Você está na página 1de 13

3.

1 Deshidratación
Deshidratación de crudos
Deshidratación estática

La deshidratación comienza desde el momento en que se inyecta el


demulsificante y se mezcla completamente con la emulsión de aceite/agua
proveniente de los pozos. La inyección de demulsificante produce una
desestabilización del comportamiento del agente emulsificante presente en
la corriente de crudo provocando la separación de las fases.

El agua emulsionada es liberada y por ser más pesada que el crudo, tenderá
definitivamente a caer o bajar hacia el fondo del tanque, liberándose del
crudo y pasando a formar un colchón de agua.
Deshidratación de crudos
Deshidratación estática
Dependiendo de las condiciones operacionales, puede preferirse primero
pasar la emulsión inicial a través de un tanque llamada de lavado, “gun
barrel” o tanque sedimentador.

Estos equipos se usan cuando el


contenido de agua es grande (25
% o más) y luego el producto final
emulsionado todavía se envía a
reposo.

Figura 3.2. Gun barrel


Deshidratación de crudos
Deshidratación dinámica

Un problema operacional es la presencia de espuma lo cual hace que los


sensores que mueven los interruptores necesarios para encender o detener
las bombas, no detecten el nivel verdadero de liquido, produciendo
problemas de llenado y produciendo el derrame del crudo o la succión en
vacío.

La ventaja que presenta este tipo de deshidratación es que después de


agregada la dosificación de química antes de entrar al tanque, el proceso es
solo de transcurso de tiempo. El agua es removida por la fuerza de gravedad
y esta remoción provoca ahorros sustanciales en el uso de combustible de
los calentadores.
Deshidratación de crudos
Deshidratación estática

El proceso estático depende de varios factores y hay problemas cuando hay


vaciados y descargas sin el tiempo de reposo debido o estipulado, el cual
arroja como consecuencia producto fuera de especificación con valores de 1
% de BS&W o más, cuando hay presencia de gas en exceso, generándose
problemas de espuma en el interior del tanque.

El factor más importante es el tiempo de residencia, el cual oscila entre 24 a


36 horas.
Deshidratación de crudos
Deshidratación dinámica

Dependiendo de las facilidades y del operador dueño de la instalación los


arreglos de los equipos para lograr una deshidratación dinámica estarán en
función principalmente de la cantidad de agua que se espera conseguir en la
producción de ese campo en un tiempo prudencial.

Separadores de agua libre

Se diseñan principalmente pensando en el tiempo de retención dentro del


equipo que puede ser tan rápido como 3 segundos hasta 30 minutos,
dependiendo de la composición de la emulsión
Deshidratación de crudos
Tanque tipo helicoidal

Figura 3.3. Tanque tipo helicoidal


Deshidratación de crudos
Tanque tipo placas deflectoras

Figura 3.4. Tanque tipo placas deflectoras


Deshidratación de crudos
Tanque tipo araña o múltiple interno

Figura 3.5. Tanque tipo placas deflectoras


Deshidratación de crudos
Deshidratación electrostática

El deshidratador electrostático consiste en un recipiente cilíndrico, de forma


horizontal, con el propósito de aprovechar el área interna disponible al
máximo. Los procesos de deshidratación electrostática consisten en
someter la emulsión a un campo eléctrico intenso, generado por la
aplicación de un alto voltaje entre dos electrodos.

La aplicación del campo eléctrico sobre la emulsión induce a la formación


de dipolos eléctricos en las gotas de agua, lo que origina una atracción entre
ellas, incrementando su contacto y su posterior coalescencia.
Deshidratación de crudos
Deshidratación electrostática

Figura 3.6. Esquema de equipo de deshidratación electrostática


Deshidratación de crudos
Principios de operación de tratadores electrostáticos

El alto voltaje aplicado a la emulsión provoca sobre las gotas de agua en


emulsión, una constante actividad de atracción y repulsión por ambas
rejillas, lo cual se transforma en un incremento significativo de la frecuencia
de choques entre las gotas, produciendo el fenómeno de coalescencia
incrementando su tamaño hasta salir de la interface de la emulsión, cayendo
al fondo del tratador junto con los restos sólidos, lodos y otros
contaminantes que hacen estable a la película de la emulsión.

Los tratadores electrostáticos se operan a presiones entre 60 – 80 psi y a


temperaturas entre 220 – 280 ° F, las cuales se consideran suficientes para
logar contenidos de agua muy bajos (0.1 - 02 % BS&W).
Deshidratación de crudos
Principios de operación de tratadores electrostáticos

El alto voltaje aplicado a la emulsión provoca sobre las gotas de agua en


emulsión, una constante actividad de atracción y repulsión por ambas
rejillas, lo cual se transforma en un incremento significativo de la frecuencia
de choques entre las gotas, produciendo el fenómeno de coalescencia
incrementando su tamaño hasta salir de la interface de la emulsión, cayendo
al fondo del tratador junto con los restos sólidos, lodos y otros
contaminantes que hacen estable a la película de la emulsión.

Los tratadores electrostáticos se operan a presiones entre 60 – 80 psi y a


temperaturas entre 220 – 280 ° F, las cuales se consideran suficientes para
logar contenidos de agua muy bajos (0.1 - 02 % BS&W).