Você está na página 1de 3

la OMS en 1954.

Según ésta:
El alcoholismo es una enfermedad crónica o desorden del comportamiento que se
manifiesta por la ingestión repetida de bebidas alcohólicas, en cantidades que
exceden los límites dietéticos y sociales aceptados por la comunidad, que causan
perjuicio a la salud del bebedor, a sus relaciones con otras personas y finalmente a
su actividad económica
Epidemiología
https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/246052/hojasresumen_Alcohol-
V3.pdf
Población adolescente (12-17 años)
• 39.8% ha consumido alcohol alguna vez en la vida (41.7% hombres y 37.9%
mujeres) (Figura 1) y 28% (4 millones) ha consumido en el último año (28.8%
hombres y 27.2% mujeres).
• El consumo excesivo de alcohol en el último mes fue de 8.3% (1.1 millones) ( 8.9%
hombres y 7.7% mujeres).
• La posible dependencia al alcohol fue de 0.8% (115 mil) (0.9% hombres y 0.7%
mujeres)
Población adulta (18-65 años)
• 77.3% ha consumido alcohol alguna vez en la vida (88.3% hombres y 67.3%
mujeres) (Figura 1); 53.3% (37.8 millones) ha consumido en el último año (66.4%
hombres y 41.3% mujeres).
• El consumo excesivo de alcohol en el último mes fue de 22.1% (34.4% hombres y
10.8% mujeres).
• La posible dependencia al alcohol fue de 2.5% (1.7 millones) (4.6% hombres y
0.6% mujeres)

Anatomia y fisiologia
https://www.elsevier.com/es-es/connect/medicina/efectos-del-alcohol-sobre-la-
fisiologia-humana
Comencemos por el sistema digestivo. El esófago presenta una alteración en su
motilidad en individuos a los que se les administra alcohol ya sea bebiéndolo o por
vía intravenosa. contribuye al reflujo y al vómito de cualquier cosa que ingiramos
En las paredes del estómago tenemos unas células que segregan ácido clorhídrico.
Este crea en el interior estomacal un ambiente tremendamente ácido (pH cercano a
2) necesario para llevar a cabo la digestión de los alimentos el alcohol consume
esta capa mucosa, dejando tejido no resistente a la acidez al descubierto y
provocando gastritis aguda, úlceras o hemorragia
Los efectos sobre el sistema circulatorio a largo plazo como la arritmia y la
hipertensión, predisponen a quien los padece a sufrir una insuficiencia cardíaca
que puede finalizar en un infarto.
Aproximadamente el 90% del alcohol que pasa a la sangre es eliminado por
oxidación en el hígado. Un consumo excesivo produce en este órgano la famosa
cirrosis, caracterizada por una acumulación de colágeno en el hígado que destruye
su arquitectura normal hasta producir un fallo hepático.

Factores de riesgo
https://www.cancer.gov/espanol/cancer/causas-prevencion/riesgo/alcohol
Beber alcohol puede aumentar su riesgo de cáncer de boca, de garganta, esófago,
laringe, hígado y seno. En cuanto más beba, mayor será su riesgo. El riesgo de
cáncer es mucho más alto para quienes beben alcohol y también usan tabaco.
https://www.webconsultas.com/alcoholismo/factores-de-riesgo-del-alcoholismo-
3050
Existen una serie de factores de riesgo que influyen para que una persona desarrolle
una adicción al alcohol. Los más importantes son:

La herencia
Los estudios indican que las personas que han vivido con un familiar alcohólico
tienen más probabilidades de desarrollar ellos mismos esta adicción.

Los factores psicológicos


Las emociones negativas como la ansiedad, la tristeza, la soledad, la baja
autoestima o la ira muchas veces se encuentran en el origen y mantenimiento de
esta enfermedad, ya que el paciente utiliza el alcohol para huir de ellas.

Las relaciones sociales y el consumo de alcohol


Las malas relaciones con la pareja o la familia, los problemas económicos, la
presión de los amigos para que beba, etcétera, pueden actuar también como
precipitantes o mantenedores de la dependencia alcohólica.

Diagnóstico
https://www.webconsultas.com/salud-al-dia/alcoholismo/diagnostico-del-alcoholismo
Las primeras manifestaciones del alcoholismo son las respuestas físicas que
aparecen durante la abstinencia (temblores, sudoración, dolor de cabeza, náuseas,
ansiedad o aumento de la frecuencia cardiaca y de la presión sanguínea). Estos
síntomas se acompañan por un fuerte deseo de consumir más alcohol. Sin embargo,
no es frecuente que un alcohólico reconozca en un primer momento que tiene un
problema con el alcohol. Este hecho dificulta enormemente el diagnóstico médico,
mientras que el alcohólico continúa bebiendo y desarrollando una mayor tolerancia
al alcohol.
Desde el punto de vista analítico existen algunos indicadores en sangre que
permiten al médico saber si existe un consumo excesivo y habitual de alcohol.
Concretamente, el volumen de los glóbulos rojos o hematíes aumenta
considerablemente (VCM) presentando cifras por encima de 94-95, e incluso por
encima de 100. Además, la gamma glutamil transpeptidasa (GGT) suele elevarse en
esta situación, incluso con las transaminasas normales.

La evaluación psicológica será fundamental, junto al diagnóstico médico de los


síntomas mencionados, para valorar el grado y el patrón de consumo de alcohol del
paciente (uso, abuso, dependencia). El médico interrogará al paciente, o a un familiar
en caso de que el afectado no quiera o no pueda responder a las preguntas, sobre
sus hábitos en relación al consumo de alcohol. También se realiza un examen físico,
y pruebas para detectar los problemas físicos o patologías que haya podido
desarrollar a consecuencia del abuso de alcohol.

Pronóstico
https://medlineplus.gov/spanish/alcoholusedisorderaudtreatment.html
La mayoría de las personas con trastorno por consumo de alcohol pueden encontrar ayuda con
alguna forma de tratamiento. Estos incluyen medicamentos y terapias conductuales. Muchas
personas obtienen un mejor resultado recibiendo ambos tratamientos. Las personas que reciben
tratamiento por trastorno por consumo de alcohol también pueden beneficiarse al asistir a un
grupo de apoyo como Alcohólicos Anónimos (AA).
Algunas personas pueden necesitar un tratamiento intensivo para este trastorno. Por ejemplo,
pueden internarse en un centro de tratamiento de rehabilitación residencial, donde el tratamiento
es altamente estructurado. En general, incluye varios tipos diferentes de terapias conductuales.
También puede incluir medicamentos para la desintoxicación (un tratamiento médico para la
abstinencia de alcohol) y/o para tratar el trastorno por consumo de alcohol.

Tres medicamentos están aprobados para tratar el trastorno por consumo de alcohol:

● Disulfiram: Causa síntomas desagradables como náuseas y enrojecimiento de la piel


cada vez que bebe alcohol. Saber que beber causará estos efectos desagradables
puede ayudar a mantenerlo alejado del alcohol
● Naltrexona: Bloquea los receptores en el cerebro que le hacen sentir bien cuando bebe
alcohol. También puede reducir sus ansias por beber. Esto puede ayudarle a reducir su
consumo de alcohol
● Acamprosato: Ayuda a evitar el alcohol después de haber dejado de beber. Funciona
en múltiples sistemas cerebrales para reducir sus ansias, especialmente justo después
de haber dejado de beber
https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/alcohol-use-disorder/symptoms-
causes/syc-20369243