Você está na página 1de 13

EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

Preparado por:
Pastor: Vicente Arango (Director de Misiones Extranjeras)

Mucho se ha escrito sobre este tema, y estoy seguro que se seguirá escribiendo, pues este no
es un tema de moda, no!, este tema refleja una necesidad profunda, enmarcada en la realidad
de lo que debe ser la vida del ministro como tal, es decir como siervo de Dios, como servidor
de la grey, como apacentador del rebaño del Señor, como alimentador de las ovejas de
nuestro amado Jesús y como hijo de Dios!. Este tema no dejará de ser trascendente porque
nos muestra una realidad permanente, enmarcada en algo que es determinante…nuestra
relación con Dios!

RELACIÓN CON DIOS, BASE DE NUESTRA RELACIÓN CON LOS DEMÁS:

Somos personas que por la gracia de Dios, hemos sido llamados a desarrollar un ministerio en
beneficio de muchísimas personas. En ese marco de acción se encuentran en primer lugar:
Nuestra esposa, hijos, familiares, amigos, iglesia, compañeros de trabajo, superiores etc. La
vida del ministro tiene un alcance impensable en el sentido que se relaciona con grandes
cantidades de personas; lo que lógicamente implica tratar y ser tratado por gentes de todas las
clases. El punto aquí realmente es que la relación con todas estas personas no es de simple
trato, sino de ministración de las cosas de Dios.

No es que yo vaya simplemente a saludar o cruzar algunas pocas palabras con alguien, es que
yo soy llamado a alimentar, a suministrar todos los componentes de la gracia de Dios a ellos.
Prácticamente podemos decir que el pastor es un puente entre Dios y los hombres, es el
puente entre el cielo y la tierra; es el vocero de Dios.

Analizando esto con un espíritu crítico, pero sano nos podemos dar cuenta de la urgente
necesidad de que el pastor se preocupe de verdad por su relación con Dios; porque él no saca
el alimento para el pueblo de ninguna otra parte que de las manos del Señor. La Biblia enseña
que cuando el Señor multiplicó los panes y los peces a la multitud, él directamente no le dio el

1 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

alimento a la gente, él sí hizo el milagro, pero dice la biblia que él daba a los discípulos y los
discípulos a la multitud. (Mateo 14:36).

Entonces analizaremos a continuación algunos aspectos importantes que se deben tener en


cuenta y que indudablemente hacen parte de la buena relación del ministro con Dios.

La Fe:

Es la base de todo acercamiento del hombre con Dios, la biblia enseña en Hebreos capitulo 11
el verso 6 que “sin fe es imposible agradar a Dios” también dice que: creyó Abraham a Dios
y le fue contado por justicia Santiago 2: 23.

La fe es fundamental para ser aceptos delante de él pues nótese que en el verso 6 citado
anteriormente dice que sin fe es imposible agradar a Dios, se hace indispensable que el
ministro le crea a Dios, crea en sus promesas, en la eficacia de su Palabra, en el
inconmensurable poder que hay en su Nombre, en la obra salvífica y en todo el proceso de
salvación que Dios dispuso para el ser humano.

El ministro debe creer la Palabra que predica; es más, el primero que debe creer el sermón es
quien lo predica. Uno no puede esperar que otros crean si uno no ha creído primero, es
importante que el ministro sea un hombre de fe porque ésta es la base de toda buena relación
con Dios, no puede mover a otros a creer si al él le falta fe, no puede haber milagro si él no
cree en ellos, no podrán haber sanidades si él no cree en la Sanidad Divina, no podrán haber
hermanos recibiendo el Espíritu Santo en su iglesia si él cree que el Bautismo del Espíritu
santo fue para tiempos pasados solamente, definitivamente un pastor cuya fe haya sido minada
por el enemigo no puede tener una buena relación con Dios.

