Você está na página 1de 44

UNIVERSIDAD DE ECATEPEC

Elaborado por:
Díaz Pantoja Mariel Alondra
Macias Visueth Mariano

Materia
Seminario de Tesis

Profesor (a)
Lechuga Mendoza Rocío

1
ÍNDICE
Introducción……………………………………………………………............4
Justificación……………………………………………………………………5
CAPÍTULO I.- Estilos de Amor……………………………………………….6
1.1.- Definición de amor……………………………………………...……6
1.2.- Objetos amorosos………………………………………………….…6
1.3.- Tipos de amor…………………………………………………..….…8
1.4.- Teoría de los Estilos de Amor…………………………………….….9
1.5.- Tipos de Estilos de amor………………………………………….….10
1.6.- Tipos de apoyo en los estilos de amor …………………………….…11

CAPÍTULO II.- Infidelidad…………………………………………….…..….11


2.1.- ¿Qué es la pareja?.................................................................................11
2.2.- Componentes de la relación de pareja………………………………..11
2.3.- Definición de Infidelidad……………………………………………..12
2.4.- Niveles de Infidelidad ……………………………………………….12
2.5.- Tipos de Infidelidad…………………………………………….…….13
2.6.- La infidelidad en las diferentes relaciones de pareja…………………15
2.7.- Infidelidad vs Fidelidad………………………………………………16
2.8.- Aspectos psicológicos de la infidelidad………………………….…...23

CAPÍTULO III.- Método y Metodología……………………………….……...25


3.1.- Pregunta de Investigación………………………………….…….…...25
3.2.- Objetivos…………………………………………………….……..…25
3.3.- Variables…………………………………………………….….…….26
3.4.- Hipótesis……………………………………………………….….….26
3.5.- Enfoque………………………………………………………….…...26
3.6.- Alcance………………………………………………………..……26

2
3.7.- Participantes…………………………………………………..……27
3.8.- Escenario………………………………………………………...…27
3.9.- Instrumentos…………………………………………………..……27
3.10.- Materiales………………………………………………….……...27
3.11.- Cartas descriptivas…………………………………………..…….28
3.12.- Resultados …………………………………………………….….30
3.13.- Conclusiones…………………………………………………..… 37
3.14.- Discusión
3.15.- Referencias………………………………………………...……..38

3
INTRODUCCIÓN
El presente trabajo de investigación, pretende identificar si los estilos de amor manejados
por el autor Lee pueden ser una nueva causa en la presentación de la infidelidad, ya que el
tema de la infidelidad pude presentarse por múltiples factores tales como la comunicación de
pareja, la satisfacción sexual etc. Se buscara identificar que la infidelidad puede presentarse
por un diferente factor el cual no se ha dado mucha investigación y puede dar un nuevo
planteamiento y son los estilos de amor que son manejados por Lee por lo cual dicha
investigación se ha estructurado en 3 capítulos, con el fin de obtener un panorama más
amplio del tema a tratar.

De inicio se abordaran conceptos tales como amor, lo que es un tipo de amor y como tal lo
que es un estilo de amor y cuáles son los diferentes estilos de amor que puede tener una
persona ya que estos estilos de amor influye no solo en la forma en que se puede relacionar
con la pareja si no que son un estilo de vida que puede tener una persona y son manejados
por el autor Lee.
Posteriormente se conocerá lo que es la infidelidad, lo que es una pareja y todos los
componentes que pueden ser los causantes de la infidelidad ya que se entiende que la
infidelidad puede presentarse de forma multifactorial de ahí que se mencionaran las causas
por la cual esta se puede presentar en la relación de pareja.
Para finalizar el presente trabajo en el capítulo 3 se presentará el método y la metodología
que se ocupó con fin de demostrar el nuevo postulado el cual como se ha dicho antes consiste
en identificar si existe una posible relación entre los estilos de amor del autor Lee y la
infidelidad.

4
JUSTIFICACIÓN

La presente investigación tiene como objetivo identificar cuál es la relación que existe entre
los estilos de amor que maneja el autor (Lee) en relación con la infidelidad que se presenta
en las parejas de adulos jóvenes de 20 a 25 años de edad del municipio de Ecatepec de
Morelos. Por lo tanto esta investigación aporta nueva información acerca de los aspectos que
influyen en la presencia de la infidelidad dentro de las relaciones de pareja, ya que conocemos
que la infidelidad es un tema muy amplio y llega a presentarse por múltiples factores tales
como la comunicación de pareja o la pérdida del interés en la otra persona, ya sea por
diferentes dimensiones, tanto el ámbito sexual y emocional.

La presente investigación tiene como finalidad identificar si los estilos de amor son un factor
influyente para que las personas sean infieles y a su vez conocer cual estilo de amor llega a
ser más propenso al presentarse la infidelidad en las relaciones de pareja.

5
CAPÍTULO I.- Estilos de Amor

1.1.- Definición de amor


El amor incluye características tales como generosidad, intimidad, admiración, respeto,
confianza, aceptación, unidad exclusividad y otras, dando pie a que sea visto como conducta,
actitud y sentimiento. (Aguilera, 2007).

En cuanto al aspecto conductual, el amor se preocupa por las necesidades de la otra persona
a través de la expresión de aspecto físico y de cuidados para con él. El amor es un
compromiso incondicional y protector entre dos partes que contribuyen mutuamente a su
bienestar y desarrollo (Sternberg, 1996), por lo que también puede ser considerado como
cualquier tipo de comportamiento que acerca a las personas física, emocional, social y
espiritualmente (Díaz-Guerrero, 1994).

Desde el punto de vista cognitivo, de acuerdo con a Aguilera (2007), el amor es la admiración
o la valoración de bondad que implica para sí mismo experimentarlo. Para Valladares (1990)
es la unión fundamental de la organización cognoscitiva, constituida de elementos afectivos
que crean unos códigos subjetivos de reacción, la cual es reflejada a través de la cultura
subjetiva de una persona. De acuerdo con Rivera y Díaz- Loving (2005), el amor está
permeado también por la cultura objetiva del propio hábitat.

Como sentimiento, el amor propone respuestas fisiológicas que surgen ante la presencia del
ser amado y que van integradas con una atribución de actitud favorable ante la persona
estímulo. Delgado (1998) postula que el amor está determinado por el manejo emocional que
facilita una reacción afectiva primaria que se produce por la continuación y consistencia de
las circunstancias de las relaciones y de la expiación inicial. Estos procesos ocurren
internamente como resultado de ciertos mecanismos fisiológicos, pero son influidos por las
decisiones cognoscitivas y las reacciones conductuales del individuo.

1.2.- Objetos amorosos

Erich Fromm (1983) en su Libro “El arte de amar” establece que el amor no es
escencialmente una relación cpn una persona específica; es una actitud, una orientació del
carácter que determina el tipo de relación de una persona como una totalidad, no con un
objeto amoroso. Decir que el amor es una orientación que se refiere a todos y no a uno no
implica, empero, la idea de que no hay diferencias entre los diversos tipos de amor, que
dependen de la clase de objeto que se ama. Los tipos de amor son los siguientes:

6
a) Amor fraternal

Por él se entiende el sentido de responsabilidad, cuidado, respeto y conocimiento con respeto


a cualquier otro ser humano, el deseo de promover su vida. El amor fraternal es el amor a
todos los seres humanos; se caracteriza por su falta de exclusividad. Si he desarrollado la
capacidad de amar, no puedo dejar de amar a mis hermanos. En el amor fraternal se realiza
la experiencia de unión con todos los hombres, de solidaridad humana, de reparación
humana. El amor fraternal se basa en la experiencia de que todos somos uno. Las diferencias
en talento, inteligencia, conocimiento, son despreciables en comparación con la identidad de
la esencia humana común a todos los hombres.

El amor fraternal es un amor entre iguales: pero, sin duda, aun como iguales no siempre
iguales; en la medida en que somos humanos, todos necesitamos ayuda. Sin embargo, el amor
al desvalido, al pobre y al desconocido, es el comienzo del amor fraternal. El amor sólo
comienza a desarrollarse cuando amamos a quienes no necesitamos para nuestros fines
personales.

b) Amor materno

El amor materno es una afirmación incondicional de la vida del niño y sus necesidades. Éste
representa dos aspectos: uno es el cuidado y la responsabilidad absolutamente necesarios
para la conservación de la vida del niño y su crecimiento. El otro aspecto va más allá de la
mera conservación. Es la actitud que inculca en el niño el amor a la vida, que crea en él, el
sentimiento: ¡Es bueno estar vivo, es buena ser una criatura, es bueno estar sobre esta tierra!

