Você está na página 1de 32

La palabra texto viene del latín textus que significa tejido.

El
texto es como un tejido en donde se van entrelazando las
palabras para dar un mensaje. Una división aplicable a los textos
es aquella que los agrupa en informativos y en literarios.

Los textos informativos comunican hechos ocurridos, noticias,


inventos, es decir, nos dan datos de todo tipo y expresan la
opinión del autor. Los literarios están escritos con una intención
estética, es decir, de crear algo bello con el lenguaje, ya sea un
cuento, un poema o una reflexión. Los primeros textos nos dan a
conocer datos, pero generalmente no nos provocan una emoción.
En cambio, los textos literarios nos pueden conmover, hacer reír,
llorar y suspirar.

Algunas fuentes de texto informativo son: periódicos, revistas,


diccionarios, enciclopedias, etcétera. Ejemplo:

Un vagabundo en la ciudad

Hace unos cuarenta años, en algunos bosques de Europa,


murieron muchos conejos salvajes a causa de una enfermedad y
los zorros, sus depredadores, se quedaron sin una de sus
principales fuentes de alimento. Afortunadamente para ellos, las
ciudades, al agrandarse, han ido reproduciendo cada vez más
desperdicios. Como no son exigentes, los zorros han cambiado de
menú sin problema.

Al principio, sólo son simples visitantes de vertederos


urbanos, pero poco a poco se instalan en sus proximidades. En la
ciudad de Londres uno de ellos fue visto ¡saliendo del Metro! y en
la entrada de París un coche atropelló a otro. Actualmente el
zorro sabe vivir entre los hombres sin hacerse notar demasiado:
se esconde, sale principalmente por la noche y está atento al
menor ruido. Sin embargo, aunque sea enternecedor, el zorro
sigue siendo un animal salvaje.

Algunas fuentes de textos literarios son: refraneros, cuentos,


novelas, poemarios, etcétera. Ejemplo:

El Principito

...El zorro calló y miró largo tiempo al Principito:

—¡Por favor domestícame! —dijo.

—Bien lo quisiera —respondió el Principito—, pero no tengo


mucho tiempo. Tengo que encontrar amigos y conocer muchas
cosas.

—Sólo se conocen las cosas que se domestican—dijo el zorro—.


Los hombres ya no tienen tiempo de conocer nada. Compran cosas
hechas a los mercaderes. Pero como no existen mercaderes de
amigos, los hombres ya no tienen amigos. Si quieres un amigo,
¡domestícame!

—¿Qué hay que hacer? —dijo el Principito.

—Hay que ser muy paciente —respondió el zorro. Te sentarás al


principio un poco lejos de mí, así, en la hierba. Te miraré de reojo
y no dirás nada. La palabra es fuente de malentendidos.

Pero, cada día, podrás sentarte un poco más cerca...

La lectura de textos constituye un punto de encuentro entre un


autor y un lector, en el cual el lector reconstruye el significado
del texto, sobre la base de las pistas o claves que éste le ofrece
y de sus conocimientos previos sobre los contenidos que en él se
tratan.

La oración es una estructura formal de comunicación.

 Estructura porque está hecha de piezas (palabras) que tienen


el objetivo de dar un mensaje.
 Formal porque está compuesta por dos partes esenciales: el
sujeto y el predicado.
 El sujeto es la parte de la oración donde aparece la persona
(ser o cosa) que es o hace algo: mi tío Alfredo tiene una
computadora.

El predicado es otra parte de la oración que contiene lo que hace


o es el sujeto: mi tío Alfredo tiene una computadora.

La palabra más importante del sujeto es el sustantivo: tío


Alfredo

Del predicado, la palabra más importante es el verbo: tiene

A continuación se analiza un ejemplo:

La rana

¿Qué se sabe de esa rana? Nada, pues el sujeto está solo. Se


necesita el predicado para saber algo más.
La rana subió a la montaña.

Ahora sí se sabe qué hizo la rana. La parte de la oración que


indica qué hizo la rana se llama predicado.

Para comprender una oración se necesita saber de quién se habla


y qué se dice de él. En otras palabras, necesita del sujeto y
predicado para que transmita la idea completa.

En las siguientes oraciones se podrán identificar con facilidad


algunos de los sujetos (señalados con color azul) y predicados
(señalados con color rojo).

"Para el estudio del planeta rojo, se han realizado tres misiones:


Mariner, Viking y Pathfinder...

 La Mariner 4 fue la primera nave en ir a Marte. Esta nave


despegó de Cabo Cañaveral en 1964. Tomó las primeras
fotografías el 15 de julio de 1964, las cuales tardaban nueve
días y medio en llegar a la Tierra.
 Las naves Mariner 7 y 8 se lanzaron al espacio en 1969. La
señal tardaba tres días en llegar a la Tierra.
 La Mariner 8 fracasó en su misión. Cayó al mar, cerca de
Puerto Rico. 21 días después despegó la Mariner 9. Su viaje
duró 167 días.
 La Mariner 9 envió 7 000 fotografías a la Tierra. Con ellas se
pudo hacer un mapa de la superficie de Marte.
 Las naves Viking I y II cruzaron 643 millones de kilómetros en
su viaje en 1975. Estas naves estaban formadas por dos
partes: un satélite y un módulo.
 El satélite orbitaría el planeta. El módulo descendería en la
superficie del planeta..."
LOS ADJETIVOS Y LOS SUSTANTIVOS

Las palabras que representan o nombran algo, se llaman


sustantivos: lápiz, computadora, máquina, Mario, primavera,
aceite, González, perro, duende, libro, maleta, Valeria ...

