Você está na página 1de 23

CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

CAPITULO II
MODELOS MATEMÁTICOS DINÁMICOS

Introducción.

El primer paso para el diseño de un sistema de control consiste en obtener ecuaciones


diferenciales para todas aquellas partes del sistema que no varían. Comúnmente, las componentes
de un sistema de control incluyen elementos eléctricos, electrónicos, mecánicos y
electromecánicos. Este apartado intenta proporcionar una breve reseña de las ecuaciones que
caracterizan a algunos de los componentes comunes del sistema de control y sus conexiones.
Muchos otros tipos de elementos menos comunes, hidráulicos, térmicos, neumáticos, biológicos
y químicos, pueden, en determinado momento, integrarse también en un sistema de control.

2.1. Sistemas Mecánicos.

Enseguida se estudiarán los modelados de sistemas mecánicos. Como puede resultar obvio, la
ley que rige estos modelados es la Segunda ley de Newton, la cual es aplicable a cualquier
sistema mecánico. Un método sistemático para obtener ecuaciones de arreglos como los presentes
es el siguiente:
1. Se definen posiciones con sentidos direccionales para cada masa del sistema.
2. Se dibuja un diagrama de cuerpo libre para cada una de las masas, expresando las fuerzas
que actúan sobre ellas en términos de posiciones de masa

A continuación, mencionaremos algunos ejemplos importantes.

Sistemas mecánicos traslacionales. Considérese un sistema de masa-resorte-amortiguador,


montado en un carro como se muestra en la figura. Obtendremos su modelo matemático
suponiendo que el sistema está en reposo para un tiempo t < 0. En este sistema u(t) es el
desplazamiento del carro y se considera como nuestra entrada. En t = 0, el carro se desplaza a
velocidad constante y u es constante también. La salida es el desplazamiento de la masa m que
está montada en el carro, y este desplazamiento se representa y(t), medido con respecto al suelo.
u
y

b m

1
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Además de la masa m, consideraremos otras constantes como k, que es la constante del


resorte; y B que es el coeficiente de viscosidad. Al suponer que el resorte es lineal, la fuerza del
mismo es proporcional a y – u.

La segunda ley de Newton establece que ma = ∑ F ma = Sum F, que aplicada al sistema


presenta nos da

d2y ⎛ dy du ⎞
m 2
= − b⎜ − ⎟ − k ( y − u )
dt ⎝ dt dt ⎠

d2y dy du
O bien m 2
+ b + ky = b + ku
dt dt dt

Esta ultima ecuación es el modelo matemático buscado.

Sin embargo, en control nos interesa representar nuestros modelados mediante una función de
d
transferencia. Si tomamos como D en la ecuación anterior, tenemos
dt

mD2y +bD(y – u) +(y – u) = 0

En la ecuación anterior, aplicando la transformada de Laplace a ambos miembros de la ecuación


nos queda

L (mD2y +bD(y – u) +(y – u) = 0 )

. De la definición de función de transferencia, hemos eliminado las derivadas de las funciones en


t = 0, puesto que son nulas. Finalmente se toma la relación de Y(s) con respecto a U(s), para
obtener

(ms2 + bs k)Y(s) = (bs + k)U(s)

Y (s) bs + k
Función de transferencia = G(s) = =
U ( s ) ms + bs + k
2

El modelado anterior es uno de los más frecuentes en el estudio de ingeniería de control,


por sus muchas aplicaciones. Sin embargo se debe hacer notar que los modelos en que se usa la
función de transferencia tienen aplicación únicamente en sistemas lineales invariantes en el
tiempo, puesto que la función de transferencia sólo está definida para dichos sistemas.

2
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Un sismógrafo.
Como segundo caso, consideremos un sistema detector de vibraciones del suelo, el cual se
representa a continuación.

xo
k b

Como se puede observar, el arreglo de sus componentes es muy similar al análisis


anterior. En la figura aparecen los siguientes parámetros:
• x = desplazamiento del gabinete con respecto a la masa.
• x0 = desplazamiento de la masa con respecto al espacio inercial.
• y = x0 – x = desplazamiento de la masa con respecto al gabinete.

El resto son las constantes consideradas anteriormente (k, b, m), del resorte, el amortiguador y
la masa.