El amor materno, en su segunda etapa, hace sentir al niño: es una suerte haber nacido; inculca
en el niño el amor a la vida y no sólo el deseo de conservarse vivo.

El amor maternal por el niño que crece, amor que no desea nada para sí, es quizá la forma de
amor más difícil de lograr, y la más engañosa, a causa de la facilidad con que una madre
puede amar a su pequeño.

c) Amor erótico

El anhelo de fusión completa, de unión con una única otra persona. Por su propia naturaleza,
es exclusivo y no universal; es también, quizá la forma de amor más engañosa que existe.

En primer lugar, se le confunde fácilmente con la experiencia explosiva de enamorarse, el


súbito derrumbe de las barreras que existían hasta ese momento entre dos desconocidos, tal
experiencia de repentina intimidad es, por su misma naturaleza, de corta duración. Cuando
el desconocido se ha convertido en una persona íntimamente conocida, ya no hay más
barreras que superar, ningún súbito acercamiento que lograr. Se llega a conocer a la persona
tan bien amada como uno mismo. O quizá, sería mejor decir tan poco. Si la experiencia de la
otra persona fuera más profunda, si se pudiera experimentar la infinitud de su personalidad,
nunca nos resultaría tan familiar y el milagro de salvar las barreras podría renovarse a diario.

7
Pero para la mayoría de la gente, su propia persona, tanto como las otras, resulta rápidamente
explorada y agotada. Para ellos, la intimidad se establece principalmente a través del contacto
sexual. Puesto que experimentan la separatidad de la otra persona fundamentalmente como
separatidad física, la unión física significa superar la separatidad.

El resultado es que se trata de encontrar amor en la relación con otra persona, con un nuevo
desconocido. Este se transforma nuevamente en una persona intensa, para tornarse otra vez
menos intensa, y concluye en el deseo de una nueva conquista, un nuevo amor siempre con
la ilusión de que el nuevo amor será distinto de los anteriores. El carácter engañoso del deseo
sexual contribuye al mantenimiento de tales ilusiones.

El deseo sexual tiende a la fusión y no es en modo alguno sólo un apetito físico, el alivio de
una tensión penosa. Pero el deseo sexual puede ser estimulado por la angustia de la soledad,
por el deseo de conquistar y ser conquistado, por la vanidad, por el deseo de herir y aun de
destruir, tanto como por el amor. Parecería cualquier emoción intensa, el amor entre otras,
puede estimular y fundirse con el deseo sexual. Como la mayoría de la gente uno el deseo
sexual a la idea del amor, con facilidad incurre en el error de creer que se ama cuando se
desea físicamente. El amor puede inspirar el deseo de la unión sexual; en tal caso, la relación
física hállase libre de avidez, del deseo de conquistar o ser conquistado, pero está fundido
con la ternura.

Si el deseo de unión física no está estimulado por el amor, si el amor erótico no es a la vez
fraterno, jamás conduce a la unión salvo en un sentido orgiástico y transitorio. La atracción
sexual crea, por un momento, la ilusión de la unión, pero, sin amor, tal unión, de a los
desconocidos tan separados como antes, a veces los hace avergonzarse el uno del otro, o aun
odiarse recíprocamente, porque, cuando la ilusión se desvanece, sienten su separación más
agudamente que antes.

1.3.- Tipos de amor

Sternberg (1986, 1989) establece tres bases fundamentales del amor: intimidad, pasión y
compromiso. Para él los diferentes tipos y etapas del amor pueden ser explicados mediante
las combinaciones de estos tres elementos. Así establece siete tipos de amor:

a) Cariño: Es la relación donde existe un alto grado de intimidad, de verdadera amistad, pero
sin la pasión y el compromiso a largo plazo.

b) Encaprichamiento: Es una relación con alto grado de pasión, pero sin intimidad y
compromiso, por lo cual tiende a disolverse con facilidad.

c) Amor vacío: Es la relación con un alto grado de compromiso, pero sin intimidad y sin
pasión.

d) Amor romántico: Es la relación que se solventa en la intimidad y la pasión.

8
e) Amor sociable: Es la relación en donde existe la intimidad y el compromiso, pero no hay
pasión. Esto es común en lo matrimonios de larga duración.
f) Amor fatuo: Es la relación basada en la pasión y el compromiso.

g) Amor consumado: Es la relación en donde podemos observar los tres componentes:


intimidad, pasión y compromiso.

El cambio del amor del objeto al sujeto (Fromm, 1956) y los componentes del mismo
(Sternberg, 1986, 1989), constituyen importantes avances por explicar este complejo
fenómeno y han incentivado a numerosos investigadores en el mundo a desentrañar esta
experiencia.

1.4.- Teoría de los Estilos de amor

John Lee (1973-1976) denomina la teoría de los colores del amor, la cual toma un enfoque
basado en tres consideraciones: la primera refiere que cundo se piensa en el amor, se hace
como algo objetivo , como una cosa ,la segunda consideración habla de una semejanza entre
los estilos de amor y los colores primarios y secundarios , propone la tipología del amor
basada en una analogía como un circulo de colores primarios y la combinación de estos
van a dar colores secundarios , los mismos que con los estilos de amor primarios , de la
combinación de estos estilos de amor secundarios; la tercera consideración explica que se
puede tener preferencia por un color especifico en un momento determinado, pero este
color puede cambiar con el paso del tiempo.
Lee se basó en la mitología griega y en la analogía de los colores para describir los estilos
de amor, estos describen la manera particular de cada ser humano para aproximarse y
mantener una trelacion intima. Se identifican tres tipos de amor; eros, ludus y storge o
amistad. Y tres tipos secundarios mania, pragma y agape, estos últimos formados a partir de
la combinación de los primarios pero con propiedades y características particulares

Para evaluar los estilos de la tipología propuesta por Lee, Hendrick(1986) elaboraron una
escala de actitudes hacia el amor, este estudio en una población universitaria demostró que
los hombres posen el estilo de amor más lúdico que las mujeres. Por otro lado los estilos de
amor predominantes en las mujeres eran el Pragma, storge y mania, no se encontraron
diferencias entre las mujeres y los hombres en los estilos eros y agape.

9
1.5.- Tipos de Estilos de amor

Los estilos de amor son estudiados por Lee (1973, 1988). Quien afirma que existen tres
básicos: Eros o erótico, Pragma o pragmático y Storge o amistoso, los que describe del modo
siguiente:

Eros o erótico. Es un claro ejemplo de que “el amor no es ciego”, pues le otorga el mayor
peso al ideal del atractivo físico. Sienten gran pasión y emoción al encontrarse con su pareja.
Para algunos autores (cfr. Cooper y Pinto, 2008), este estilo involucra la necesidad de sentir
una atracción intensa por la pareja no sólo en el aspecto físico sino también en lo emocional,
y comentan que son los típicos amantes que saben perfectamente lo que quieren, son seguros
de sí mismos, tienen una alta estima y buscan constantemente su satisfacción. Son personas
que creen en el amor a primera vista ya que sienten una atracción inmediata por el otro.

Pragma o pragmático. La persona elige cuidadosamente a su pareja; hace una lista consciente
de cualidades deseables en la pareja y las evalúa. Busca una compatibilidad no sólo física
sino también de intereses. Estas parejas consideran fundamental el elegir de manera adecuada
a su pareja y ven al amor de manera práctica. Generalmente, estas personas hacen listas de
las cualidades de su pareja y evalúan su relación con frecuencia con la finalidad de evitar
conflictos y mejorar su relación.

Storge o amistoso. Es el tipo de amor que se involucra lentamente en una relación de amor.
La persona prefiere la amistad y el afecto más que el amor. Busca encuentros agradables y
relajados, buscan que su pareja tenga similitudes con ella o que comparta intereses y se
establezca una confianza entre ellos.