El sustantivo es el nombre que le damos a las cosas, las personas,


los animales o los lugares, es decir, es la palabra que sirve para
designar a todos los seres, reales o imaginarios.

Hay diferentes tipos de sustantivos. La primera clasificación es


la de sustantivos propios y comunes.

 Propios son aquellos que se usan para nombrar individualmente


a las personas, animales o lugares; para distinguirlos de otros;
por ejemplo: México, Damián, Ricardo, María, Chiapas,
Cuernavaca, etc.

La primera letra de los sustantivos propios siempre se


escribe con mayúscula.

 En cambio, las palabras mamá, papá, ciudad y mascota son


sustantivos comunes porque no designan a un ser en especial.

Los sustantivos también se clasifican en concretos y abstractos:

 Los concretos se refieren a seres reales. Por ejemplo, lápiz,


cuaderno, manzana.
 Los abstractos son las palabras que indican cualidades,
emociones o ideas, es decir, cosas que no se pueden tocar. Por
ejemplo, bondad, tristeza.
Los sustantivos individuales designan un solo objeto o ser. Por
ejemplo, casa, animal, calendario.

Los sustantivos colectivos sirven para denominar conjuntos de


seres con una palabra que se escribe en singular. Por ejemplo,
ganado, docena, piara, recua, bandada.

Los adjetivos son las palabras que nos explican cómo es el


sustantivo que está antes de ellas. Reciben el nombre de
adjetivos calificativos, precisamente porque nos dicen una
cualidad del sustantivo. Gracias a ellas sabemos que las paredes
estaban sucias o que la pata era peluda.

Los adjetivos son muy importantes en las descripciones, las


enriquecen y embellecen. Ejemplo:

"Hace mucho tiempo, en un país muy lejano, hubo una hermosa


niña que además era inteligente y muy querida por todos, porque
su encantadora sonrisa hacía dichoso a quien la veía. Un extraño
día desapareció. Dicen que se elevó hasta el cielo infinito y se
convirtió en estrella."

A su vez, un sustantivo puede aceptar uno o más adjetivos


calificativos. Por ejemplo:

Juguete à divertido, prestado, pequeño, bonito...

Amigos à buenos, recientes, queridos, grandes...

Jardín à enorme, florido, amplio, encantado...


Avión à ligero, carguero, particular, veloz...

En el uso de los sustantivos y los adjetivos calificativos, se debe


tener atención en que si el sustantivo está en plural, el adjetivo
también debe estarlo o si el sustantivo es una palabra femenina,
el adjetivo también deberá ser femenino. Por ejemplo:

Una cara alegre

Una televisión descompuesta

Una rosa roja

PALABRAS CON G

En muchas ocasiones tenemos dificultad para escribir


correctamente algunas palabras, para poder hacerlo
correctamente necesitamos leer y realizar muchos ejercicios.

La G con las vocales a, o, u: ga, go, gu y con las sílabas gue, gui,
güe, güi, tiene sonido suave.

Observa: manga, gota, gusano, guerra, guitarra, cigüeña, pingüino.

Otros ejemplos con ga, go, gu:

gasolina gallo gota angustia aguacate

Margarita guapo tango gusano aguacero

pegaso amigo gusto guardia galleta


Con gue, gui:

guiñapo guerra anguila guirnalda guiñar

amiguito guiñol guión guisante reguero

Si deseamos que la letra u tenga sonido, deberá llevar diéresis (


¨ ), por ejemplo:

pingüica enagüita güiro paragüitas Sigüenza

vergüenza ungüento agüita agüero argüir

La G con la e, i, tiene sonido fuerte (ge, gi). Por ejemplo:

Ángel Virginia gesto gendarme angina

gemelos general virgen página


gimnasio

gigante girasol gerente margen Rangel

trágico gemir región gesto


germinar

gentil imagen geranio religión


regional
Para diferenciar los distintos usos de la g en un texto, a
continuación se resaltan en rojo las palabras donde la g tiene
sonido suave, y con azul, donde lo tiene fuerte.

¿Cuál es el sexto continente?

La Antártida es un continente muy diferente a todos los


demás. Su superficie total es de 14 millones de kilómetros
cuadrados. Está cubierto de hielo casi en su totalidad y en
algunas zonas el espesor de la masa helada alcanza los 3 000 m.
El clima es extremadamente frío. Es precisamente aquí donde se
registran las temperaturas más bajas de todo el planeta: –89º C.

La vegetación es evidentemente limitada: musgos, líquenes y


algas.

