Você está na página 1de 4

Química industrial

La industria química es un sector productivo muy heterogéneo y


de gran importancia económica. Agrupa actividades destinadas a
la transformación de compuestos químicos básicos en otros
productos químicos de gran demanda. En particular, el petróleo
es una mezcla de hidrocarburos que se utilizan para la
producción de energía y para la fabricación de productos
químicos; por tanto, la industria petroquímica, es de gran
importancia.

Productos básicos de la química orgánica


industrial
La mayoría de los productos químicos orgánicos proceden del
petróleo, el gas natural y el carbón y, en menor grado, de un
conjunto de sustancias naturales, de las cuales las más
importantes son los carbohidratos, las grasas y los aceites. En la
figura se muestran algunas relaciones entre estas materias
primas, intermedios de síntesis y algunos productos químicos
orgánicos importantes.

 El petróleo crudo es una mezcla compleja de


hidrocarburos saturados, con cantidades menores de
hidrocarburos no saturados, que se separan
por destilación fraccionada. Para preparar productos
químicos resultan más interesantes las fracciones con un
reducido número de átomos de carbono. Para disponer de
estas fracciones ligeras se efectúan operaciones como
el craqueo catalítico, que consiste en la ruptura de las
cadenas largas en cadenas más cortas.
 El gas natural está formado principalmente por metano.A
alta temperatura reacciona con vapor de agua para formar
una mezcla de CO e H2 denominada gas de síntesis. Este
gas se utiliza para preparar compuestos orgánicos como el
metanol y otros alcoholes.
 El carbón contiene carbono y cantidades significativas de
hidrógeno, oxígeno, nitrógeno y azufre. Calentado a altas
temperaturas en ausencia de aire forma coque, el cual se
utiliza en la fabricación de acero.
 Los carbohidratos (biomasa) son
esencialmente polisacáridos, constituyentes de las plantas
y, por tanto, materias accesibles y renovables. El proceso
más habitual para obtener glucosa, es la fermentación. La
acción de los microorganismos es una vía muy extendida
para sintetizar fácilmente variados productos químicos.
 Las grasas y aceites, animales y vegetales, son
principalmente ésteres del propanotriol (glicerina). Se
utilizan en la industria alimentaria. En particular, el jabón
doméstico es la sal de sodio de la mezcla de ácidos grasos
obtenida por hidrólisis de grasas y aceites
(saponificación).

Procesos representativos de la química


industrial
Existen muchos procesos industriales diferentes, pero todos
tienen en común la búsqueda de transformaciones eficaces de
compuestos químicos básicos en otros de gran demanda. Son
particularmente interesantes los procesos industriales de
preparación de ácido sulfúrico, cloro, hidróxido de sodio,
amoníaco y ácido nítrico.
 Ácido sulfúrico: es el producto químico de mayor consumo
en el mundo debido a que es un ácido inorgánico barato. Se
utiliza para fabricar fertilizantes y otros productos químicos.
También se emplea en industrias variadas como refino de
petróleo, pinturas, pigmentos, etcétera.
El proceso de fabricación más extendido es el método de
contacto, en el que la etapa crítica es la oxidación de SO2 a
SO3, que se realiza mediante contacto en un catalizador
heterogéneo de V2O5 sobre un soporte poroso inerte.
 Preparación de cloro e hidróxido de sodio por electrólisis
de cloruro de sodio.
La electrólisis de disoluciones acuosas de cloruro de sodio,
también denominadas salmueras, es una de las reacciones
más importantes en la industria química. El material de
partida, cloruro de sodio, es prácticamente ilimitado y se
extrae de depósitos naturales o del agua del mar, siendo
necesario proceder a operaciones de purificación antes de
utilizarlo en la electrólisis. El proceso, que se realiza
en células de diafragma o en células de cátodo de hierro
o de mercurio, permite transformar un compuesto barato y
abundante, como NaCl, en dos productos básicos de gran
demanda industrial, cloro e hidróxido de sodio,
obteniéndose también hidrógeno, el cual es aprovechable.
 Amoníaco y ácido nítrico: el método industrial de
preparación del amoníaco es la síntesis a partir de los
elementos nitrógeno e hidrógeno. El nitrógeno se obtiene
del aire y el hidrógeno de los hidrocarburos vía gas de
síntesis.
El amoníaco se obtiene masivamente, estimándose que la
producción mundial sobrepasa los cien mil millones de
toneladas por año. Es un intermedio de síntesis muy
importante en la industria de fertilizantes, sobre todo para la
preparación de sales de amonio y la síntesis del ácido
nítrico.
El ácido nítrico se prepara industrialmente por oxidación
catalítica del amoníaco. Éste se oxida con aire, a altas
temperaturas, en presencia de un catalizador basado en
una aleación de platino, que contiene alrededor de un 10%
de rodio.
El ácido nítrico se usa esencialmente para la fabricación de
fertilizantes (65%) y explosivos (25%). También se utiliza en
menor proporción (10%) en numerosos procesos
preparativos, especialmente como agente oxidante y
nitrante.
Esquema de una célula para la electrólisis del cloruro de sodio.