Posteriormente se ha propuesto la existencia de tres estilos más de amor:

Ludus o lúdico. Se manifiesta con un espíritu libre de amor. La persona ve al amor como un
juego, como un entretenimiento. Le gusta relacionarse con muchas parejas y cultivar
numerosas experiencias de amor, mantiene amores permisivos, donde no hay compromiso,
celos ni expectativas futuras; hay escasa implicación emocional y generalmente tiene más de
una pareja.
Manic o maníaco. Es una obsesión intensa hacia la pareja, casi como una adicción. Las
personas con este estilo de amor son posesivas, dependientes, inestables y tienen grandes
conflictos ya que muestran conductas que invaden el espacio de la pareja, como revisar su
ropa y objetos personales, seguirla, hablarle por teléfono o enviarle mensajes constantemente
y demás.

10
Ágape. Es el amor altruista. Las personas tienden a pasar por alto los errores y fallas de su
pareja, cuyas necesidades anteponen las suyas, incluso cuando esto implique un elevado
costo; aman de una manera intensa y se convierten en grandes amigos de su pareja; tratan de
apoyarla en todos los sentidos y se entregan completamente a ella. La sexualidad y la
sensualidad son aspectos secundarios en su relación, pues tienden a idealizar a su pareja y a
realizar todo tipo de conductas desinteresadamente.

1.6.- Tipos de apoyo en los estilos de amor

Existen diferentes tipos de apoyo, siendo los principales los siguientes:

Apoyo positivo: alude a aquellas conductas destinadas a dar soporte emocional al otro
miembro de la relación cercana mediante la protección, seguridad, afecto y amor cuando éste
se encuentre en momentos difíciles, con lo que aumenta la comunicación entre ellos.

Apoyo expresado: se refiere a aquellas conductas destinadas a ayudar al otro miembro de la


relación cercana para buscar una solución a sus conflictos expresándole directamente su
afecto, amor, seguridad y soporte, lo que mejora la comunicación entre ellos.

Apoyo negativo: denota aquellas conductas destinadas a no apoyar al otro miembro de la


relación cercana cuando este último atraviese por momentos difíciles

11
CAPÍTULO II.- Infidelidad

2.1.- ¿Qué es la pareja?

Kear (2001) La pareja es una entidad basada en la relación entre dos personas. Como tal, la
pareja se comporta como una unidad y es reconocida así por los que les rodean. Es dentro de
la pareja, como institución social, donde se producen las relaciones diádicas entre sus
miembros.

2.2.- Componentes de la relación de pareja

Maturana (1996) plantea que todo lo social tiene su origen en el lenguaje y por lo tanto será
desde el lenguaje donde surgirán las relaciones humanas que fundarán todas las relaciones
culturales. El lenguaje es lo constitutivo de lo humano y fuera de él lo humano no es posible,
por lo tanto, sostenemos que todo análisis de dinámicas relacionales, incluida las relaciones
de pareja, deben partir de la base del lenguaje como generativo de ellas.

Toda relación de pareja se basa en tres componentes sociales: el compromiso, la intimidad y


el romance, que poseerán características propias dependiendo de la cultura en donde se lleven
a cabo dichas prácticas.

a) El compromiso: Este componente de la relación romántica hace referencia al interés y


responsabilidad que se siente por una pareja y por la decisión de mantener dichos intereses
con el transcurso del tiempo pese a las posibles dificultades que puedan surgir, debido a que
se cree en lo especial de la relación (Yela, 1997). Este elemento tenderá a crecer a medida
que trascurre el tiempo de duración de la relación debido al aumento de la interdependencia
personal y material entre ambos miembros (Levinger y Snoek, 1972; Altman y Taylor,1973).

b) La intimidad tiene que ver con el apoyo afectivo, el conversar, la capacidad de contar cosas
personales y profundas a la pareja, la confianza, la seguridad que se siente con el otro, temas
y preferencias en comunes, el dar apoyo a la pareja, al estar dispuesto a compartir aspectos
económicos y emocionales etc. “Este componente tiende a aumentar con tiempo de duración
de la relación debido a la reciprocidad de autorevelaciones y del número de episodios, metas,
amistades, emociones, lugares, etc. compartidos (Rubin, 1973; Levinger, 1988,
Sternberg,1988)” (Yela, 1997. p. 3) y una vez llegado al máximo tiende a estabilizarse (Yela,
1997).

12
c) El romance (también llamada pasión romántica por Yela, 1997) se refiere a las conductas
establecidas por cada sociedad como las adecuadas para generar la atracción y el posterior
interés que se mantiene en el tiempo de una pareja en una relación, en otras palabras, el
romance es un conjunto de acciones que en una sociedad son conceptualizadas como
demostrativas del interés de pareja que un individuo tiene o mantiene en referencia a otro.
Para Yela (1997) son ideas y actitudes vehementes con respecto a la pareja, idealización,
creencia de algo mágico de la relación, identificación de la pareja con el ideal romántico, etc.

2.3.- Definición de infidelidad

Pittman (1994) plantea que la infidelidad es una defraudación, traición y violación de un


convenio de la relación monogámica en la que ambos integrantes acordaron exclusividad
sexual uno a otro.

2.4.- Niveles de Infidelidad

La infidelidad puede ocurrir a nivel emocional y/o sexual. A menudo, la infidelidad


emocional y sexual tiene un impacto significativo en la pareja (Boekhout, Hendrick, y
Hendrick, 2003).
Se entiende que la infidelidad sexual ocurre cuando un individuo tiene un involucramiento
sexual fuera de su relación primaria, con o sin el consentimiento de su pareja (Shackelfor,
LeBlanc, y Drass, 2000; DeSteno y Salovey, 1996).
La infidelidad emocional ocurre cuando una persona con pareja emplea su tiempo, atención,
romanticismo y expresiones de afecto con una persona que no es su pareja primaria
(Shackelford, LeBlanc y Drass, 200; DeSteno y Salovey, 1996).

2.5.- Tipos de Infidelidad

Javier M. C. (2003) menciona que la infidelidad no es un fenómeno homogéneo, existen


diferentes tipos y grados de la misma.
Si bien hablaremos en forma general de la ruptura de un compromiso como es la infidelidad,
es importante partir del acuerdo de exclusividad, tácito o explícito, que cada pareja hizo en
forma particular. Por eso propondremos dos tipos de clasificaciones una breve y otra
ampliada.

13
Conductas que denotan el mantenimiento de un vínculo sexual
INFIDELIDAD SEXUAL
con otra persona además de la pareja primaria.
DESEO DE INFIDELIDAD Denota el deseo de un vínculo romántico con otra persona
EMOCIONAL además de la pareja primaria, sin necesariamente llevarlas a
cabo.
DESEO DE INFIDELIDAD Deseo de un vínculo sexual con otra persona además de la
SEXUAL pareja primaria, sin necesariamente llevarlas a cabo.
Aquellas conductas que denotan el mantenimiento de un
INFIDELIDAD EMOCIONAL vínculo emocional romántico con otra persona además de la
pareja primaria.

Clasificación breve:

 Infidelidad accidental: Con este término hacen referencia a aquella infidelidad que no
es esperada ni buscada.

 Infidelidad pura: Se da en aquellas personas que engañan frecuentemente a su pareja.

 Aventura romántica: Se refiere a las infidelidades ocasionales que se llevan a cabo


simplemente como un escape de la realidad y la monotonía.

 Arreglos especiales: Son aquellos acuerdos en donde se permite por ejemplo abrir la
pareja o se dan separaciones temporales y en esos momentos existe una infidelidad.

En cuanto a las relaciones sexuales

 Infidelidades sin relación sexual: Se refiere a aquellas relaciones en donde existen


juegos de seducción, besos, abrazos, declaraciones, etc., pero no existe intimidad
sexual.

 Infidelidades con relación sexual: Se refiere a aquellas en donde existió o existen


relaciones sexuales.

En cuanto al grado, tiempo e involucración afectiva de la infidelidad

 Infidelidad de pensamiento, fantasías de infidelidad o pseudoinfidelidad: Con esta


categoría me refiero a las fantasías, ideas o pensamientos que se tienen con un tercero.
Según mi criterio estas no constituyen una verdadera infidelidad.

14
 Devaneos amorosos o juegos de seducción: Son aquellas relaciones que se mantienen
entre dos personas en donde simplemente existe una seducción constante, sin llegar
a concretar nada, más allá del juego de las insinuaciones y las miradas cómplices.

 Infidelidades platónicas: Se aplica a las relaciones fantaseadas en las cuales ciertas


personas piensan constantemente en alguien en particular, ocupando gran parte de su
día fantaseando con su amante imaginario, sin que exista una relación de amantes en
la realidad.