Las ballenas, focas, pingüinos, delfines y sobre todo pájaros


habitan esta tierra inhóspita.

PRONOMBRES PERSONALES Y DEMOSTRATIVOS

El pronombre es una palabra que se utiliza para reemplazar


(sustituir) a un nombre o sustantivo y desempeña la misma
función que el nombre, es decir, no cambia el sentido de la
oración.

 Los pronombres personales son: yo, tú, él, ella, nosotros


(as), ustedes, ellos (as).
 Las tres personas gramaticales:

1ª. La que habla (yo, nosotros)

2ª. Con quien se habla (tú, ustedes)


3ª. De quien se habla (él, ellos)

Los pronombres tú y él llevan acento gráfico, para diferenciarlos


del adjetivo posesivo tu (tu libro) y del artículo el (el libro).

Ejemplos:

1. La aurora se ve color miel. Ella se ve color miel.


2. El país de Mundilandia tiene el cielo verde. Él tiene el
cielo verde.
3. Los niños trabajan como jueces. Ellos trabajan como
jueces.
4. En Mundilandia hay osos pequeñitos. En él hay osos
pequeñitos.
5. El rey de madera usaba un gorro de papel. Él usaba un
gorro de papel.

Además de los pronombres personales existen otros que son los


pronombres posesivos y demostrativos.

Los pronombres posesivos indican propiedad o pertenencia y son:


mío (a), tuyo (a) y nuestro (a).

Los pronombres demostrativos son palabras que sustituyen al


sustantivo en oraciones en que el sujeto indica la distancia a la
que se encuentran de ese sustantivo. Son los siguientes:

 Para lo cercano: éste, ésta, esto, éstos, éstas.


 Para lo que está a media distancia: ése, ésa, eso, ésos, ésas.
 Para lo lejano: aquél, aquélla, aquello, aquéllos, aquéllas.

Las formas neutras, sin género ni número, son: esto, eso y


aquello.

En la frase "Búscalas en el diccionario para anotarlas en el


glosario de este libro", la palabra este no sustituye al sustantivo,
funciona como adjetivo, por eso no se acentúa, pero los
pronombres demostrativos, a excepción de las formas neutras,
siempre llevan acento para distinguirlos de los adjetivos
demostrativos.

Ejemplos:

1. Con éste son ya cinco trofeos que gano en atletismo.


2. Esa mochila es tuya, aquélla, mía.
3. Naranjas y manzanas compró mi mamá. Éstas están
maduras y aquéllas verdes.
4. Éstos son los perros de mi abuelo. Ésos son los padres y
aquél su hijo.
5. Ésta es la casa de Julieta.
6. Los guantes del payaso son aquéllos.
7. Luisa y Gabriel buscaban una muñeca y ambas eligieron
ésa.
8. ¿El suéter de tu papá es ése o éste?

SUJETO TACITO

El sujeto tácito es aquel donde no aparece escrito el sustantivo o


pronombre personal en la oración, pero está sobreentendido:
"Leo", cuando decimos "leo" entendemos que decimos "yo leo". El
sujeto "yo" está sobreentendido.

Ejemplo:

 Bastián espoleó su cabalgadura metálica más despiadadamente


aún.

Espoleó su cabalgadura más despiadadamente aún.

 Yo no he jugado a los dados contigo.

No he jugado contigo.
 La otra tarde tú encontraste unos dados muy bonitos.

La otra tarde encontraste unos dados muy bonitos.

 Nosotros no siempre jugamos a los dados, porque nos gustan


más otros juegos.

No siempre jugamos a los dados, porque nos gustan más otros


juegos.

 ¿Santiago, Luis y Alfredo han jugado a los dados?

¿Han jugado a los dados?

Aunque no se diga o escriba el nombre o el pronombre, la oración


se sigue entendiendo. El sujeto no falta, simplemente no se dice
porque la oración puede entenderse por el contexto y la
conjugación.

Para comprobar lo anterior, en las siguientes oraciones, se


cambia el sujeto tácito por sujeto explícito.

1. Consiguió unos buenos lugares para el concierto.

Omar consiguió unos buenos lugares para el concierto.

2. Tuvieron un divertido fin de semana.

Daniel y Raquel tuvieron un divertido fin de semana.

3. Necesitamos que nos ayuden a pintar la casa.

Su mamá y yo necesitamos que ustedes nos ayuden a


pintar la casa.

4. Jugaban alegres en el jardín hasta que comenzó a llover.

Los niños de la guardería jugaban alegres en el jardín


hasta que comenzó a llover.
5. Seguramente tenías muchos deseos de que nos
reuniéramos.

Seguramente tú tenías muchos deseos de que nos


reuniéramos.

PARTES DE UN CUENTO

El cuento es un género literario que narra una historia completa


de forma breve, introduciendo el asunto, desarrollándolo y
concluyéndolo. Aunque el cuento es la narración de un suceso, el
suceso no es lo único importante, sino también lo que a través de
él se enseña. Es un texto que refleja parte de nuestras
experiencias o nuestras fantasías y se estructura a partir de un
argumento con un planteamiento, un nudo y un desenlace.