Humildad:

Otro ingrediente importante en la relación con Dios, la Biblia dice que “Dios da gracia a los
Humildes pero resiste a los soberbios”
Santiago 4:6, también dice en proverbios 3: 34 que

2 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

“él escarnecerá a los escarnedores y a los humildes dará gracia”,


ciertamente la arrogancia es una de las cosas más peligrosas de las cuales se debe cuidar el
pastor la altivez, el orgullo, afectan seriamente la relación con Dios, entre los requisitos
exigidos por la palabra a los ministros leemos lo siguiente: que sea amable, apacible, y que no
sea iracundo, no pendenciero Tito 1: 7.

La palabra de Dios dice en proverbios 16:18 que “Antes del quebrantamiento es la


soberbia y antes caída la altivez de espíritu”
. Como nos sobre cogemos y nuestro espíritu y corazón se estremece dentro de nosotros al
recordar a tantos hombres con cuyos maravillosos ministerios se estropearon por la altivez, el
orgullo, la prepotencia, llegaron a un punto que se les olvido por completo la cantera de donde
fueron arrancados por la Mano Divina para ser puestos en lugares celestiales por la gracia del
Señor, no eran nada pero Dios hizo de ellos reyes y sacerdotes, no valían nada pero Dios hizo
de ellos piedras preciosas, eran mendigos, pobres, ignorados pero Dios los hizo sentar con los
príncipes… con los príncipes de su pueblo.

Estaban vestidos de malos hábitos, de pecados por doquier pero Dios los vistió de santidad y
de salvación, eran emisarios del mal, instrumentos del enemigo, pero Dios los convirtió en sus
mensajeros justicia, no había un buen futuro para ellos, ni siquiera un pequeño futuro, ni aun la
mas mínima luz de esperanza porque acordaos vosotros los gentiles que “En aquel tiempos
estabais sin Cristo, alejados de la ciudadanía de Israel y ajenos a los pactos de la
promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo”
Efesios 2:12, pero Dios por la fe que hubo en ellos al predicárseles la palabra y por la gracia
que vino en respuesta a la fe, hizo de ellos sus santos ministros, ministros del nuevo pacto
porque subiendo a lo alto llevó cautiva la cautividad y dio dones a los hombres.

Lo que quiero decir con esto, es que les dio una investidura de poder, de autoridad
representada en los ministerios preciosos que le dio y todo iba bien, una relación maravillosa
con Dios, oraban, ayunaban, pasaban noches enteras en comunión con Dios, leían y
estudiaban las escrituras con temor y temblor, y lo que ellos vivían lo enseñaban al pueblo, sus
momentos con Dios los trasmitían al pueblo, de lo mismo que ellos se alimentaban de Dios, de
eso mismo alimentaban al pueblo y de verdad que estos hombres brillaban como verdaderas
lumbreras de la gracia divina y comenzaron a escalar posiciones, a ganar alturas impensables,
pero depronto las cosas comenzaron a cambiar, un pequeño descuido llevó a un descuido
mayor y así sucesivamente, no tuvieron en cuenta el sabio consejo que Pablo escribió a su
joven discípulo Timoteo “ten cuidado de ti mismo” y el otro consejo “no descuides el don
que hay en ti” o la
exhortación a los hebreos
“como escaparemos si descuidamos una salvación tan grande ”,
y descuido tras descuido se fue entrando en el terreno de la insensibilidad, donde comenzó a

3 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

faltar el temor y empezaron a aparecer brotes de confianza en sí mismos, y luego la


arrogancia, la altivez se hicieron presentes y sus ministerios con su vida espiritual, sus familias
y todo lo precioso que Dios les había dado se vino al piso,
porque antes de la caída es la altivez de espíritu.

La justicia:

(Equidad, integridad, rectitud, verdad).

Hechos 10: 35 dice: que Dios se agrada del que le teme y hace justicia.