 Infidelidades de una vez: Son aquellas relaciones que se limitan a un único encuentro,
acá incluimos al sexo pago, los encuentros de una noche, etc.

 Infidelidades esporádicas: Son aquellas relaciones que se dan en forma ocasional, con
frecuencia baja y sin una involucración afectiva importante.

 Infidelidades fijas: Son las relaciones que se mantienen con una misma persona en
forma sostenida, pero espaciadas en el tiempo, en general se dan encuentros en donde
el principal motivo es sexual.

 Infidelidades plenas o puras: Son aquellas relaciones que se mantienen en forma


sostenida en el tiempo y en la que se comparten salidas, afecto, sexo y existe entre
los amantes un vínculo relativamente estable.

 Infidelidades compulsivas: Son aquellas en donde la persona constantemente engaña


a su pareja, habitualmente no deja pasar una oportunidad de ser infiel. En casos graves
pueden tener dificultades en controlar el impulso sexual y pueden caer en situaciones
de promiscuidad sexual.

 Doble vida: Son aquellas relaciones en donde la persona involucrada forma dos
familias paralelas, existen vínculos afectivos, sólidos y estables con ambas. En
algunos casos tienen hijos, en general alguna de las partes está enterada y en casos
más excepcionales puede que solo esté al tanto de la situación el infiel.

En cuanto al riesgo

 Infidelidades de grado 1: Son las infidelidades que se llevan a cabo con personas
ajenas al círculo de la pareja, en general con ex novios o antiguas relaciones,
compañeros del trabajo, del club o personas que se conocen mediante una salida
casual, internet, etc.

 Infidelidades de grado 2: Son aquellas infidelidades que las personas tienen con
profesionales que se dedican al sexo, acá incluimos quienes tienen sexo pago o
utilizan este tipo de servicios

15
 Infidelidades de grado 3: Son los engaños que se realizan con personas cercanas a la
pareja, pueden ser familiares o amigos íntimos.

2.6.- La infidelidad en las diferentes relaciones de pareja

Existen infinidad de formas de relacionarse y hacer una clasificación puede resultar una tarea
ardua, simplemente intentaré esbozar una mera clasificación a los fines de pensar cómo puede
influir una infidelidad en cada tipo distinto de relación. Es importante señalar que como
establecemos diferencias entre los diferentes tipos de infidelidades, también debemos hacer
esta distinción con las distintas relaciones de pareja.

Lo que varía en los diferentes tipos de pareja, además de la profundidad del vínculo, el afecto
y el tiempo, son los tipos de contratos que se establecen entre los miembros de la misma,
igualmente en general, en la mayoría de las relaciones existe la cláusula de exclusividad
afectiva y sexual.

El orden de aparición de las formas de relación es fortuito, no se intenta establecer ni un


orden evolutivo, ni jerárquico. (Javier M. C. 2003)

 Tranza o historia

Con estos términos populares, se hace referencia a las relaciones donde no existe un
compromiso significativo, sino que simplemente dos personas estuvieron juntas y
compartieron algún encuentro amoroso, en el cual pudo haber o no relaciones sexuales. No
tienen un compromiso social (en general las familias no están al tanto, ni son presentados a
amigos, etc.). Puede haber o no sentimientos importantes entre ambos, en general una
relación que se mantiene en esta categoría, no suele implicar sentimientos profundos. No
existe un compromiso de fidelidad ni implícito no explícito.

 Amigovios

En esta categoría entran aquellas relaciones que ya tienen cierto grado mayor de continuidad
en el tiempo, suelen ser relaciones abiertas en donde todavía no hay un compromiso claro
establecido. Los sentimientos pueden ser fuertes o no estar definidos con claridad. No suele
existir un compromiso social ni un acuerdo de exclusividad o pacto de fidelidad.

 Novios

Son relaciones en donde ya hay continuidad en el tiempo, suelen existir sentimientos fuertes
entre ambos, en general existen proyectos, actividades y/o salidas en común. Existe un
compromiso social, la gente sabe que están en pareja, las familias conocen a los novios o
están al tanto de la relación, lo mismo que los amigos y allegados. Existe un acuerdo de
exclusividad y un compromiso de fidelidad.

16
 Pareja abierta

Son relaciones en donde existe un vínculo afectivo importante, continuidad en el tiempo,


compromiso social y tiene todas las características de un noviazgo, con excepción de la
exclusividad sexual y del compromiso de la fidelidad, al menos no en el sentido clásico.

 Amantes

Es una relación en la que existe un compromiso afectivo y cierta continuidad en el tiempo.


La relación de fidelidad tiene formas particulares, en general uno de los dos miembros o
ambos están comprometidos en otras relaciones afectivas. El compromiso social es limitado,
en general, no se hace pública la relación.

 Matrimonio

Es una relación en donde existe continuidad en el tiempo y un vínculo afectivo importante.


Actividades, proyectos y salidas en común, en general ambos conviven y existe un
compromiso social, lo mismo que un acuerdo de exclusividad y fidelidad. Suele haber algún
contrato legal y/o religioso que los une. Acá incluiremos a las parejas que tienen un
compromiso importante y viven juntas independientemente que tengan o no algún certificado
legal o religioso.

2.7.- Infidelidad vs Fidelidad

Javier M. C. (2003) Establece las diferencias entre las causas de fidelidad e infidelidad:

Fidelidad
La fidelidad podemos entenderla como un contrato entre dos adultos que se comprometen,
tácitamente en la mayoría de los casos, en una relación de exclusividad sexual y afectiva, por
eso entre las causas que llevan a que una persona sea fiel podemos encontrar las siguientes:

 El amor

En la mayoría de los casos en que la gente ama a su pareja y fundamentalmente en la etapa


del enamoramiento se es fiel. El amor parece operar en la mayoría de los casos como un
factor de exclusividad muy importante, en donde el que se encuentra enamorado no suele
tener deseos de serle infiel a su pareja y se dan relativamente pocos casos de parejas en donde
alguno concrete una infidelidad en la etapa del enamoramiento. Este creo que es el principal
motor de la fidelidad, ya que los sentimientos dirigidos hacia la persona amada parecen ser
totales y en general cuando uno ama o más aún cuando está en la primera etapa del
enamoramiento “no tiene ojos para nadie más”.

17
 Los valores

Son los factores centrales que junto con las creencias permiten englobar todos los otros
elementos que posibilitan entender porque una persona es fiel. En general la gente que tiene
como valor preponderante la fidelidad, suele mantenerse fiel, ya que el mismo se encuentra
en su propia escala de valoración por encima de sus deseos personales
La gente que tiene valores muy conservadores o tiene fuertes convicciones contrarias a la
infidelidad suele ser fiel.

 La confianza

Este es uno de los valores básicos que la persona que tiene conductas fieles quiere preservar,
por lo tanto en muchos casos al ser este un valor superior tienden a no arriesgarlo
manteniéndose fieles.

 Las creencias

Las mismas suelen ser muy personales, abarcando un espectro muy amplio, pueden tener
asimismo distintos contenidos; las creencias más frecuentes de las personas fieles son las
siguientes.

 “Amo a mi pareja”

Esta creencia suele ser una de las que con mayor fuerza mantiene a las personas fieles. Ya
que la mayoría de las personas que vivimos en culturas monogámicas tenemos una idea del
amor que implica exclusividad en cuanto al compañero. Y el estar enamorado suele ser el
principal factor de fidelidad.
 “Soy una persona fiel”

Esta es la más clara y contundente de todas, si la gente tiene fuerte convicción en esta creencia
suele mantenerse fiel y en los casos en donde aparezcan deseos, estos suelen tener una lucha
interna encarnizada con esta creencia y si llegaran a ganar los deseos y se concreta la
infidelidad esta creencia suele ser una poderosa fuente de sentimientos de culpa.

 “Las relaciones de pareja se basan en la fidelidad”

Si la persona tiene esta creencia y aspira a mantener su relación de pareja la misma creencia
operará manteniendo a dicha persona fiel.

 “Puedo controlar mis deseos y emociones”

18
En estos casos la creencia opera permitiéndole a la persona mantener el control sobre sus
deseos y actuando en función de lo que piensa y no tanto de lo que siente. Suele ser un
elemento que habla de una persona madura y controlada, en casos extremos pueden
transformarse en personas absolutamente inhibidas y reprimidas.