 Planteamiento: Está al principio de todo cuento, en él se sitúa


el lugar donde sucede la acción y se presenta a los personajes
protagonistas de la historia.
 Nudo: Es la parte del cuento donde los personajes se
involucran en algún tipo de aventura o algún conflicto muy
interesante. El nudo es muy importante para la historia.
 Desenlace: Es donde se resuelve el conflicto del cuento y la
historia se acaba. Por lo general, el bien se impone al mal.

Ejemplo: La Cenicienta

Planteamiento: Sucede en la época de las princesas y los castillos.


Los personajes son las integrantes de una familia.

Nudo: A una de las integrantes la tratan muy mal las demás. Un


día, las invitan a una fiesta y todas van, menos a la que tratan
mal.

Desenlace: Se aparece un hada y transforma al personaje para


que vaya a la fiesta, donde se enamora de ella un príncipe, pero
se tiene que ir. Al final la encuentra el príncipe y se casan.
Además de los cuentos de hadas, que narran historias de
duendes y príncipes, hay cuentos de otros tipos, como los
realistas. Los cuentos no sólo son para niños sino para toda la
gente, porque a través de los tiempos, los humanos siempre han
disfrutado las historias ficticias.

Se pueden encontrar cuentos de cualquier tema: amistad,


aventura, miedo... sus personajes pueden ser niños, presidentes,
ladrones, enamorados, superhéroes; en fin, cualquiera que se
llegue a imaginar.

CLASIFICACION DE LAS PALABRAS DE ACUERDO AL


NUMERO DE SILABAS

Al hablar, se pronuncian los sonidos que forman las palabras en


grupos llamados sílabas. La sílaba es un grupo de sonidos que se
pronuncia con una sola emisión de voz.

Así como hay muchos tipos de libros, de diferente tamaño y


número de páginas, también hay muchas clases de sílabas.
Observemos los siguientes ejemplos:
a-dor-nos
en-cua-der-na-do
i-lus-tra-cio-nes
mo-nas-te-rio

Las sílabas agrupan una, dos, tres o más letras. Por lo menos una
de esas letras es una vocal. Veamos algunas posibilidades:

 Una vocal sola: a-dor-nos


 Una vocal con una consonante: la-do
 Una vocal con dos consonantes: ma-nus-cri-tos
 Una consonante con dos vocales: a-bun-dan-cia
 Dos vocales con dos consonantes: bi-blio-te-cas
 Una vocal con tres o cuatro consonantes: cons-truc-ción, trans-
pa-ren-te
Las palabras pueden dividirse en sílabas, a no ser que se trate de
monosílabas, es decir, palabras que cuentan con una sílaba.
Ejemplos: yo, mi, la, el, sol, más, fue, dio, vio, sal, etcétera.

Las palabras de dos sílabas se llaman bisílabas, como:

cama (ca-ma) mesa (me-sa)


perro (pe-rro) nube (nu-be)
nieve (nie-ve) solo (so-lo)
lluvia (llu-via) mamá (ma-má)

Las palabras de tres sílabas reciben el nombre de trisílabas,


como:

máquina (má-qui-na) plátano (plá-ta-no)


naranja (na-ran-ja) ciruelo (ci-rue-lo)
nopales (no-pa-les) víbora (ví-bo-ra)
sembrado (sem-bra-do) imprenta (im-pren-ta)
atacan (a-ta-can) variados (va-ria-dos)
Hay palabras de cuatro sílabas como:

naranjada (na-ran-ja-da) mañanita (ma-ña-ni-ta)


mandarina (man-da-ri-na) palabrita (pa-la-bri-ta)
gallinero (ga-lli-ne-ro) monasterio (mo-nas-te-rio)

A estas palabras se les llama tetrasílabas.

A las palabras de cinco sílabas o más se les llama polisílabas.


Ejemplos:

intravenoso (in-tra-ve-no-so)

Parangaricutirimícuaro (Pa-ran-ga-ri-cu-ti-ri-mí-cua-ro)

extremadamente (ex-tre-ma-da-men-te)

alimenticios (a-li-men-ti-cios)
principalmente (prin-ci-pal-men-te)

correctamente (co-rrec-ta-men-te)

participantes (par-ti-ci-pan-tes), etcétera.

Saber dividir en sílabas es muy útil cuando se escribe, pues, a


veces, al final del renglón no cabe la palabra completa; entonces
es necesario dividirla en sílabas con un guión corto (-) y la
acabamos de escribir en el renglón de abajo.

LAS LEYENDAS

A lo largo del tiempo, los diversos grupos humanos han dejado un


legado cultural que se traduce en modos de vida y de pensar.

Una forma de expresión cultural la constituyen los relatos que


tratan de dar una explicación acerca de un acontecimiento o
suceso y en el que se mezclan hechos reales con un toque de
fantasía, como en las leyendas.

