresión anterior puede
escribirse:
−d x Ca
= k1 x Ca
dt
Donde : k1 = k x Cb

Esta expresión corresponde a una ecuación de primer orden o pseudo


primer orden.

Si integramos la ecuación desde el tiempo igual a cero y tiempo igual a


t, obtenemos la siguiente ecuación.

Ln [ A] = Ln [ A] − k1 x t o
o

k1
Log [ A] = Log [ A] −
o
x t
2,303
Este tipo de expresión puede ser llevada a gráficos, y de él se puede
determinar el tiempo de degradación y las respectivas constantes:
En el caso en que la concentración de ambas reactantes permanecieran
constantes, la velocidad de reacción podría escribirse de la siguiente
manera:
− d [ A]
= kº
dt

177
Donde: k º = k1 [ A] = k [ A][ B ]

Esta ecuación corresponde a una ecuación de orden cero o pseudo orden


cero.

Integrando esta expresión desde t =o a t = t, obtenemos:


[ A ] = [ A ]º − k º x t

Esta ecuación representa una recta, puede llevarse a gráficos y puede


determinar el tiempo de degradación y las respectivas constantes.

En el caso de sustancias en solución, las cinéticas de degradación son


generalmente de primer orden y de orden cero.

Existen reacciones orgánicas más complejas cuyo tratamiento


matemático es más complejo. Las reacciones orgánicas y sus
velocidades son influenciadas por la temperatura. Este fenómeno se
explica porque al aumentar la temperatura, las moléculas adquieren
mayor movimiento y las probabilidades de choque aumentan. En el
caso de una disminución de la temperatura, ocurrirá el fenómeno
inverso.

Esta influencia de la temperatura está expresada en la ecuación de


Arrhenius:

k = A x e −Ea / RT
La ecuación anterior, puede también expresarse en la forma siguiente:

178
Ea
Logk = LogA − x RT
2,303
Donde:
K = Constante de degradación
A = Constante de frecuencia
Ea = Energía de activación
R= Constante de gases
T= Temperatura absoluta = tº. C+273º

Esta expresión representa una recta y permite conociendo constantes de


degradación a diferentes temperaturas llevarse a un gráfico y
determinar la energía de activación de la reacción en estudio.

Los conceptos mencionados permitirán en muchos casos predecir la


estabilidad de ciertas formas farmacéuticas.

MECANISMOS DE DEGRADACIÓN DE LAS FORMAS FARMACÉUTICA.

Veremos ahora los principales mecanismos de degradación que afectan


a las formas farmacéuticas.
Debido a la gran variedad de los compuestos orgánicos empleados como
drogas, y al hecho que pueden ocurrir complejas mezclas en las formas
farmacéuticas, existe la posibilidad de muchas clases de reacciones de
descomposición o degradación.

En todo caso, una gran mayoría sufre degradación del tipo hidrolítico u
oxidativo.

179
Hidrólisis.- La vía degradativa mas común es del tipo hidrolítico. Los grupos
funcionales mas afectados son los grupos carboxílicos que incluyen los
siguientes tipos:

O O
R – C ═ OR ’ ESTER
║ → ║ ║ → ANHÍDRIDO
R – O - CR
O
O O O
║ → AMIDA ║ ║ → IMIDA
R – C ═ NHR ’ R – C – NH -CR

O
O
║ ANILLO
║ → TIOL ESTER
R–C─C → LACTAMICO
R – C - SR ’
I
(CH2)n - NH

O
O
CLORURO DE ║
║ → ACIDO R – CH ─ C → LACTONA
R – C - Cl
I
(CH2)n - O

O

C─X

Estos grupos sufren ruptura de los enlaces perdiendo propiedades


farmacológicas.

180
Las reacciones de este tipo de vía degradativa, son en general de primer
orden cuando la droga se encuentra en solución, y de orden cero cuando
la droga se encuentra en suspensión.
Los procesos hidrolíticos de drogas en solución, pueden ser
influenciados por diversos factores:

a. pH.- La concentración de H+ o OH- puede afectar notoriamente


la velocidad del proceso degradativo, por lo que se conoce como
catálisis especifica ácido-base.

En estos casos y cuando no se conoce la influencia del pH en la


velocidad de degradación de una droga en solución, especialmente en el
caso de establecer el diseño de una nueva formulación de la droga en
solución en estudio, es necesario realizar lo que conoce como perfil de
pH.

Este estudio consiste en establecer las constantes de degradación a


diversos pH, y luego graficar el pH versus el log de k obtenido. El punto
en el cual se obtenga el menor valor de la constante, se denomina el pH
de máxima estabilidad.

Este valor será muy importante para la nueva formulación y para las
especificaciones de calidad del nuevo producto.
b. Catálisis general Ácido-Base.- No solo los iones H+ y OH− pueden influir
en la velocidad de degradación. Otros iones en solución pueden
incrementar la degradación del fármaco. Este tipo de influencia
se denomina como catálisis general ácido-base.

181
Iones citratos, fosfatos o boratos que se emplean con frecuencia para
tamponar soluciones, pueden producir catálisis general

Por esta razón, y una vez establecido el pH de máxima estabilidad, es


necesario determinar la influencia del tampón y determinando las
constantes de degradación respectivas.

c. Fuerza Iónica.- La cantidad de electrolitos pude influir notoriamente


en la velocidad de degradación de una droga en solución. La
influencia de la fuerza iónica dependerá fundamentalmente de las
cargas de las reactantes.

La fuerza iónica disminuirá la velocidad de reacción de sustancias con


cargas opuestas, aumentará la degradación cuando las cargas sean
similares y tendrá un efecto insignificante en los casos de moléculas
neutras.

d. Constante Dieléctrica del Solvente.- Solventes de constantes dieléctricas


baja, aceleran la degradación de reacciones de iones de cargas
opuestas. Las reacciones entre especies con cargas similares,
son favorecidas por solventes de constante dieléctrica alta.
Todos los factores antes mencionados deben ser tomados en cuenta al
formular una preparación de una droga en solución.

Oxidación.- Las reacciones de oxidación son algunas de las vías más


importantes para producir inestabilidad en los fármacos. Generalmente

182
el oxígeno atmosférico es el responsable de estas reacciones conocidas
como autoxidación. Los mecanismos de reacción son por lo general
complejos, involucrando reacciones de iniciación, propagación,
descomposición y terminación de los radicales libres.

Los productos de oxidación están electrónicamente más conjugados, por


lo que los cambios en las apariencias, como el color y forma de la
dosificación, son un indicio de la degradación de medicamentos.

Cuando se habla de oxidación, no se puede olvidar del proceso inverso,


la reducción. Esto se puede expresar de la siguiente manera:
Forma reducida ← → Forma oxidada + ne-

En un proceso oxidativo, se pierden electrones y en un proceso de


reducción, se ganan electrones.

Una manera de oxidarse en muchas sustancias orgánicas, es transferir


electrones acompañando este proceso, transfiriendo protones. Ejemplo:

HO ═ − OH ▬ O = =O + 2H+ +
2e-

Esto involucra una cesión de H+ al medio, lo que hace que la velocidad


de degradación en muchos casos sea dependiente del pH.

183
La oxidación de muchas sustancias, puede originarse espontáneamente;
este tipo de reacción involucra radicales libres y formación de peróxidos
como productos intermediarios o finales.

El primer paso se denomina periodo de inducción; este periodo depende


de las condiciones del medio.

La reacción se puede expresar así:


RH → R º + H º

El segundo paso es la propagación, y puede ser catalizado por metales


pesados, igual que en el primer paso (Fe y Cu).

R º +O 2 → ROO º
ROO º + RH → ROOH + R º
ROOH → RO º + HO º

Este último paso, se denomina término. Esto ocurre cuando se rompe la


cadena de reacciones.
ROO º + X → Pr oductos no reactivos

X = Un oxidante (sulfito, hidroquinona).

Por lo tanto, es importante conocer, si una droga sufre o no un proceso


oxidativo de degradación en el control de diseño; de esta manera se
puede elegir un proceso tecnológico adecuado para evitar la

184
degradación, y un envasado apropiado que prevenga a la forma
farmacéutica durante su vida útil.

Existen varios métodos de inhibición de la oxidación, tales como:

• Remoción del oxigeno de la formulación,


• Adición de antioxidantes,
• Adición de complejantes y regulación de pH. El pH mas adecuado
está situado generalmente en un rango entre 3 y 4.

Fotólisis.- La luz normal del sol o la de iluminación de interiores puede ser


responsable de la degradación de algunas moléculas de fármacos. Estas
son reacciones que se asocian comúnmente a las de oxidación, ya que la
luz se considera el iniciador, aunque las reacciones de fotólisis no se
restringen sólo a las de oxidación. Los esteroides son los compuestos
que presentan reacciones de fotoinducción en forma más común;

Uno de los ejemplos más conocidos es la fotodegradación del


nitroprusiato de sodio (utilizado para el control de la hipertensión) en
solución acuosa, que al exponerse a la luz normal tiene una vida media
de sólo 4 horas, pero si esta misma solución se protege de la luz, es
estable por un período mayor de un año.

La Fotolisis, es un proceso degradativo que tiene lugar cuando la energía


suministrada por la luz, afecta las moléculas, provocando su
descomposición a través de varias vías.

185
Conocemos que la luz suministra energía de acuerdo a la siguiente
fórmula:
Energia = h.v

Donde:
h = Constante de Planck,
c
v= Frecuencia v =
λ

Mientras menor sea la longitud de onda de la luz incidente, mayor será


la energía absorbida y viceversa.

La energía absorbida por la molécula puede ser suficiente para iniciar


reacciones degradativas de otro tipo, en su mayoría oxidativas, pero la
molécula puede degradarse por roturas de los enlaces químicos.

En un control de calidad de diseño, será necesario estudiar este tipo de


degradación para adecuar el proceso de elaboración a este fenómeno.
Además, el envase del producto debe necesariamente proteger al
fármaco de la luz.

Solvólisis.- Tipo de degradación que involucra la descomposición del


principio activo por una reacción con el solvente presente. En muchos
casos el solvente es agua, pero pueden estar presentes cosolventes
como el alcohol etílico o el propilénglicol. Estos solventes actúan como
agentes nucleofílicos atacando centros electropositivos en la molécula
del fármaco.

186
Las reacciones comunes de solvólisis incluyen compuestos carbonílicos
inestables como los ésteres, lactonas y lactamas (amida cíclica). Las
velocidades de reacción son muy variadas dependiendo del grupo
funcional y complejidad de la molécula, en donde los grupos
sustituyentes pueden causar efectos estéricos, resonancia inductiva y
formación de puentes de hidrógeno.

La reacción de inestabilidad más frecuente se da con los ésteres, sobre


todo cuando están presentes grupos con propiedades ácido-base, como
-NH2, -OH, -COOH.

Deshidratación.- La eliminación de una molécula de agua de la estructura


molecular, incluye agua de cristalización que puede afectar las
velocidades de absorción de las formas dosificadas.

Racemización.- Los cambios en la actividad óptica de una droga pueden


resultar en un decremento de su actividad biológica. Los mecanismos de
reacción involucran, aparentemente, un ión carbonilo intermediario que
se estabiliza electrónicamente por el grupo sustituyente adjunto.

Incompatibilidades.- Las interacciones químicas se dan frecuentemente entre


dos o más componentes de los medicamentos en la misma forma
dosificada o entre los ingredientes activos y un coadyuvante
farmacéutico. Muchas de estas incompatibilidades entre compuestos
tienen relación con el grupo funcional amino.

Degradación Física.

187
Polimorfismo.- A las diferentes formas cristalizadas de un mismo compuesto
se les llama polimorfos. Se preparan por cristalización del fármaco a
partir del uso de solventes y condiciones diferentes. Los esteroides,
sulfonamidas y barbitúricos se distinguen por esta propiedad.

Cada polimorfo puede tener diferencias importantes en cuanto a sus


parámetros fisicoquímicos, como la solubilidad y el punto de fusión. La
conversión de un polimorfo en otro, en una forma dosificada, puede
ocasionar cambios drásticos en el medicamento.

Vaporización.- Algunos fármacos y sus coadyuvantes farmacéuticos poseen


suficiente presión de vapor a temperatura ambiente como para su
volatilización a través de los constituyentes de su envase. Esta es una
de las razones para la pérdida del principio activo. La adición de
macromoléculas como el polietilénglicol y celulosa micro cristalina puede
ayudar a la estabilización de alguno de los compuestos.

Envejecimiento.- Este es un proceso en que los cambios por desintegración


o disolución de las formas dosificadas alteran las propiedades
fisicoquímicas de los ingredientes inertes o el principio activo. Estos
cambios son en función de la edad del medicamento, trayendo consigo
cambios en la biodisponibilidad.

Adsorción.- Las interacciones fármaco-plástico pueden representar serios


problemas cuando las soluciones intravenosas se guardan en bolsas o
viales de cloruro de polivinilo (PVC). Muchos medicamentos como el

188
diazepam, la insulina, entre otros, han presentado gran adsorción al
PVC.

Degradación Biológica.

Muchos medicamentos, especialmente los jarabes y los sueros


glucosados, pueden sufrir degradaciones por fermentación. En el caso
de los jarabes, el ataque lo causan principalmente hongos, y en el caso
de los sueros las levaduras.

Por ejemplo, en las tabletas de levadura de cerveza, puede haber


contaminación con Salmonella y otras bacterias, por lo que tornan
peligrosas por la posible generación de toxinas.

REPROCESAMIENTO DE PRODUCTOS FARMACÉUTICOS

Una vez que se ha cumplido con la fecha de caducidad de los productos


farmacéuticos, deben ser devueltos al fabricante, el cual debe analizar
los lotes para determinar el curso a seguir. En el caso de que se
determine que un lote todavía es útil, se podrá redistribuir después de
verificar el empaque, anotar los nuevos datos del lote y análisis, así
como la nueva fecha de caducidad.

Si los productos no cumplen con las especificaciones podrán ser


reprocesados, de acuerdo a los métodos establecidos por la empresa y
autorizados por las instituciones correspondientes, de manera que
existan análisis que determinen la eliminación de subproductos tóxicos o
indeseables, así como los posibles límites de éstos. Los lotes

189
reprocesados deberán ser reenvasados, empacados y distribuidos con
nuevos números de control por lotes. Los envases y etiquetas deberán
ser nuevos.

Si no es posible realizar el reproceso de manera que se cumplan los


requisitos de efectividad farmacéutica, confiabilidad y seguridad, los
medicamentos se deberán destruir.

Acción Farmacológica. Aunque químicamente equivalentes, los fármacos con


idéntico nombre común pero con marcas diferentes debido a que los
fabrican laboratorios distintos, pueden diferir mucho en su acción
farmacológica, en la que influyen gran cantidad de factores.

Estructura y Actividad. En función del modo de acción farmacológica, los


fármacos se dividen en dos clases principales.

a. Los fármacos inespecíficos estructuralmente son aquellos cuya


acción farmacológica no está directamente subordinada a la
estructura química, excepto en la medida en que tal estructura
afecte las propiedades fisicoquímicas.
b. Los fármacos específicos estructuralmente tienen una acción
biológica que resulta esencialmente de su estructura química,
que deberá adaptarse a la estructura tridimensional de los
receptores del organismo para formar con ellos un complejo. La
actividad de estos fármacos depende directamente de su tamaño,
forma y distribución electrónica.

190
Las propiedades y características que presenta cada grupo funcional que
conforman la molécula de un fármaco son:

1. Grupos Ácidos y Básicos.- Determinan las propiedades fisicoquímicas de


los fármacos y afectan decisivamente sus actividades biológicas.
Los ácidos sulfónicos pueden ser fuertes y estar ionizados, no
pudiendo atravesar membranas celulares y no presentan acción
biológica. Muchas amidas presentan actividad biológica no
específica y corta. Las bases fuertes por tener grupos básicos
protonados son esenciales para la acción farmacológica.
2. Los Grupos Acilantes,- como los esteres, amidas y anhídridos tienen
acción biológica que proviene de la reacción de acilación en que
toman parte.
3. Los Grupos Hidroxilos,- Pueden afectar las respuestas farmacológicas
alterando las propiedades físicas o la reactividad química.
4. Grupos Tiol y Disulfuro .- Los grupos tiol tienen la capacidad de
interconvertirse en disulfuros mediante reacciones de oxidación-
reducción, pueden adicionarse a los dobles enlaces, formar
mercáptidos insolubles con los metales pesados o formar
complejos de adición con el anillo de la piridina de algunas
enzimas.
5. Las Moléculas de Éter.- Son polares por el átomo de oxígeno que es
hidrófilo y los grupos hidrocarbonados que son lipófilos.
6. Los Sulfuros.- son susceptibles de oxidación a sulfóxidos y sulfonas.
7. Grupo Nitro.- Aunque es rara su presencia en productos naturales,
está presente en los de origen sintético. Tiene efectos

191
fisicoquímicos, acción tóxica y terapéutica persistente,
metabolismo especial y efectos farmoquímicos con formación de
quelatos, modificación de quelaciones preexistentes, efectos
isoelectrónicos y polarización de las moléculas.
8. Metales y Grupos Quelantes .- Los metales pesados tienen la propiedad
de unirse a los grupos esenciales de los constituyentes celulares,
cambiando su función fisiológica.

Otros metales son importantes para la función biológica de enzimas.

Métodos de Predicción de la Estabilidad Acelerados.

1. Drogas en Solución y Suspensión.

En esta clase de formulaciones, el estudio de la estabilidad acelerado,


predice en mejor forma y con errores mínimos el período de eficacia. Las
etapas de este estudio pueden dividirse en los siguientes pasos:

1a.- Incubar muestras de la formulación en estudio a tres o mas


temperaturas diferentes mayores que la temperatura ambiente. Estas
temperaturas, deberán permanecer constante en un rango de + 1ºC
1b.- Extraer muestras a intervalos de tiempo apropiado, de tal
manera que aquellas muestras que se encuentren a temperaturas mas
elevadas, el muestreo se hará a intervalos menores.

2.- Determinar la concentración del o los principios activos a tiempo


cero y a los intervalos de tiempo a los cuales son extraídas las

192
muestras. Los análisis se realizarán en sextuplicado a fin de efectuar un
estudio estadístico de los resultados que se obtengan.