 “Tengo más cosas por perder que por ganar”

Acá claramente se están evaluando las posibles consecuencias del acto, estas creencias
permiten que en muchos casos las personas se mantengan fieles por temor. Acá entrarían
ciertas versiones populares tales como: “No vale una calentura”, “Prefiero hacerme una paja
que no me traerá problemas”, “Si él/ella se entera me mata”.

 “Yo no voy a hacer algo que a mí no me gustaría que me hagan”

En este caso la creencia se encuentra orientada a las posibles consecuencias, cuando aparece
este tipo de creencia ya suele existir un reconocimiento del deseo de ser infiel, pero la
conducta suele inhibirse por temor a que el otro pueda hacer lo mismo. Cometer el acto infiel
equivaldría en estas personas a darle un permiso interno a la pareja para que le sea infiel. Acá
el principio que prevalece es el de la justicia.

 El grupo social de pertenencia

Este puede influir fuertemente en la fidelidad de la gente, ya que en ciertos grupos,


instituciones o comunidades, la fidelidad suele ser un valor fundamental del grupo social en
cuestión, en muchos casos estos pueden ejercen profundas influencias y presiones directas o
indirectas para que la persona se mantenga fiel.

 La familia de origen

Las reglas y normas familiares en muchos casos suelen ser una de las causas por las cuales
muchas personas son fieles, existen familias en donde la fidelidad suele ser un factor central
para la pertenencia a la misma, sobretodo en familias muy cerradas o aglutinadas. En los
casos en donde existe una infidelidad la presión familiar puede ser muy alta llegando a
expulsar al miembro en cuestión.

 Las convicciones religiosas

Las creencias y convicciones religiosas operan fuertemente en la fidelidad, ya que desde la


mayoría de las religiones la fidelidad es algo mandado y exaltado, en casos extremos el
castigo por romper con la fidelidad es la muerte, como en el caso de la lapidación entre los
musulmanes y también entre los primeros judíos y cristianos.
En muchas comunidades y congregaciones religiosas actualmente la presión es muy grande
aunque no se llegue a la muerte, pero los que cometen infidelidades pueden ser privados de
ciertos beneficios, excomulgados o echados de la comunidad.

19
 Las presiones sociales

Estas pueden operar de diferentes maneras y suelen ser factores que mantienen la fidelidad.
En algunos ámbitos tales como colegios, instituciones religiosas o militares los miembros o
empleados de dichos establecimientos pueden llegar a tener problemas, ser sancionados o
incluso expulsados si se enteran de sus infidelidades.

 Las presiones o condicionantes legales

A veces las presiones legales pueden hacer que la persona se mantenga fiel, por ejemplo el
temor de una mujer que si se llega a ver de nuevo con su amante pueda pedirle el divorcio y
la tenencia de los hijos puede ser un factor disuasivo que haga que la persona se mantenga
fiel.

 El compromiso con la pareja

De todas las causas mencionadas una de las más sanas y felices se relaciona con el
compromiso y el contrato que hemos establecido con nuestra pareja. La palabra empeñada,
el afecto, el compañerismo y el respeto suelen ser en muchos casos las bases de la fidelidad.

En los momentos en donde ya no se está locamente enamorado, el compromiso suele tener


una prioridad importante, ya que si bien en general en este momento uno puede registrar
atracción o deseos de tener conductas infieles, la prioridad suele pasar por ese acuerdo, por
esos sentimientos, por ese compromiso que libremente en la mayoría de los casos decidimos
establecer.

 La culpa

Suele jugar un lugar central tanto en la fidelidad como en la infidelidad; en personas que son
muy culpógenas esto opera haciendo a la persona fiel, por temor a no poder soportar la culpa
de engañar a la otra persona. En algunos casos, luego de haber sido infiel en alguna
circunstancia, la culpa que la persona siente puede llegar a evitar que esa conducta se vuelva
a repetir.

Infidelidad

 El aburrimiento y el riesgo de la rutina

Este es un de los motivos más frecuentes que las personas alegan como principal motivación
o causa que los impulsan a la infidelidad. Al sentirse poco estimulados o aburridos de su
pareja o de su relación, pueden buscar alguna relación por fuera de la misma para disminuir
un poco la inercia o el aburrimiento de sus vidas. Este motivo suele darse fundamentalmente
en personas que necesitan estímulos constantes y no logran encontrar o generar en su relación
suficientes incentivos o nuevas motivaciones, lo que los lleva a buscarlos en otra relación.

20
 La vanidad

Esta puede llegar a ser una motivación importante en personas con rasgos narcisistas, que
haga que necesiten seducir constantemente a los otros.
La vanidad y el orgullo de verse atractivos/as y “todavía en carrera” al poder conquistar a
otras personas los/las pueden llevar a constantes infidelidades que sólo apuntan a levantar y
mantener ego, sin intenciones en la mayoría de los casos de separarse de su pareja. Estas
personas suelen estar muy pendientes de la imagen y la estética; y pueden simplemente
obtener el placer en la seducción y en el levante, sin llegar en muchos casos a tener relaciones
sexuales, ni infidelidades duraderas.

 Las creencias

Estas juegan un lugar central en las causas de la infidelidad y también podemos encontrar
una infinidad de creencias que sostienen, posibilitan o justifican conductas de infidelidad.
Señalaré las que aparecen con mayor frecuencia.

 “Por una sola vez”

Esta es una de las frasesitas que con más frecuencia la gente que comete infidelidades se dice,
parece que el número o la cantidad de veces minimizaran el hecho o eso es lo que la gente
que se lo dice cree. Lo más llamativo es que esta creencia sigue apareciendo aunque ya no
sea una vez, incluso cuando ya van por la octava o más todavía resuena ese “por una vez”.

 “Igual no tiene por qué enterarse”

Si hay una creencia que aparece en la mayoría de los casos es esta, la gran parte de las
personas que cometen una infidelidad cree que el otro no va a enterarse, lo cierto es que en
muchos casos esto así ocurre y como también es muy evidente en muchas otras oportunidades
las personas que son engañadas se enteran.

 “No me voy a perder esta oportunidad”

Esta creencia es bastante común cuando ve a alguien que le atrae mucho y no tiene
intenciones de dejar pasar la oportunidad, si esa persona de alguna manera da a entender que
existe alguna posibilidad de que pase algo entre ambos, la frase mágica “como me voy a
perder esta oportunidad” aparece dándole el permiso interno para la infidelidad.

 “Todo el mundo lo hace”

Este tipo de creencia que operan como justificaciones son bastante frecuentes, la lógica del
pensamiento es: si todos lo hacen, porque no lo puedo hacer yo también. Y esto suele
autorizar a tener relaciones por fuera de la relación de pareja, también muchas personas con

21
creencias de este tipo ven a la infidelidad en todos lados, su atención comienza a seleccionar
y recordar sobre todo aquellos comentarios, películas o anécdotas de amigos en donde la
infidelidad sea el tema.

 “La palabra fidelidad no existe en mi vocabulario”

En realidad quien expresa esta creencia tiene esa palabra muy presente en su vocabulario,
sólo que decide conscientemente no cumplir con lo que ella propone.
Esta creencia, casi siempre pronunciada o sostenida por varones, hace referencia a la
imposibilidad de acordar con una pareja cierta exclusividad. Suelen ser personas que si bien
pueden establecer vínculos afectivos, no comparten la idea de la posesión o exclusividad en
las relaciones.

 “Los hombres somos así”

Este alegato a la naturaleza humana suele apoyar la idea de “que uno es así” y la naturaleza
no se puede cambiar. El “somos” alude al ser y no hay nada más constante y fijo que el ser,
si yo soy así y la Naturaleza me hizo de esta manera, hay que aceptarlo. Con este argumento
que se encuentra sostenido por creencias bastante difundidas desde diferentes disciplinas,
tales como la psicología, la antropología y la sociología, se intenta justificar la infidelidad.

 “Mientras no me involucre afectivamente todo bien”

Muchas personas pueden tener relaciones por fuera de su pareja, logran disociar sus
sentimientos y pensamientos de una manera que estos no interfieren en forma significativa
sobre sus relaciones de pareja. Entonces mientras logren mantener bajo control
fundamentalmente las emociones, se autorizan internamente a tener infidelidades.