La leyenda es una tradición oral sobre hechos históricos o


maravillosos con base histórica. Generalmente, la leyenda se
perpetúa en relatos orales hasta que alguien la pone por escrito y
le da su versión definitiva; por ejemplo la

Leyenda de Quetzalcóatl

Blanco, alto, corpulento, de frente ancha, de ojos negros y barba


tupida de oro rizado era Quetzalcóatl, el sumo sacerdote de
Tula, dueño de los vientos y adorado por los pueblos toltecas en
la remota antigüedad de México.

Nadie supo nunca de dónde vino, pero como era sabio y prudente,
enseñó a su pueblo las artes de fundir y trabajar la plata, a
labrar las piedras verdes llamadas chalchihuites y el arte de
trabajar las plumas de los pájaros. Fue elegido rey y dictó a su
pueblo leyes sabias y rígidas.

En tiempos de Quetzalcóatl el pueblo recibió los beneficios de


los dioses, por lo que nada faltaba a los habitantes de la dichosa
Tula. Mas vino el tiempo malo y la fortuna de Quetzalcóatl y los
toltecas acabó para siempre. Los dioses vinieron a la tierra con el
propósito de destronarlo. Uno de ellos, disfrazado de viejo
hechicero, pidió hablar con el rey para ofrecerle la esencia que
cura todos los males y devuelve la juventud.

El rey bebió el líquido blanco hecho de magueyes que el hechicero


le ofreció y en poco tiempo dejó de sentir dolor. Bebió tanto que
la embriaguez se apoderó de su corazón y entonces decidió partir
para siempre. El hechicero satisfecho por los efectos de la
bebida, le indicó a dónde debía ir y qué debía hacer, mientras
otro hechicero se encargaba de entretener a los toltecas para
que no impidieran su partida.

Quetzalcóatl se dirigió al mar. En un descanso pidió un espejo y


con tristeza se dio cuenta de que era un viejo: Es justo que me
suceda lo que me sucede—dijo.

Más adelante los hipócritas hechiceros fueron a su encuentro y


al no poder convencerlo de que se quedara, le pidieron que les
dejara su sabiduría; entonces el rey se quitó sus joyas preciosas
y las arrojó a una fuente.

Quetzalcóatl llegó hasta las riberas del mar, hizo construir una
balsa y se fue navegando. Y así como no se sabe de dónde vino, no
se sabe para dónde se fue.

La leyenda se comprueba porque cuenta un hecho histórico y le


agrega cierta dosis de fantasía e imaginación, así como un toque
maravilloso.
DIFERENCIA ENTRE NARRACION Y DESCRIPCION

La narración y la descripción son recursos literarios que se


utilizan cuando se quieren referir lugares que se han visitado o
situaciones que se han vivido.

Narración

Es un género literario con el que se relatan o cuentan hechos


reales (aquellos que han sucedido verdaderamente) o imaginarios
(los inventados por la creatividad del autor).

En una narración, hay que ir contando, refiriendo y dando cuenta


de los hechos tal como han ocurrido, mencionando todos los
detalles según se hayan presentado ante los sentidos, la
imaginación y el entendimiento del que narra.

Al escribir una narración literaria se debe tener muy en claro el


orden en que suceden los acontecimientos, cuidando siempre de
incluir estos tres elementos:

Planteamiento: Parte de la narración que adelanta lo que


sucederá, plantea un conflicto y presenta a los personajes que
participan en él.

Desarrollo: Parte de la narración donde se exponen los hechos y


se ve actuar a los personajes.

Desenlace: Donde se concluyen los hechos o se resuelve el


conflicto.

Ejemplo:

Atotolin
...Para tomarla andan acechándola dos o tres días, y al tercero
la pueden tomar; al cuarto día aparéjanse todos los cazadores del
agua, y van a donde están, como aparejados para morir, como
quien va a la muerte, porque tienen costumbre de perseguirla
cuatro días y todos los días este atotolin está esperando a los
cazadores sobre el agua, y cuando vienen está mirando, no huye
de ellos; si al cuarto día no la cazan antes de puesto el Sol, luego
se dan por vencidos, y saben que han de morir, porque ya se les
acabó el término en que la podrían matar y flechar.

Descripción

En una descripción, ya sea oral o escrita, se tienen que exponer


los lugares, objetos o personas con la mayor fidelidad y
animación posibles, de manera que quien los escucha o lee, los
pueda imaginar con tal viveza, como si lo estuviera viendo.

Un texto descriptivo explica cómo son las cosas, de qué manera


funcionan, qué significan o por qué son importantes.

Cuando se hace una descripción se tiene que guardar un orden


lógico. Hay acciones en donde no importa el orden (poner azúcar
y café a la leche). Hay otras en donde el orden lógico es
necesario (ponerse primero los zapatos y después los calcetines
no se acostumbra; no es secuencia lógica).

Una secuencia lógica implica ir de mayor a menor; por orden de


aparición o de acuerdo como se hagan las cosas.

Ejemplo:

Atotolin
Hay un ave de agua en esta tierra que se llama atotolin, que
quiere decir gallina de agua; viene a esta laguna de México
cuando vienen las otras aves del agua, que es en el mes de julio;
tiene esta ave la cabeza grande y negra y el pico amarillo,
redondo y largo como un palmo, el pecho y las espaldas blancas, la
cola tiene corta, las piernas muy cortas, los pies tiene juntos al
cuerpo [y] son anchos como un palmo; tiene el cuerpo largo y
grueso; tiene las alas cortas. Esta ave siempre anda en el medio
del agua; dicen que es el corazón del agua, porque anda en el
medio del agua siempre y raramente se parece.