Ahora, tomando la notación del operador D, del ejemplo antecedente, obtenemos el modelado
del sistema; así tenemos:

0 = mD2x0 +bD(x0 – x) + k(x0 – x)

0 = mD2(y + x) +bD(y) + ky (usando la relación y = x0 – x)

Aplicando la transformada de Laplace y despejando Y(s) con respecto a X(s), nos queda
finalmente:

L (0 = mD2(y + x) +bD(y) + ky)

3
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Y ( s) − ms 2
=
X ( s ) ms 2 + bs + k

2.2. Sistemas eléctricos.

Análisis de circuitos.
Tal vez ya se esté familiarizado con el estudio de los componentes eléctricos básicos,
como son la resistencia, el capacitor y el inductor; y tal vez en menor grado, con los
amplificadores operacionales. Para el modelado de estos sistemas se debe echar mano del análisis
de circuitos, que se basa fundamentalmente en la aplicación de las leyes de Kirchhoff. La primera
de ellas se conoce como ley de corrientes (ley de nodos), establece que la suma algebraica de
todas las corrientes que entran y salen de un nodo es nula; la misma ley se puede enunciar de esta
manera: La suma de las corrientes que entran a un nodo es igual a la suma de las corrientes que
salen del mismo.

La segunda ley de Kirchhoff se conoce como ley de voltajes (ley de mallas o lazos), y nos
indica que la suma de los voltajes en una malla del circuito eléctrico el cero; también es usual
representar la segunda ley de este modo: La suma de las caídas de tensión a lo largo de una malla
del circuito, es igual a la suma de las elevaciones de tensión en la misma malla. El sistema para
encontrar las ecuaciones diferenciales es muy sencillo, pues basta con encontrar las ecuaciones de
malla o de nodos, del circuito de que se trate. Las corrientes y voltajes de cada elemento se
escriben según su definición en cada caso.

Circuito simple LCR.

Considérese un circuito serie LCR, como el mostrado en la figura, en donde se indica una
corriente de malla, y el voltaje de salida es el voltaje del capacitor

L R

i vo
C
vi

Las unidades de resistencia, capacitancia e inductancia están dadas en Ohmios, henrys y


faradios, respectivamente; la corriente y los voltajes, están en amperios y voltios,
respectivamente. Aplicando la ley de voltajes de Kirchhoff (LVK) a la malla donde circula la
corriente i, encontraremos las siguientes ecuaciones:

4
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
di 1
L + Ri + ∫ i dt = vi
dt C

1
C∫
i dt = vo

De nuevo, nos interesa más obtener la función de transferencia, y para ello aplicamos la
transformada de Laplace a la ecuación anterior, sin olvidar que las derivadas obtenidas se
eliminan por ser iguales a cero, esto tomado de la definición de Función de Transferencia. Para
ello tomamos como entrada el voltaje de la fuente vi y como salida el voltaje vo y despejamos las
dos ecuaciones. De esta manera nos quedan las ecuaciones así

I (s)
LsI ( s ) + RI ( s ) + = Vi ( s )
Cs

I ( s)
= Vo ( s )
Cs

Vo ( s ) 1
=
Vi ( s ) LCs + RCs + 1
2

Función de transferencia de elementos en cascada.


Al estudiar los sistemas retroalimentados, encontramos que hay componentes que se
cargan unos a otros, dicho de otro modo, la entrada de un elemento del sistema es la salida de
otro componente del sistema. Podemos representar un arreglo muy similar en el circuito eléctrico
que se muestra a continuación, en el cual se ubican dos mallas RC, con sus corrientes indicadas.
De nuevo, vi es la entrada y vo, el voltaje del capacitor 2, es la salida.

R1 R2

vi i1 i2 vo

C1 C2

En el presente caso, la carga la produce la sección de C2R2 sobre la primera etapa del circuito
R1C1. Aplicando LVK en las dos mallas del circuito, encontramos el modelado matemático en
las siguientes ecuaciones integro-diferenciales:

1
C1 ∫
(i1 − i2 )dt + R1i1 = v1

5
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

1 1
y
C1 ∫ (i2 − i1 )dt + R2i2 = − ∫ i2 dt = −vo
C2

Tomando las transformadas de Laplace de estas dos ecuaciones, teniendo en cuenta que las
condiciones iniciales son iguales a cero, se obtiene

1
[I1 (s) − I 2 ( s)] + R1I1 ( s) = Vi ( s)
C1s

1
[I 2 (s) − I1 (s)] + R2 I 2 ( s) = − 1 I 2 ( s) = Vo ( s)
C1s C2 s
Eliminando I1(s) e I2(s) de las ecuaciones anteriores encontramos finalmente nuestra función de
transferencia entre Ei(s) y Eo(s), que resulta ser

Vo ( s ) 1 1
= =
Vi ( s ) ( R1C1s + 1)( R2C2 s + 1) + R1C2 s R1C1R2C2 s + ( R1C1 + R2C2 + R1C2 ) s + 1
2

El presente análisis indica que si dos circuitos RC están conectados en cascada, o sea, la salida de
uno es la entrada del otro, la función de transferencia, no es, como pudiera pensarse, el producto
de las funciones de transferencia que se obtendrían al analizar cada porción del circuito total en
forma independiente. Esto se debe a que al hacer el modelado de forma independiente, se supone
que no hay efectos de carga en la salida, que es lo mismo que decir que no se toma potencia
alguna de la salida.