 “Es sólo sexo”

Un justificativo que permite tener infidelidades es limitar la relación a algo de carácter


exclusivamente sexual, esta creencia se encuentra relacionada con la anterior. En nuestra
sociedad tan dicotómica y maniqueista en muchos sentido, en donde las cosas parecen ser
blancas o negras, sin posibilidad de matices, muchas personas disocian aspectos y se vinculan
en forma parcial. Este tipo de creencias autorizan a tener relaciones, ya que para las personas
que creen esto, el sexo está relacionado con algo natural que no tiene que ver necesariamente
con los sentimientos.

 “El sexo es sexo y la pareja es otra cosa”

Esta creencia se encuentra relacionada con las dos anteriores. Hay gente que mantiene una
disociación mental entre la relación de pareja y las relaciones sexuales.

22
 Él/ella también lo haría”

Este tipo de creencias permite justificarse en la posibilidad de que el otro haga o esté con
intenciones de hacer lo mismo. Parece ser que se pensara: “Quien golpea primero golpea dos
veces”.
Estas personas prefieren adelantarse a una situación hipotética o en algunos casos sirve
simplemente como excusa para liberarse de la culpa que pudieran llegar a sentir, alegando
que existe una relación de equidad de todas maneras, porque también la otra parte en esas
mismas condiciones hubiera obrado de la misma forma.

 “Simplemente estoy devolviéndole lo que él/ella me hizo”

En este caso, lo que motiva la infidelidad podría ser la venganza o el intento de emparejar
una relación que por la infidelidad de alguno de los miembros de la pareja ha quedado
desequilibrada, según cree esta persona. Si alguno engañó a otro, en su interior, el engañado
parece sentirse autorizado por la infidelidad de su pareja a serle infiel.

 “Si ella/él no me satisface...”

Cuando las personas tiene esta creencia y no logran satisfacción con sus parejas pueden que
tengan infidelidades, obviamente existen otras posibilidades en estas situaciones tales como
hablarlo con la pareja y plantear el tema. Pedir lo que se necesita es algo absolutamente básico
en todos las relaciones, esto no garantiza que siempre tengamos lo que pedimos, pero
tenemos más chances de conseguir lo que queremos si lo pedimos que si no lo hacemos.

 “Con mi pareja ni loco/a podría hacer esto”

Hay algunas personas que se animan a hacer cosas fuera de las relaciones que con sus parejas
no harían. Suelen encontrar gratificaciones en pedir o compartir fantasías que según ellos
creen serían consideradas por sus parejas como algo perverso o enfermo, tal como
mencionaba anteriormente

 Problemas de comunicación, comprensión y entendimiento

Los problemas de comunicación en la pareja pueden generar dificultades en el entendimiento


y la comprensión, en algunos casos las mismas pueden ser motivos que los lleven a una
situación de infidelidad.
2.8 Aspectos psicológicos de la infidelidad

Los celos

Son sentimientos naturales que habitualmente todas las personas sienten cuando quieren a
alguien o a algo, este sentimiento debe mantenerse dentro de límites más o menos adecuados,
ya que si no se transforman en algo patológico.

23
Los celos se relacionan también con la confianza y la seguridad, justamente lo que se siente
cuando alguien tiene celos son sensaciones de que se puede perder ese vínculo o que alguien
puede tener algún tipo de relación con esa persona.
Los celos pueden potenciarse si realmente hubo una infidelidad o algún tipo de
engaño. Las personas celosas pasan habitualmente mucho tiempo pensando en los posibles
engaños de su pareja y en esos momentos llegan a tener conductas que ellos mismos hubieran
condenado en otro momento, tal como revisar la agenda de su pareja, sus mensajes
telefónicos, etc.
Los celos patológicos deben ser tratados terapéuticamente, porque generan un gran
sufrimiento en quien los padece y también terminan por volver loco/a a su compañero/a. En
general los vínculos afectivos se terminan deteriorando con los constantes cuestionamientos,
dudas y ataque de celos. Hay personas muy celosas que llegan a límites extremos y pueden
llegar a poner en riesgo su vida, la de su pareja y/o la de un potencial o real amante.

La obsesión del amor

El amor a veces se transforma en una especie de obsesión, en donde la persona que lo padece
sufre constantemente por el otro.
En ciertas oportunidades tanto hombres como mujeres se encuentran diciendo frases
como: “Lo amo demasiado” o “Sin ella no soy nada”, cuando esto pasa la persona se vuelve
absolutamente sumisa, simbiótica y dependiente de su pareja. Cuando el amor se transforma
en una obsesión las personas se tornan celosas y posesivas, tomando a la pareja como a un
objeto del cual dependen completamente para vivir, en esos casos la relación se vuelve
adictiva. Para la otra persona puede llegar a sea placentero que se le demuestre tanto amor y
consideración, pero después de un tiempo esta modalidad de relacionamiento probablemente
se vuelva una carga y sea vivida en forma asfixiante.
Las personas que se ubican en esta posición de dependencia absoluta, suelen aceptar
cualquier condición, pueden tolerar casi todo con tal de que les dediquen algo de tiempo. La
autoestima de estas personas suele ser muy baja y pueden aceptar por ejemplo las
infidelidades o engaños de su pareja. Estas personas tienden ocupar el lugar de amantes,
sienten que aman tanto a su pareja que están dispuestos/as a conformarse con lo que puedan
recibir de parte de ella, así tan sólo sea un encuentro semanal o un simple llamado telefónico.

24
La culpa

Este sentimiento frecuentemente acompaña a las personas cuando hacen o piensan algo que
consideran moralmente malo o incorrecto será la culpa sentida.
Los sentimientos de culpa pueden acompañar a las personas infieles, esto dependerá de sus
creencias y de sus actos particulares. Hay personas que pueden tener sexo con alguien y eso
no lo consideran una infidelidad, ya que para ellos la infidelidad real implicaría enamorarse
de otra persona. En cambio hay personas que tienen valores morales muy altos y pueden
sentir culpa tan solo por pensar en algo contrario a sus principios, valores o creencias.
Las personas infieles a menudo comienzan a convivir con los sentimientos de culpa y
lentamente empiezan a resultarles inadvertidos.

La comunicación

La comunicación se da a pesar nuestro, incluso el silencio nos comunica algo, puede


significar distanciamiento, intimidad, comprensión, etc. La misma es entendida clásicamente
en términos de conductas, toda actividad siempre comunicará algo, por ejemplo prepararle
comida a alguien para muchas personas es un signo de amor, es una forma de dar afecto y
cuidado. Técnicamente no se puede hablar de falta de comunicación, en todo caso de buena
o mala comunicación, sin embargo habitualmente decimos “No había comunicación” o” Se
cortó la comunicación”.
Las relaciones sexuales son una forma particular de comunicación, por eso con
frecuencia cuando hay problemas de comunicación rápidamente las mismas se ven afectadas.
La buena comunicación garantiza la salud de los vínculos, a pesar de que en ciertas
oportunidades haya desacuerdos. La comunicación asertiva, clara, directa permite que se
pueda decir lo que se quiere decir, a veces las personas presuponen que el otro debe saber lo
que a uno le pasa o lo que necesita.

25
La satisfacción en las relaciones de pareja

Los miembros de una pareja para sentirse felices con su relación deben obtener satisfacción
y gratificación con el vínculo, posibilitándoles el crecimiento y desarrollo personal, siendo
asimismo una fuente de placer en el sentido más amplio del término.
La satisfacción se obtiene de distintos medios, en las relaciones afectivas el poder compartir
la vida con la persona amada suele ser uno de los aspectos fundamentales. Los vínculos
afectivos suelen ser gratificantes y satisfactorios si obtenemos de ellos lo que esperamos.
Cada persona priorizará distintos aspectos que pueden ser valorados en una relación, para
algunos será la posibilidad de formar una familia, para otros la seguridad afectiva, la
posibilidad de construir un proyecto compartido, etc.
La falta de gratificación suele ser uno de los motivos que llevan a muchas personas a
tener una infidelidad. La satisfacción buscada puede ser de distinto tipo, algunas personas
buscarán en la infidelidad solo gratificación sexual, otros buscarán comprensión, algunas
aventuras y emociones nuevas y otros buscarán el amor verdadero.

26
CAPÍTULO III.- Método y Metodología

3.1 - Pregunta de Investigación


¿Existe relación entre los estilos de amor y la infidelidad en las relaciones de pareja de adultos
jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en Comunicación, de la Universidad
de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos?

3.2.- Objetivos

Objetivo General
Identificar si existe relación entre los estilos de amor y la infidelidad en las relaciones de
pareja de adultos jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en Comunicación,
de la Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos.