Como siervos de Dios hemos recibido facultades especiales, facultades que tienen que ver en
muchas ocasiones con tomar decisiones respecto a situaciones complejas en las que se ven
involucrados hermanos que están puestos bajo nuestro cuidado, esas decisiones son juicios
que nosotros por alguna circunstancia tenemos que emitir. El Siervo de Dios debe tener sumo
cuidado con el manejo de situaciones, con el desarrollo de las mismas y con los juicios a que
finalmente se llegue, porque la vida de ellos, la paz de ellos, la tranquilidad, la prosperidad de
ellos nos ha sido encargada. Debe tener una muy buena relación con Dios para que él lo guíe
al dar un veredicto que favorece o que afecta negativamente a un semejante, jamás el ministro
debe abusar de la autoridad, de la posición de privilegio que Dios le ha concedido frente a
otros, los hermanos dicen: que bueno hacer tal cosa pero otro le contesta diciendo: esperemos
que dice el Pastor, otro dice: me voy a cambiar de congregación pero de pronto piensa que dirá
mi pastor; voy a vender la casa pero yo espero lo que diga mi pastor; estoy enfrentando a tal
decisión pero Hare lo que diga mi pastor.

Esto solamente es una muestra en miniatura de la gran confianza que el pueblo del Señor tiene
puesta en nosotros y cómo ellos esperan que la voz de Dios se oiga a través de los labios del
pastor, que la decisión final la dé Dios a través de su pastor, por eso es que el pastor debe
tener una relación muy buena con Dios, porque el pueblo espera la voz de Dios, la decisión de
Dios, la respuesta de Dios a través de su pastor. En este orden de ideas podemos asegurar
que uno de los puntos más neurálgicos es el cuidado que debe tener el pastor de aprovecharse
de la confianza y del aprecio de los demás, del respeto que le tienen para beneficiarse a costa
de la buena imagen y del aprecio que se le tiene al pastor, del respeto y la consideración que
hay hacia él, él no puede pretender estar por encima de los demás afectando los intereses de
otros y aquí hemos llegado al punto que quiero tratar.

4 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

Hay quienes aprovechándose de la investidura de autoridad que el Señor les ha dado


consiguen dineros prestados y no los pagan o las van cancelando gota a gota, a cuenta gotas o
cuando quieren; si un artículo vale 100 pesos ellos quieren, casi exigen que se los tienen que
vender en 10 cuando él mismo es consciente que el valor comercial es 100 pesos, pero ellos
tienen un artículo que comercialmente vale 10 pesos y lo quieren vender en 100 pesos, esto
desde todo punto de vista es injusticia; es decir lo contrario a su definición, lo contrario a
integridad, equidad, rectitud y verdad.

En los casos de disciplina no nos podemos dar el lujo de juzgar ligeramente porque alguien
simplemente dijo, si no porque efectivamente se comprobó, no olvidemos que el buen nombre
de las personas, la honra, el testimonio tienen un valor incalculable y que no podemos juzgar a
alguien por simples rumores y dejar en evidencia a un hijo de Dios por simples comentarios.

Mateo 5.20 “Porque os digo que si vuestra justicia no fuere mayor que la de los escribas
y fariseos, no entrareis en el Reino de Dios”

Deuteronomio 25: 1

Además las personas que por causa de su oficio o servicio dependan de la asignación que esté
a nuestra consideración asignarles, es nuestro deber procurar que con lo asignado puedan vivir
en condiciones dignas, ellos están prestando un servicio a Dios bien sea en el altar
directamente como ministros, o bien sea desarrollando alguna otra actividad a favor de la
causa del Señor.

El Señor dice en su palabra, no pondrán bozal al buey que trilla, pues desde un ministro hasta
el hermano que cuida los templos, si dependen económicamente de las finanzas que está a
nuestro cuidado administrar; está trabajando en la viña del Señor, son servidores de la viña del
Señor. Todos estos aspectos que venimos mencionando son importantes los cuales afectan
positiva o negativamente nuestra relación con Dios.

Como estos puntos podríamos seguir citando otros más, sin embargo, mencionaremos los
siguientes:

5 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

La Oración Eficaz:

Ya hicimos mención de la fe como puerta que conduce a la gracia, la Biblia dice que por la fe
tenemos entrada a esta gracia Rom 5: 2.

Cuando hablamos de la gracia nos referimos a los depósitos de las bendiciones de Dios, los
depósitos donde están contenidas todas las bendiciones de Dios. Para que la oración sea
eficaz necesariamente tiene que ser una oración de fe, cuando Santiago está escribiendo
acerca de la oración eficaz, está hablando de la oración de fe. Usted ve claramente la relación
que hace entre la oración eficaz y lo que la produce (La fe).