3.- Los intervalos de tiempo a los cuales se extraerán las muestras,


serán por lo menos ocho para comprobar el orden de reacción. La
degradación a la temperatura mas elevada debe estar comprendida
entre el 20 % y el 40 % del porcentaje inicial (100 %) como mínimo.

4.- Graficar los resultados obtenidos a las diferentes temperaturas


en un gráfico tiempo versus concentración o log. de concentración,
según sea el orden de reacción aplicando la ecuación de los mínimos
cuadrados.

5.- Determinar las constantes de degradación desde las pendientes


de las curvas a las diferentes temperaturas.

6.- Graficar el inverso de las temperaturas absolutas en estudio,


versus el log. De las temperaturas obtenidas. Extrapolar la recta
obtenida a la temperatura ambiente, y con este dato, obtener la
constante a esa temperatura. Como dato importante, se puede obtener
la energía la constante a la temperatura ambiente.

7.- Obtenida la constante de degradación a temperatura ambiente,


se puede determinar el período de eficacia de la formulación en estudio.

193
Esta clase de estudio de estabilidad acelerado, permite con bastante
exactitud determinar la fecha de expiración de un producto
farmacéutico.

Existen algunas limitaciones, como el no poder efectuar un estudio de


estabilidad acelerado en jarabes a temperaturas elevadas, pues se
produce la caramelización del azúcar y en el caso de las suspensiones,
donde el orden de reacción es cero, se modifica la solubilidad de la
droga a las diversas temperaturas, modificando la constante de pseudo
orden cero. Sin embargo, en este último caso, los errores por este
concepto son de baja incidencia en el período de eficacia estimativo.

2. Formas Farmacéuticas Sólidas .

A pesar de que las formas farmacéuticas sólidas constituyen la gran


mayoría de los productos farmacéuticos, existen muy pocos estudios
sobre velocidad y mecanismos de degradación sobre ellas. Los sistemas
heterogéneos encontrados en estos productos farmacéuticos, son a
menudo difícil de estudiar, y en la mayoría de los casos no reproducibles
como lo estudiado en soluciones homogéneas.
Es por esta razón que en estas circunstancias, tan solo se hablará de
estudios de estabilidad aproximados que pueden servir como una
estimación relativa de período de eficacia de formas farmacéuticas
sólidas o líquidas.

Las premisas básicas en las que se fundamentan estos tipos de estudios


son los a continuación se detallan:

194
1. La mayoría de las reacciones de degradación, obedecen a una
cinética de origen cero o de primer orden.
2. Un valor de Ea entre alrededor de 10 a 20 Kcal. /mol, son
límites razonables y apropiados para la dependencia de la
reacción con respecto a la temperatura.
3. El valor de Ea para la descomposición de la droga, es
constante en el rango de temperatura estudiado.
4. La vida útil de un fármaco, está limitado cuando el contenido de
principio activo decae al 90 % de su valor inicial.

El Método del Q10.

Basándose en la ecuación de Arrhenius, se puede obtener la incidencia


en la velocidad de reacción al variar la temperatura en 10 ºC. Este valor
de Q10 está expresado en un cambio entre los intervalos de
temperatura de 20º C a 30º C.

k ( T +10 ) Ea  1 1
Q 10 = =  − 
kT R  T +10 T 

Los valores obtenidos son 2,3, y 4 para Ea que fluctúan entre 12,2 y
24,5 Kcal/mol.

195
De esta forma, y determinando la vida útil a una o mas temperaturas
elevadas, podremos conocer el rango de vida útil a la temperatura
ambiente.

Por ejemplo, si conocemos la t 90 % de una droga a 70ºC, podremos


conocer el rango de la siguiente manera.

25º C − 70º C = −45º C


− 45
Q − 45 = Q 10
10

Para los rangos 2,3, y 4 se obtendrán los valores siguientes:

1 1 1
2 -4,5 , 3 -4,5 y 4 -4.5 = , y
23 140 512
Dividiendo la constante de degradación obtenida a 70ºC por los
siguientes valores obtendremos el rango de vida útil a la temperatura
ambiente.

Referencias de Caminos de Descomposición.

Este método está basado en la siguiente premisa:

0,1( Aº )
t 90 % = ; para reacciones de orden cero

196
0,105
t 90 % = ; para reacciones de primer orden.
K1

Estos valores son prácticamente iguales, con un error realmente

pequeño, pues: k º = k1 ( Aº )

Se ha elaborado una tabla de valores de t 90 %, versus 1/T, a


temperaturas que fluctúan entre 90 ºC y 25º C, con dos valores
diferentes de Ea, uno de 10 Kcal/mol y otro de 20 Kcal/mol.

Con esta gráfica, se han determinado los tiempos mínimos y máximos


que debe conservar el 90 % de su principio activo las formas
farmacéuticas para conservar un período de eficacia de dos años a las
distintas temperaturas.
Ejemplo:

t (ºC) Máximo Mínimo


45ºC 8,3 meses 2,9 meses
60ºC 4,1 meses 3 semanas
De esta manera el producto a estudiar se incuba a estas temperaturas y
se determina su potencia a los tiempos establecidos. Si el producto
cumple estos límites, se asume un período de eficacia de dos años.

Método de Estudio de Estabilidad de Estantería.

197
En este método de estudio de estabilidad, se deben considerar las
principales variables que pueden afectar al producto farmacéutico, tales
como: temperatura, luz y humedad.

Las muestras son almacenadas en las diferentes condiciones


ambientales, se extraen muestras en períodos apropiados de tiempo, se
analizan y se determinan las otras especificaciones de calidad como
identidad, desintegración, disolución, dureza; etc.

Un período razonable para estos estudios, son 48 meses a


temperaturas y condiciones ambientales establecidas.

Con estos resultados se puede concluir el período de eficacia y las


condiciones de almacenamiento para los productos farmacéuticos. En
estos casos, es necesario realizar el estudio en por lo menos dos lotes
diferentes de fabricación.

Métodos Analíticos Empleados en un Estudio de Estabilidad.

Cualquier estudio de estabilidad puede llegar a conclusiones equivocadas


si el método de cuantificación no es adecuado. La USP. Edición XX por
esta razón ha incluido en la mayoría de los casos, métodos de análisis
que sirvan para el estudio de la estabilidad.

Un método de análisis para realizar un estudio de estabilidad, debe


cumplir ciertos requisitos, los mismos que se resumen en los siguientes:

198
a. Debe ser específico, es decir, debe valorar solo el principio activo
no degradado o solo los productos de degradación.
b. Debe ser de una exactitud y sensibilidad apropiada para el
ensayo.

Fecha de Vencimiento

Es la fecha colocada en la caja o en la etiqueta de un medicamento y


que identifica el tiempo en el que el preparado habrá de mantenerse
estable, si se lo almacena bajo las condiciones recomendadas , luego de la
cual no debe ser utilizado.

La fecha de vencimiento es una aplicación e interpretación directa de los


conocimientos obtenidos a partir de estudios de estabilidad. La fecha de
vencimiento se expresa en mes y año. Debe aparecer en el recipiente
inmediato del producto y en la caja externa para venta al público;
Siempre debe estar presente.

Cuando se envasan recipientes de dosis únicas en cajas individuales de


cartón, la fecha de vencimiento puede colocarse en la caja y no en el
envase inmediato del producto.

Si un producto seco se debe reconstituir en el momento de


administrarlo, se asignan fechas de vencimiento tanto a la mezcla seca
como al producto reconstituido.

La fecha de vencimiento denota el último día del mes en el cual el


producto podrá ser utilizado, o sea, si vence en agosto de 2009 se

199
puede utilizar solamente hasta el 31 de agosto de ese año, pues se
verían afectadas varias de sus propiedades.

Las propiedades que se pueden alterar una vez que se ha cumplido la


fecha de vencimiento, son:

1. Químicas, cada ingrediente activo puede variar su integridad


química y la potencia declarada.
2. Físicas, se pueden alterarse algunas propiedades físicas originales
como: apariencia, uniformidad, disolución, color.
3. Microbiológicas, también pueden afectarse la esterilidad o la
resistencia al crecimiento bacteriano.
4. Terapéuticas, pueden modificarse los efectos terapéuticos. y,
5. Toxicológicas, se pueden producir cambios en la toxicidad por
formación de productos tóxicos.

Condiciones de Almacenamiento.

• Freezer: es cualquier temperatura mantenida termostáticamente


entre − 25 y −10º C .

• Frío: es cualquier temperatura que no exceda 8ºC.

• Heladera o Refrigerador: es un lugar fresco donde la temperatura se


mantiene termostáticamente entre 2ºC y 8ºC.

• Fresco: se define como cualquier temperatura entre 8ºC y 15ºC.

• Temperatura Ambiente: es la temperatura del área de trabajo.

200
• Temperatura Ambiente Controlada: es la temperatura mantenida
termostáticamente entre 20ºC y 25ºC (rango 15ºC y 30ºC).

• Cálido: es cualquier temperatura entre 30ºC y 40ºC.

• Calor Excesivo: es cualquier temperatura por encima de 40ºC.

Si el congelamiento sometiera a un producto a la pérdida de potencia o


a una alteración destructiva de la forma farmacéutica, el prospecto del
envase debe tener instrucciones apropiadas para proteger al producto
del congelamiento.

Los envases a granel están eximidos de los requerimientos de


almacenamiento si los productos se proponen para fabricación o
reenvasado para venta o distribución.

Cuando en una monografía no se dan instrucciones específicas de


almacenamiento, se entiende que las condiciones de almacenamiento
del producto deben incluir la protección de la humedad, del
congelamiento y del calor excesivo.

Medicamentos Ilegítimos.

Se entiende por medicamentos ilegítimos a aquellos:

• Vencidos.
• Que adulteran la fecha de vencimiento.
• Falsificados.
• No autorizados.

201
• Contrabando de muestras médicas.

Responsabilidades del Farmacéutico.

• Dispensar primero el lote más viejo.


• Almacenar los productos en condiciones adecuadas.
• Observar los productos para detectar cualquier evidencia de
inestabilidad.
• Distribuir los medicamentos y otros insumos en el envase
adecuado y con el cierre correcto.
• Informar y educar al paciente y a los integrantes del equipo de
salud sobre el almacenamiento y el uso de los medicamentos.
• Estipular condiciones de devolución de productos vencidos o
próximos a vencer con los proveedores, de lo contrario deberá
procurar que sean desechados de manera adecuada.

Como debe actuar el Farmacéutico con los Medicamentos Vencidos.

Existen diferentes alternativas:

1. Devolución de los medicamentos caducados o próximos a caducar


a los proveedores según el “Convenio de Devolución de
Medicamentos Vencidos”. En este convenio se establece que los
medicamentos vencidos que se encuentren en la cadena de
comercialización deberán ser reconocidos por el laboratorio titular
del registro para su canje o reconocimiento siempre que no se
hubieren superado los plazos establecidos, de modo contrario las

202
droguerías, las distribuidoras y los laboratorios aceptarán la
devolución de sus productos para su destrucción sin mediar
acreditación o restitución alguna.
2. Aún después de intentar vehiculizar los medicamentos vencidos
por medio de los proveedores, puede ocurrir que algunos de ellos
sigan quedando en la oficina de farmacia.
3. Otras posibilidades se describen más adelante dentro de los
métodos que se emplean para la eliminación de productos
farmacéuticos.

Medicamentos Caducados o no Deseados.

Los fármacos que nunca deben usarse y siempre deben considerarse


desechos son:
1. Todos los medicamentos vencidos.
2. Todos los jarabes o gotas para ojos en recipientes no sellados
(aunque no hayan caducado).
3. Todos los medicamentos que deben manipularse en una cadena
de frío y que la cortaron (por ejemplo: insulina, hormonas de
polipéptidos, gammaglobulina y vacunas).
4. Todos los comprimidos y cápsulas sueltos o a granel. Si no han
caducado, sólo podrán utilizarse si el envase está todavía sellado,
adecuadamente rotulado o dentro de los envases originales.
5. Todos los tubos no sellados de cremas, ungüentos, etc. (aunque
no hayan caducado).

Medicamentos que deben Eliminarse con Métodos Especiales.

203
• Sustancias controladas; por ejemplo, narcóticos, sustancias
psicotrópicas.
• Medicamentos antiinfecciosos.
• Antineoplásicos, medicamentos tóxicos.
• Antisépticos y desinfectantes.

Consecuencias de no desechar los medicamentos de un modo adecuado .

En general, los productos farmacéuticos caducados no representan una


grave amenaza para la salud pública ni para el ambiente si se
almacenan en lugares secos. Pero, la eliminación inadecuada es
peligrosa ya que puede dar lugar a una serie de irregularidades. A
continuación se resumen las principales implicancias para la salud:
• Puede ocasionarse la contaminación del agua potable.
• Los antibióticos, antineoplásicos y desinfectantes no biodegradables
pueden matar las bacterias necesarias para el tratamiento de las
aguas residuales. No deberán desecharse antineoplásicos en vías de
agua porque pueden perjudicar la vida acuática o contaminar el agua
potable. De igual manera, no deberán descargarse grandes
cantidades de desinfectantes en un sistema de alcantarillado o en
vías de agua, a menos que se diluyan muy bien.
• Cuando se queman medicamentos a baja temperatura o en
recipientes abiertos pueden liberarse contaminantes tóxicos a la
atmósfera. En condiciones ideales, esto deberá evitarse.
• La eliminación de medicamentos en condiciones poco eficientes y sin
seguridad, puede provocar que los medicamentos caducados vayan a

204
parar a manos de las personas que buscan en los basureros o de
niños.
• Cuando no se cuenta con lugares adecuados de desecho y personal
capacitado para supervisar la eliminación, y si las preparaciones
farmacéuticas se guardan en su envase original existe el riesgo de
que se revendan. La mejor solución es almacenarlas en tambores e
inmovilizarlas.

Métodos de Desecho.

1. Devolución al fabricante.
2. Incineración a alta temperatura, muy por encima de 1200°C.
3. Incineración a temperatura media (850 °C como mínimo) con
incinerador de dos cámaras. Incineración en hornos de
cemento.
4. Inmovilización.
5. Encapsulación de desechos. (Los productos farmacéuticos se
colocan dentro de un tambor de plástico o acero y luego se
rellena el tambor con cemento. Luego el tambor se deposita
en el fondo del vertedero).
6. Inertización. (Los productos farmacéuticos se separan de los
envases, luego los medicamentos se trituran y se les agrega
una mezcla de agua, cemento y cal. La pasta se transporta
hasta un vertedero y se decanta en los desechos urbanos
normales).
7. Vertederos.
a. Vertedero sanitario diseñado y trazado técnicamente.

205
b. Vertedero diseñado técnicamente.
c. Vertedero abierto no diseñado ni controlado
d. Sistema de alcantarillado.
8. Corrientes rápidas de agua.
9. Quema en recipientes abiertos.
10. Descomposición química.

206
CAPITULO VII

BUENAS PRÁCTICAS DE LABORATORIO (BLP/GLP)

Las Buenas Prácticas de Laboratorio o Good Laboratory Practice


(BLP/GLP), es un conjunto de reglas, de procedimientos operacionales y
prácticas establecidas y promulgadas por determinados organismos
como la (Organization for Economic Cooperation and Development
(OCDE), o la Food and Drug Administration (FDA), etc.), que se
consideran de obligado cumplimiento para asegurar la calidad e
integridad de los datos producidos en determinados tipos de
investigaciones o estudios.

Esto surge debido a que a fines de los años 1969 y 1975 las agencias
reguladoras se enfrentaron con grandes discrepancias en los datos
dirigidos a ellas, obtenidos en distintos laboratorios.

Había caso de laboratorios que no operaban con protocolos y la


información sólo estaba en forma oral, en general los informes eran
incompletos y no contaban con documentos de procedimientos
estandarizados.

Era necesario realizar un mejor trabajo, tanto en el manejo y desarrollo


de estudio de informes como en reportes de los laboratorios.

Las BPL abarcan todos los eslabones de un estudio o investigación, y


para ello se precisa que previamente se haya establecido un "Plan de
Garantía de la Calidad". Para verificar que el Plan se cumple a lo largo

207
de todo el estudio, se precisa de "un sistema planificado de actividades",
cuyo diseño o finalidad es asegurar que el Plan de Garantía se cumple.

Las normas BPL constituyen, en esencia, una filosofía de trabajo, son un


sistema de organización de todo lo que de alguna forma interviene en la
realización de un estudio o procedimiento encaminado a la investigación
de todo producto químico o biológico que pueda tener impacto sobre la
especie humana. Las normas inciden en cómo debe trabajar a lo largo
de todo el estudio, desde su diseño hasta el archivo.

PRINCIPIOS DE BUENAS PRÁCTICAS DE LABORATORIO

Durante la segunda mitad del pasado siglo XX, la Bioquímica, la Biología


Molecular y la Ingeniería Genética han alcanzado un alto grado de
desarrollo, merced al apoyo de la informática, las comunicaciones y los
avances tecnológicos logrados en los diversos dominios de la Ingeniería.

La Universidad Politécnica de Valencia, consciente de su papel en la


sociedad como líder de diversas líneas de investigación en el campo de
la Biotecnología, ha incorporado a su actividad investigadora y docente
muchas técnicas que implican el manejo de agentes biológicos y
sustancias peligrosas. Esta situación comporta diversos riesgos para la
salud de las personas que los manipulan, dependiendo
fundamentalmente de la naturaleza del agente o de la sustancia en
cuestión. Ello obliga tanto a los responsables de los lugares donde se
utilizan como a los propios usuarios directos, a tener un profundo
conocimiento sobre la naturaleza y características de tales factores de
riesgo, con el fin de conservar su salud.

208
Este manual intenta aportar un instrumento útil y de fácil manejo, para
identificar y analizar los riesgos laborales asociados a las distintas
operaciones que se realizan habitualmente en los laboratorios de
biotecnología y de tipo biológico y describir las medidas que deben
implantarse para su prevención y control.