Objetivos Particulares
1.- Aplicar el Inventario Multidimensional de Infidelidad (IMIN) a los adultos jóvenes de
17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en Comunicación, de la Universidad de Ecatepec,
del Municipio de Ecatepec de Morelos, para conocer si son infieles dentro de una relación de
pareja.
2.- Aplicar el Inventario de estilos de amor para adultos (IEAA) a los adultos jóvenes de 17 a 24 años
de edad, estudiantes de la Lic. en Comunicación, de la Universidad de Ecatepec, del
Municipio de Ecatepec de Morelos, para identificar a qué estilo de amor pertenecen.
3.- Evaluar los resultados obtenidos de la aplicación de los inventarios y realizar una correlación por medio
del diseño factorial.

3.3.- Variables

Estilos de amor

Infidelidad

27
3.4.- Hipótesis
Ha: Existe relación entre los estilos de amor y la infidelidad dentro de las relaciones de pareja
de los adultos jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en comunicación, de la
Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos.

Ho: Los estilos de amor no generan influencia en la infidelidad dentro de las relaciones de
pareja de los adultos jóvenes 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en comunicación,
de la Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos.

3.5.- Enfoque
Mixto

3.6.- Alcance
Descriptivo

3.7.- Participantes

Muestra no probabilística de 20 participantes, 9 pertenecientes al sexo masculino y 11


pertenecientes al sexo femenino, de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en
Comunicación de la Universidad de Ecatepec. Que actualmente se encuentren en una relación
de pareja.

3.8.- Escenario

Se realizará la investigación en una habitación la cual tiene 4 ventanas, 20 sillas, un escritorio,


iluminación y ventilación. Las paredes son de color naranja, el piso es de azulejo color
blanco.

28
3.9.- Instrumentos

Inventario multidimensional de infidelidad (IMIN).


Autor(es): Angelica Romero Palancia, Sofía Rivera Aragón y
Ronaldo Díaz Living
Año de la publicación: 2007
Nombre de la prueba:
Manual de aplicación inventario
multidimensional de infidelidad
Propósito de la escala:
Evalúa las dimensiones de la infidelidad , así
mismo como la tendencia que tiene una persona
en presentar la infidelidad
Reactivos y opciones de respuesta:
48 afirmaciones, en una escala tipo Likert
basadas en nunca (1) a siempre(5)
A su vez se dividen en áreas:
Infidelidad emocional
Infidelidad sexual
Deseo de infidelidad emocional
Deseo de infidelidad sexual
Participantes en la validación:
Participaron 1200 voluntarios, mayores de 18 años,
600 hombres y 600 mujeres, con un promedio de
edad de 35 años y un rango de 18 a 65 años,
involucrados actualmente en una relación de pareja
heterosexual.

Índices psicométricos de validez y


confiabilidad: Se aplicó un análisis factorial de componentes
principales, con rotación ortogonal (varimax) para
obtener la validez de constructo de la subescala, del
cual se eligieron 4 factores con un valor propio
mayor de 1, los cuales explicaban el 70.16% de la
varianza. Así mismo, se eligieron solo aquellos
reactivos que tenían un peso factorial mayor o igual
a .40 para conformar el instrumento final. La
versión consta de 48 reactivos.

Confiabilidad

Se obtuvo el coeficiente Alpha de Cronbach con el


fin de conocer la consistencia

29
interna de la prueba en su totalidad,
resultando un alpha total de .984 A
continuación se muestran los coeficientes
Alpha de Cronbach por factor:
Infidelidad sexual .974
Deseo de infidelidad emocional .958
Deseo de infidelidad sexual .957
Infidelidad emocional .865

Ejemplo de reactivos:
He abrazado apasionadamente a otra(s) persona(s)
además de mi pareja.

He coqueteado con otra(s) persona(s) además de mi


pareja.
Me he involucrado sentimental y sexualmente con
otra(s) persona(s) además de mi pareja.

Inventario de estilos de amor para adultos (IEAA).

Autor(es): Sofía Rivera Aragón


Año de la publicación: 2000
Versión original:
Basado en Ojeda García
(1998)
Propósito de la escala:
Evalúa el modo particular
y distintivo en la que un
individuo tiende a
demostrar afecto por otra
persona.
Reactivos y opciones de respuesta:
91 afirmaciones
De Totalmente en
desacuerdo (1) a

30
Totalmente de acuerdo
(5)

Participantes en la validación:
672 personas, en su
mayoría parejas
Índices psicométricos de validez y confiabilidad:
Se produjeron seis
factores que explicaron el
52.8% de la varianza (con
análisis factorial de
componentes principales,
rotación ortogonal).
Se obtuvieron índices de
confiabilidad por
subescala desde α = 0.75
hasta 0.94.
Ejemplo de reactivos:
• Mi pareja y yo nos
llevamos bien
• El simple hecho de ver a
mi pareja me excita
• El elegir una pareja
requiere de una conducta
planeada

3.10.- Materiales

20 copias del Inventario Multidimensional de Infidelidad (IMIN).


20 copias del Inventario de estilos de amor para adultos (IEAA).
20 sillas
20 lápices
20 gomas
20 sacapuntas

31
32
3.11.- Cartas descriptivas

UNIVERSIDAD DE ECATEPEC
Carta Descriptiva
TEMA: Los estilos de amor y su relación con la infidelidad
ONJETIVO GENERAL: Identificar si existe relación entre los estilos de amor y la infidelidad en las relaciones de pareja de adultos
jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. En Comunicación, de la Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec
de Morelos.
OBJETIVO DE LA SESIÓN: Evaluar a qué estilo de amor y de infidelidad que pertenecen los adultos jóvenes de 17 a 24 años de
edad, estudiantes de la Lic. En Comunicación, de la Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos, por medio de la
aplicación del Inventario de Estilos de Amor e inventario multidimensional de la infidelidad

Fecha: 31 de Octubre del 2017


N° de Sesión: 1
Duración: 40 minutos

TEMA TECNICA OBJETIVO ACTIVIDAD MATERIAL TIEMP OBSERVACIONES


O

33
Introducción Informativa Brindar información a los Se les explicará a los Pizarrón 5
participantes respecto a la participantes de manera minutos
evaluación que se llevará a breve en que consiste la Plumón de color
cabo, así como el objetivo y investigación y qué negro
la importancia de la misma. importancia tiene, y a través
de qué instrumentos se puede
recolectar información.
Evaluación Inventario identificar si los participantes Se les proporcionará a los 10 -10 copias del 15
Multidimens han presentado infidelidad participantes el Inventario Inventario minutos
ional de dentro de su relación de Multidimensional de Multidimension
Infidelidad pareja., por medio de la Infidelidad, así como lápiz, al de Infidelidad
aplicación del Inventario goma y sacapuntas, para que (Anexo 1)
Multidimensional de puedan contestarlo.
Infidelidad -10 Lápices
-10 Sacapuntas
-10 gomas
-10 sillas

Evaluación Inventario de Recolectar información Se les proporcionará a los 10 -10 copias del 15
los Estilos de acerca de la expresión y participantes el Inventario de Inventario de los minutos
amor de Lee percepción del amor en los los Estilos de amor, así como Estilos de amor
participantes, por medio de la lápiz, goma y sacapuntas, (Anexo 2)
aplicación del Inventario de para que puedan contestarlo. -10 Lápices
Estilos de amor. -10 Sacapuntas
-10 gomas
-10 sillas

Cierre de la Informativa Concluir con el proceso de Se concluirá con la -------------- 5


sesión evaluación, agradeciendo la evaluación de los estilos de minutos
participación de los 10 amor y su relación con la
adultos jóvenes. infidelidad, brindando
agradecimiento a los
participantes por su
asistencia en la misma.