En la oración eficaz hay otros elementos que juegan un papel importante, la oraron del padre
nuestro como modelo de oración eficaz nos muestra varios elementos que se deben tener en
cuenta.

Lo primero que encontramos es la exaltación a nuestro padre Santísimo, el reconocimiento de


lo que él es para nosotros, “padre nuestro que estás en los cielos”, la grandeza de su
Nombre poderoso “ Santifi
cado sea tu nombre
”, el anhelo de nuestra alma de estar y ser parte de su reino, vivir en él, estar en él, ser parte
del reino, “
venga tu reino
”.

Otro elemento importante es la disposición de nuestra mente espíritu y todo nuestro ser al
sometimiento de su voluntad, “hágase tu voluntad”, y el conocimiento de la autoridad de la
supremacía de él, en torno a los ámbitos del universo mismo,
“como en el cielo así también en la tierra”,
un elemento importante en la oración eficaz, es el reconocer nuestra dependencia absoluta de
él, no dependemos de la circunstancias sino de su divina providencia,
“el pan nuestro de cada día dánoslo hoy”,
con esto estamos hincando que todo lo que tuvimos ayer, tenemos hoy y tendremos de él,
provienen de su mano generosa (…abre tu boca y yo la llenaré) salmo 81: 10. También indica
esto que la oración eficaz es aquella que nos lleva a creer, a pedir y a esperar en él.

6 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

Otro aspecto que por ningún motivo podemos dejar de dar, es el que tiene que ver con la
comunión, la armonía que debe reinar entre el pueblo del Señor y en general con el mundo
entero, la biblia dice que… a paz nos llamó Dios. 1 Corintios 7:5. La verdad es que alguien que
albergue en su corazón la raíz de amargura, las contiendas, las disensiones, los enojos, tiene
un corazón marchito y ha convertido su corazón en un depósito de rencillas, cuántos cientos o
miles de soles se han puesto y aquellos odios siguen allí anidados destruyendo la comunión
con los hermanos, ningún hombre puede pretender estar en paz con Dios, si no está en paz
con sus semejantes.

La exhortación que Dios nos hace en Mateo 5: 23 está directamente relacionada con esto “si
al traer tu ofrenda al altar. Si te acuerdas que tu hermano tiene algo contra ti, deja allí la
ofrenda y ve y reconcíliate primero con tu hermano”.

La oración eficaz es aquella que tiene que ver con el perfecto perdón para que haya entonces
una perfecta paz, el apóstol Pablo en la primera carta a Timoteo capitulo 2 verso 8 exhorta a
que los hombres de Dios oren levantando manos santas sin ira ni contienda!!!

La oración eficaz es aquella que no tiene estorbo, que sube tan pronta y directamente como se
hace a la misma presencia de Dios. Esa es la oración Eficaz. Porque no tiene estorbos, las
rencillas con la esposa, con los hijos, roban eficacia a la oración, el apóstol Pedro hace
mención de ello en su primera carta cap 3 verso 7 exhortando a los maridos a vivir sabiamente
con sus esposas, a tratarlas bien, dándole honra a ellas como coherederas de la gracia de la
vida, y concluye diciendo para que vuestras oraciones no tengan estorbo.

La oración eficaz es aquella que hizo el salmista David y que dio origen al hermoso canto que
conocemos como el Salmo 51 verso 3 “porque conozco mis rebeliones y mi pecado esta
siempre delante de mí”.

La oración eficaz es aquella que encontramos en Job 33. 26-27 “orará a Dios y éste le
levantará y verá su paz con júbilo y restaurará al hombre su justicia, él mira sobre los hombres
y al que dijere pequé y pervertí lo recto y no me ha aprovechado Dios redimirá su alma para
que no pase al sepulcro y su vida se verá en luz.