1. EL TRABAJO EN LABORATORIOS.

Como cualquier lugar de trabajo, los laboratorios de biotecnología y


de tipo biológico han de reunir unas condiciones, que si bien pueden
variar notablemente en función de su finalidad (un laboratorio dedicado
a la obtención de antígenos monoclonales difiere de uno destinado a la
mejora genética de vegetales y éste, a su vez, es muy distinto de otro
en el que se realizan investigaciones microbiológicas), todos ellos deben
estar acordes con lo dispuesto en el Real Decreto 486/1997 , de 14
de abril, sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud en los
lugares de trabajo .

Para definir las distintas condiciones ambientales que los laboratorios de


biotecnología y de tipo biológico deben reunir conforme a lo establecido en las
disposiciones legales vigentes, se han tenido en cuenta las actividades
que se realizan en dichas dependencias de la UPV, sobre la base
documental de las actuaciones llevadas a cabo por el Servicio de
Prevención de Riesgos Laborales de la UPV, con el apoyo de las visitas
realizadas a las diferentes instalaciones. A este respecto, se pueden
considerar las siguientes actividades laborales:

209
• Tareas docentes y de administración
• Trabajos de investigación propiamente dichos, incluyendo las
operaciones preparatorias previas, mantenimiento de
equipos, etc.

Seguidamente, pasamos a describir algunos de los aspectos a tener en


cuenta en lo concerniente a orden y limpieza, espacios de trabajo,
ventilación, iluminación, etc., resaltando los matices más relevantes.

1.1. Orden y Limpieza.

Ambos factores deben ser consustanciales con el trabajo, porque un


laboratorio limpio y ordenado significa disponer de lo necesario y en
condiciones óptimas para desarrollar cualquier actividad en todo
momento.

A continuación presentamos algunas directrices generales para


mantener limpia y ordenada el área de trabajo en el laboratorio.

• No sobrecargar las estanterías y zonas de almacenamiento.


• Mantener siempre limpias, libres de obstáculos y debidamente
señalizadas las escaleras y zonas de paso.

• No bloquear los extintores, mangueras y elementos de lucha


contra incendios con cajas o mobiliario.

210
• No dejar botellas, garrafas y objetos en general tirados por el
suelo y evitar que se derramen líquidos por las mesas de
trabajo y el piso.

• Colocar siempre los residuos y la basura en contenedores y


recipientes adecuados.

• Recoger los frascos de reactivos, materiales y útiles de


trabajo al acabar de utilizarlos.

• Limpiar, organizar y ordenar sobre la marcha a medida que


se realiza el trabajo.

• Disponer de un lugar en el puesto de trabajo que resulte


fácilmente accesible, que se pueda utilizar sin llegar a
saturarlo y sin que queden ocultos los útiles y equipos de uso
habitual, así como los manuales de instrucciones.

• Mantener limpio el puesto de trabajo, evitando que se


acumule suciedad, polvo o restos de los productos utilizados.

• Limpiar, guardar y conservar correctamente el material y los


equipos después de usarlos, de acuerdo con las instrucciones
y los programas de mantenimiento establecidos.

• Desechar el material de vidrio roto o con fisuras en el


contenedor apropiado.

211
• En el caso de que se averíe un equipo, informar
inmediatamente al supervisor, evitando utilizarlo hasta su
completa reparación.

• Guardar los materiales y productos, en las zonas de


almacenamiento habilitadas a tal fin.

1.2. Espacios de Trabajo por Trabajador.

Para que puedan darse unas buenas condiciones de orden y limpieza es


necesario también respetar las dimensiones mínimas de los espacios de
trabajo, permitiendo a trabajadores realizar sus actividades sin riesgos
para su seguridad y salud y en condiciones ergonómicas aceptables. Las
dimensiones mínimas que deben reunir tales espacios son las
siguientes:

o Altura desde el suelo hasta el techo: 3 metros.


o Superficie libre por trabajador: 2 metros cuadrados.

o Volumen (cubicaje) no ocupado por el trabajador: 10 metros


cúbicos.

La separación entre los elementos materiales existentes en el


laboratorio deberá ser suficiente para que los trabajadores puedan
realizar su labor en condiciones de seguridad, salud y bienestar.

Cuando el espacio libre de que se disponga en el laboratorio no permita


a los trabajadores la libertad de movimientos requerida para el

212
desarrollo de su actividad, deberá disponerse de un espacio adicional
suficiente en las inmediaciones del puesto de trabajo.

1.3. Temperatura, Humedad y Ventilación.

La exposición de los trabajadores a las condiciones ambientales de los


laboratorios en general no debe suponer un riesgo para su seguridad y
salud, ni debe ser una fuente de incomodidad o molestia. Deben
evitarse:

o Humedad y temperaturas extremas.


o Cambios bruscos de temperatura.
o Corrientes de aire molestas.

o Olores desagradables.

El aislamiento térmico de los locales donde se hallan ubicados los laboratorios debe
adecuarse a las condiciones climáticas propias del lugar.

A modo de resumen, la tabla I muestra las condiciones de temperatura,


humedad y ventilación que, de conformidad con lo establecido en la
legislación vigente (anexo III del Real Decreto 486/1997, 14 de abril)
deben reunir los laboratorios de biotecnología y de tipo biológico
en los que se desarrollan las diferentes actividades que se indicaron en
el apartado 1 del presente manual.

Tabla I. Límites de temperatura, humedad y ventilación, según lo establecido en el anexo III del R.
D. 486/1997.

213
ACTIVIDADES
CONCEPTO LÍMITES
DESARROLLADAS

Temperatura 17 - 27 ºC

Humedad relativa 30 - 70 %
Todos los trabajos
llevados a cabo en los
laboratorios de
Velocidad del aire biotecnología y de tipo 0,25 - 0,50 m/s
biológico consideradas en
el punto 1.

Sistemas de aire
0,25 m/s
acondicionado

Renovación del 30 m3 por hora y


aire trabajador

Mención especial merece el trabajo con cámaras de climatización y


frigoríficas. Aunque, por las características propias del trabajo no sea
habitual que los trabajadores permanezcan en su interior durante
espacios de tiempo prolongados, es preciso tener en cuenta las
siguientes precauciones:

o Considerando las diferencias de temperatura con el exterior, las


personas que deban acceder al interior de dichas cámaras irán
provistas de ropa adecuada, especialmente en aquellas cuya
temperatura es inferior a 0 ºC.
o Las puertas de las cámaras de climatización deben disponer de
un sistema de cierre que facilite la apertura desde su interior. En
ningún caso deberán disponer de cerradura con llave.

214
o Es conveniente que en el exterior de dichas cámaras exista una
señal luminosa que advierta de la presencia de personas en su
interior.

Con independencia de las condiciones de aireación del local, siempre que


sea necesario manipular productos que puedan originar emanaciones de
sustancias peligrosas u olores desagradables, el trabajo en cuestión se
llevará a cabo bajo campana extractora, que deberá ir provista de filtros
adecuados y estar sujeta a un programa de mantenimiento preventivo
acorde a sus características.

Cuando el trabajo se lleve a cabo en invernaderos y especialmente,


cuando se realicen labores de fumigación con plaguicidas, se tendrán en
cuenta las siguientes precauciones:

Precauciones Previas a la Aplicación.

• Disponer de la autorización legal correspondiente (carnet de


manipulador) en función del tipo de aplicación a realizar.
• Elegir el producto adecuado y leer atentamente las instrucciones
de uso contenidas en la hoja de seguridad, respetando las dosis
recomendadas.

• Extremar las precauciones durante la preparación de la mezcla


de los productos a aplicar, ya que se trabaja con principios
activos concentrados y revisar todo el equipo, evitando operar
con aparatos defectuosos.

215
Precauciones Durante la Aplicación.

• Llevar siempre el equipo de protección adecuado que se indica en


la hoja de seguridad del producto, comenzando por utilizar ropa
recién lavada y prendas de protección limpias.
• No comer, beber, fumar, ni mantener alimentos o bebidas en la
zona de trabajo, ni limpiar las boquillas de aplicación soplando.
• Aplicar siempre a favor de las corrientes de aire y evitar que las
personas no ajenas a la aplicación estén en la zona de trabajo.
• Lavarse las manos antes de ir a orinar, ya que muchos de estos
productos se absorben por las mucosas genitales provocando
lesiones.

• Cuando se realice algún descanso, hacerlo siempre fuera de la


zona tratada.

Precauciones Después de la Aplicación.

• Extremar la higiene personal, duchándose y cambiándose de ropa


al terminar el trabajo y separar adecuadamente la ropa de
trabajo de la de calle, evitando que se mezclen. La ropa
contaminada debe guardarse bien cerrada hasta su lavado, que
debe hacerse separada del resto.
• No permanecer ni entrar en la zona tratada hasta, como mínimo,
48 horas después del tratamiento o del tiempo que se especifique
en la etiqueta y señalizar el campo tratado para evitar
accidentes.

216
• Mantener el plaguicida sobrante en su envase original,
almacenado en lugar fresco, seguro y ventilado y fuera del
alcance de personas que desconozcan sus riesgos.

• Ante cualquier malestar que se experimente tras haber aplicado


un plaguicida (dolores de cabeza, náuseas, mareos, vómitos...)
incluso después de 2 ó 3 semanas de la aplicación, acudir
inmediatamente al médico.

1.4 Iluminación.

La iluminación de los laboratorios debe adaptarse a las características


de la actividad que se realiza en ellos, siendo de aplicación lo dispuesto
en el anexo IV del antes mencionado Real Decreto 486/1997, teniendo
en cuenta:

o Los riesgos para la seguridad y salud de los trabajadores,


dependientes de las condiciones de visibilidad.

o Las exigencias visuales de las tareas desarrolladas.

Los distintos tipos de iluminación se utilizarán según las circunstancias,


es decir:

o Siempre que sea posible, los laboratorios deben tener


preferentemente iluminación natural.
o La iluminación artificial debe complementar la natural.

217
o La iluminación localizada se utilizará en zonas concretas que
requieran niveles elevados de iluminación.

Conviene señalar que los requerimientos mínimos de iluminación en


estos locales, recogidos en el citado anexo IV del Real Decreto
486/1997, son los siguientes:

Tabla II. Condiciones Mínimas de Iluminación.

NIVEL MÍNIMO EN
ACTIVIDAD DESARROLLADA
LUX
Todos los trabajos llevados a cabo en los
laboratorios de biotecnología y de tipo biológico
500
consideradas en el punto 1.

Vías de circulación y lugares de paso.


50

Estos niveles mínimos deben duplicarse cuando :

o Existan riesgos apreciables de caídas, choques u otros accidentes


en los locales de uso general y en las vías de circulación.
o Ante la posibilidad de errores de apreciación visual, se generen
peligros para el trabajador que ejecuta las tareas o para terceros.

o Sea muy débil el contraste de luminancias o de color entre el


objeto a visualizar y el fondo sobre el que se encuentra.

218
La distribución de los niveles de iluminación debe ser uniforme, evitando
variaciones bruscas de luminancia dentro de la zona de trabajo y entre
ésta y sus alrededores. Asimismo, hay que evitar los
deslumbramientos :

o Directos: producidos por la luz solar o por fuentes de luz artificial


de alta luminancia.

o Indirectos: originados por superficies reflectantes situadas en la


zona de operación o sus proximidades.

No utilizar fuentes de luz que perjudiquen la percepción de los


contrastes, profundidad o distancia entre objetos dentro de la zona de
trabajo.

Instalar alumbrado de emergencia de evacuación y de seguridad en los


lugares en los que un fallo del alumbrado normal suponga riesgo para la
seguridad de los trabajadores. Por último, los sistemas de
iluminación utilizados no deben originar riesgos eléctricos, de incendio
o de explosión

1.5 Señalización.

En los laboratorios de Biotecnología y de Tipo Biológico , la


señalización contribuye a indicar aquellos riesgos que por su naturaleza
y características no han podido ser eliminados. Considerando los riesgos
más frecuentes en estos lugares de trabajo, las señales a tener en
cuenta son:

219
1.5.1 Señales de Advertencia de un Peligro.

Tienen forma triangular y el pictograma negro sobre fondo amarillo. Las


que con mayor frecuencia se utilizan son:

o Riesgo Eléctrico. Esta señal debe situarse en todos los


armarios y cuadros eléctricos del laboratorio.

o Materias Tóxicas. En aquellos laboratorios en los que se


manipulen sustancias clasificadas como muy tóxicas,
tóxicas, cancerígenas o mutágenas, tales como la
colchicina o la azida sódica, se colocará la señal
indicada en los lugares donde se guarden tales
sustancias.

o Materiales Inflamables . Siempre que se manipule este tipo


de materiales, se utilizará la señal indicada a
continuación.

o Baja Temperatura. Esta señal deberá situarse a la entrada


de las cámaras de climatización y frigoríficas que
trabajen a temperaturas bajas.

220
o Riesgo Biológico. En cumplimiento de lo dispuesto en el
anexo III del Real Decreto 664/1997, 12 de mayo, se
colocará esta señal en todos los laboratorios en los
que se manipulen agentes biológicos de los grupos 2,
3 ó 4.

o Riesgo de Radiaciones Ionizantes. En los laboratorios en que


manipulen isótopos radiactivos, se utilizará la señal
indicada.

1.5.2 Señales de prohibición.

De forma redonda con pictograma negro sobre fondo blanco. Presentan


el borde del contorno y una banda transversal descendente de izquierda
a derecha de color rojo, formando ésta con la horizontal un ángulo de
45º.

o Prohibición de Fumar y de Encender Fuego . Siempre que en el


laboratorio se utilicen materiales inflamables deberá
emplazarse la señal que indica expresamente la
citada prohibición.

1.5.3 Señales de obligación.

221
Son también de forma redonda. Presentan el pictograma blanco sobre
fondo azul. Atendiendo al tipo de riesgo que tratan de proteger, cabe
señalar con más frecuencias en estos lugares de trabajo, las siguientes:

o Protección Obligatoria de la Cara. Se utilizará siempre y


cuando exista riesgo de salpicaduras a la cara y los
ojos, como consecuencia de la manipulación de
productos corrosivos o irritantes.

o Protección Obligatoria de Vías Respiratorias. Esta señal se


colocará en aquellas áreas de trabajo donde se
manipulen productos tóxicos o nocivos susceptibles
de ser inhalados, sin perjuicio de que deban ser
manipulados bajo campana extractora, siempre que
sea posible.

o Protección Obligatoria de las Manos. Esta señal debe exhibirse


en aquellos lugares de trabajo donde se manipulen
productos corrosivos, irritantes, sensibilizantes por
contacto cutáneo o tóxico y nocivo, con posibilidad de
ser absorbidos por la piel.

1.5.4 Señales Relativas a los Equipos de Lucha Contra Incendios.

Son de forma rectangular o cuadrada. Presentan el pictograma blanco


sobre fondo rojo. Las más frecuentes en los laboratorios son las que

222
indican el emplazamiento de extintores y de mangueras para incendios,
es decir:

1.5.5 Otras señales.

En función de las características del local y teniendo en cuenta sus


riesgos específicos, los laboratorios de biotecnología y de tipo
biológico deben exhibir aquellas señales que avisen de la existencia de
tales riesgos.

Conviene recordar también la obligatoriedad de señalizar las salidas de


emergencia y elementos de primeros auxilios (botiquín, duchas de
emergencia, lavaojos, etc.).

223
Por último, otra señalización no menos importante es aquella que
permite identificar las tuberías por el color con que están pintadas, en
función del fluido por ellas transportado, a saber:

FLUIDO TRANSPORTADO COLOR DE IDENTIFICACION


Agua Verde
Aire Azul
Gas Amarillo
Vacío Gris

2. MANIPULACIÓN Y ALMACENAMIENTO DE PRODUCTOS QUÍMICOS.

Para su correcta manipulación y almacenamiento es imprescindible que


el usuario sepa identificar los distintos productos peligrosos, de acuerdo
con lo dispuesto en el Real Decreto 363/1995, de 10 de marzo, por el
que se aprueba el Reglamento sobre declaración de sustancias nuevas y
clasificación, envasado y etiquetado de sustancias peligrosas. Dicho
texto legal ha sufrido diversas modificaciones, la última de las cuales ha
tenido lugar por el Real Decreto 99/2003, de 24 de enero que recoge,
entre otras, las siguientes definiciones:

o Sustancias.- Elementos químicos y sus compuestos en estado


natural o los obtenidos mediante cualquier procedimiento de
producción, incluidos los aditivos necesarios para conservar la
estabilidad del producto y las impurezas que resultan del proceso
utilizado, excluidos los disolventes que puedan separarse sin
afectar la estabilidad ni modificar la composición.

224
o Preparados.- Mezclas o disoluciones compuestas por dos o más
sustancias químicas.

Asimismo, el citado Reglamento distingue las 15 categorías diferentes de


sustancias peligrosas, que se indican en la tabla III.

Tabla III. Clasificación de sustancias peligrosas

• Explosivos • Corrosivos
• Comburentes • Irritantes
• Extremadamente
• Sensibilizantes
inflamables
• Fácilmente
• Carcinógenos
inflamables
• Inflamables • Mutágenos
• Muy tóxicos • Tóxicos para la reproducción
• Peligrosos para el Medio
• Tóxicos
Ambiente
• Nocivos

Para facilitar al usuario la identificación de estas sustancias, el


Reglamento ha previsto la obligatoriedad de poner en el etiquetado unos
símbolos (pictogramas) dibujados en negro sobre fondo amarillo-
naranja, que representan la peligrosidad de cada tipo de productos.

Se distinguen los siguientes pictogramas:

225
Acompañando a los símbolos, se incluyen las indicaciones de peligro
pertinentes, así como la mención de los riesgos específicos en forma de
frases "R" y de consejos de prudencia o frases "S" .

2.1 Identificación de Sustancias y Preparados Peligrosos.

Aunque el Real Decreto 363/1995 hace referencia a sustancias


peligrosas, en su anexo VI se establecen los criterios generales de
clasificación y etiquetado, tanto de sustancias, como de preparados
peligrosos. La elección de símbolos y asignación de frases de riesgo en
función del tipo de sustancia o preparado, se lleva a cabo del siguiente
modo:

2.1.1 Grupo de sustancias y preparados explosivos, comburentes e inflamables

o Sustancias y Preparados Explosivos .- Se les asigna el pictograma y


símbolo "E" y la indicación de peligro "explosivo" , siendo

226
obligatorio además, incluir una frase de riesgo que puede ser,
según la sustancia de que se trate, alguna de las siguientes:
• R2: Riesgo de explosión por choque, fricción, fuego u
otras fuentes de ignición.