34
35
3.12.-Resultados
Correlación de Resultados por medio de SPSS

Tabla 1.- Frecuencias de Sujetos válidos y perdidos


Estadísticos

Tipo de
Estilo de Amor Infidelidad

N Válido 20 20

Perdidos 0 0

Tabla 2.- Frecuencia de Estilos de amor


Estilo de Amor

Porcentaje
Frecuencia Porcentaje Porcentaje válido acumulado

Válido Eros 10 50.0 50.0 50.0

Pragma 2 10.0 10.0 60.0

Ludus 2 10.0 10.0 70.0

Amistoso 6 30.0 30.0 100.0

Total 20 100.0 100.0

36
Tabla 3.- Frecuencia de Infidelidad
Tipo de Infidelidad

Porcentaje
Frecuencia Porcentaje Porcentaje válido acumulado

Válido Infidelidad Emocional 4 20.0 20.0 20.0

Deseo de Infidelidad
12 60.0 60.0 80.0
Emocional

Deseo de Infidelidad Sexual


1 5.0 5.0 85.0
con Infidelidad Emocional

Infidelidad Sexual 1 5.0 5.0 90.0

Deseo de Infidelidad Sexual 2 10.0 10.0 100.0

Total 20 100.0 100.0

Tabla 4.- Tablas cruzadas Estilos de amor/Infidelidad

Resumen de procesamiento de casos

Casos

Válido Perdidos Total

N Porcentaje N Porcentaje N Porcentaje

Estilo de Amor * Tipo de


20 100.0% 0 0.0% 20 100.0%
Infidelidad

37
Tabla 5.- Frecuencia Estilos de amor/Infidelidad

Estilo de Amor*Tipo de Infidelidad tabulación cruzada

Recuento

Tipo de Infidelidad

Deseo de
Deseo de Infidelidad Sexual Deseo de
Infidelidad Infidelidad con Infidelidad Infidelidad
Emocional Emocional Emocional Infidelidad Sexual Sexual Total

Estilo de Eros 2 6 0 0 2 10
Amor
Pragma 0 2 0 0 0 2

Ludus 1 1 0 0 0 2

Amistoso 1 3 1 1 0 6

Total 4 12 1 1 2 20

Tabla 6.- Correlaciones Chi- Cuadrado


Pruebas de chi-cuadrado

Sig. asintótica (2
Valor gl caras)

Chi-cuadrado de Pearson 8.667a 12 .731

Razón de verosimilitud 9.641 12 .647

Asociación lineal por lineal .084 1 .772

N de casos válidos 20

a. 19 casillas (95.0%) han esperado un recuento menor que 5. El recuento


mínimo esperado es .10.

38
Tabla 7.- Correlaciones

Correlaciones

Promedio
Porcentaje Infidelidad

Porcentaje Correlación de Pearson 1 -.021

Sig. (bilateral) .931

N 20 20

Promedio Infidelidad Correlación de Pearson -.021 1

Sig. (bilateral) .931

N 20 20

Tabla 8.- Correlaciones no paramétricas

Correlaciones

Promedio
Porcentaje Infidelidad

Rho de Spearman Porcentaje Coeficiente de correlación 1.000 -.102

Sig. (bilateral) . .668

N 20 20

Promedio Infidelidad Coeficiente de correlación -.102 1.000

Sig. (bilateral) .668 .

N 20 20

39
Gráfico 1. Diagrama de dispersión de las variables Tipos de amor e Infidelidad

Al relacionar la variable Infidelidad con el Estilo de amor se puede observar que el


coeficiente de correlación de Spearman tuvo un valor de -.102, con un nivel de significancia
de .668. Esto significa que no existe una relación entre el Estilo de amor y la Infidelidad en
las relaciones de pareja de adultos jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en
comunicación, de la Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos. Véase
Tabla 8.- Correlaciones no paramétricas y Gráfico 1.- Diagrama de dispersión de las variables
Tipos de amor e Infidelidad.

40
Grafico 2.- Porcentaje de Estilos de amor (Categorías)

ESTILO DE AMOR
120%

100%

80%
AXIS TITLE

60%

40%

20%

0%

SUJETOS

eros pragma ludus amistoso

La grafica de columnas agrupadas de Estilos de amor muestra el porcentaje adquirido de


cada uno de los sujetos, de acuerdo al tipo de estilo de amor que prevalece en ellos. Así
mismo cual es el estilo de amor que presenta una tasa más alta.

41
Gráfico 3.- Promedio de Infidelidad (Categorías)

INFIDELIDAD
5

4.5

3.5

3
AXIS TITLE

2.5

1.5

0.5

AXIS TITLE

infidelidad emocional deseo de infidelidad emocional infidelidad sexual deseo de infidelidad sexual

La grafica de columnas agrupadas de infidelidad muestra el promedio adquirido de cada uno


de los sujetos de acuerdo al tipo de infidelidad que pertenece. Así mismo cual infidelidad
presenta una tasa más alta.

42
3.13.- Conclusión

No existe una relación entre el Estilo de amor y la Infidelidad en las relaciones de pareja de
adultos jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en comunicación, de la
Universidad de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos.
Ambas variables son independientes una de la otra, por lo tanto podemos decir que los Estilos
de Amor al que pertenece cada persona no influyen al momento de ser infiel dentro de una
relación de pareja, existen otras variables tales como la insatisfacción sexual y emocional,
falta de comunicación, ideas irracionales, tiempo de relación en la pareja, entre otras que
provocan tal hecho. Por lo tanto la hipótesis de investigación se rechaza.

3.14.- Discusión
En nuestra investigación se pudo observar que no existe relación entre los estilos de amor
que tiene cada persona y la presencia de infidelidad dentro de una relación en los adultos
jóvenes de 17 a 24 años de edad, estudiantes de la Lic. en comunicación, de la Universidad
de Ecatepec, del Municipio de Ecatepec de Morelos como se esperaba en nuestra hipótesis
de investigación, al menos en éste estudio. Lo anterior se pudo obtener gracias a la aplicación
del Instrumento de Infidelidad (IMIN) y el Inventario de los Estilos de Amor. Recogiendo
datos por medio de dichos instrumentos y realizando una serie de gráficas y análisis
estadístico “Coeficiente de Spearman” para muestras no paramétricas, en dicho análisis
obtuvimos un coeficiente de .668, lo cual indica que no existe relación significativa en
nuestras variables.
En el marco teórico podemos encontrar otro tipo de factores que existe al momento de que
ser infiel en una relación de pareja, algunos de los factores son: El aburrimiento, la vanidad,
las creencias personales y culturales, pensamientos como “Todo el mundo lo hace” “Es sólo
sexo”, problemas de comunicación, comprensión y entendimiento, los celos, la obsesión del
amor y la insatisfacción en las relaciones de pareja.
Algunas fuentes de invalidación interna que pudieron afectar dicha investigación son:
Inestabilidad del instrumento de medición ya que los instrumentos presentan poco grado de
confiabilidad, además de la falta del manual de Inventario de los Estilos de amor. Dentro de
la invalidación externa se encontró efecto reactivo o de interacción en las pruebas, ya que
comenzaron a leer las preguntas y de alguna manera se sintieron intimidados o no querían
ser juzgados.
Por tal motivo se puede deducir que la Hipótesis de Investigación se rechaza.

43
3.14.- Referencia

Camacho. M. J. (2003). Fidelidad e Infidelidad en las Relaciones de Pareja


Nuevas respuestas a viejos interrogantes.

Díaz. R y Rivera. S. (2010). Antología Psicosocial de la pareja. México, D.F: Porrúa.

Fromm, E. (1983). El arte de amar. México. Editorial Paidos. 52 - 61

Gonzáles. G; Martínez. J. O. (2009). Factores Psicológicos Asociados a la Infidelidad


sexual y/o emocional y su relación a la búsqueda de sensaciones en parejas
puertorriqueñas. Revista Puertorriqueña de Psicología. Vol. (20), pp59 – 81

Higuera G (2002). La estructura de la pareja: implicaciones para la terapia cognitivo


conductual .Revista clínica y salud. Vol. 13, num.1, 2002, pp 89-125.

Maureira. C. F. (2011). Los cuatro componentes de la relación de pareja. Revista


Electrónica de Psicología Iztacala. Universidad de Santiago de Chile. Voll.14 No 1.

Ojeda. G. A (1998). La pareja: apego y amor. Facultad de Psicología. División de estudios


de Posgrado. UNAM.

Romero, Rivera. Diaz-Loving (2007).Manual de aplicación Inventario Multidimensional


de la Infidelidad.

Solares B. S. D; Benavides. A. J; Peña. O. B; Rangel M. D; Ortiz. T. A. (2007). Relación


entre el tipo de apoyo y el estilo de amor en parejas. Enseñanza e investigación en
psicología. Vol. 16, NUM. 1: 41-56.

Torre. V. (2014).Estilos de apego en vínculos románticos y actitudes hacia el amor (tesis


de grado).Universidad abierta interamericana.

44