Você está na página 1de 9

Linda Marini – Grado en Traducción e Interpretación Inglés – Francés 2017/2018

Ana María Matute -


Paulina

1
Índice

Introducción ............................................................................................................ 3
La autora y su obra .................................................................................................. 4

2
Definición de la macroestructura global ................................................................... 5
Características de la obra ......................................................................................... 5
Estilo de la obra..............................................................................................................5
Argumento .....................................................................................................................6
Configuración moral del protagonista ............................................................................6
Configuración física del protagonista .............................................................................7
Expresión del tiempo ......................................................................................................7
Expresión del espacio .....................................................................................................7
Conclusión ............................................................................................................... 8
Bibliografía .............................................................................................................. 8

Introducción

El propósito de esta monografía es realizar un análisis bastante detallado de una novela;

3
el libro elegido para ello es Paulina de la autora Ana María Matute. Se trata de una novela
de genero infantil-juvenil publicada por primera vez por la editorial Garbo en el año 1960.
Perteneciente a la literatura juvenil española junto con otras obras de la misma autora,
como El verdadero final de la Bella Durmiente (1995), Los niños tontos (1956) y Paraíso
inhabitado (2008), Paulina es una novela sencilla y bastante breve, pero repleta de
pequeños detalles que hacen que se convierta en una interesante historia. Escrita en forma
de cuento y narrada por la propia protagonista, la niña Paulina, esta obra es capaz de
hacernos ver el mundo a través de los ojos de una chica que está creciendo y descubriendo,
poco a poco, el mundo alrededor de ella.

La autora y su obra

Ana María Matute Ausejo (Barcelona, 26 de julio de 1925 – 25 de junio de 2014) fue una
escritora y novelista española más importantes del siglo XX y es considerada una de las
mejores novelistas de la posguerra.

Hija de una familia de la pequeña burguesía catalana, Ana María Matute es marcada,
desde muy pequeña, por algunos eventos negativos: de hecho, a los cuatro años cae
gravemente enferma, por lo que los padres se ven obligados a llevarla desde la capital
donde vivían a la casa de sus abuelos en Mansilla de la Sierra, un pequeño pueblo de La
Rioja, para que se recupere. Además, con solo once años, Matute tiene que enfrentarse a
la violencia, el odio, la muerte, la miseria y la extrema pobreza de la Guerra Civil
Española empezada en 1936 y de la posguerra; esta trágica realidad marcará
profundamente la infancia y la juventud de la futura escritora, cuyas obras, de hecho,
están especialmente influenciadas por todas las experiencias y traumas que ella vivió.

A pesar de la guerra, Ana María Matute recibe une buena educación en un colegio
religioso en Madrid y a los 17 años escribe su primera novela, titulada Pequeño teatro,
que no será publicada hasta once años más tarde y que, en 1954, recibe el Premio Planeta.
En 1952 Ana María Matute se casa con el escritor Ramón Eugenio de Goicoechea, con
el que tiene un hijo, Juan Pablo, en 1954; este último es la principal fuente de inspiración
para que la autora escriba sus obras infantiles.

4
Después de la separación del marido, Matute comparte su vida con el empresario francés
Julio Brocard; sin embargo, la muerte de este en 1990 provoca una gran depresión en la
autora.

En 1996 Ana María Matute es elegida como académica de la Real Academia Española,
donde ocupa el asiento “K”, siendo la tercera mujer en formar parte de esta institución.
En cuanto a su obra, hay que destacar la trilogía Los Mercaderes y la novela Pequeño
teatro (libros donde la autora intenta reflejar la realidad política y social de la época);
además, una numerosa colección de obras de la literatura infantil y juvenil, donde se
recogen algunas de sus mejores obras, como El polizón de Ulises (por el que recibió el
premio Lazarillo de creación literaria infantil), Olvidado Rey Gudú o Aranmanoth. Por
otro lado, Ana María Matute fue galardonada con distintos premios y reconocimientos a
lo largo de su vida: recibió, entre otros, el Premio Nacional de Narrativa (1959) por Los
hijos muertos y el Premio Miguel de Cervantes (2010).

Definición de la macroestructura global

La obra que estamos tratando, titulada Paulina, está compuesta de 22 capítulos breves:
en los primeros tres se introducen los personajes, es decir la protagonista Paulina, sus
abuelos y algunos de los demás personajes secundarios, como María y Marta, las dos
muchachas que se ocupan de la casa. A partir del cuarto capítulo hasta el 18 empieza a
desarrollarse la historia y aparecen nuevos personajes, como Nin, un niño ciego, y el
lector comienza a descubrir el carácter de estos, así como su forma de ser y, en algunos
casos, su pasado. En los últimos cinco capítulos, finalmente, podemos apreciar la
verdadera esencia de toda la novela; de hecho, en esta última parte la autora transmite el
mensaje del libro a través de un final sencillo pero muy significativo.

Características de la obra

Estilo de la obra

5
Como todas las obras de Ana María Matute, Paulina también está caracterizada por ser
una mezcla entre la realidad y la ficción, un mundo muy especial que la autora crea para
que el lector se identifique con los personajes y viva la historia en primera persona. Toda
la obra está llena de descripciones minuciosas, sobre todo de los lugares, lo que hace que
la lectura sea muy agradable y capaz de hacer imaginar la escena y el paisaje que se están
describiendo a quien lee (“[…] y de repente brillaban todos los árboles, y parecía que
colgaban estrellas de todas las ramas […]” [pág. 49]). En cuanto a este aspecto, también
es característico el uso de palabras y expresiones que hace que estas descripciones se
conviertan en algo mágico, y el uso de símiles y comparaciones muy a menudo.
Además, hay que destacar que Matute, con el objetivo de hacer que la narración sea más
suelta y sencilla de leer, utiliza mucho los diálogos, así como frases no excesivamente
largas. Por último, es fundamental decir que el narrador de la historia es la propia
protagonista, la niña Paulina, y esto se ve reflejado en el texto en todas las expresiones y
palabras típicas de la niñez, así como el tono usado en la mayoría de la obra (“Sólo de
pensarlo, el corazón me hacía pum-pum-pum […]”, [pág. 39]).