• R3: Alto riesgo de explosión por choque, fricción, fuego u


otras fuentes de ignición.
o Sustancias y Preparados Comburentes .- Se les asigna el pictograma y
símbolo "O", así como la indicación de "comburente" , siendo
obligatorio incluir alguna de las frases de riesgo que se indican a
continuación, de conformidad con los resultados de los ensayos
de laboratorio:
• R7: Puede provocar incendios.
• R8: Peligro de fuego en contacto con materias
combustibles.

• R9: Peligro de explosión al mezclar con materias


combustibles.
o Sustancias y Preparados Extremadamente Inflamables .- Este concepto se aplica
a sustancias y preparados cuyo punto de inflamación (P i) es
inferior a 0 ºC (Pi < 0 ºC) y su temperatura o punto de ebullición
(Pe) inferior a 35 ºC. Se les asigna el pictograma y símbolo "F + "
y la indicación de "extremadamente inflamable ", debiendo incluir la
frase:

• R12: Extremadamente inflamable.

227
o Sustancias y Preparados Fácilmente Inflamables .-Concepto aplicable a
sustancias y preparados que, entre otras propiedades, tengan un
Pi comprendido entre 0 y 21 ºC (0 ºC < P i < 21 ºC). Se les
asigna el pictograma y símbolo "F", así como la indicación
" fácilmente inflamable" y la frase:

• R11: Fácilmente inflamable.

o Sustancias y Preparados Inflamables .- No requieren pictograma, si bien


cuando se trate de sustancias y preparados líquidos, cuyo P i sea
igual o superior a 21 ºC e inferior o igual a 55 ºC, se les asigna la
frase:

• R10: Inflamable.

Dependiendo de las características y naturaleza de las sustancias


y preparados de este grupo, pueden asignarse otras frases,
como:

• R4: Forma compuestos metálicos explosivos muy


sensibles.
• R5: Peligro de explosión en caso de calentamiento.
• R7: Puede provocar incendios.
• R15: Reacciona con el agua liberando gases
extremadamente inflamables.
• R17: Se inflama espontáneamente en contacto con el aire.
• R30: Puede inflamarse fácilmente al usarlo.

228
Finalmente, la obligación de poner el pictograma "E" hace que
sea facultativa la inclusión de los pictogramas "F" y "O".

2.1.2 Grupo de Sustancias y Preparados muy Tóxicos, Tóxicos y Nocivos.

Aunque existe una acusada tendencia por parte de muchos usuarios, a


calificar erróneamente como "tóxicas" numerosas sustancias y
preparados peligrosos que, si bien presentan un marcado efecto
agresivo para la salud humana (corrosivo, irritante...), distan mucho de
tener lo que debe conocerse realmente como efectos tóxicos . El Real
Decreto 363/1995, define en su artículo 2º los siguientes conceptos:

• Muy Tóxicos: Sustancias y preparados que por inhalación, ingestión


o penetración cutánea en muy pequeña cantidad pueden
provocar efectos agudos o crónicos e incluso la muerte.
• Tóxicos: Sustancias y preparados que por inhalación, ingestión o
penetración cutánea en pequeñas cantidades pueden provocar
efectos agudos o crónicos e incluso la muerte.

• Nocivos: Sustancias y preparados que por inhalación, ingestión o


penetración cutánea pueden provocar efectos agudos o crónicos
e incluso la muerte.

La aparente ambigüedad de estos conceptos queda completamente


despejada en el anexo VI del citado Real Decreto 363/1995, modificados
por el Real Decreto 99/2003, de 24 de enero, al establecer criterios
cuantitativos de clasificación, basados en parámetros toxicológicos,

229
como la dosis letal 50 (DL50) oral y cutánea y la concentración letal
50 (CL50) inhalatoria, en los términos que se indican en la tabla IV.

Tabla IV. Sustancias y preparados muy Tóxicos, Tóxicos y Nocivos

Clasificació DL50 DL50 CL50 CL50


n de la Oral para Cutánea Inhalatoria Inhalatoria
sustancia o la Rata para Rata Para rata Para rata
Preparado. (mg/kg) o Conejo (mg/lt/4h) ). (mg/lt/4h) ).
(mg/kg) Aerosoles o gases y
partículas vapores
Muy tóxicos < 25 < 50 < 0,25 < 0, 5

Tóxicos 25 - 200 50 - 400 0,25 - 1 0, 5 – 2

Nocivos 200 - 2000 400 - 2000 1-5 2 – 20

Conviene señalar que el concepto dosis letal 50 (DL50) hace referencia


a la cantidad mínima de sustancia, expresada en mg/Kg de peso, capaz
de provocar efectos letales en la mitad de la población de animales de
experimentación escogida para el ensayo (rata, conejo...), por la vía de
entrada en el organismo seleccionada para tal (oral, cutánea, etc.). Por

su parte, la concentración letal 50 (CL50) es un concepto similar,


pero reservado a la vía inhalatoria.

Tras estas consideraciones, la elección de símbolos y asignación de


frases de riesgo para este grupo de sustancias y preparados se realiza
de la siguiente manera:

230
o Sustancias y Preparados muy Tóxicos.- Se les asigna el pictograma y
símbolo "T + ", así como la indicación de peligro "muy tóxico" ,
siendo obligatorio incluir también alguna de las frases de riesgo
que se indican seguidamente, según las características del
producto:
• R26: Muy tóxico por inhalación.
• R27: Muy tóxico en contacto con la piel.
• R28: Muy tóxico por ingestión.
• R39: Peligro de efectos irreversibles muy graves.

o Sustancias y Preparados Tóxicos.- Se les asigna el pictograma y símbolo


"T" y la indicación de peligro "tóxico", debiendo incluirse
también, alguna de las siguientes frases de riesgo:

• R23: Tóxico por inhalación.


• R24: Tóxico en contacto con la piel.
• R25: Tóxico por ingestión.
• R39: Peligro de efectos irreversibles muy graves.

• R48: Riesgo de efectos graves para la salud en caso de


exposición prolongada.

o Sustancias y Preparados Nocivos .- Se les asigna el pictograma y símbolo


"Xn" y la indicación de "nocivo" , incluyendo además, alguna de
las frases de riesgo que a continuación se indican:

231
• R20: Nocivo por inhalación.
• R21: Nocivo en contacto con la piel.
• R22: Nocivo por ingestión.
• R65: Nocivo. Si se ingiere puede causar daño pulmonar.

• R68: Posibilidad de efectos irreversibles.

• A modo de ejemplo, una sustancia o preparado sólido,


que tras los oportunos ensayos de laboratorio respondiera
a las siguientes propiedades:

• DL50 para la rata por vía oral: 100 mg/Kg

• DL50 cutánea para el conejo: 250 mg/Kg

• CL50 inhalatoria para la rata (del aerosol): 0,5 mg/litro/4

horas, se clasificaría como tóxica por ingestión, inhalación y en


contacto con la piel , se identificaría con el símbolo "T" y
debería llevar la siguiente combinación de frases:
R23/24/25 .

Asimismo, una sustancia o preparado líquido cuyas características sean:

• DL50 para la rata por vía oral: 500 mg/Kg


• DL50 cutánea para la rata: 1500 mg/Kg

232
• CL50 inhalatoria para la rata (del vapor): 30 mg/litro/4
horas
se clasificaría como nociva por contacto con la piel y
por ingestión , se identificaría como "Xn" y llevaría la
siguiente combinación de frases: R21/22.

Por último, conviene precisar que la obligación de poner el pictograma


"T" hace que sea facultativa la inclusión de los pictogramas "X" y "C".

2.1.3 Grupo de Sustancias y Preparados Corrosivos, Irritantes y Sensibilizantes.

o Sustancias y Preparados Corrosivos .- Se les asigna el pictograma y


símbolo "C" y la indicación de peligro "corrosivo" , debiendo
incluir alguna de las siguientes frases de riesgo:
• R34: Provoca quemaduras.
• R35: Provoca quemaduras graves.

o Sustancias y Preparados Irritantes.- Se les asigna el pictograma y símbolo


"Xi" y la indicación de "irritante" , incluyendo además, alguna
de las frases de riesgo que se indican:
• R36: Irrita los ojos.
• R37: Irrita las vías respiratorias.
• R38: Irrita la piel.

• R41: Riesgo de lesiones oculares graves.

233
o Sustancias y Preparados Sensibilizantes.- No tienen pictograma propio, si
bien se les asigna el símbolo "Xn", la indicación de peligro
"nocivo" y alguna de las siguientes frases, en función del lugar
donde pueden ejercer su acción agresiva:
• R42: Posibilidad de sensibilización por inhalación.

• R43: Posibilidad de sensibilización en contacto con la piel.

Conviene señalar que la obligación de poner el pictograma "C",


hace que sea facultativa la inclusión del pictograma "X".

2.1.4 Grupo de Sustancias Cancerígenas, Mutágenas y Tóxicas para la Reproducción.

Ninguno de los tipos de sustancias de este grupo tiene pictograma


propio, si bien cabe señalar las siguientes consideraciones:

o Sustancias Cancerígenas.- El Real Decreto 363/1995 clasifica dichas


sustancias en tres categorías:
• Primera Categoría.- Sustancias que, se sabe, son carcinógenas
para el hombre. Se dispone de elementos suficientes para
establecer la existencia de una relación causa-efecto entre
la exposición del hombre a tales sustancias y la aparición
del cáncer.
• Segunda Categoría.- Sustancias que pueden considerarse como
carcinógenas para el hombre. Se dispone de suficientes
elementos de juicio como para suponer que la exposición
del hombre a tales sustancias puede producir cáncer.

234
Dicha presunción se basa en: - Estudios apropiados a
largo plazo en animales. - Otro tipo de información
pertinente.

• Tercera Categoría.- Sustancias cuyos posibles efectos


carcinógenos en el hombre son preocupantes, pero de las
que no se dispone de información suficiente para realizar
una evaluación satisfactoria.

A las sustancias de las categorías primera y segunda se les


asigna el símbolo "T" y alguna de las siguientes frases:
• R45: Puede causar cáncer.

• R49: Puede causar cáncer por inhalación.

En cuanto a las sustancias de tercera categoría, se les asigna el


símbolo "Xn" y la frase:

• R40: Posibles efectos cancerígenos.


o Sustancias Mutágenas.- De modo análogo a las carcinógenas, el Real
Decreto 363/1995 clasifica las sustancias mutágenas en tres
categorías:

• Primera Categoría.- Sustancias que, se sabe, son mutágenas


para el ser humano.
• Segunda Categoría.- Sustancias que pueden considerarse como
mutágenas para el hombre.

235
• Tercera Categoría.- Sustancias cuyos posibles efectos
mutágenos en el hombre son preocupantes. Los
resultados obtenidos en los estudios de mutagénesis son
insuficientes para clasificar dichas sustancias en la
segunda categoría.

A las sustancias de primera y segunda categoría se les asigna el


símbolo "T" y la frase:

• R46: Puede causar alteraciones genéticas hereditarias.

En cuanto a las sustancias de tercera categoría, se les asigna el


símbolo "Xn" y la frase:

• R68: Posibilidad de efectos irreversibles.

o Sustancias Tóxicas para la Reproducción: Estas sustancias se dividen


igualmente en tres categorías:

• Primera Categoría.- Se consideran dos subgrupos:


o Sustancias que perjudican la fertilidad de los seres
humanos. Se les asigna el símbolo "T" y la frase
R60: Puede perjudicar la fertilidad.
- Sustancias que producen toxicidad para el
desarrollo de los seres humanos. Se les asigna el
símbolo "T" y la frase R61: Riesgo durante el
embarazo de efectos adversos para el feto.

236
• Segunda Categoría.- Se dividen en:

o Sustancias que deben considerarse perjudiciales para


la fertilidad de los seres humanos. Se les asigna el
símbolo "T" y la frase R60: Puede perjudicar la
fertilidad.
o Sustancias que deben considerarse como tóxicas para
el desarrollo de los seres humanos. Se les asigna el
símbolo "T" y la frase R61: Riesgo durante el
embarazo de efectos adversos para el feto.

• Tercera categoría: Hay también dos clases:

o Sustancias preocupantes para la fertilidad humana. Se


les asigna el símbolo "Xn" y la frase R62: Posible
riesgo de perjudicar la fertilidad.

o Sustancias preocupantes para los seres humanos, por


sus posibles efectos tóxicos para el desarrollo. Se les
asigna el símbolo "Xn" y la frase R63: Posible riesgo
durante el embarazo de efectos adversos para el feto.

Las sustancias que se acumulen en el organismo y que puedan pasar posteriormente a la leche
materna durante la lactancia podrán etiquetarse con las siguientes frases :

• R33: Peligro de efectos acumulativos.

237
• R64: Puede perjudicar a los niños alimentados con leche materna.

En lo concerniente a preparados conteniendo sustancias cancerígenas,


mutágenas y tóxicas para la reproducción, se les asignará el símbolo "T"
o "Xn" y las frases "R" correspondientes, en función de la concentración
y de la categoría de las sustancias.

2.1.5 Grupo de Sustancias Peligrosas para el Medio Ambiente.

El pictograma relativo a estas sustancias quedó establecido por primera


vez en el Real Decreto 363/1995. A todas las sustancias de este grupo
se les asigna el símbolo "N" y la correspondiente indicación de peligro.
Se distinguen dos subgrupos:

Sustancias Peligrosas para el Medio ambiente Acuático.

Las frases aplicables a este subgrupo son, según los casos:


• R50: Muy tóxico para los organismos acuáticos.
• R51: Tóxico para los organismos acuáticos.
• R52: Nocivo para los organismos acuáticos.

• R53: Puede provocar efectos negativos en el medio


ambiente acuático a largo plazo.

Sustancias Peligrosas para el Medio Ambiente no Acuático.

238
Las frases de aplicación a este subgrupo son:
• R54: Tóxico para la flora.
• R55: Tóxico para la fauna.
• R56: Tóxico para los organismos del suelo.
• R57: Tóxico para las abejas.
• R58: Puede provocar efectos negativos en el medio
ambiente a largo plazo.

• R59: Peligroso para la capa de ozono.

2.2 El Control de Agentes Cancerígenos.

La norma que regula la exposición laboral a tales agentes es el Real


Decreto 665/1997, 12 de mayo, " sobre la protección de los trabajadores contra los
riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos durante el trabajo ",
modificado por el Real Decreto 1124/2000, 16 de junio y
posteriormente, por el 349/2003, 21 de marzo. Dicha norma define
como agente cancerígeno:

• Toda sustancia que, conforme a lo dispuesto en la normativa


vigente sobre notificación de sustancias nuevas y clasificación,
envasado y etiquetado de sustancias peligrosas, cumpla los
requisitos para ser clasificada como cancerígena de primera o de
segunda categoría. La norma en cuestión confiere el mismo
tratamiento legal a las sustancias mutágenas de primera o
segunda categoría.

239
• Un preparado que, a tenor de lo establecido en la vigente
normativa sobre clasificación, envasado y etiquetado de
preparados peligrosos, contenga alguna de las sustancias citadas
en el apartado anterior, que cumpla los criterios para su
clasificación como cancerígeno o mutágeno.
• De igual modo, se entenderá como agente cancerígeno toda
sustancia, preparado o procedimiento que a continuación se cita,
así como toda sustancia o preparado que se produzca durante
tales procesos, es decir:
o Fabricación de auramina.
o Trabajos que supongan exposición a hidrocarburos
aromáticos policíclicos presentes en el hollín, el alquitrán o
la brea de hulla.
o Trabajos que supongan exposición a polvo, humo o
nieblas producidas durante la calcinación y el afinado
eléctrico de las matas de níquel.
o Procedimiento con ácido fuerte en la fabricación de alcohol
isopropílico.
o Trabajos que supongan exposición a polvo de maderas
duras.

De conformidad con lo dispuesto en el artículo 2º del Real Decreto


39/1997, 17 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de los
Servicios de Prevención, el Real Decreto 665/1997, 12 de Mayo,
establece como obligaciones del empresario, entre otras, las siguientes:

o Identificación y evaluación de riesgos

240
o Sustitución de agentes cancerígenos o mutágenos
o Prevención y reducción de la exposición
o Medidas de higiene personal y de protección individual
o Medidas a tomar en caso de exposiciones accidentales o no
regulares
o Vigilancia de la salud de los trabajadores
o Disponer de la documentación preceptiva
o Información a las autoridades competentes
o Información y formación de los trabajadores

o Consulta y participación de los trabajadores

Otra novedad aportada por el Real Decreto 349/2003 consiste en


establecer un cuadro donde se incluyen valores límite de exposición
profesional para tres tipos de sustancias: benceno, cloruro de vinilo y
polvo de maderas duras. En el caso del benceno reduce el valor límite a
1 ppm. Asimismo, tras la derogación de la Orden del 9 de abril de 1986,
por la que se aprueba el Reglamento para la prevención de riesgos y
protección de la salud por la presencia de cloruro de vinilo monómero en
el ambiente de trabajo, mantiene el valor límite de dicho contaminante
en 3 ppm. Finalmente, por lo que concierne al polvo de maderas duras,
fija un valor límite de 5 mg/m3 en calidad de polvo inhalable, para 8
horas de exposición. A modo de resumen, las novedades quedan
reflejadas en la tabla V.

Tabla V. Novedades aportadas por el Real Decreto 349/2003

241
AGENTE CAS VL (ppm) VL(mg/m3
Benceno 71-43-2 1 3,25
Cloruro de vinilo 75-01-4 3 7,77
Polvo de maderas duras 5,00

2.3 Almacenamiento de Productos Químicos

Los principios básicos para conseguir un almacenamiento adecuado y


seguro de los reactivos en los laboratorios en general son los siguientes:

o Reducir las existencias al mínimo.


o Establecer separaciones.
o Aislar o confinar ciertos productos.

o Disponer de instalaciones adecuadas.