Por último, se debe recordar que una de las características


principales de las descripciones es que siempre se utilizan
sustantivos y adjetivos, mientras que en una narración
predominan los verbos.

TIEMPOS VERBALES

Los verbos son las palabras que indican acciones, el estado o la


existencia de los sustantivos.

Los verbos también nos indican cuándo sucede una acción. El


tiempo verbal indica el momento en que ocurre esa acción. La
persona gramatical muestra quién ejecuta la acción: la primera, la
segunda o la tercera persona y, según el número, puede ser
singular o plural.

Los verbos pueden ser conjugados, es decir, adecuados en el


tiempo, la persona gramatical y el número. Por ejemplo, yo
observo, nosotros leímos, ellos abrirán.

El tiempo presente señala que la acción se está llevando a cabo en


este momento, por ejemplo:

Ahora yo escribo.
Luis observa la luna.

Pablo Gerardo sabe que Leonardo es el mejor líder.

Los limpiadores de estrellas trabajan mucho.

El tiempo pretérito o pasado señala que la acción se llevó a cabo


anteriormente a este momento:

Ayer yo escribí.

El director subió a contemplar el cielo.

Gaby perdió a su perro y fue a dejarle una foto a Leonardo.

Cociné hígado encebollado para ti.

El tiempo futuro señala que la acción se llevará a cabo después de


este momento, por ejemplo:

Mañana escribiré.

Algún día volaré hasta una estrella.

Mañana limpiaré mi habitación.

El carnicero le cobrará mañana.

Hay otras maneras de expresar el presente, por ejemplo:

1. María lee los recados.

María está leyendo los recados.

2. El profesor pone la foto en el buzón.

El profesor está poniendo la foto en el buzón.

3. El carnicero le reclama a Gabriel.

El carnicero le está reclamando a Gabriel.


El futuro también se puede expresar de la siguiente manera:

1. Leonardo y su gato comerán hígado.

Leonardo y su gato van a comer hígado.

2. Él será presidente del club.

Él va a ser presidente del club.

3. El carnicero le dará un bisteck.

El carnicero le va a dar un bisteck.

Los verbos sin conjugación se llaman infinitivos; por ejemplo,


observar, leer, abrir.

Todos los verbos, cuando están en infinitivo y no expresan ni


tiempo, ni número ni persona, terminan en:
-ar, -er o -ir

El verbo puede tener uso como sujeto y como complemento; por


ejemplo:

TIEMPOS VERBALES

Los verbos son las palabras que indican acciones, el estado o la


existencia de los sustantivos.

Los verbos también nos indican cuándo sucede una acción. El


tiempo verbal indica el momento en que ocurre esa acción. La
persona gramatical muestra quién ejecuta la acción: la primera, la
segunda o la tercera persona y, según el número, puede ser
singular o plural.

Los verbos pueden ser conjugados, es decir, adecuados en el


tiempo, la persona gramatical y el número. Por ejemplo, yo
observo, nosotros leímos, ellos abrirán.
El tiempo presente señala que la acción se está llevando a cabo en
este momento, por ejemplo:

Ahora yo escribo.

Luis observa la luna.

Pablo Gerardo sabe que Leonardo es el mejor líder.

Los limpiadores de estrellas trabajan mucho.

El tiempo pretérito o pasado señala que la acción se llevó a cabo


anteriormente a este momento:

Ayer yo escribí.

El director subió a contemplar el cielo.

Gaby perdió a su perro y fue a dejarle una foto a Leonardo.

Cociné hígado encebollado para ti.

El tiempo futuro señala que la acción se llevará a cabo después de


este momento, por ejemplo:

Mañana escribiré.

Algún día volaré hasta una estrella.

Mañana limpiaré mi habitación.

El carnicero le cobrará mañana.

Hay otras maneras de expresar el presente, por ejemplo:

1. María lee los recados.

María está leyendo los recados.


2. El profesor pone la foto en el buzón.

El profesor está poniendo la foto en el buzón.

3. El carnicero le reclama a Gabriel.

El carnicero le está reclamando a Gabriel.

El futuro también se puede expresar de la siguiente manera:

1. Leonardo y su gato comerán hígado.

Leonardo y su gato van a comer hígado.

2. Él será presidente del club.

Él va a ser presidente del club.

3. El carnicero le dará un bisteck.

El carnicero le va a dar un bisteck.

Los verbos sin conjugación se llaman infinitivos; por ejemplo,


observar, leer, abrir.

Todos los verbos, cuando están en infinitivo y no expresan ni


tiempo, ni número ni persona, terminan en:
-ar, -er o -ir

El verbo puede tener uso como sujeto y como complemento; por


ejemplo:

Como sujeto:
El madrugar es sano.
El saber no ocupa lugar.