Argumento

Paulina, la protagonista de la novela, es una niña huérfana de diez años que vive en la
ciudad con su cuidadora, Susana, desde pequeña. La niña cae enferma, por lo que Susana
decide llevarla a casa de los abuelos, que viven en las montañas. Aquí Paulina, durante
unos meses en el periodo de Navidad, descubre una realidad nueva, muy distinta de la
que conocía en la ciudad y hace nuevos amigos; en particular, conoce a Nin, un niño ciego
que en invierno vive con los abuelos de Paulina porque es débil de salud. A través de la
amistad con el niño, Paulina empieza a ver la vida con ojos distintos y a entender los
verdaderos valores de la vida. Además de Nin, Paulina conoce a muchas otras personas
que hacen que cambie su manera de pensar y aprecie la vida de la gente de las montañas.

Configuración moral del protagonista

La protagonista del libro, como ya hemos mencionado anteriormente, es Paulina, una niña
de diez años que ha tenido una infancia bastante difícil: de hecho, es huérfana, y eso la
obliga a vivir con una pariente, Susana, una persona a la que no le gustan los niños y

6
menos los que son vivaces como Paulina. Además, la niña ha tenido que pasar por una
enfermedad bastante larga (que es el motivo por el que pasa el invierno en casa de los
abuelos en las montañas). Todos estos acontecimientos han hecho que Paulina sea una
niña bastante madura; lo demuestra a lo largo de la novela en los varios momentos en los
que se dedica a pensar y a reflexionar casi como si fuera una adulta (“Yo pensé entonces
qué grande debe de ser tener padres”, [pág. 41]); además, se trata de una niña muy
ingeniosa, debido a que tiene muchas ideas en las varias situaciones que se le presentan
(“Un día yo pensé que podíamos jugar con Nin a las damas”, [pág. 34]).

Configuración física del protagonista

Paulina es una niña de diez años baja para su edad (“Estaba bastante baja para mis diez
años”, [pág. 7]), con el pelo rapado, debido a la enfermedad, de un color rubio (“pero
entonces aún me crecía el pelo rubiancho, así como color avellana”, [pág. 8]). Además,
la misma Paulina al principio de la novela afirma verse fea, casi como si fuera un niño
(“Cuando me miraba al espejo me encontraba muy rara. Parecía un niño […]”, [pág. 8]).

Expresión del tiempo

No podemos situar la historia en un momento histórico preciso, ya que no hay datos


explícitos en el texto que hagan referencia al tiempo en el que transcurren los hechos. Sin
embargo, hay algunos elementos que nos aportan información sobre el aspecto
cronológico, de los que podemos deducir, en línea general, la época en la que se sitúa.
Por ejemplo, en el primer capítulo, se nos dice que la ciudad por la que Paulina está
pasando durante su viaje “era una ciudad vieja” (pág. 6), “los faroles aún eran de gas”
(pág. 6). Por lo tanto, a partir de estos pequeños detalles, podemos decir que la historia
transcurre a principios del siglo XIX.

Expresión del espacio

7
En lo que concierne el espacio de la novela, tampoco tenemos información precisa, solo
algunas “pistas” que nos pueden ayudar a situar la historia de manera aproximada. En el
primer capítulo, Paulina describe la ciudad diciendo que es una ciudad “del norte de
España” (pág. 6); posiblemente el pueblo que la autora describe en la obra sea Mansilla
de la Sierra, donde la misma Ana María Matute transcurrió parte de su infancia debido a
una enfermedad.

Conclusión

Un cuento para niños, una historia de Navidad, tal vez un argumento no muy original:
esto puede parecer la novela de Ana María Matute así, a simple vista; no obstante, la
realidad es muy diferente. Paulina no es solo una historia bonita, donde la belleza de la
naturaleza en estado puro encuentra la dulzura y la inocencia propias de la infancia; al
contrario, estamos ante una novela que hay que leer de una forma muy peculiar, para
entender el mensaje que la autora quiere transmitirnos: a través de un personaje como
Paulina, una niña bastante fuera de lo común, Matute ha sido capaz de enseñarnos la
realidad vista desde otro ángulo. Paulina, a lo largo de la novela, nos enseña que la vida
hay que verla en colores, en todo su resplandor; vivirla en todos sus momentos, hasta los
más pequeños y, sobre todo, nos enseña que ayudar a los demás es una de las
satisfacciones más grandes que podemos llegar a tener.

Bibliografía

1. María Matute, A. (2013) Paulina, Grupo Planeta Spain, Ebook

8
2. Bórquez N. Memoria, infancia y guerra civil: El mundo narrativo de Ana María

Matute. Olivar. 2011;12(16):159-177.

http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_abstract&pid=S1852-

44782011000200009&lng=es&nrm=iso&tlng=es.

3. Ana María Matute: Libros y biografía autora. Lecturalia Web site.

http://www.lecturalia.com/autor/222/ana-maria-matute.

4. Ana María Matute.

https://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Ana_Mar%C3%ADa_Matute&oldid=10714

9485.

Interesses relacionados