Você está na página 1de 3

Carmen M. Mirete IES.

La Flota

TEMA 17 LA DICTADURA DE PRIMO DE RIVERA

Alfonso XIII y Primo de Rivera Directorio Militar Desembarco de Alhucemas


I. INTRODUCCIÓN.
Las principales causas que explican el golpe de estado del General Miguel Primo de
Rivera son:
- El fracaso y degeneración del sistema político parlamentario español.
- El problema de Marruecos. Tras la derrota de Annual se hizo más evidente la ineficacia
de los gobiernos para resolver este asunto.
- La generalización de los desórdenes públicos y de los conflictos sociales.
- La violencia terrorista, generalmente anarquista.
Frente a esta situación, el 13 de septiembre de 1923, el capitán general de Cataluña
Miguel Primo de Rivera protagonizó un golpe de estado que supuso la instauración de
una dictadura, declaró el estado de guerra y exigió que el poder pasase a manos de los
militares. El presidente del gobierno solicitó al rey que destituyera a los militares sublevados.
Tras algunas dudas, Alfonso XIII se negó a destituirles y llamó a Primo de Rivera para que
se hiciese cargo del gobierno, le nombró “presidente del Directorio Militar y le encargó
que formara un gobierno integrado exclusivamente por militares, dimitiendo el presidente
anterior.
Dentro de la mentalidasd regeneracionista, el golpe de estado y la dictadura eran
presentados como un remedio indispensable para la salvación de España, así se
expuso en su Manifiesto inaugural. Por ello la Dictadura en un principio, fue bien
recibida por la opinión pública, pues se presentaba como una solución política
provisional y excepcional, un breve paréntesis para “ poner orden”.
La Dictadura duró 7 años en la que se sucedieron dos formas de gobierno: el Directorio
Militar (1923-1925) y el Directorio Civil (1925-1930), así denominados por la procedencia de
sus miembros. La mayor parte de los españoles deseaban ver restablecidos el orden, la paz y
la autoridad.
La Dictadura de Primo de Rivera supuso un paréntesis, en el que la Constituciòn y el
sistema parlamentario de la Restauración quedaron suspendidos.
II. DESARROLLO: DICTADURA DE PRIMO DE RIVERA.
El Directorio Militar asumía todas las funciones del poder ejecutivo. Primo de Rivera se
convertía en Jefe de Gobierno y único Ministro. El resto del Directorio estaba
compuesto por ocho generales y un almirante.
Se intentó la creación de una nueva política, frente al caduco sistema de la Restauración.
Las primeras decisiones, tenían un marcado carácter dictatorial: suspensión del régimen
constitucional, disolución de las Cortes, prohibición de los partidos y de los sindicatos,
sobre todo CNT (sindicato anarquista), se restringieron las libertades políticas, se
censuraron las publicaciones de la prensa. Todo ello acompañado de la militarización del
orden público.

1
Carmen M. Mirete IES. La Flota

La regeneración política se centró en el ataque al caciquismo: se sustituyeron los


gobernadores civiles por militares con amplias competencias; las Diputaciones y
Ayuntamientos fueron disueltos y sustituidos por Juntas formadas por los mayores
contribuyentes de cada localidad. La renovación política se limitó a sustituir unos
caciques por otros. Para la reforma administrativa, se elaboró el Estatuto Municipal y un
año más tarde el Provincial, tratando de ofrecer cierto grado de autonomía local que
permitiera el desarrollo de los municipios. Esta reforma, tampoco logró acabar con el
caciquismo.
También se practicó una dura política contra los nacionalismos periféricos (catalán,
vasco), afianzando el nacionalismo español: se suprimió la Mancomunidad de Catalana, se
prohibía el uso de otra lengua que no fuera el castellano, ni de símbolos ( bandera
catalana, se clausuró el campo del Barça, sardanas...).
Se creó un partido, la Unión Patriótica, que era un partido para dar apoyo a la Dictadura,
formado por católicos, funcionarios y caciques rurales.
El último gran problema fue el conflicto de Marruecos, resuelto militarmente. A partir de
1925 se inicia una colaboración con Francia para solucionar la presencia española en el norte
de África y acabar con la rebelión de las “cábilas” del Rif. Se planteó el desembarco de
Alhucemas que se hizo con éxito, utilizando estratégias militares novedosas. Tras varias
derrotas Abd-el-Krim se rindió entregándose a los franceses. A partir de 1927 se dio por
acabada la ocupación y control de todo el territorio del Protectorado en Marruecos.
Estas operaciones consolidaron la fuerza de los cuerpos militares, la legión y sus
generales los “africanistas, establecidos en el Rif.
DIRECTORIO CIVIL (1925-1930).
Durante esta etapa la acción política de la dictadura se centró: en la creación de
“corporaciones” de carácter laboral que sustituían a los partidos políticos y en lograr
institucionalizarse, con la creación de una Asamblea Nacional Consultiva (1927), a
modo de Parlamento, elegida por medio de voto corporativo, es decir de representantes
municipales y de asociaciones con derecho a voto. Esta Asamblea , carecía de capacidad
legislativa, su única función consistía en asesorar e informar al dictador. Estaba
compuesta por afiliados de la Unión patriótica, representantes de la administración
central y local y de las organizaciones laborales. Elaboró un proyecto de Constitución
(1929) que no llegó a promulgarse.
Las propuestas políticas acabaron en fracaso. Sus medidas no contaron con los
apoyos necesarios, incluso hubo un intento de golpe de estado del ejército en 1926 el
día de San Juan “Sanjuanada” por problemas de ascensos.
Mejores fueron los resultados en política social y económica:
Se crearon los Comités paritarios para resolver los enfrentamientos entre empresarios
y trabajadores (arbitraje en caso de conflicto laboral), lo que favoreció la estabilidad en el
empleo. También aumentaron las prestaciones de la Seguridad Social.
Se hicieron centros de enseñanza, mejores salarios, descendió el analfabetismo, aunque
se limitó la libertad de cátedra.
En cuanto a la política económica fue proteccionista con intervención del Estado.
Concedía ayudas estatales a las empresas ferroviarias, navieras y mineras para evitar la
dependencia del capital extranjero. Se potenció la creación de grandes monopolios
estatales (CAMPSA, Compañía Telefónica, Tabacalera, Fosforera,etc.). Se construyeron
grandes obras públicas para mejorar las infraestructuras: construcción de carreteras, se
modernizó la red ferroviaria, se crearon las Confederaciones Hidrográficas para el
aprovechamiento agrícola e hidroeléctrico de las cuencas de los ríos, pantanos, embalses...
Las políticas aplicadas, contribuyeron a rebajar las cifras del paro pero, el enorme gasto
del Estado, produjo un aumento de la deuda pública y bajada brusca de la cotización de