2.3.1 Reducción de las Existencias al Mínimo.

Cuando se trata de sustancias peligrosas, la minimización de las


cantidades almacenadas constituye una buena medida preventiva. Ello
supone planificar las existencias de reactivos, de modo que se asegure
su suministro en el momento preciso, lo que exige cursar pedidos al
suministrador con mayor frecuencia y dedicar más tiempo a los registros
de entradas y salidas.

2.3.2 Establecimiento de Separaciones.

242
Por su naturaleza y propiedades, algunas sustancias son incompatibles
entre sí, porque pueden reaccionar de forma violenta. En tales casos,
estas sustancias no deben almacenarse conjuntamente, sobre todo a
partir de determinadas cantidades.

En caso de fuga o incendio, los embalajes podrían resultar dañados y las


sustancias incompatibles podrían entrar en contacto, produciéndose
reacciones peligrosas.

A modo de ejemplo, no deben almacenarse juntos productos


combustibles y oxidantes, porque su contacto provoca reacciones
exotérmicas muy violentas que pueden ocasionar incendios. Tampoco
deben almacenarse productos tóxicos con productos comburentes o
inflamables.

En la figura 1 se muestra un esquema en el que se resumen las


incompatibilidades de almacenamiento de los productos peligrosos.

243
Figura 1. Incompatibilidades de almacenamiento de algunos productos químicos peligrosos

Como medidas de seguridad adicionales hay que tener en cuenta


aquellas que están orientadas a la prevención de incendios, como:

o Prohibición de fumar.
o Prohibición de utilizar llamas abiertas o fuentes de ignición.

o Utilizar únicamente equipos eléctricos autorizados.

2.3.3 Aislamiento o Confinamiento de Ciertos Productos

Ciertos productos requieren no sólo la separación con respecto a otros,


sino el aislamiento del resto, no exclusivamente por los riesgos de un
contacto accidental, sino por sus características fisicoquímicas,
toxicológicas y organolépticas. Entre tales productos cabe señalar los
siguientes:

244
• Inflamables.
• Carcinógenos, mutágenos y tóxicos.

• Pestilentes.

2.3.4 Disposición de Instalaciones Adecuadas.

Estanterías: Cuando vayan a contener productos susceptibles de originar


riesgos de incendio o explosión, se aconseja que sean metálicas,
conectadas equipotencialmente y a tierra.

Armarios Protegidos Contra el Fuego: Tales armarios deben disponer de lo


siguiente:
• Baldas recogevertidos.
• Fondo en forma de cubeta de 5 cm de altura.
• Uniones selladas.
• Conexión a tierra.
• Puertas con tres puntos de anclaje.
• Patas regulables en altura.

• Señal indicando la presencia de productos inflamables.

Armarios Frigoríficos: Deben utilizarse únicamente los especialmente


diseñados para laboratorios, evitando los de uso doméstico.

2.4 Manipulación de Productos Químicos.

245
Las operaciones con productos químicos, como envasado, trasvase,
almacenamiento, etc. deben llevarse a cabo siguiendo unas
instrucciones de trabajo precisas. Estas instrucciones pueden referirse
tanto a un producto concreto, como a una clase de productos que
presentan riesgos similares. De este modo, las instrucciones en cuestión
deben tener en cuenta los siguientes aspectos:

o Zona de trabajo y actividad desarrollada.


o Identificación de la sustancia peligrosa.
o Riesgos para el ser humano y el medio ambiente.
o Medidas de protección y pautas de comportamiento.
o Incompatibilidades de almacenamiento.
o Actuación en caso de peligro.
o Primeros auxilios a aplicar en caso de accidente.

o Condiciones de disposición y eliminación de residuos

Cuando se precise trasvasar un producto químico, cualquiera que sea su


naturaleza, desde un contenedor a otro recipiente más pequeño, se
llevará a cabo con las debidas precauciones. Si el contenedor original
dispone de grifo, se efectuará por gravedad abriéndolo lentamente. Si
no dispusiera de este elemento, se utilizará una bomba de vacío
especialmente diseñada para este fin, quedando terminantemente
prohibido, succionar con la boca para hacer el vacío a través de un tubo.
Una vez trasvasado el producto al recipiente de destino, deberá
etiquetarse éste de igual modo que el envase original. Durante el

246
desarrollo de la operación, se hará uso de los equipos de protección
individual prescritos en la hoja de seguridad.

En el caso de que se produzca un derrame o vertido accidental, se


procederá, en líneas generales, del siguiente modo:

o Si se trata de un sólido, se recogerá por aspiración, evitando el


barrido, ya que podría originar la dispersión del producto por la
atmósfera del laboratorio.

o Si es un líquido, se protegerán los desagües, se tratará con


materiales absorbentes (como la tierra de diatomeas) y se
depositará en recipientes adecuados para eliminarlo como
residuo. Cuando sea necesario, antes de tratarlo con absorbente,
se procederá a su inertización, para lo cual se consultará la ficha
de seguridad correspondiente y en caso de duda, se tratará con
el proveedor.

2.5 Gestión de Residuos.

Se entiende por residuos, aquellos materiales o productos que quedan


inservibles tras realizar una determinada operación. Los residuos de
laboratorio pueden dividirse en dos grandes grupos:

o Restos de Material Fungible , entre los que se encuentran fragmentos de


vidrio roto, frascos vacíos y restos de material de plástico.

247
o Residuos Químicos, que pueden presentarse como restos de reactivos
no utilizados durante la operación y que no deben devolverse al
envase original para no contaminar su contenido y reactivos
caducados.

Centrándonos en los residuos químicos, conviene precisar que la Unión


Europea define tres líneas maestras de actuación que deben seguirse
para su adecuado tratamiento y que básicamente son:

o Minimizar la Generación de Residuos en su Origen. Supone intervenir de modo


preventivo, evitando que se lleguen a producir. Se debe actuar
sobre el consumo, procurando utilizar únicamente la cantidad de
producto requerida para el trabajo a desarrollar.
o Reciclado. Pretende reutilizar el residuo generado, en el mismo o en
otro proceso, en calidad de materia prima.

o Eliminación Segura de los Residuos no Recuperables. Debe llevarse a cabo


siguiendo las indicaciones de la ficha de seguridad o, en caso de
duda, las indicaciones del fabricante y siempre a través de un
gestor autorizado. Como paso previo a la eliminación es esencial
que los residuos se clasifiquen, segreguen y depositen en
contenedores apropiados.

2.5.1 Consideraciones Generales sobre Residuos Químicos.

o Como principio básico, los residuos químicos generados en el


laboratorio no deben eliminarse por el desagüe sin inertizar,

248
aunque sea en pequeñas cantidades. Este principio debe
observarse especialmente cuando se trate de sustancias que
reaccionan violentamente con el agua, como los metales
alcalinos; las tóxicas, incluyendo los derivados de metales
pesados; las corrosivas, como ácidos y álcalis fuertes; las
cancerígenas y mutágenas, y las no biodegradables y peligrosas
para el medio ambiente acuático.
o Si se trata de residuos ácidos o alcalinos, pueden eliminarse por
el desagüe una vez neutralizados, diluyendo con abundante
agua.

o En cualquier caso, consultar las disposiciones legales vigentes,


nacionales, autonómicas y locales sobre esta materia.

2.5.2 Tratamiento de Algunos Residuos Químicos.

A continuación, se recomiendan las medidas a tomar para el tratamiento


de algunos productos químicos en caso de derrame o vertido.

o Ácidos .- Neutralizar con carbonatos o hidróxido de calcio, diluir con


agua y recoger con serrín.
o Álcalis .- Neutralizar con ácido acético o productos específicos
comercializados al efecto, diluir con agua y recoger con serrín.
o Bromuro de Etidio.- Recoger con carbón activo
o Líquidos Inflamables.- Recoger preferentemente con tierra de
diatomeas o carbón activo.

249
o Mercurio.- Recoger con azufre o polisulfuro cálcico. Si se ha
depositado en ranuras, aspirar y recuperar el metal.

o Otros Líquidos no Corrosivos ni Inflamables.- Recoger con serrín.

2.5.3 Recomendaciones de Carácter General sobre Residuos.

o Disponer de información e instrucciones para la eliminación de


los residuos generados en el laboratorio.
o No guardar botellas vacías destapadas.
o No tirar productos químicos a las papeleras, ni papeles o restos
de telas impregnados de tales productos.
o No acumular residuos de ningún tipo en lugares diferentes a los
destinados a este fin.

o Los residuos peligrosos que no puedan inertizarse deberán ser


retirados por un gestor autorizado, de acuerdo con las
disposiciones legales vigentes, recogidas en la Ley 10/2000, 12
de diciembre, de Residuos de la Comunidad Valenciana.

2.6 Fichas de seguridad.

Cuando sea necesario preparar instrucciones de trabajo para la correcta


manipulación de productos químicos o siempre que se precise
información sobre los productos disponibles en el laboratorio, conviene
recurrir a las llamadas fichas de seguridad . Por ello, la existencia de
un inventario actualizado de los productos en uso permite llevar a cabo

250
un estricto control de tales documentos que a su vez, ofrecen la
información necesaria para manipular adecuadamente los productos. En
el anexo I del presente manual se muestra, a modo de ejemplo, la ficha
de seguridad del bromuro de etidio.

La obligación legal de entregar estas fichas al usuario de productos


químicos, por parte del fabricante o importador de tales productos,
viene reseñada en el artículo 13 del Real Decreto 255/2003, 28 de
Febrero. Asimismo, de acuerdo con los preceptos establecidos por el
mencionado Reglamento, la ficha de datos de seguridad debe
redactarse, al menos, en la lengua española oficial del Estado,
incluyendo obligatoriamente los siguientes 16 epígrafes (apartado 5 del
artículo 13):

1. Identificación del preparado y del responsable de su


comercialización.
2. Composición/información sobre los componentes.

3. Identificación de los peligros.

4. Primeros auxilios.

5. Medidas de lucha contra incendios.

6. Medidas que deben tomarse en caso de vertido accidental.

7. Manipulación y almacenamiento.

8. Controles de exposición/protección individual.

251
9. Propiedades físicas y químicas.

10. Estabilidad y reactividad.

11. Informaciones toxicológicas.

12. Informaciones ecológicas.

13. Consideraciones sobre la eliminación.

14. Informaciones relativas al transporte.

15. Informaciones reglamentarias.

16. Otras informaciones.

3. OPERACIONES SEGURAS EN LOS LABORATORIOS DE BIOTECNOLOGÍA Y DE TIPO BIOLÓGICO.

En los laboratorios de biotecnología y de tipo biológico se


realizan habitualmente operaciones que comportan diversos riesgos, no
ya por la simple manipulación de productos químicos, sino que implican
además el manejo de material de vidrio y, ocasionalmente, precisan el
aporte de calor o requieren la utilización de botellas de gases a presión.

A continuación, se indican algunas recomendaciones generales y


específicas a tener en cuenta, siempre que se realicen trabajos en este
tipo de laboratorios.

3.1 Recomendaciones Generales durante la Permanencia en el Laboratorio

252
3.1.1 Recomendaciones de Carácter Organizativo.

o La organización del laboratorio referente a distribución de


superficies, instalaciones de aparatos y equipos, procedimientos
de trabajo, etc., debe estudiarse a fondo, procurando mantener
un buen nivel preventivo.
o Nunca debe trabajar una persona sola en el laboratorio,
especialmente cuando realice operaciones de riesgo.
o Debe comprobarse la ventilación general del laboratorio y
mantenerla siempre en perfectas condiciones.
o También deben revisarse periódicamente la instalación eléctrica y
la de gases.
o Realizar periódicamente un inventario de los reactivos para
controlar sus existencias y caducidad y mantener las cantidades
mínimas imprescindibles.
o No utilizar frigoríficos domésticos en el laboratorio.

o Recoger selectivamente los residuos en recipientes apropiados y


retirarlos periódicamente del área de trabajo.

3.1.2 Recomendaciones de Carácter Personal.

o No ingerir alimentos ni bebidas durante la permanencia en el


laboratorio, ni guardarlos en los frigoríficos destinados a material
propio del lugar de trabajo.
o Debe establecerse la prohibición expresa de fumar.
o No pipetear con la boca.

253
o Utilizar los EPIs recomendados para cada trabajo.
o No usar prendas sueltas ni objetos colgantes y llevar el pelo
recogido.

o Es recomendable lavarse siempre las manos al término de una


operación y antes de abandonar el laboratorio.

3.1.3 Recomendaciones de Trabajo.

o Comprobar siempre el etiquetado de frascos de reactivos,


recipientes y botellas.
o Etiquetar adecuadamente los productos preparados en el
laboratorio.
o No reutilizar envases para otros productos ni sobreponer
etiquetas.
o Utilizar la cantidad mínima precisa de reactivos.
o Se debe trabajar en vitrina, siempre que sea posible.
o Cuando sea necesario trasvasar líquidos, hacerlo con cantidades
pequeñas y en las mejores condiciones posibles, evitando
salpicaduras y derrames, y siempre a un recipiente adecuado,
quedando prohibido el uso de botellas de agua, bebidas o
contenedores de alimentos. Si se trata de sustancias inflamables,
el trasvase debe efectuarse lejos de focos de calor, llamas
abiertas o fuentes de ignición. El recipiente conteniendo el
producto trasvasado deberá etiquetarse como el original.
o Al término de una operación, desconectar los aparatos, cerrar los
servicios de agua y gas, limpiar los materiales y equipos, y

254
recogerlos ordenadamente en los lugares destinados al efecto,
así como los reactivos.

o Revisar periódicamente el estado de las instalaciones de


protección colectiva (campanas de gases, duchas y lavaojos de
emergencia, así como el estado de los desagües).

3.2 Precauciones Específicas durante el Desarrollo de Operaciones.

3.2.1 Relativas al Material de Vidrio.

o Examinar el estado de las piezas antes de utilizarlas y desechar


las que estén defectuosas.
o Desechar el material que haya sufrido golpes contundentes,
aunque no se observen fisuras.
o Efectuar el montaje de cada operación con especial cuidado,
evitando que los distintos elementos que intervienen queden
tensionados, empleando los soportes y abrazaderas adecuadas y
fijando todas las piezas según la función a realizar.
o No calentar directamente el vidrio con la llama. Para ello, se
recomienda interponer un material capaz de difundir el calor,
como una rejilla metálica y utilizar preferentemente piezas de
vidrio PYREX.

o Evitar que las piezas queden atascadas colocando una fina capa
de grasa de silicona entre las superficies de vidrio en contacto.

3.2.2 Relativas al Empleo de Fuentes de Calor.

255
El trabajo con llamas abiertas genera riesgos de incendio y explosión
ante la presencia de gases o vapores inflamables en el ambiente donde
se realiza la operación. Para prevenir estos riesgos se recomienda:

o Asegurar una ventilación suficiente en el laboratorio.


o Utilizar encendedores piezoeléctricos para el encendido de
mecheros, evitando el uso de cerillas o encendedores de bolsillo.
o Trabajar con la estanqueidad suficiente, evitando la fuga de los
vapores de materias peligrosas.
o Vigilar la temperatura durante todo el proceso.

o Al terminar una operación, asegurarse del enfriamiento de los


materiales antes de aplicar directamente las manos para
recogerlos.

3.3 Manipulación de Botellas de Gases.

La manipulación de botellas de gases se llevará a cabo únicamente por


personal debidamente entrenada para dicho cometido. La utilización de
estos elementos por personas inexpertas puede comportar riesgos
graves, como fugas de gases tóxicos y nocivos, incendios y explosiones.

Antes de utilizar una botella deberá leerse la etiqueta para asegurarse


de que se trata de la que se pretende usar. En caso de duda sobre su
contenido o forma de utilización, se consultará con el suministrador.
Asimismo, toda botella que tenga caducada la fecha de la prueba

256
periódica, según establece el Reglamento de Aparatos a Presión, será
devuelta al proveedor.

Los grifos de las botellas se abrirán lentamente y de forma progresiva.


En el caso de que se presente alguna dificultad en la apertura, se
devolverá al suministrador, sin forzarla ni emplear herramienta alguna,
ya que existe el riesgo de rotura del grifo, con el consiguiente escape del
gas a presión. No se deben engrasar los grifos de las botellas, ya que
algunos gases, como el oxígeno, reaccionan violentamente con las
grasas, produciendo explosiones.

Si como consecuencia de un golpe accidental, una botella quedase


deteriorada, marcada o presentase alguna hendidura o corte, se
devolverá inmediatamente al suministrador del gas, aunque no se haya
llegado a utilizar.

Cuando se tenga que abrir una botella de gas, se dispondrá la salida del
grifo en posición opuesta al usuario y en ningún caso estará dirigida
hacia las personas que se encuentren en las proximidades. De este
modo, se evitan las proyecciones de gas a presión o de elementos
accesorios, en el caso de fallo o rotura.

Una vez finalizado el trabajo con la botella, se aflojará el tornillo de


regulación y el manorreductor y se cerrará el grifo.

En el caso de que se produjera una fuga en una botella de gas será


necesario intervenir rápidamente, siguiendo los pasos que se indican
(figura 2):

257
o Identificar el gas.
o Aprovisionarse del equipo necesario, que para gases tóxicos,
nocivos o corrosivos deberá ser un equipo de respiración
autónomo.

o Seguir las siguientes pautas:

Figura 2. Pasos a seguir en caso de escape del gas de una botella.

4. OPERACIONES SEGURAS EN LOS LABORATORIOS DONDE SE MANIPULAN AGENTES BIOLÓGICOS.

Los agentes biológicos constituyen un factor de riesgo laboral por su


capacidad de desencadenar enfermedades, tanto profesionales como del
trabajo.

Con el fin de proteger la salud de los trabajadores frente a los riesgos


que se derivan de la exposición a dichos agentes durante el desarrollo
de sus actividades, se publicó el Real Decreto 664/1997, de 12 de mayo,
dentro del marco normativo de la Ley 31/1995, 8 de Noviembre de
Prevención de Riesgos Laborales.

258
4.1 Definición y Clasificación de Agentes Biológicos.