Como complemento:
La vida es un tejer y destejer.
Laura piensa salir.
Se sentó sin hablar.
CARACTERISTICAS DE LA FABULA

La fábula es el género literario que consiste en una narración


corta, donde los autores tienen como objetivo presentar una idea
sobre lo bueno y lo malo del comportamiento humano,
generalmente con personajes que son animales, aunque también
pueden ser plantas u objetos.

Las fábulas también tienen como función hacer que los lectores
reflexionen sobre qué es lo correcto o lo indebido en su
conducta, es decir, siempre presentan una disputa entre lo bueno
y lo malo. A las lecciones o mensajes que contienen las fábulas se
les llama moralejas.

Ejemplo:

La rana que quiso ser como el buey

Un día una rana vio en el prado a un buey; picada de envidia


por su corpulencia, infló su arrugada piel. Entonces preguntó a
sus hijos si era tan grande como el buey. Éstos lo negaron.

Infló de nuevo su piel con mayor esfuerzo y les preguntó de


igual modo quién era el más grande de los dos. Ellos dijeron que el
buey. Cuando indignada quiso nuevamente hincharse con más
fuerza aún, reventó.

Cuando el pobre quiere imitar al poderoso, sucumbe.

A continuación otro ejemplo en el que, a partir de una historia


cotidiana, se aplica una fábula.

En una unidad habitacional hay un grupo de amigos que todas


las tardes salen a jugar. Cada uno de ellos saca sus juguetes y se
la pasan muy divertidos. Todos, menos Miguel; y no es porque no
tenga juguetes, todo lo contrario. Tiene los mejores juguetes,
pero los tienen guardados, pues no quiere que se le gasten.

Su abuelo, viendo lo que pasaba, le contó una fábula:

El avaro

Convirtiendo un avaro en oro toda su fortuna, hizo un lingote


que enterró en cierto lugar, y con él enterró en realidad su
corazón y su cerebro, porque todos los días venía allí y
contemplaba su tesoro. Pero sucedió que un aventurero, al
observarlo, adivinó lo que ocurría y, desenterrando el lingote, se
apoderó de él. Pasado algún tiempo vino el avaro, y al encontrar
vacío el lugar, se puso a gemir y a arrancarse los cabellos. Pero un
individuo que lo veía lamentarse así, informado del motivo, le dijo:

—No te desesperes por eso, mi amigo; puesto que a la vez que


tenías oro no disfrutabas de él, toma una piedra, ponla en el lugar
en que el oro estaba, y figúrate que es el oro mismo; esta piedra
llenará para ti el mismo oficio, porque por lo que veo, ni cuando el
oro estaba ahí de verdad, hacías uso de tu tesoro.

Esta fábula nos demuestra que la posesión no es nada, si no se


une a ella el disfrute de lo poseído.

ELEMENTOS QUE COMPONEN UN POEMA

¿Qué es la poesía? Ésta es una pregunta que distintas personas


se han hecho e intentado responder.

Los filósofos y los mismos poetas son quienes más se han


interesado en contestarla.

La poesía es un género literario, es decir, un tipo de texto que


busca la expresión de la belleza por medio de la palabra. Ejemplo:
Tatuaje

La luz es como una araña.


Se arrastra por el agua.
Se arrastra sobre los bordes de la nieve.
Se arrastra debajo de tus párpados
y esparce allí sus telarañas;
sus dos telarañas.
Las telarañas de tus ojos
se pegaron
a tu carne y tus huesos
como la viga a la hierba.
Hay hilos en tus ojos,
en la superficie del agua,
y en los bordes de la nieve.

En otros textos las oraciones ocupan todo el renglón; en cambio,


la mayoría de los poemas están escritos en líneas no muy largas
que se llaman versos; incluso hay algunos escritos en prosa.

Los versos no son oraciones cortadas sin sentido; los versos se


usan como una manera de indicar el modo en que deben leerse los
poemas, porque en los poemas es importante cómo suenan las
oraciones: los poemas hay que leerlos en voz alta; no actuarlos, ni
exagerar lo que dicen.

Los poemas buscan poner en palabras lo que las personas


experimentan al vivir, y para eso no es obligatorio contar una
historia, porque, por ejemplo, al ver una película se emociona la
persona aunque esté inmóvil en un sillón. Un cuento contaría una
historia como la de la película; un poema trataría de lo que la
película provoca en quien la mira.

En un cuento se puede encontrar una oración como: "Un hombre


sentado en la barca parecía estar esperándome; en efecto,
cuando me saqué el sombrero y subí a bordo, la barca comenzó a
navegar". Lo que la oración dice se entiende muy bien. En la
poesía hay versos como: "Se arrastra debajo de tus párpados".
Los poemas tienen frases tan raras como esa porque intentan
poner en palabras toda clase de sentimientos, y esto requiere no
sólo describir acciones. En la poesía se necesita inventar
oraciones que, aun siendo muy diferentes a las que se usan
diariamente, describan lo que pasa en el interior del ser humano.

