Você está na página 1de 3

Jaime Andrés Báez

Steven Jamaica

Daniel Mesa

Problema Geotécnico en la ciudad de Bogotá

A partir de las investigaciones realizadas por medio del libre Soil Mechanics (Lambe & Whitman,
1991), podemos identificar que la ingeniería tiene un gran campo de problemas geotécnicos, pero
para hablar de esto debemos saber que es la ingeniería geotécnica, dada la definición por el
Ingeniero Fausto Molina, sabemos que “el termino refiere a todas las propiedades mecánicas para
el diseño y construcción de partes del sistema de ingeniería civil con el activo o pasivo uso de los
suelos además de que esta requiere una análisis geotécnico, rocas y aguas subterráneas”.

Frente a la investigación ubicamos una obra civil (ubicada en la ciudad de Bogotá, localidad de
Engativa, barrio Villaluz específicamente en la dirección …), destinada para una estructura de 4
pisos para un colegio, donde fue reutilizada la mitad de la estructura antigua, además de reforzarla
con vigas, refuerzos cada 70 cm de distancia; esto para el costado izquierdo y para el costado
derecho.

A partir de la visita realizada pudimos analizar que la obra consta de problemas geotécnicos dado
que la ubicación geográfica del lugar, es un sector inestable, por ello se pudo observar
detalladamente que dentro de esta, se puede identificar un tipo de suelo como lo es el suelo
blando, a partir de esto el ingeniero hizo lo que estaba a su alcance para encontrar una solución
para que la construcción no se viera afectada más adelante, por lo tanto se usó la cimentación
profunda para mitigar este problema geotécnico, empleando pilotes como un fuerte soporte de la
estructura.
Haciendo el estudio geotécnico para el caso de nuestra estructura analizada, es posible identificar
que es un terreno por relleno, aproximadamente entre la zona del suelo donde se encuentra
gravas, arenas y suelos blandos, dicha zona tiene una profundidad de 9m y de 11m hasta el suelo
firme, que será donde se ubicaran los pilotes como apoyo, en base para hacer la cimentación de
una placa flotante que sostendrá la estructura, ya que los pilotes dan estabilidad a la estructura
debido a que el suelo es altamente comprendido y demostrado débil para soportar la carga
trasmitida por la estructura, si no se lleva correctamente el proceso se pueden ver grietas y fallos
en un lapso de tiempo corto, además de evitar que se produzcan asentamientos con una tamaño
bastante constante para dificultar la función de este.

Las ventajas del método de pilotaje, sean cuadrados u octogonales son que pueden ser sometidos
a un hincado de alto impacto, resistentes a la corrosión y pueden ser combinados fácilmente con
una estructura de concreto. Con longitudes usuales de 10 a 45 m y una altura máxima de 60 m.

EVIDENCIA FOTOGRAFICA
BIBLIOGRAFÍA

Lambe & Whitman, R., (1991), Mécanica de suelos, México, Editorial Limusa S.A.