7 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

¿Por qué Dios redimirá su alma para que no pase al sepulcro y su vida se verá en luz? Respue
sta
porque su oración fue eficaz, pues él mira sobre los hombres y al que dijere pequé y pervertí lo
recto y no me ha aprovechado…

Nunca una persona que no confiese su pecado podrá tener una oración eficaz, pues el
encubrimiento de su pecado es un estorbo a la oración “El que encubre sus pecados no
prosperará” Prov 28.13.

La oración eficaz es aquella que involucra reconocimiento de culpa, no es la oración arrogante


en la cual se deja de manifiesto la falsa santidad de quien está orando, en Lucas Capitulo 18
del verso 9 al 14 el Señor Jesús nos hace referencia de un fariseo y un publicano que subieron
al templo a orar, el fariseo puesto en pie oraba consigo mismo, “Dios te doy gracias porque no
soy como los otros hombres, ladrones, injustos, adúlteros y señalando con su dedo acusador
en su “Oración” dijo: ni como este publicano”, luego el Señor Jesús nos presenta la escena de
tribulación y de suma tristeza mostrada en el rostro y en la oración del publicano, dice el Señor
que el publicano ni aun quería alzar sus ojos al cielo sino que se golpeaba el pecho mientras
repetía una súplica, Dios sé propicio a mí, pecador. Repito, la oración eficaz es aquella que
involucra arrepentimiento, dolor de haber ofendido a Dios, súplica sincera de perdón; el fariseo,
según la parábola creía estar hablando con Dios, pero el Señor Jesús que conoce todas las
cosas, nos informa a todos a manera de consejo y orientación, es decir , para que no vayamos
a caer en el mismo error del fariseo, no oraba a Dios si no que oraba consigo mismo, Dios no
estaba en su oración y ciertamente los oídos del Señor no están abiertos para una oración de
esa clase.

El Ayuno:

El ayuno es un ejercicio espiritual que nos lleva a trazarnos una disciplina en cuanto a la
búsqueda de la presencia de Dios, no puede haber un pastor que llegue a creer que no es
necesario ayunar cuando tenemos un soporte bíblico tan amplio, el mismo Señor Jesús dio
ejemplo del ayuno muchas veces, e instó a sus discípulos al ayuno, este género dijo él: no sale
sino con oración y ayuno; haciendo referencia a una entidad demoníaca que tenía cautivo a un
joven. Marcos 9: 29.

Son muchos los pasajes que hacen mención de la vida de ayuno y oración que el Señor
practicó, los apóstoles lo creyeron, lo vivieron y lo enseñaron, Pablo en la lista larga de

8 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

sufrimientos a la que hace mención en la segunda carta a los Corintios capítulo 11 verso 27
dice: muchos ayunos, no eran pocos o unos cuantos, sino que dice muchos ayunos.

Cornelio el varón piadoso cuyas ofrendas y oraciones llegaron al trono de Dios, él testificó en el
capítulo 10 verso 30 del libro de los Hechos, que estaba en ayunas en su casa como a las 3 de
la tarde, mientras oraba Dios le habló de manera especial, los ancianos de la iglesia en
Antioquia ayunaron y oraron para despedir a Bernabé y a Saulo a la obra misionera.

El ayuno debe hacerse en una verdadera actitud de humillación y de súplica a Dios por alguna
petición especifica; es decir, no se debe ayunar sin tener un objetivo, se debe ayunar teniendo
una causa, un por qué y para qué. Cuando Ester convocó al ayuno nacional fue porque el
pueblo estaba en peligro de muerte, y se trabajó para clamar a Dios por una intervención
milagrosa a favor de ello. Cuando el rey de Nínive convocó a los ciudadanos de su reino a
ayunar es porque había una sentencia capital sobre ellos y se trataba de rogar y suplicar por el
perdón.

Se ayuna por liberación espiritual, por alguna situación de peligro, etc, no debe ayunarse por
pretensión, por mostrar a otros que somos mejores que ellos, no debe ayunarse por ninguna
otra cosa que no sea la búsqueda sincera del rostro del Señor y en procura del crecimiento
espiritual nuestro o de los demás.

La Intercesión:

Jesús, modelo de intercesión!