2.3. Sistemas análogos.

Definición.
Dos sistemas físicamente diferentes, pero que se comportan de manera semejante, y por
ende sus modelados matemáticos son semejantes, se dice que son sistemas análogos. Esto implica
que una misma ecuación puede describir a más de un sistema.

Esta propiedad nos permite ciertas ventajas en el estudio de sistemas físicos, entre las que
podemos contar:
1. La solución de la ecuación o ecuaciones, que describe a un sistema se puede aplicar a
otros sistemas de áreas distintas, que estén descritos por la misma ecuación o ecuaciones.
2. Esto nos permite manejar el estudio más fácilmente, puesto que hay sistemas más simples
para implementar en el laboratorio (como el eléctrico), que otros más complicados y
costosos (como puede ser un sistema mecánico o hidráulico).

6
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Por ser los más comunes en nuestro curso de control, presentaremos primordialmente las
analogías entre sistemas mecánicos y eléctricos, teniendo presente que las analogías no se aplican
exclusivamente a estos dos sistemas. Se debe recalcar la importancia que tiene el análisis de
circuitos en el modelado de sistemas, y en la conversión de analogías entre un sistema y otro
diferente físicamente. Es por ello que se debe hacer un repaso de las técnicas de análisis de nodos
y mallas, cuando se tienen elementos almacenadores de energía (capacitores y bobinas).

Analogía mecánica – eléctrica.


Analicemos los dos pares de figuras representadas abajo y obtengamos las ecuaciones
que los definen físicamente.

R L
k
f(t)
m C
i

x e(t)
b

Las ecuaciones del sistema mecánico son

d 2x dx
m +b + kx = f (t ) . (a)
dt 2 dt

Para la red eléctrica RCL en serie de la derecha, al aplicar LVK obtenemos la ecuación de malla
escrita debajo:

di 1
L + Ri + ∫ idt = e(t ) .
dt C

Expresando esta ecuación respecto de la carga eléctrica q, tenemos finalmente

d 2q dq 1
L 2
+R + q = e(t ) . (b)
dt dt C

Se observará que las ecuaciones (a) y (b) tienen exactamente la misma forma, por lo que
podemos concluir que son sistemas análogos.

7
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Ahora comparemos la misma masa del dibujo anterior con una red eléctrica RCL en
paralelo, como la que aparece en la figura mostrada enseguida. En esta ocasión aplicaremos la ley
de corriente de Kirchhoff (LCK), lo que nos lleva a las siguientes expresiones

k
f(t)
iR iL iC
m

x i(t) R L C
b

iL + iR + iC = is .

Cada corriente de la ecuación de nodos anterior se expresa, según el elemento eléctrico de que se
trate, de la siguiente forma

1 e de
L∫
iL = edt , iR = , iC = C .
R dt

Por lo que tenemos

1 e de
L ∫ edt + + C
R dt
= i (t ) s .

El flujo magnético se relaciona con el voltaje mediante la expresión. Sustituyendo nos queda, nos
queda finalmente la ecuación siguiente.

d 2ψ 1 dψ 1
C + + ψ = i (t ) . (c)
dt 2 R dt L

Esta nueva ecuación (c) también es idéntica en cuanto a la forma, a la ecuación (a), por lo que
concluimos nuevamente que el circuito paralelo RCL también es análogo al sistema amortiguador
– masa – resorte.

8
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Haciendo análisis similares a los anteriores nos queda que, excepto las variables usadas,
los sistemas de ecuaciones son idénticos, lo que nos indica que estos cada uno de estos pares de
ecuaciones es análogos. Los términos semejantes en cada ecuación se denominan magnitudes
análogas. En la primera serie de ecuaciones la analogía indicada se denomina fuerza – voltaje (o
analogía masa - inductancia). En el segundo caso, la analogía se denomina fuerza – corriente, o
analogía masa – capacitancia. Las relaciones ya encontradas se pueden resumir en la siguiente
tabla.

Sistemas análogos Mecánico – Eléctrico.