2
Carmen M. Mirete IES. La Flota

la peseta. Además como no hubo transformaciones profundas en la agricultura (no se


modernizan las técnicas ni se afronta una reforma agraria), los campesinos siguen
teniendo unas míseras condiciones de vida. Esta situación dificultará el desarrollo
industrial.
La llegada de la crisis económica de 1929 con la caída del comercio exterior, la inflación
y el aumento del paro demostró que los éxito de la política económica de la dictadura
habían sido pasajeros.
FINAL DE LA DICTADURA DE PRIMO DE RIVERA Y FINAL DE LA MONARQUÍA.
A partir de 1928 el régimen de Primo de Rivera empezó a resquebrajarse por varias
causas:
Deterioro de las relaciones con Alfonso XIII.
Pérdida de apoyos de sectores sociales: organizaciones patronales y obreras, los
mandos del Ejército (división entre africanistas y peninsulares). El apoyo popular con
el que llegó al poder había desaparecido.
Creciente oposición al régimen: republicanos, anarquistas, comunistas,
nacionalistas e intelectuales (Ortega y Gasset).
Las crecientes dificultades financieras y presupuestarias del Estado, déficit de la
balanza comercial y devaluación de la peseta.
La oposición generalizada a su gobierno hizo que el 28 de enero de 1930 el dictador
dimitió y se exilió en París. Seis semanas más tarde, el 16 de marzo de 1930, moría en
París, en medio de una gran decepción.
III. CONCLUSIÓN.
Tras la caída de Primo de Rivera, la Monarquía tiene sus días contados, en esta última fase
destaca el auge del republicanismo, pues fueron asociadas al republicanismo todas las
esperanzas de cambio de la sociedad española. Alfonso XIII encarga al general
Berenguer la formación de un gobierno que prepare al país para el restablecimiento de las
libertades y volver al caduco sistema del turno de partidos. Pero a Berenguer le falta
decisión, los cambios son demasiado lentos es la “Dictablanda”. La oposición empezó a
organizarse y en agosto de 1930 socialistas, republicanos y catalanistas de izquierda se
unen en el Pacto de San Sebastián contra la Monarquía, sería el gobierno provisional de
una futura Segunda República. Se empieza a organizar un plan para derribar a la
monarquía para el 15 de diciembre, pero los resultados de este movimiento republicano
fueron desastrosos (en Jaca se produjo una sublevación dirigida por el capitán Galán y el
teniente García Hernández, que fracasó). La ejecución de Galán y García, y las huelgas
estudiantiles y obreras aceleró la caída del gobierno de Berenguer, que acabó dimitiendo en
febrero 1931.
El monarca confió entonces el gobierno al almirante Aznar con el encargo de convocar
elecciones en abril empezando por las municipales. Las elecciones del 12 de Abril dan
el triunfo a las fuerzas antimonárquicas en las grandes ciudades, zonas no controladas
por el caciquismo rural, Alfonso XIII intentando evitar enfrentamientos, abandona el país,
y el 14 de Abril se proclama la II República.

El texto oficial correspondiente a este tema es:


18.- MANIFIESTO DE PRIMO DE RIVERA.1923