Antes de entrar a explicar esta parte, es bueno tener en cuenta que el intercesor es aquel que
apela por la causa de un pequeño ante un grande, es decir, de uno que está en necesidad y el
que le puede suplir esa necesidad, de uno que está enfermo y el que lo puede sanar, de uno
que está en peligro y el que lo puede librar del peligro… de uno que necesita con urgencia oír
la palabra de vida y el que le puede enviar un mensajero de paz etc.

Podemos asegurar que el intercesor es uno que se enamora de la causa ajena, a tal punto que

9 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

la hace su propia causa, es decir que gime clamando, de manera incesante hasta derretirse en
sufrimiento… hasta exclamar en medio de ahogados sollozos: ¡”Mi alma está muy triste…
hasta la muerte”! Desde esta perspectiva podemos asegurar que la intercesión, elevada a su
máxima expresión duele, el espíritu entra en crisis por los fieros combates que libra
intercediendo por la causa ajena.

Es bueno aclarar que aunque estamos en la carne, sin embargo esta lucha la libramos desde el
espíritu. Se afecta la carne porque esta es la vivienda terrenal de nuestro espíritu, pero quien
se trenza en combate por defender la causa del otro es nuestro espíritu. Toda guerra de
intercesión se inicia, desarrolla y termina en al campo espiritual. (Efesios 6:10-17) y luego
continúa un poco más adentro diciendo: “Orando en todo tiempo con toda oración y súplica EN
EL ESPÍRITU” (Efesios 6:18)

Todo intercesor comienza orando, luego lo vemos suplicando y termina gimiendo en el espíritu!
Y cuando se llega a este punto las palabras adquieren otro sentido, pues no hay en el mundo
alfabeto que le de valor a esos sonidos; pues ya no son simples palabras, sino mas bien,
sollozos ahogados en llanto, sí, es el llanto del alma; la intercesión es el llanto del espíritu por
la causa ajena. ¡Pero el espíritu mismo intercede por nosotros, con gemidos indecibles!
(Romanos 8:26) Cuando dice: Indecibles, hace referencia a que el intelecto humano no puede
entender; por eso para el carnal esto es locura, el carnal se escandaliza y hasta se burla, sin
darse cuenta que está entrando en el campo peligroso de la blasfemia.

Conforme al pragmatismo del insensible ser humano sin Cristo, esta es una pena ajena, un
dolor ajeno, una causa ajena, que no tiene sentido; pero eso dice y cree el hombre natural
porque él no percibe las cosas que son del Espíritu, porque la intercesión no es de la carne
sino del espíritu, y para entenderla hay que discernirla espiritualmente. ¡Bienaventurados los
que lloran! (Mateo 5.4)

Al intercesor no debe preocuparle ser objeto de la malquerencia de algunos que no comparten


su comportamiento sensible. Si vemos por la palabra de Dios nos damos cuenta que casi
siempre en la intercesión el llanto está presente. Todos sabemos que el llanto indica que hay
un dolor. Es decir, el llanto es la expresión o lenguaje del dolor. Cuando alguien tiene un dolor
físico por lo general lo expresa con llanto; solo que el dolor del intercesor no es en el cuerpo
sino en su espíritu. El más grande intercesor de todos los tiempos, Jesús, también lloró. ¡Y
cuando llegó cerca de la ciudad, al verla, lloró sobre ella! (Lucas 19:41)

10 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

…Jesús entonces, al verla llorando, y a los judíos que la acompañaban, también llorando, se
estremeció en espíritu y se conmovió! (Juan 11:33)

¡Jesús lloró (Juan 11:35)

¡Jesús profundamente conmovido… (Juan 11:38)

¡Y Jesús, alzando los ojos a lo alto dijo: Padre, gracias te doy por haberme oído! (Juan 11:41)
Alguien se podrá preguntar qué pasaba con Jesús mientras se conmovió en el espíritu, y
mientras lloraba? Pues bien, mientras él iba a la tumba de su amigo, estaba intercediendo por
él; esto queda claro por las mismas palabras que él refirió: ¡Padre, gracias te doy por haberme
oído! Una vez más vemos que la oración de intercesión del Señor Jesús, estuvo acompañada
de llanto. Así que no se debe considerar que ciertas manifestaciones sean anormales, pues la
intercesión es:

- La oración sublime.
- La oración del espíritu.
- El Éverest de la oración.
- El clímax de la oración.
- Acercar a los hombres a Dios.
- La expresión del amor por la causa ajena.
- Sufrir en el espíritu, por la enfermedad que el otro tiene en el cuerpo.