Fuerzas Voltajes Corrientes
Masa m Inductancia L Capacitancia C
Coeficiente de viscosidad b Resistencia R 1/R
Constante de resorte k 1/C 1/L
Desplazamiento x Q Flujo magnético Ψ
Dx Corriente i Voltaje e
Fuerza f(t) Voltaje e(t) Corriente i(t)

Esta tabla de identidades nos permitirá convertir un sistema de fuerzas en otro eléctrico de
voltajes o corrientes; o viceversa, un sistema eléctrico en uno mecánico

Para entender mejor cómo se usa esta tabla de conversiones, consideremos el siguiente arreglo de
dos masas suspendidas y conectadas entre sí por sistemas de resorte – amortiguador.

k1 b1

m1
x1

k2 b2

m2
x2

k
3

9
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Primero, comenzaremos encontrando el modelado del sistema. De nueva cuenta usamos la
notación D para representar. Luego entonces, tenemos:

0 = m1D2x1 + b1Dx1 + k1x1 +b2D(x1 – x2) + k2(x1 – x2) (1)

Tomando como referencia la masa 1. Para la masa 2, nuestro modelado es:

0 = m2D2x2 + k3x2 +b2D(x2 – x1) + k2(x2 – x1). (2)

Ahora procederemos a aplicar la analogía para convertir este sistema mecánico en uno
eléctrico, más fácil de analizar. Primero usaremos la analogía fuerza – voltaje; refiriéndonos a la
primera y segunda columnas de la tabla anterior, tenemos las siguientes ecuaciones

q1 1
0 = L1Di1 + R1i1 + + R2 (i1 − i2 ) + (q1 − q2 ) (1)
C1 C2

q2 1
0 = L2 Di2 + + R2 (i2 − i1 ) + (q2 − q1 ) (2)
C3 C2

Sin embargo, como nos indica el nombre de esta analogía, nos interesa indicar todos los
elementos de esta ecuación en términos de voltajes. Por lo que podemos tomar las relaciones
eléctricas entre capacitancia y carga eléctrica para obtener:

1 t 1 t
0 = L1Di1 + R1i1 + ∫
C1 0
i1dt + R2 (i1 − i2 ) +
C2 ∫0
(i1 − i2 )dt (1)

1 t 1 t
0 = L2 Di2 + ∫
C3 0
i2 dt + R2 (i2 − i1 ) +
C2 ∫0
(i2 − i1 )dt (2)

Una vez que tenemos las ecuaciones del sistema, podemos representarla con su respectivo
diagrama eléctrico. Los siguientes son los diagramas de las ecuaciones de mallas encontradas
anteriormente.

C1 C3
R1

R2 R2
i1 i2 i2
L1 i1 L2

C2 C2

Ecuación (1) Ecuación (2)

10
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
R1 C1 C3

R2
i2
L1 i1 L2
C2

Circuito resultante de dos mallas.

Ahora transformaremos el mismo circuito mecánico del ejemplo anterior en su


equivalente circuito eléctrico definido por corrientes (ecuaciones de nodos). Tomando las
columnas 1 y 3 de la tabla de conversiones entre sistemas mecánicos y eléctricos obtenemos

e1 ψ 1 1 1
0 = C1D e1 + + + (e1 − e2 ) + (ψ 1 − ψ 2 )
R1 L1 R2 L2


aplicando la misma relación entre flujo y el voltaje ( = e ), nos queda la ecuación
dt
e 1 t 1 1 t
0 = C1D e1 + 1 + ∫ e1dt + (e1 − e2 ) + ∫ (e1 − e2 )dt (1) .
R1 L1 0 R2 L2 0

De la misma forma, la ecuación (2) del sistema mecánico tiene como equivalente

1 t 1 1 t
0 = C2 De2 +
L3 ∫0
e2 dt + (e2 − e1 ) + ∫ (e2 − e1 )
R2 L2 0
(2)

sus diagramas eléctricos son los que a continuación se representan

11
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
L2 L2

e1 e1 e2
e2
R2 R2

L1 C2 L3
C1 R1

Gnd Gnd
Ecuación (1) Ecuación (2)

L2

e1 e2

R2

C1 R1 L1 C2 L3

Gnd
Circuito resultante de dos nodos

2.4. Sistemas electromecánicos.

Servomotor de cd.
Se conoce como servosistema (o servomecanismo) al grupo general de sistemas de
control en los que se integran los elementos reguladores automáticos y los servomecanismos. Un
servomotor es por tanto, cualquier sistema físico en el que una o más magnitudes de entrada
(mando) controlan, por medio de una función de transferencia determinada, una o más
magnitudes de salida, las cuales pueden poseer un nivel de potencia superior al de entrada.