Según el mencionado Real Decreto 664/1997, los agentes biológicos


se definen como: “microorganismos, con inclusión de los genéticamente
modificados, cultivos celulares y endoparásitos humanos, susceptibles
de originar cualquier tipo de infección, alergia o toxicidad”. A su vez, se
entiende como microorganismo, toda entidad microbiológica, celular o
no, capaz de reproducirse o de transferir material genético. Se
consideran cuatro tipos básicos: bacterias, hongos, virus y
parásitos (protozoos, helmintos, etc.). Por su parte, cultivo celular es
el resultado del crecimiento in vitro de células obtenidas de organismos
multicelulares.

En función del riesgo de infección, el Real Decreto 664/1997 clasifica los


agentes biológicos del siguiente modo:

o Agente Biológico del grupo 1.- Aquel que resulta poco probable que cause
una enfermedad en el ser humano.
o Agente Biológico del grupo 2.- Aquel que puede causar una enfermedad
en el ser humano y puede suponer un peligro para los
trabajadores, siendo poco probable que se propague a la
colectividad y existiendo generalmente profilaxis o tratamiento
eficaz.
o Agente Biológico del grupo 3.- Aquel que puede causar una enfermedad
grave en el ser humano y presenta un serio peligro para los
trabajadores, con riesgo de que se propague a la colectividad y
existiendo generalmente una profilaxis o tratamiento eficaz.

259
o Agente Biológico del grupo 4.- Aquel que causando una enfermedad
grave en el ser humano, supone un serio peligro para los
trabajadores, con muchas posibilidades de que se propague a la
colectividad y sin que exista generalmente una profilaxis o
tratamiento eficaz.

Según esta clasificación, el anexo II del Real Decreto en cuestión


presenta una lista de agentes biológicos, de los grupos 2, 3 y 4,
ordenados según los cuatro tipos antes citados, es decir: bacterias,
hongos, virus y parásitos.

4.2 Vías de transmisión.

Las principales de vías de entrada en el organismo de los diferentes


agentes biológicos son:

o Inhalatoria.- Es la de mayor capacidad infectiva. Los agentes


biológicos susceptibles de transmitirse por esta vía se encuentran
habitualmente en forma de aerosoles producidos por
centrifugación de muestras o agitación de tubos y por aspiración
de secreciones (tos, estornudos, etc.).
o Digestiva .- La transmisión por esta vía tiene lugar como
consecuencia de la práctica de malos hábitos de trabajo, como
pipetear con la boca o de actuaciones inadecuadas como beber,
comer y fumar en el lugar de trabajo.

260
o Parenteral, Piel y Mucosas.- Esta vía de transmisión está propiciada por
pinchazos, mordeduras, cortes, erosiones, salpicaduras, etc.

4.3 Especificaciones de los lugares de trabajo en función de los Agentes Biológicos


Manipulados.

Antes de comenzar cualquier actividad relacionada con la manipulación


de agentes biológicos debe realizarse un inventario, a fin de identificar
los agentes utilizados, clasificarlos de acuerdo con el criterio reseñado
en la lista anteriormente citada y establecer las medidas preventivas a
tener en cuenta en función del nivel de contención requerido, lo que se
indicará oportunamente.

Los medios de contención biológica de los laboratorios se orientarán en


función de los cuatro grupos de riesgo citados anteriormente, es decir:

o Nivel de Contención Biológica 1, para microorganismos del grupo de


riesgo 1.
o Nivel de Contención Biológica 2, para microorganismos del grupo de
riesgo 2.
o Nivel de Contención Biológica 3, para microorganismos del grupo de
riesgo 3.

o Nivel de Contención Biológica 4, para microorganismos del grupo de


riesgo 4.

4.4 Manipulación segura de Agentes Biológicos.

261
La manipulación de agentes biológicos comporta unos riesgos, cuya
prevención debe responder a unas estrictas pautas de comportamiento.
Desde la recepción de las muestras, hasta la eliminación de los residuos
generados, todas las operaciones que se realizan en un laboratorio de
estas características deben estar debidamente sistematizadas. Por tales
motivos, presentamos a continuación las directrices a tener en cuenta
en estos lugares de trabajo, con el fin de que las actividades que en
ellos se realizan habitualmente, transcurran en las mejores condiciones
de seguridad posibles.

4.4.1 Recepción de Muestras.

Ante la recepción de una muestra biológica , cualquiera que sea su


naturaleza y el tipo de laboratorio, deberán tomarse las siguientes
medidas preventivas:

• Recoger siempre la muestra con guantes de látex o de silicona.


• Lavarse las manos tras la recogida de la muestra.

• Si se sospecha que la muestra puede contener agentes


infecciosos no esperados, utilizar barbijo o mascarilla y notificarlo
inmediatamente al supervisor del laboratorio y al Servicio de
Prevención de Riesgos Laborales.

4.4.2 Operaciones diversas de laboratorio.

Las medidas preventivas a tomar en la realización de cualquier


operación que se lleve a cabo en un laboratorio de biotecnología o

262
de tipo biológico (cultivos, centrifugaciones, análisis, etc.) son las
siguientes:

o Precauciones generales relativas al local:

• Establecimiento de normas de seguridad en el trabajo en


cada laboratorio, acordes a sus características.

• Implicación de todo el personal del laboratorio en el


cumplimiento de las normas de seguridad que se
dictaminen.

• Acceso limitado al laboratorio, permitiendo la entrada


únicamente al personal autorizado.

• Señalización de riesgo biológico en todas las áreas de los


laboratorios catalogados de nivel de contención 2 en
adelante.

• Limpieza y desinfección diaria de todas las superficies de


trabajo, así como siempre que se produzca un derrame.

• Mantenimiento del laboratorio limpio y ordenado evitando


utilizar los pasillos como almacén. Siempre debe quedar
un espacio libre no inferior a 120 cm para poder evacuar
el local en caso de emergencia.

o Precauciones durante el desarrollo del trabajo:

263
• Evitar el empleo de libros y material de escritorio en el
área de trabajo, ya que el papel contaminado es difícil de
esterilizar.
• Está rigurosamente prohibido pipetear con la boca. El
pipeteo se llevará a cabo con dispositivos especialmente
diseñados al efecto, debiendo entrenarse adecuadamente
al personal para su correcto uso.
• Debe limitarse el uso de agujas hipodérmicas y jeringas,
debiendo utilizarse únicamente las unidades ya montadas.
• No debe volver a ponerse la capucha a las agujas y éstas
no deben ser dobladas ni separadas de la jeringa.
• Las agujas y jeringas usadas, así como los bisturís, deben
desecharse únicamente en contenedores especiales
diseñados para este propósito.
• Cuando se centrifugue material biológico potencialmente
infeccioso deben utilizarse tubos cerrados. La centrífuga
deberá disponer de rotores o cestillos de seguridad que
eviten la formación de aerosoles.
• La rotura accidental de un tubo y su vertido en la cubeta
representa una incidencia importante que debe ser
comunicada inmediatamente al responsable del
laboratorio y al Servicio de Prevención de Riesgos
Laborales, procediendo inmediatamente a la desinfección
segura del equipo.
• No deben utilizarse centrífugas que no dispongan de
sistema de cierre de seguridad, ni manipular tales equipos

264
de forma que puedan abrirse mientras están en
funcionamiento y formar aerosoles.
• Si el laboratorio dispone de ultracentrífugas, es
fundamental llevar a cabo el equilibrado cuidadoso del
rotor.

• Los derrames y accidentes, como cortes y pinchazos,


deben ser informados inmediatamente al responsable del
laboratorio y al Servicio de Prevención de Riesgos
Laborales, y hacerse constar por escrito.

o Reglas de higiene personal:

• Cubrir heridas y lesiones con apósitos impermeables antes


de comenzar el trabajo. Si las lesiones no pueden cubrirse
adecuadamente, no exponerse hasta que curen.
• Retirar anillos y otras joyas.
• Evitar el contacto de la piel con materiales potencialmente
infecciosos. Para ello, cuando se manipulen muestras que
contengan posibles agentes patógenos deberá usarse
guantes de látex o de silicona, que deberán retirarse
siempre antes de salir del área de trabajo.
• Jamás se abandonará el laboratorio con los guantes
puestos ni se cogerá con ellos el teléfono.
• Tras quitarse los guantes, se procederá al lavado de
manos utilizando jabones antisépticos.

265
• Se usarán gafas protectoras y mascarillas faciales si existe
riesgo de salpicaduras o de formación de aerosoles.
• No deberán usarse lentes de contacto.
• No comer, beber o fumar ni aplicarse cosméticos en las
áreas de trabajo. Asimismo, queda prohibido guardar
alimentos o bebidas en las citadas áreas.

• El personal con el cabello largo debe llevarlo recogido.

4.4.3 Transporte de Material Biológico.

Se tendrán en cuenta las siguientes precauciones:

• El transporte de las muestras dentro o entre laboratorios se


realizará de tal modo que, en caso de caída, no se produzcan
salpicaduras.
• Se aconseja llevarlo a cabo en cajas herméticas o neveras
portátiles. Estas cajas o neveras deberán ser rígidas y resistentes
a los golpes, contar con materiales absorbentes en su interior y
de fácil desinfección.
• Se etiquetarán o identificarán de forma oportuna y no podrán ser
utilizadas para otros fines.
• Bajo ningún concepto se transportarán muestras a mano.
• Cuando sea necesario transportar material biológico que pueda
presentar riesgo de infección, se recurrirá a la utilización del
llamado sistema básico de embalaje que se compone de:

266
 Recipiente Primario Estanco, a prueba de filtraciones, etiquetado,
que contiene la muestra. El recipiente debe envolverse en
material absorbente.
 Recipiente Secundario Estanco, a prueba de filtraciones, que
encierra y protege el recipiente primario.

 Recipiente Externo de Envío . Es un paquete que protege el


recipiente secundario y su contenido de los elementos
externos.

4.4.4 Almacenamiento de Muestras Biológicas.

• Las muestras biológicas deben almacenarse en zonas de acceso


restringido, con el fin de minimizar la posibilidad de
contaminación del personal o del ambiente.
• El almacenamiento en congeladores de nitrógeno líquido, debe
realizarse utilizando viales que soporten las bajas temperaturas
del medio sin romperse. En caso de rotura, debe vaciarse el
recipiente, dejar que el nitrógeno líquido se evapore y proceder a
su limpieza.

• Cuando se maneja el material almacenado en este tipo de


congeladores, siempre se deberán utilizar gafas o mascarillas de
protección para evitar salpicaduras de nitrógeno líquido.

4.4.5 Tratamiento de los Residuos Generados por los Laboratorios que Manipulan Agentes
Biológicos.

267
Todos los desechos biológicos tienen que ser descontaminados antes de
su eliminación, debiendo seguirse las normas sobre gestión de residuos
de ámbito nacional, así como las de ámbito autonómico.

Los residuos generados por los laboratorios que manipulan agentes


biológicos responden generalmente a los siguientes tipos:

• Residuos sólidos biológicos asimilables a urbanos.


• Residuos sólidos biológicos especiales.
• Residuos sólidos procedentes de cultivos microbiológicos no
patógenos.

• Residuos biológicos líquidos.

A continuación se indica el tratamiento recomendado para los diferentes


tipos de residuos indicados.

o Residuos Biológicos Asimilables a Urbanos : Habitualmente se trata de


materiales sólidos no cortantes ni punzantes, como papeles,
guantes, plásticos, gasas, etc., contaminados con sangre y
fluidos biológicos.

Para la recogida de estos residuos se recomienda el uso de


bolsas de 220 mg/cm2 de galga, en contenedores de basura
especiales. Su eliminación se efectuará como residuos asimilables
a los urbanos.

268
o Residuos Sólidos Biológicos Especiales : Tienen un potencial infeccioso
superior a los residuos sólidos urbanos. La gestión de estos
residuos se realizará conforme a lo establecido por la Ley
10/1998, 21 de abril y su normativa de desarrollo, así como
según lo dispuesto por las normas legales de ámbito comunitario,
citadas al comienzo de este epígrafe.

En este tipo de residuos se incluyen materiales punzantes y


cortantes como agujas, hojas de bisturí, restos de vidrio roto, etc.,
que han estado en contacto con sangre y fluidos biológicos o con
material procedente de actividades microbiológicas. Estos residuos
especiales deben acumularse separadamente de todos los demás
tipos, en envases exclusivos rígidos, impermeables e interiormente
inaccesibles. Estos envases son de un solo uso y una vez cerrados no
se pueden volver a abrir. Han de mantenerse intactos hasta su
recogida, evitando presiones y golpes que puedan afectar su
integridad durante su almacenamiento o transporte. Su eliminación
final debe realizarse por una entidad autorizada.

o Residuos Sólidos Procedentes de Cultivos Microbiológicos no Patógenos.- Están


constituidos por placas de Petri, tubos de ensayo, matraces, etc.,
que contienen medio sólido de cultivo.

Estos residuos se colocan en bolsas resistentes al autoclave para


su esterilización con este medio. Una vez realizada la operación,
los residuos se recogen por el personal encargado de esta
actividad.

269
o Residuos Biológicos Líquidos .- Se inactivan con lejía de uso doméstico
(hipoclorito sódico al 10%) durante 30 minutos, pudiendo
eliminarse a continuación por el desagüe.

Conviene precisar que el uso indiscriminado de lejía puede


provocar contaminación ambiental. La disolución de lejía
doméstica aquí indicada es suficiente, no debiéndose utilizar
disoluciones más concentradas.

4.5 Elementos de Protección Colectiva.

Constituyen el mejor medio de protección frente a los riesgos que se


derivan de la manipulación de agentes biológicos. Son las llamadas
cabinas de seguridad biológica (CSB), cuya descripción se aborda
seguidamente. Dichas cabinas son cámaras de circulación forzada de
aire que, proporcionan diferentes niveles de protección, en función de
sus especificaciones y diseño. Se clasifican según el nivel y tipo de
protección.

Antes de entrar en el estudio y descripción de estos equipos conviene


distinguir entre las campanas de extracción de gases, las cabinas de
flujo laminar y las cabinas de seguridad biológica.

Las campanas de Gases (o vitrinas extractoras de gases) son recintos


ventilados que capturan los humos y vapores procedentes de la
manipulación de productos químicos en el laboratorio. Si bien

270
constituyen elementos muy útiles en la contención del riesgo químico,
no ofrecen protección alguna frente a riesgos biológicos.

Las cabinas de Flujo Laminar son recintos que disponen de un ventilador para
forzar el paso del aire a través de un filtro HEPA (High Efficiency
Particulate Air) barriendo la superficie de trabajo. El flujo de aire puede
ser vertical u horizontal. Estas cabinas ofrecen protección únicamente al
material que se maneja en su interior, pero nunca al operador, por lo
que no son recomendables para el trabajo en laboratorios de
microbiología. Son de gran utilidad en las llamadas “zonas limpias”.

Las cabinas de Seguridad Biológica.- son recintos ventilados diseñados para


limitar al máximo el riesgo del personal de laboratorio expuesto a
agentes infecciosos. Su finalidad es reducir la probabilidad que tiene una
partícula transportada por el aire, de escapar fuera de la cabina y
contaminar así al trabajador y a su entorno. Algunas de ellas ofrecen
además, protección al material que se manipula en su interior. Las
cabinas de seguridad biológica son equipos de contención muy efectivos
para reducir el posible escape de contaminantes biológicos, lo que
consiguen mediante dos sistemas:

• Las Barreras de Aire.- Permiten que éste fluya en una sola dirección y
a una velocidad constante creando una verdadera "cortina" que
se conoce como flujo de aire laminar, es decir, sin turbulencias.

• Los Filtros .- Tienen como finalidad atrapar las partículas contenidas


en este flujo de aire. Habitualmente se emplean los llamados

271
HEPA, que retienen con una eficacia del 99,97% partículas de
hasta 0,3 micras de diámetro.

Dichas cabinas se dividen en tres categorías:

Clase I, clase II y clase III.

o Cabinas de Clase I. Son cámaras cerradas con una abertura al frente


para permitir el acceso de los brazos del trabajador. El aire
penetra por este frontal, atraviesa la zona de trabajo y sale al
exterior a través de un filtro HEPA. La velocidad del flujo de aire
es de unos 0,40 m/s. Son apropiadas para manipular agentes
biológicos de los grupos 1, 2 ó 3. Estas cabinas no protegen de
una posible contaminación al material con que se trabaja.
o Cabinas de Clase II. Se diferencian de las de clase I en que, además de
proteger al operario y a su entorno, protegen al producto frente a
contaminaciones externas. La superficie de trabajo está barrida
por aire limpio procedente de un filtro HEPA. La salida del aire se
produce a través de otro filtro HEPA. Son equipos válidos para el
manejo de agentes biológicos de los grupos 1, 2 ó 3.

o Cabinas de Clase III. Son recintos herméticos en presión negativa, por


lo que su interior está completamente aislado del entorno. Se
opera en ellas por medio de unos guantes con trampa para
introducir el producto. El aire entra a través de un filtro HEPA y
se expulsa al exterior a través de dos filtros HEPA. Se

272
recomiendan para el manejo de agentes de los grupos 1, 2, 3 ó
4. Son las que ofrecen un mayor nivel de seguridad.

Ejemplos gráficos de estos tipos de cabinas se muestran más adelante


en las figuras 3, 4 y 5, al tratar las medidas preventivas
correspondientes a los distintos niveles de contención.

Hasta el momento, no existe en España legislación alguna que regule los


requisitos que deben cumplir las Cabinas de Seguridad Biológica. La
práctica más habitual consiste en exigir a los proveedores la declaración
CE de conformidad con la norma británica BS 3928.

A continuación se reseñan algunas recomendaciones a tener en cuenta


con estos equipos.

4.5.1 Instalación de una Cabina de Seguridad Biológica.

• Situarla lo más lejos posible de las rejillas de aire acondicionado,


campanas de gases, puertas y zonas de mucho tránsito de
personas, que puedan crear perturbaciones en el flujo laminar.
• Las ventanas del laboratorio han de permanecer siempre
cerradas.
• Debe existir al menos 0,3 m entre la salida de aire de la cabina y
el techo del laboratorio.

