Você está na página 1de 6

Nombre: Ezequiel Navarrete S.

Grupo #1
Fecha: Guayaquil, 09/11/2018

Sistema Nacional Interconectado del Ecuador

¿Qué es el SIN?

Los lugares donde se produce la energía eléctrica están generalmente alejados de los
grandes centros de consumo, especialmente en el caso de generación hidroeléctrica, por
lo que se hace necesario que exista un medio de transporte de la energía, en este caso esta
función la cumple un Sistema Eléctrico de Transmisión, el cual tendrá un nivel de tensión
o número de circuitos acorde a la potencia que va a ser evacuada desde el lugar de la
generación, así se tiene que mientras más alejado este un sitio de generación y la potencia
que éste provea sea apreciable, el nivel de tensión aumentará.

¿Por qué se planteó la ejecución del SIN?

Para proporcionar un mejor servicio eléctrico al país, de una forma continua y confiable
e independiente de la época de baja o alta pluviosidad; se planteó la ejecución del Sistema
Nacional Interconectado, el cual integra toda la generación existente en el país y toda la
carga que en éste existe, se implementó una línea de transmisión de 230 kV, que integran
a diferentes subestaciones de transformación ubicadas en diferentes puntos del país.

Subestaciones de transformación

Estas se conectan por un lado a la línea de transmisión a 230 kV y por el otro a 138 kV a
unidades de generación y/o a Empresas Distribuidoras, las cuales reducen este nivel hasta
los niveles en que brindan el servicio a sus clientes.

Las plantas eléctricas generan la energía a un nivel de tensión de 13.8 KV, elevándolo
con transformadores después a 138 KV para luego conectarse con una subestación de
elevación y proporcionar su energía a nivel de voltaje de 230 kV.

Las líneas de transmisión a 230 kV conforman un anillo cerrado, lo que le da al sistema


mayor confiabilidad, y en el contorno de este anillo están los nodos de conexión de las
diferentes subestaciones, de forma que la energía está circulando en todo el anillo y la
energía que genera una planta eléctrica ingresa en éste y es consumida por las cargas que
están conectadas en las diferentes barras de carga asociadas a las subestaciones del
sistema.

En general al conjunto de líneas de transmisión y subestaciones o barras que operan a


nivel de 230 kV y 138 kV se les denomina el Sistema Nacional de Transmisión, mientras
que al conjunto de líneas transmisión y subestaciones o barras que operan bajo el 138 kV
y sobre el nivel de 46 kV se les denomina Sistema Nacional de Subtransmisión.

El conjunto del Sistema Nacional de Transmisión (y subtransmisión), con el Sistema


Nacional de Generación, constituyen el Sistema Nacional Interconectado, y el mismo fue
proyectado e implementado por el INECEL. y que es su propietario actual.

Recorrido de la energía eléctrica desde las fuentes hasta los centros de consumos

Para poder disfrutar de la electricidad en los hogares, oficinas o empresas, ésta realiza un
complejo recorrido desde los lugares donde se produce pasando por diferentes etapas
hasta llegar finalmente al consumo, en forma de luz, sonido, agua caliente o fría, etc.

Sistema de Potencia

Todo este recorrido desde su generación hasta su entrega final, se realiza en lo que se
denomina el sistema de potencia.

El sistema de potencia se encuentra dividido en 4 partes fundamentales como lo son:

1. Generación

2. Transmisión

3. Subtransmisión

4. Distribución

Generación

Es aquí donde se realiza la transferencia de energía potencial, térmica, química, eólica


(del viento), nuclear, etc. en energía mecánica y está en energía eléctrica. Para lo cual se
utilizan gigantescos generadores

Los generadores funcionan de manera similar a los motores, pero en forma inversa, esto
significa que: mientras a un motor le inyectamos energía eléctrica para transformarla en
energía mecánica (movimiento); a los generadores debemos de alguna manera entregarle
energía mecánica (mover su eje) para transformarla en energía eléctrica y así producir
electricidad.
Claro está que un simple motor no funcionará como generador, para que lo haga deberá
tener ciertos accesorios adicionales que los motores normalmente no traen.

