Você está na página 1de 1

ANALISIS DE RELATOS

La enseñanza de la historia cuenta con un valioso recurso en los textos ficcionales en general.
Éstos, cuyas tramas argumentales dan sentido a personajes y hechos, permiten a los niños/as
situarse en el contexto particular de cada época y comprender mejor la complejidad de los
procesos sociales que la caracterizan. “Los textos ficcionales brindan la oportunidad de
explorar las posibilidades y probabilidades de los hechos. Son como versiones libres de los
hechos. Allí se mezclan personajes inventados con otros que existieron y la imaginación del
escritor puede proponer encuentros entre ellos, explorar el sentimiento de los protagonistas,
proponer posibles finales, etc.”

Para iniciar a los niños en el conocimiento de la sociedad colonial, el docente puede recurrir a
la presentación de un relato, que tome como protagonistas a los miembros de una familia de
algún grupo social particular. Podrá optar entre una familia de la elite colonial, o una familia de
blancos pobres, o una familia de negros esclavos, entre otras. Procurará incluir en el relato
situaciones que reflejen las relaciones y conflictos del grupo seleccionado con otros grupos
sociales de la época. De este modo ofrecerá información que permita una mirada más
compleja sobre la sociedad en estudio.

El relato podrá dar cuenta de algún aspecto particular de la vida cotidiana de los protagonistas
de la historia. Por ejemplo, cómo se relacionaban adultos y niños en esa época, qué trabajos se
realizaban y quiénes los hacían, qué características tenían los espacios que habitaban, etc.