Todo esto fue precisamente lo que vivió el más grande y vivo modelo de intercesión de todos
los tiempos, Jesucristo; pues el escritor sagrado dijo, que él llevó nuestras enfermedades y
sufrió nuestros dolores!

Finalmente quiero decir que la intercesión es una oración de amor; pues no es por sí mismo
que se ora, sino por otros. Por eso los judíos que presenciaron la escena de dolor que Jesús
sufrió frente a la tumba de Lázaro, al ver su tristeza y las lágrimas que derramaba, llegaron a
decir con mucho acierto: “Mirad cómo le amaba” (Juan 11:36) Es sorprendente ver cómo los
judíos que rechazaron al Señor Jesús, en su momento al ver llorar a Jesús, entienden que está
llorando por el amor que siente por su amigo; pero cuando algunos de nosotros mismos ven a
nuestros hermanos llorar mientras están intercediendo por otros, dicen que están locos.

11 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

Bienaventurados los que ahora lloráis, porque reiréis! (Lucas 6:21)

No todo el tiempo el intercesor estará llorando, definitivamente, no! Pues el Dios al cual
clamamos es el Todo Poderoso. El se compromete con los intercesores: Clama a mí y yo te
responderé!

Al intercesor Dios le promete;

“Pedid y se os abrirá”

“Buscad y hallaréis”

“Llamad y se os abrirá”

Y del mismo Señor Jesús, la escritura asegura: “Verá el fruto de la aflicción de su alma y
quedará satisfecho” (Isaías 53

Porque…Bienaventurados los que ahora lloráis, porque reiréis!

Siendo ejemplo a la Iglesia en Oración:

Todo lo expresado aquí nos lleva a alcanzar niveles de gloria el hombre que ora a Dios que
busca su rostro de esta manera podrá ser un ejemplo para la iglesia del Señor, un ejemplo de
oración. No podemos decir a la iglesia o esperar de la iglesia que ore, que ayune si nosotros
no lo hacemos.

12 / 13
EL PASTOR Y SU RELACION CON DIOS - Vicente Arango

Escrito por laura

No podemos pedirle a la iglesia que llegue temprano al culto para que este orando en favor del
predicador, si nosotros somos los últimos en llegar.

Tú que predicas, predícate a ti mismo, el buen maestro es el que enseña no solamente con las
palabras sino con el buen ejemplo Tito 2: 7

El ministro debe ser ejemplo de oración en la iglesia a tal punto que los hermanos sientan la
necesidad de acercársele como los discípulos se le acercaron al Señor y le pidieron enséñanos
a orar como Juan también enseño a sus discípulos, pero si le pidieron al Señor que les
enseñara, es porque veían que él lo hacía, el mismo Señor les dijo a ellos cuando se
aproximaba la ora del sacrificio allá en Getsemaní, no habéis podido haber orado conmigo
siquiera una hora.

Mateo 26: 40

Finalmente el Señor hace un llamado a manera de exhortación no solo a los discípulos,


presentes con él en ese entonces, sino a todas la generaciones de cristianos de todos los
tiempos y lo que a vosotros digo a todos lo digo… velad indicando con esto como acabo de
mencionarlo que no era una exhortación solamente para los discípulos de su entonces, sino
que luego se va hasta lo último del tiempo de la cristiandad, señalando desde el primero hasta
el último de los cristianos de todos los tiempos dice: a todos lo digo… velad.

Esto querido hermano pastor nos está señalando una advertencia muy clara de que la oración
no fue una moda, las modas pasan pero las verdades quedan, la oración es una constante, no
fue solo para la Iglesia del primero, segundo siglo porque lo que a vosotros digo a todos lo
digo… velad

Marcos 13: 37

13 / 13