Un ejemplo típico de los generadores, es el que utilizan ciertas bicicletas para producir la
energía eléctrica suficiente para encender un faro que les permita ver en la oscuridad.

El generador es un pequeño motor de corriente continua (DC), quien consigue girar y


obtener la energía mecánica necesaria al hacerlo rozar contra uno de los cauchos de la
bicicleta.

Existen diversos tipos de plantas generadoras de electricidad entre las que podemos
mencionar las 2 más comunes que son:

Hidroeléctrica

La más económica de todas; a la larga,


ya que requiere una inversión inicial
muy elevada.

Es necesario que existan saltos de agua


y ríos de gran capacidad para poder
construir una central de generación de
este tipo.

¿Cómo Funciona? Se selecciona un lugar donde exista una cascada y entonces se


almacena el agua en grandes lagos por medio de una inmensa pared de concreto o represa
y progresivamente se va dejando pasar el agua hacia el otro extremo de la represa.

El agua que se va soltando se hace chocar contra las aspas (álabes) de una inmensa
turbina, que forma parte del generador, para así moverla (entregarle energía mecánica) y
éste a su vez producir electricidad.
Termoeléctrica

Produciendo electricidad a partir de la


combustión de: Gas, Petróleo o Carbón

En este caso se quema el combustible


para calentar grandes calderas de agua y
producir vapor de agua, éste vapor a alta
presión es disparado contra las aspas
(álabes) de grandes generadores, moviéndolos y produciendo la energía mecánica
necesaria para convertirla posteriormente en energía eléctrica.

Transmisión

Toda la electricidad producida en los centros de generación se debe transportar hacia los
grandes centros poblados, que por lo general se encuentran bastante alejados, uno del
otro.

Para realizar esta labor de forma eficiente se eleva el voltaje, por medio de
transformadores, a valores entre 230 KV y 765 KV y se utilizan grandes torres metálicas
para sujetar los cables que la transportan, cruzar montañas, ríos y lagos; esta es la etapa
que denominamos Transmisión.

Sub-transmisión

Una vez que se aproxima a los centros poblados, es necesario reducir el voltaje a valores
menores (34.5 KV y 115 KV), por medio de transformadores reductores. Para facilitar
así, la entrega de energía a su paso y hacer más sencillo transportar la electricidad hacia
los grandes centros industriales y residenciales de las grandes ciudades (al poder utilizar
estructuras metálicas de menores dimensiones). Esta corresponde a la etapa de Sub-
transmisión.

Existen otros autores que consideran el nivel de voltaje de 115KV como de transmisión,
por lo que podrá encontrarse en algunos textos esta diferencia sin que ello signifique un
error, sino más bien una diferencia de criterios.

Distribución

Finalmente, y para poder llegar a cada uno de los hogares, centros comerciales e
industrias, se vuelve a reducir el voltaje a valores de 13.8 KV y menores, por medio de
transformadores reductores. De esta forma es mucho más sencillo, económico y seguro,
transportar la energía eléctrica a cada rincón del pueblo, urbanización o ciudad. Estamos
entonces en la etapa de distribución.

En esta etapa se reduce el voltaje a valores comerciales (120 Volt, 240 Volt, 440 Volt),
por medio de transformadores instalados directamente en los postes por donde se
transporta la energía eléctrica.

Los postes y cables que normalmente vemos en las calles y los cilindros que se ven
colgando en algunos postes (denominados transformadores), los cables que parten de los
postes hacia cada casa, comercio o industria y los equipos contadores de energía
(medidores) son los componentes de la fase de distribución y los últimos en la carrera de
la electricidad desde el generador hasta nuestro hogar.

Los lugares donde se colocan los transformadores, bien sea para elevar o reducir el
voltaje, se conoce como "Subestación Eléctrica".