• Se instalará sobre una superficie sólida y nunca móvil. Si es


posible, en un recinto cerrado o en una zona de acceso
restringido.

273
4.5.2 Recomendaciones al Comenzar el Trabajo.

• Poner en marcha la cabina durante unos 5 minutos, a fin de


purgar los filtros y la zona protegida.
• Comprobar que el manómetro se estabiliza e indica la presión
adecuada (varía con el modelo de cabina).
• Apagar la luz ultravioleta (si estuviera encendida) y encender la
luz fluorescente.
• Limpiar la superficie de trabajo con un producto adecuado (por
ejemplo, alcohol etílico al 70%).
• Utilizar batas de manga larga con bocamangas ajustadas y
guantes de látex o de silicona, para minimizar el desplazamiento
de la flora bacteriana de la piel hacia el interior del área de
trabajo y proteger las manos y brazos del operador de toda
contaminación.
• Antes de empezar las actividades, situar el material preciso en la
zona de trabajo, para evitar la entrada y salida continua de
material, durante el tiempo que dura la operación.

• Antes de introducir el material en la cabina, proceder a su


descontaminación.

4.5.3 Recomendaciones durante el Desarrollo del Trabajo.

274
• Se aconseja trabajar a unos 5 ó 10 cm por encima de su
superficie y alejado de los bordes.
• Evitar la obstrucción de las rejillas del aire con materiales o
residuos.
• Una vez que haya comenzado el trabajo y sea imprescindible
introducir nuevo material en su interior, se recomienda esperar 2
ó 3 minutos antes de reiniciar la tarea. De este modo, se permite
la estabilización del flujo de aire.
• Evitar las corrientes de aire que perturban la cortina de aire. El
flujo laminar se altera fácilmente por las corrientes de aire
ambientales provenientes de puertas o ventanas abiertas,
movimientos de personas, sistema de ventilación del laboratorio,
etc.
• El movimiento de los brazos y manos en el interior de la cabina
deberá ser lento, con el fin de impedir la formación de corrientes
de aire que alteren el flujo laminar.
• No debe utilizarse el mechero Bunsen, cuya llama crea
turbulencias en el flujo y además puede dañar el filtro HEPA.
• Si se produce un vertido accidental de material biológico, se
recogerá de inmediato, descontaminando la superficie de trabajo
y todo el material que en ese momento se encuentre dentro de la
cabina.

• Nunca debe utilizarse una cabina cuando esté sonando alguna de


sus alarmas.

4.5.4 Recomendaciones al Terminar el Trabajo.

275
• Vaciar la cabina por completo de cualquier material y limpiar su
exterior.
• Limpiar y descontaminar con alcohol etílico al 70% o producto
similar la superficie de trabajo.
• Dejar en marcha la cabina durante al menos 15 minutos.

• Conectar, si fuera necesario, la luz ultravioleta (UV). Conviene


tener presente que la luz UV tiene poco poder de penetración por
lo que su capacidad descontaminante es muy limitada.

4.5.5 Limpieza y Desinfección de las Cabinas de Seguridad Biológica.

La limpieza tiene por objeto eliminar la suciedad adherida a las


superficies. Al limpiar, se elimina también la materia orgánica que sirve
de soporte a los microorganismos, contribuyendo de forma eficaz a la
posterior descontaminación.

• Se llevará a cabo una desinfección completa en los siguientes


casos:
 Si se ha producido un vertido considerable.
 Antes de cualquier reparación.
 Antes de iniciar las revisiones periódicas.
 Siempre que se cambie el programa de trabajo.
 Cuando se sustituyan los filtros HEPA.
 Al cambiarla de lugar, incluso dentro del mismo
laboratorio.

276
• Se realizará mediante el desinfectante que recomiende el
fabricante y en las condiciones indicadas por éste.
• Es conveniente levantar la superficie de trabajo, limpiando y
descontaminando por debajo de ella, una vez a la semana.
• Nunca se debe utilizar la cabina como almacén transitorio de
equipos o materiales de laboratorio. Esta mala práctica conduce
innecesariamente a la acumulación de polvo.

• No introducir en la cabina materiales que emitan partículas con


facilidad, como algodón, papel, madera y cartón.

4.5.6 Mantenimiento de las Cabinas de Seguridad Biológica.

• Limpiar la superficie de trabajo y el resto del interior de la cabina


con periodicidad semanal.
• Comprobar con frecuencia semanal la lectura del manómetro.
• Limpiar mensualmente todas las superficies exteriores con un
paño húmedo, a fin de eliminar el polvo acumulado.
• Revisar con periodicidad mensual el estado de las válvulas
interiores con que vaya equipada.
• Proceder a su certificación por una entidad cualificada, una vez al
año.

• En cualquier caso, seguir las instrucciones del fabricante que


deben figurar en el manual correspondiente.

4.6 Equipos de Protección Individual (EPI)

277
Los equipos de protección individual que pueden ser necesarios en algún
momento en un laboratorio de biotecnología o de tipo biológico son
básicamente:

• Protectores de ojos y cara.


• Protectores de manos.
• Protectores de las vías respiratorias.

• Protectores de la totalidad del cuerpo.

Aunque existen equipos que ofrecen un alto grado de protección, nunca


un EPI debe ser sustituto de una buena práctica de trabajo. Por otra
parte, la utilización de un equipo equivocado puede crear un riesgo
adicional al trabajador al inspirar en éste un falso sentido de seguridad.
Únicamente se utilizarán aquellos equipos de protección individual que
lleven la marca de conformidad CE.

o Protectores de Ojos y Cara. Las lentillas no proporcionan protección


alguna a los ojos, por lo que no se recomienda su utilización
durante el trabajo en los laboratorios de biotecnología y de tipo
biológico. En el caso de que una persona necesitara llevarlas por
prescripción facultativa, estará obligada a llevar también,
siempre que se encuentre expuesta a un riesgo biológico o
químico, unas gafas de seguridad.
o Protectores de las Manos. Los guantes son quizás las prendas de
protección más empleadas, aunque no siempre se siguen

278
correctamente las normas elementales de uso. A este respecto
cabe señalar las siguientes recomendaciones:

• Las manos han de lavarse obligatoriamente al quitarse los


guantes.
• El uso de los guantes debe quedar restringido para las
operaciones frente a las que es necesario protegerse. Es
inadmisible abrir puertas con los guantes puestos y coger
el teléfono.
• Cualquier tipo de guante no protege frente a cualquier
factor de riesgo, lo que significa que es preciso escoger el
modelo según al que se está expuesto. Para protegerse
frente al riesgo biológico son adecuados los guantes de
látex y los de silicona, para aquellas personas alérgicas al
citado material.
o Protectores de las Vías Respiratorias . Las mascarillas en general son útiles
en los laboratorios de biotecnología y de tipo biológico,
especialmente para protección frente a polvo (partículas) y
aerosoles. La máscara, ya sea media máscara o máscara facial,
puede resultar útil en caso de protección frente vertidos
accidentales de consideración. Los diferentes filtros que se
pueden acoplar hay que desecharlos como material contaminado.

o Protectores de todo el cuerpo. Como parte del vestuario de protección


se incluyen las batas, preferiblemente abrochadas a la espalda y
con los puños elásticos, y los delantales. En ocasiones, es

279
conveniente utilizar cubrezapatos. En general, deben tenerse en
cuenta las siguientes recomendaciones:

• El personal de los laboratorios de biotecnología y de tipo


biológico que está en contacto con materiales contaminados
no debe usar en dichos lugares de trabajo su ropa de calle.

• El vestuario que sirve como protección personal no debe salir


nunca del lugar de uso a otros lugares como la biblioteca, la
cafetería o la calle.

• En el ambiente de trabajo no se debe llevar ropa de calle que


aumente la superficie corporal expuesta (pantalones cortos,
sandalias, etc.).

4.7 Medidas de Protección a tener en cuenta en Función del Nivel de Contención del
Laboratorio.

A continuación se indican las medidas preventivas requeridas en los


laboratorios de niveles de contención 1, 2 y 3. Se obvian las
correspondientes a los de nivel 4, por ser estos centros completamente
ajenos a la Universidad.

4.7.1 Medidas Preventivas de Carácter General.

Son de aplicación a cualquier laboratorio, con independencia de su nivel


de contención, pudiendo resumirse del siguiente modo:

280
o Techos, paredes y suelos fáciles de lavar, impermeables a los
líquidos y resistentes a la acción de los productos químicos. Los
suelos deben ser antideslizantes.
o Tuberías y conducciones no empotradas, separadas de las
paredes y evitando los tramos horizontales a fin de no acumular
polvo.
o Superficies de trabajo impermeables y resistentes a los ácidos,
álcalis y disolventes y al calor. Evitar baldosas con juntas de
cemento en las poyatas y calcular unos 2 m lineales por persona.
o Iluminación adecuada y suficiente, que no produzca reflejos ni
deslumbramientos. Por término medio, el nivel de iluminación
recomendado para trabajos de laboratorio es de 500 lux.
o Mobiliario robusto, dejando espacios suficientemente amplios
para facilitar la limpieza.
o Dotación de lavabos con agua corriente dispuestos cerca de la
salida.
o Puertas protegidas contra incendios y provistas de mirillas con
cristal de seguridad de 40 x 23 cm situado a la altura de los ojos.
o Vestuarios, comedores y zonas de descanso fuera de las áreas de
trabajo, con espacios reservados a fumadores.
o Reservar espacio para manejar y almacenar productos
peligrosos, con las debidas condiciones de seguridad.
o Deben existir medios de prevención contra incendios, a fin de
evitar que se inicien y de protección para impedir que se
propaguen. Asimismo, se dispondrá de sistemas de detección de
humos o fuego provistos de alarma acústica y óptica.

281
o La instalación eléctrica será segura y con capacidad suficiente,
siendo aconsejable disponer de un grupo electrógeno de reserva
para alimentar los equipos esenciales en caso de corte del
suministro eléctrico general.
o Disponer de botiquín de emergencia bien provisto, junto con un
manual de primeros auxilios.
o Se recomienda trabajar en depresión y con una renovación de
aire de 60 m3 por persona y hora.
o Evitar conexiones cruzadas entre la red de agua de
abastecimiento al laboratorio y la de agua potable. Esta red
deberá estar protegida contra el reflujo mediante el dispositivo
adecuado.
o Debe reducirse al mínimo posible el número de trabajadores
expuestos.
o Cuando haya riesgo por exposición a agentes biológicos para los
que existan vacunas eficaces, deberán ponerse éstas a
disposición de los trabajadores, informándoles de las ventajas e
inconvenientes de vacunarse.
o Los trabajadores deberán lavarse las manos antes y después de
su trabajo y utilizar el equipo de protección individual necesario
en cada caso.

o Establecer la prohibición expresa de comer, beber, fumar, usar


cosméticos o guardar alimentos o bebidas en el laboratorio.

4.7.2 Medidas Preventivas a tener en cuenta en los Laboratorios de Nivel de Contención 1.

282
Este nivel no requiere dispositivo especial de contención alguno,
debiendo seguirse, no obstante, las recomendaciones generales
indicadas en el epígrafe anterior (4.7.1) además de las que se citan a
continuación:

o No pipetear con la boca. Utilizar dispositivos adecuados.


o Usar guantes siempre que se manipule sangre, material
infeccioso o animales infectados.
o Utilizar batas o uniformes de trabajo, para evitar la
contaminación de la ropa de calle. No utilizar la ropa del
laboratorio fuera de éste (cafetería, biblioteca...).
o Siempre que exista riesgo de salpicaduras, usar la protección
ocular adecuada. Siempre que sea posible, recurrir al uso de
material de plástico en vez de vidrio, a fin de reducir el riesgo de
cortes.
o Debe evitarse el uso de agujas hipodérmicas y de jeringas.
Cuando sea preciso utilizarlas, se recogerán en recipientes que
prevengan los pinchazos accidentales.
o Las superficies de trabajo se descontaminarán, por lo menos, una
vez al día y siempre que se produzca un derrame.
o Todo el personal se lavará las manos después de haber
manipulado material o animales infecciosos, así como al
abandonar el laboratorio.
o El acceso al laboratorio debe estar controlado por su responsable.

o Se pondrá en práctica un programa de lucha contra insectos y


roedores.

283
4.7.3 Medidas Preventivas a tener en cuenta en los Laboratorios de Nivel de Contención 2.

Se aplicarán siempre que se trabaje con agentes biológicos clasificados


en el grupo de riesgo 2. Para ello, se tendrán en cuenta las
recomendaciones generales descritas en el epígrafe 4.3 y las
particulares establecidas para el nivel de contención 1, añadiendo las
siguientes:

Instalación del Laboratorio.

o Disponer de un lavabo en cada unidad, que pueda ser accionado


con el pie o con el codo.
o El laboratorio deberá estar separado del pasillo de circulación
general por un vestíbulo, que servirá a los usuarios para
cambiarse de ropa, ya que debe ser distinta de la habitual.
o El aporte de aire al laboratorio será como mínimo de 60 m3 por
persona y hora. Debe impedirse el arrastre de aire al exterior
para evitar contaminaciones. Las ventanas estarán
herméticamente cerradas.
o Se dispondrá de un autoclave en el propio laboratorio para la
descontaminación de desechos y de material biológicamente
contaminado.

o Ha de haber una sala de reposo para el personal.

Equipo Especial de Contención.

284
Todas las técnicas que puedan producir aerosoles, se realizarán en
cabinas de seguridad biológica de tipos I y II (figuras 3 y 4)
respondiendo a la norma British Standard 5726 o equivalente y
explicando a todos los usuarios su modo de empleo y limitaciones.

Figura 3. Cabina de seguridad Figura 4. Cabina de seguridad


microbiológica de clase I microbiológica de clase II

Técnicas Específicas de Laboratorio.

o Durante las manipulaciones deberán permanecer cerradas las


puertas del laboratorio.
o El personal deberá lavarse las manos después de haber
manipulado el material biológico y antes de abandonar el
laboratorio. Será obligatorio llevar guantes apropiados durante la
realización de trabajos que comporten riesgo de contacto
accidental directo con el material biológico infeccioso.
o El responsable del laboratorio establecerá las reglas y
procedimientos de acceso, prohibiendo la entrada a personas

285
inmunodeprimidas o que tengan un alto riesgo de contraer
infecciones.
o El empleo de agujas hipodérmicas y jeringas queda restringido a
la inyección parenteral y extracción de líquidos de los animales y
de los viales con membrana perforable, debiendo extremarse las
precauciones en su manejo y eliminación. Por ello se utilizará
material de un solo uso y se eliminará en recipientes rígidos
aptos para la esterilización o la incineración.
o Se recomienda el uso de gafas de seguridad, máscara u otros
dispositivos de protección.

o Las puertas de acceso al laboratorio, así como los congeladores y


refrigeradores utilizados para guardar microorganismos del grupo
de riesgo 2, se identificarán con la señal internacional de peligro
biológico:

o Los accidentes que hayan podido ser causa de una evidente


exposición a los agentes infecciosos deben comunicarse
inmediatamente al responsable del laboratorio, debiendo ser
investigados para conocer su alcance y eliminar sus causas.

286
o Se preparará y adoptará un manual de seguridad biológica para
el laboratorio que deberán conocer las personas que prestan allí
sus servicios. También deberán prevenirse de los riesgos a que
están expuestas. La conducta a seguir en caso de accidente
deberá exponerse en un lugar bien visible del laboratorio.

4.7.4 Medidas Preventivas a tener en cuenta en los Laboratorios de Nivel de Contención 3.

Se requerirán cuando se manipulen o se trabaje con agentes biológicos


que puedan causar enfermedad grave en el ser humano y presenten un
serio peligro para los trabajadores. También se aplicará cuando se
trabaje con grandes cantidades o concentraciones elevadas de agentes
biológicos del grupo de riesgo 2, existiendo un peligro grave de difusión
de aerosoles o de infección.

Instalación del Laboratorio.

o El laboratorio tendrá el acceso separado del pasillo de libre


circulación, por un vestíbulo donde el personal se cambiará de
ropa y de zapatos. Un sistema de seguridad impedirá que ambas
puertas se abran simultáneamente.
o Deberá existir un sistema de ventilación que produzca una
presión negativa dentro del laboratorio, estableciéndose una
corriente de aire que vaya desde la zona no contaminada a la
más contaminada, lo que deberá constatarse.

287
o El aire expulsado del laboratorio debe pasar a través de filtros de
alta eficacia para partículas, no pudiendo ser reciclado hacia otra
parte del edificio. Asimismo, el aire extraído de las cabinas de
seguridad biológica será expulsado al exterior del laboratorio,
después de pasar a través de los citados filtros.
o La recirculación del aire del laboratorio sólo se hará después de
haberlo filtrado mediante filtros de alta eficacia comprobados y
certificados.
o Las puertas del laboratorio dispondrán de cierre automático y con
cerradura, aunque desde el interior sean de fácil apertura.
o Se recomienda un interfono para la comunicación con el exterior.

o No habrá conexión al gas de la red ni al sistema de vacío


centralizado.

Equipo Especial de Contención.

El laboratorio estará equipado con cabinas de seguridad biológica de tipo


I, II o III, debiendo utilizarse para todos los trabajos y actividades que
puedan provocar cualquier riesgo a los aerosoles infecciosos. La figura 5
muestra una cabina de seguridad microbiológica de clase III.

288
Figura 5. Cabina de seguridad microbiológica de clase III

Técnicas Específicas de Laboratorio.

o En principio, el número de personas presentes en el laboratorio


no deberá superar al de cabinas de seguridad biológica.
o Ninguna persona debe trabajar sola en el interior del laboratorio.
o Hay que desinfectar todo el material contaminado antes de salir
del laboratorio, ya sea a través del autoclave o bien mediante
productos químicos. Debe preverse la desinfección del local.
o Cuando se manipulen animales o se abran viales susceptibles de
generar aerosoles fuera de las cabinas de seguridad, se utilizará
un equipo de protección respiratoria.
o Cualquier accidente con exposición a agentes infecciosos debe
ser notificado inmediatamente al responsable del laboratorio y al
servicio de prevención.