Ejemplo de poesía en verso:

Escribo algo
algo todavía
algo más aún
añado palabras pájaros
hojas secas viento
borro pájaros hojas secas viento
escribo alto todavía
vuelvo a añadir palabras
palabras otra vez
palabras aún
además pájaros hojas secas viento
borro palabras nuevamente
borro pájaros hojas secas viento
borro todo por fin
no escribo nada.

Ejemplo de poesía en prosa:

En las playas

En las playas de todos los mundos se reúnen los niños. El cielo


infinito en calma sobre sus cabezas; el agua impaciente se
alborota. En las playas de todos los mundos, los niños se reúnen
gritando y bailando.

Hacen casitas de arena y juegan con las conchas. Su barco es una


hoja seca que botan, sonriendo, en la vasta profundidad. Los
niños juegan en las playas de todos los mundos.
No saben nadar; no saben echar la red. Mientras el pescador de
perlas se sumerge por ellas, y el mercader navega en sus navíos,
los niños cogen piedrecillas y vuelven a tirarlas. No buscan
tesoros ocultos ni saben echar la red.

El mar se alza en una carcajada y brilla pálida la playa sonriente.


Olas asesinas cantan a los niños baladas sin sentido, igual que una
madre que meciera a su hijo en la cuna. El mar juega con los niños
y, pálida, luce la sonrisa de la playa.

En las playas de todos los mundos se reúnen los niños. Rueda la


tempestad por el cielo sin caminos, los barcos naufragan en el
mar sin rutas, nada suelta la muerte y los niños juegan. En las
playas de todos los mundos se reúnen, en una gran fiesta, todos
los niños.

COPLAS Y CANCIONES

Las coplas y canciones populares son expresiones con ritmo y


melodía; forman parte de la poesía popular, la cual se caracteriza
por tratar temas cotidianos, graciosos o pícaros.

Durante la Colonia, de España llegó a México el género literario


llamado copla. La copla es una poesía compuesta, comúnmente, por
cuatro versos de ocho sílabas cada uno; los temas a los que hace
referencia son los de la vida cotidiana, religiosos, nacionalistas o
campiranos. Si a estos versos se les pone música, entonces las
coplas se pueden cantar.

Ejemplo:

Fabiolita de mi alma
Si recibes una carta Si la abres con cuidado,
y no sabes quién la mando hallarás mi corazón
busca entre tus amores porque, sábete morena,
porque entre ellos pue´que esté yo. que estoy loco por tu amor.

A continuación, un ejemplo de canción popular:

Serenata ranchera

En esta noche de Luna La Luna brilla en el cielo


de dulce melancolía, como arracada de plata,
te vengo a robar el sueño; y yo al pie de tu ventana
despierta ya vida mía. te canto mi serenata.

CUADROS SINOPTICOS

Los cuadros sinópticos son esquemas en los que se anotan las


ideas centrales de un texto, clasificadas en grupos. Se elaboran
a partir de textos que contienen muchos datos que se pueden
agrupar.

Elaborar cuadros sinópticos sirve para recordar mejor y


aprender más rápido.

En un cuadro sinóptico, el tema, los subtemas y los contenidos se


separan por medio de llaves.

Se pueden colocar tantos subtemas como sean necesarios.

Los contenidos deben ser enunciados o ideas concretas para que


se comprenda lo que se quiere explicar.

Ejemplo:
A partir de la lectura y el análisis del siguiente texto, se
elaborará un cuadro sinóptico.

Algo sobre nuestros huesos

¿Te has puesto a pensar lo maravilloso que es nuestro cuerpo? Es


una máquina perfecta; las funciones que realizan cada uno de sus
aparatos y sistemas son increíbles.

Los huesos, por ejemplo, forman el armazón de nuestro cuerpo;


cada uno de nosotros tiene más de 200 huesos que en conjunto
forman el esqueleto o armazón que sostiene nuestro cuerpo y
hace posible los complejos movimientos que realizamos. Su
tamaño y forma son diferentes. Los del cráneo son planos, siendo
los principales el frontal, los parietales y temporales, y el
occipital. La cara la forman 14 huesos, siendo los más
importantes los pómulos, los nasales y los maxilares.

En el tronco están la columna vertebral, el esternón y las


costillas. A la columna vertebral la forman 33 huesos cortos
llamados vértebras y se dividen en cinco regiones: la cervical, la
dorsal, la lumbar, la sacra y la coccígea. El hueso del esternón es
plano, alargado y puntiagudo. Las costillas son 12 pares de huesos
flexibles y curvos que se clasifican en verdaderas, falsas y
flotantes.

En las extremidades superiores están el hombro, el brazo, el


antebrazo y la mano. El hombro lo forman dos huesos: el
omóplato y la clavícula. El hueso del brazo se llama húmero y los
del antebrazo: cúbito y radio. Los huesos de la mano son carpo o
muñeca, metacarpo y las falanges.

En las extremidades inferiores están la cadera, el muslo, la


pierna y el pie. El hueso de la cadera es el iliaco, y el del muslo el
fémur. En la pierna hay dos huesos: la tibia y el peroné. El pie, al
igual que la mano, tiene tres huesos: tarso, metatarso y falanges.