289
o El responsable del laboratorio debe establecer las normas y
procedimientos de autorización de acceso al recinto de trabajo.
Sólo podrán acceder las personas vacunadas contra los agentes
biológicos existentes y teniendo en cuenta la opinión del servicio
médico. La lista de las personas autorizadas se colocará a la
entrada del nivel de contención biológica 3.
o Los libros, libretas, documentos y demás materiales utilizados en
el laboratorio se desinfectarán antes de salir del recinto.
o En la puerta de acceso al laboratorio de nivel 3 de contención, se
situará la siguiente información:
• Señal internacional de peligro biológico.
• Agente biológico manipulado.
• Nombre del director del laboratorio y de la persona o
personas responsables en su ausencia.

• Cualquier condición especial impuesta a quienes accedan


a la zona de trabajo.

4.8 Consideraciones acerca de la Vigilancia de la Salud del Personal de los Laboratorios


de Biotecnología y de tipo Biológico.

Las actividades que habitualmente se desarrollan en los laboratorios de


biotecnología y de tipo biológico comportan unos riesgos para la salud,
cuya importancia merece una especial atención por parte del área
médica del Servicio de Prevención de Riesgos Laborales de la
Universidad. No obstante, para que dicha área pueda llevar a cabo
eficazmente la vigilancia de la salud del personal de dichos laboratorios,

290
requiere conocer de modo continuo y preciso, los cambios, operaciones
y acontecimientos relevantes que puedan entrañar algún riesgo para la
salud de dicho personal, por lo que cuando se produzca alguna de tales
circunstancias, el responsable del laboratorio deberá notificarla al área
médica del Servicio de Prevención de Riesgos Laborales, con la mayor
brevedad posible.

5. OPERACIONES SEGURAS EN ESTABULARIOS Y EN EL MANEJO DE ANIMALES DE LABORATORIO EN


GENERAL.

Algunos trabajos de investigación requieren el uso y manipulación de


animales como modelos de experimentación. Motivos éticos,
económicos, prácticos y legales exigen reducir el número de individuos
experimentales al mínimo posible optando, siempre que las condiciones
lo permitan, por la utilización de técnicas alternativas (in vitro) que
aporten un nivel de información similar al obtenido con los propios
animales.

Conviene precisar además, que el trabajo con animales comporta una


variada gama de riesgos para los usuarios, dependiendo del propio
animal, así como de la actividad desarrollada con ellos. Golpes,
arañazos, picotazos, mordiscos, etc., que se traducen en contusiones y
heridas, hasta enfermedades transmisibles por parásitos y
microorganismos, de los que los propios animales manipulados pueden
ser portadores, son algunos de los riesgos más frecuentes que se
derivan de su manipulación.

291
Por otra parte, la propia investigación puede requerir la manipulación de
animales previamente infectados, existiendo riesgo de contaminación
biológica, sin olvidar que los propios animales utilizados en tales
experiencias pueden ser vectores naturales de enfermedades infecciosas
y alérgicas, a través de sus secreciones y fluidos biológicos.

5.1 Espacios Destinados a los Animales de Experimentación.

El espacio destinado a los animales de experimentación debe ser


confortable, higiénico y de dimensiones tales que les permita cierta
libertad de movimientos. Asimismo, se les proporcionará agua,
alimentos en cantidad suficiente y adecuada a su especie. Personal
cualificado se encargará de comprobar que las condiciones en que viven
los animales, así como su salud, son correctas. Al final de cada
experimento, debe decidirse si el animal ha de mantenerse con vida o
ser sacrificado mediante métodos que impliquen el mínimo sufrimiento
posible.

El área destinada a la experimentación animal debe disponer de los


siguientes servicios:

o Estabulario.- Es el lugar donde se alojan los animales de forma


permanente. Este espacio debe diseñarse de acuerdo con el tipo
de animales almacenados, del riesgo que representan y con las
medidas de protección correspondientes.

292
o Sala de Cuarentena.- Necesaria para la prevención de posibles
zoonosis. La recepción de nuevos animales no debe suponer un
peligro para los que ya se encuentran en la unidad.
o Salas de Experimentación.- Son los lugares donde se llevan a cabo los
tratamientos. Una de estas salas debe estar equipada para
realizar intervenciones quirúrgicas en condiciones asépticas. Es
también aconsejable disponer de otra para periodos post
operatorios.
o Sala de Limpieza.- Utilizada para lavado de cajas, jaulas y material
diverso.

o Almacén y Vestuario para el Personal.- Debe estar situado en una zona


adyacente.

5.2 Riesgos Derivados de la Manipulación de Animales.

5.2.1 Riesgos Inherentes a los Animales.

Tanto los que se derivan de su comportamiento agresivo o defensivo


(mordiscos, arañazos, picotazos, etc.), como los que provienen de su
capacidad de portar y transmitir enfermedades infecciosas, al personal
que los manipula o a otros animales.

5.2.2 Riesgos Inherentes a las Tareas de Investigación.

293
Derivado del propio tratamiento, como aplicación de vacunas y fármacos
y de la manipulación del instrumental quirúrgico. Por otra parte, cuando
se trata de evaluar el riesgo biológico es fundamental conocer la especie
animal con la que se está investigando, las infecciones que puede
transmitir y la naturaleza de los agentes infecciosos, ya que cuanto más
alejada filogenéticamente sea una especie del ser humano, menor suele
ser el riesgo de transmisión de infecciones.

5.3 Prevención de los Riesgos Derivados del Trabajo con Animales.

Las personas que manipulan animales de experimentación deben estar


debidamente informadas de los riesgos inherentes al trabajo que
realizan y recibir la formación sistemática necesaria en materia de
técnicas, instrumentación, métodos de trabajo y equipos de protección
individual, con el fin de evitar la posibilidad de contraer enfermedades,
así como de impedir la dispersión de los agentes biológicos dentro y
fuera del laboratorio.

Desde el punto de vista estructural, los servicios relacionados con las


instalaciones de los animales, así como los vestuarios y lavabos del
personal, excepto cuando el nivel de seguridad requerido indique lo
contrario, deben hallarse fuera de la unidad animal, pero cerca de ella.

En el trabajo de experimentación con animales, se pueden adoptar los


criterios generales aplicables a los laboratorios y centros de trabajo
donde se manipulan agentes biológicos, teniendo en cuenta el tipo de
microorganismo con el que se trabaja, o puede ser portador el animal y,

294
en consecuencia, aplicando el nivel de seguridad biológica
correspondiente.

6. ACTUACIONES EN CASO DE EMERGENCIA. PRIMEROS AUXILIOS.

La rápida actuación ante un accidente puede salvar la vida de una


persona o evitar el empeoramiento de las posibles lesiones que padezca.
Del mismo modo, y especialmente en el caso de vertidos accidentales de
productos químicos y agentes cancerígenos o biológicos, es importante
poner en marcha inmediatamente medidas de control de la emergencia
que impidan el contacto de estos contaminantes tanto con los
trabajadores del laboratorio como con los equipos externos de
intervención.

Por ello es necesario conocer tanto las actuaciones básicas generales


frente a una emergencia, como las actuaciones específicas frente a
agentes químicos, cancerígenos y biológicos que permitan controlar
adecuadamente la situación.

6.1 Consejos Generales.

1. Mantener la calma para actuar con serenidad y rapidez, dando


tranquilidad y confianza a los afectados y asegurar un
tratamiento adecuado de la emergencia.

2. Evaluar la situación antes de actuar, realizando una rápida inspección


de la situación y su entorno que permita poner en marcha la
llamada conducta PAS (proteger, avisar, socorrer):

295
3. Proteger al accidentado asegurando que tanto él como la persona
que lo socorre estén fuera de peligro. Esto es especialmente
importante cuando la atmósfera no es respirable, se ha producido
un incendio, existe contacto eléctrico o una máquina está en
marcha. Específicamente habrá que proteger a los trabajadores y
a las personas ajenas al laboratorio que puedan acceder a él,
frente a los riesgos derivados de la existencia no controlada a
consecuencia de la situación de emergencia, de agentes
químicos, cancerígenos o biológicos.

4. Avisar de forma inmediata tanto a los servicios sanitarios, como a


los equipos de primera y segunda intervención que se
determinan en el plan de emergencia interior (y el plan de
emergencia exterior en su caso) para que acudan al lugar del
accidente a prestar su ayuda especializada. El aviso ha de ser
claro y conciso, indicando el lugar exacto donde ha ocurrido la
emergencia, las condiciones de especial riesgo que pudieran
concurrir en el laboratorio atendiendo a la existencia de agentes
químicos, cancerígenos y biológicos y las primeras impresiones
sobre la persona o personas afectadas y las precauciones a tener
en cuenta.

5. Socorrer a la persona o personas accidentadas comenzando por


realizar una evaluación primaria. ¿Está consciente? ¿Respira?
¿Tiene pulso? A una persona que esté inconsciente, no respire y

296
no tenga pulso se le debe practicar la Resucitación Cardio-
Pulmonar (RCP).

6. No mover al accidentado salvo que sea necesario para protegerle de


los riesgos aún presentes en el laboratorio.

7. No dar de beber ni medicar al accidentado.

En un lugar bien visible del laboratorio estará disponible toda la


información necesaria para la actuación en caso de accidente o
emergencia: qué hacer, a quién avisar, números de teléfono, tanto
interiores como exteriores (emergencias, servicio de prevención,
mantenimiento, bomberos, director del laboratorio), direcciones y otros
datos que puedan ser de interés en caso de accidente, en especial los
relativos a los agentes de riesgo presentes en el laboratorio y las
normas específicas de actuación.

6.2 ¿Cómo actuar en caso de vertidos?

En caso de vertidos o derrames de productos químicos debe actuarse


con rapidez, recogiendo inmediatamente el producto derramado y
evitando su evaporación y posibles daños sobre las instalaciones. El
procedimiento a emplear está en función de las características del
producto: inflamable, ácido, álcali, mercurio, etc., existiendo
actualmente absorbentes y neutralizadores comercializados. La
información básica sobre el procedimiento de actuación se recoge
en las fichas de seguridad .

297
Si se trata del vertido de un agente cancerígeno, se actuará del mismo
modo teniendo en cuenta las informaciones proporcionadas por la ficha
de seguridad del producto y recogiendo inmediatamente el agente
derramado.

Si se produce el vertido de un agente biológico, se actuará teniendo en


cuenta las precauciones específicas relativas al nivel de contención
correspondiente al grupo de riesgo del agente en cuestión. El
procedimiento a seguir debe estar recogido en el manual de
seguridad del laboratorio, de modo que las medidas a tomar son
responsabilidad exclusiva de éste y bajo ningún concepto del personal
de limpieza.

Los derrames y salpicaduras suelen producirse por pérdidas en los


diferentes envases, generalmente porque estén mal cerrados o por
rotura, vuelco, etc. Son muy frecuentes en la zona de recepción de
muestras.

En líneas generales, la forma de proceder ante un vertido de material


biológico es la siguiente:

o Lavado.- Primero se eliminan los restos de cristal, plástico, agar,


etc. A continuación se lava el espacio donde se ha producido el
vertido con abundante agua y un detergente acuoso y por último,
se inicia la desinfección. Conviene tener presente que cualquier
sustancia orgánica bloquea la capacidad oxidativa del hipoclorito
sódico y la capacidad de actuación de los iodóforos. Por ello,

298
como norma básica, hay que limpiar primero y después
desinfectar.
o Desinfección. Se empleará un desinfectante preferentemente
líquido. Los más útiles en el laboratorio son:
• Hipoclorito Sódico.- Puede aplicarse en suelos, cerámica, etc.
No debe usarse en superficies metálicas. Se utiliza a la
dilución pertinente para conseguir 50000 ppm de cloro
libre. Se vierte haciendo un círculo alrededor del derrame
o mejor sobre papel absorbente y se deja actuar durante
20 minutos.
• Iodóforo.- Se utiliza a la dilución indicada por el fabricante.
Es adecuado para su aplicación en superficies metálicas.
• Alcohol Etílico al 70%.- Debe utilizarse con precaución, teniendo
en cuenta su naturaleza inflamable.

• Productos Detergentes Desinfectantes .- Agentes de fácil manejo, no


corrosivo, no irritante, especialmente activo en presencia
de materia orgánica y que cambia de color cuando deja de
ser activo.

En todos los casos de vertido, se limitará al mínimo el número de


personas expuestas durante la intervención de emergencia y se
asegurará que la entrada de éstas al laboratorio se realiza disponiendo
de la ropa y los equipos de protección individual adecuados e impidiendo
el acceso al resto.

299
Si se han producido salpicaduras o el vertido ha afectado a algún
trabajador, se procederá, con carácter general a lavar abundantemente
con agua la zona afectada (manos, ojos,...) retirando las ropas que
hayan podido ser mojadas por el vertido, e inmediatamente se enviará
al servicio médico.

6.3 ¿Cómo actuar en caso de Atmósfera Contaminada?

La atmósfera de un laboratorio puede ser tóxica, explosiva, cancerígena


o biológicamente peligrosa después de un accidente o incidente, como la
rotura de un frasco, el vertido de un reactivo, la fuga de un gas, etc. Las
acciones generales a llevar a cabo para el control del riesgo son las
siguientes:

o Si el vertido o fuga de un agente químico o cancerígeno ha sido


poco relevante:
• Recogerlo inmediatamente con los medios recomendados
en la ficha de seguridad para evitar su dispersión a la
atmósfera del laboratorio.
• Si se estaba trabajando en una cabina de seguridad
química, mantenerla funcionando para asegurar la
ventilación.
• Ventilar el laboratorio abriendo las ventanas.
o Si el vertido o la fuga de un agente químico, cancerígeno o
biológico ha sido considerable:
• Activar el sistema de emergencia.
• Evacuar al personal del local.

300
• Avisar al equipo de intervención provisto del material de
protección adecuado al riesgo (equipos de protección
respiratoria, ropa de protección, guantes, etc.).

• Apagar todos los aparatos que funcionen con llama si el


producto contaminante es volátil, inflamable o explosivo.

Si la atmósfera contaminada ha producido mareos, dificultad respiratoria


o pérdida de conocimiento deberá actuarse de forma urgente evacuando
a los trabajadores, siempre tras haber activado el sistema de
emergencia.

Si los trabajadores afectados pueden evacuar el local por su propio pie


lo harán hasta alcanzar la salida.

Si existen trabajadores inconscientes, los equipos de intervención


deberán extremar las precauciones protegiéndose del ambiente
contaminado con un equipo de protección respiratoria adecuado y
trasladando a las víctimas a un lugar seguro. A continuación, y una vez
en lugar seguro, se procederá a colocar a los afectados en posición
recostada sobre el lado izquierdo y se valorará su consciencia,
respiración y pulso.

En caso necesario se iniciarán las maniobras de reanimación cardio-


respiratoria hasta la llegada de asistencia sanitaria.

6.4 ¿Cómo actuar en Caso de Incendio?

301
El riesgo de incendio debe estar previsto en el plan de emergencia. Si es
alto y la ocupación del laboratorio elevada, el local debe disponer de dos
salidas con puertas que se abran hacia el exterior para la evacuación
ordenada e inmediata del personal.

Cuando concluya la evacuación del laboratorio, deben cerrarse las


puertas, a no ser que existan indicaciones en sentido contrario por parte
de los equipos de intervención.

El laboratorio debe estar dotado de extintores portátiles adecuados a los


tipos de fuegos posibles, debiendo el personal del laboratorio conocer su
funcionamiento. Los extintores deben estar colocados a una distancia de
los puestos de trabajo que los hagan rápidamente accesibles, no
debiéndose colocar objetos que puedan obstruir dicho acceso.

Los tipos de fuego más frecuentes en los laboratorios de biotecnología y


de tipo biológico son los de clase B, por el uso de productos inflamables
(fundamentalmente disolventes orgánicos) y los de clase C, por la
manipulación de botellas de gases combustibles.

De acuerdo con estas consideraciones, los extintores más


recomendables en los laboratorios de biotecnología y de tipo biológico
son:

o Anhídrido carbónico (dióxido de carbono).- En todos los laboratorios donde


se manipulen líquidos inflamables y existan ordenadores y
aparatos electrónicos de precisión.

302
o Polvo polivalente.- En el resto de dependencias y áreas de
administración y formación.

Conviene tener presente que el agente extintor de un equipo portátil se


consume en 20 segundos, por tanto, si el conato de incendio no se
extingue, aumentan las dificultades de extinción y las pérdidas. Por
estas razones se recomienda la lectura de las etiquetas de los
extintores y tener en cuenta las siguientes normas generales de
utilización en caso de incendio:

o Descolgar el extintor más cercano y apropiado a la clase de


fuego, asiéndolo por la manigueta o asa fija, y colocarlo sobre el
suelo en posición vertical.
o Asir la boquilla de la manguera del extintor y comprobar, en caso
de que exista, que la válvula o disco de seguridad está en una
posición sin riesgo para el usuario. Sacar el pasador o precinto de
seguridad tirando de su anilla hacia afuera.
o Presionar la palanca de la cabeza del extintor y, en caso de que
exista, apretar la palanca de la boquilla realizando una pequeña
descarga de comprobación.

o Dirigir el chorro a la base de las llamas con movimiento de


barrido. En caso de incendio de líquidos, proyectar
superficialmente el agente extintor, efectuando un barrido de
forma tal que la presión de impulsión no disperse el líquido
incendiado. Aproximarse lentamente al fuego hasta un máximo
de 1m.

303
Para el control de pequeños incendios en los laboratorios son
especialmente útiles las mantas ignífugas. Si el fuego prende la ropa de
un trabajador, utilizar también la manta o la ducha de seguridad,
procurando que el desplazamiento sea mínimo para evitar que se aviven
las llamas.

En caso de quemaduras por fuego se deberá, con carácter general:

• Apagar las llamas con una manta ignífuga.


• No quitar la ropa que haya podido quedar pegada a la piel.
• Lavar abundantemente la zona quemada con agua fría durante
unos minutos.
• Colocar un apósito limpio sobre la quemadura.
• No romper las ampollas que se hayan podido formar.
• No aplicar pomadas ni grasas ni desinfectantes sobre la
quemadura.
• No dar bebidas ni alimentos.

• Solicitar ayuda sanitaria.

304