Un servomotor es el órgano motor que acciona los elementos mecánicos en los


servosistemas, en donde suele utilizarse como elemento de salida para controlar la potencia
suministrada a la carga para controlar, en función de la señal eléctrica recibid a la entrada. Los
servomotores se pueden accionar por medio de la fuerza eléctrica, hidráulica, neumática, o una
combinación de las mismas. Nos centraremos en los motores eléctricos controlador por
electricidad de cd.

12
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

En los servomotores de cd, los bobinados de campo se pueden conectar en serie con la
armadura, o separados (o sea, con el circuito magnético construido en forma independiente). En
este último caso, cuando el campo es excitado por separado, el flujo magnético es independiente
de la corriente de la armadura. En algunos servomotores de cd, el campo magnético es producido
por un imán permanente, y por lo tanto, el flujo magnético es constante; estos servomotores se
denominan de imán permanente. Los servomotores de cd con campo magnético excitado de
manera independiente, así como los de imán permanente, pueden ser controlados por la corriente
de la armadura. Tal esquema de control de salida se llama control de armadura de los
servomotores de cd.

La Ra

ia eb
ea T J

If = constante

En el caso en que la corriente de la armadura se mantiene constante y la velocidad se


controla mediante la tensión del campo, se dice que el motor de cd es controlado por campo.
(Algunos sistemas de control de velocidad usan motores de cd controlador por campo). El
requisito de mantener constante la corriente de la armadura es poco ventajoso, es mucho más
fácil producir voltaje constante. Las constantes de tiempo del motor de cd controlado por campo
son generalmente grandes en relación con las constantes de tiempo de motores controlador por
armadura.

Un servomotor se puede controlar por medio de un controlador electrónico,


frecuentemente denominado servopropulsor, combinación de propulsor y motor. El
servopropulsor controla el movimiento de un servomotor de cd y funciona de diversos modos.
Algunas de sus características son el posicionado punto por punto, el seguimiento de un perfil de
velocidad, y la aceleración programable. En los sistemas de control de robot, en los sistemas de
control numérico y otros sistemas de control de posición y de velocidad, es muy frecuente
emplear el controlador electrónico de movimiento que emplea u propulsor de modulación de
ancho de pulso para controlar un servomotor de cd.

Enseguida estudiaremos el control de la armadura de servomotores de cd y el control


electrónico de movimiento de servomotores de cd.

Control de la armadura de servomotores de cd. Analizaremos el siguiente esquema de un


servomotor de cd controlado por armadura, como el que aparece en el dibujo anterior. En ese
mismo esquema tenemos los siguientes parámetros:

13
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Ra = resistencia de la armadura, en ohmios (Ω)
La = inductancia de la armadura, en henrios (H)
ia = corriente de la armadura (amperios, A)
if = corriente del campo (A)
ea = tensión aplicada en la armadura, en voltios (V)
eb= fuerza contra-electromotriz (V)
Θ= desplazamiento angular del eje del motor, en radianes (rad)
T= par desarrollado por el motor, en Newton-metro (N-m)
J= momento de inercia del motor y carga con referencia al eje del motor, en kg-m2
B= coeficiente de viscosidad del motor, con carga referida al eje del motor, en N-m/rad/seg

El par T desarrollado por el motor es proporcional a la corriente de la armadura, y al flujo


magnético en el entrehierro, el que a su vez es proporcional a la corriente del campo. O bien
donde Kf es una constante. El par T se puede escribir entonces como

T = KfifKlia

Si la corriente del campo es constante , el flujo también es constante, y el par es directamente


proporcional a la corriente de la armadura, de modo que

T = Kia

Donde K es una constante del par motriz. Nótese que si el signo de la corriente se invierte ,
también se invierte el signo del par T, los que se manifiesta en la inversión del sentido rotación
del eje del motor.

Cuando la armadura está girando, se induce en ella una tensión proporcional al producto del flujo
por la velocidad angular. Para un flujo constante, la tensión inducida eb es directamente

proporcional a la velocidad angular ,o
dt


eb = Kb
dt

donde K es la constante de fuerza contraelectromotriz.

La velocidad de un servomotor de cd controlado por armadura, se controla mediante la


tensión de la armadura. (la tensión de la armadura es la salida de un amplificador de potencia que
no está dibujado en el diagrama). La ecuación diferencial del circuito de armadura es entonces

dia
La + Raia + eb = ea
dt
La corriente de la armadura produce un torque que se aplica a la inercia y la fricción

d 2θ dθ
J + = T = Kia
dt 2 dt
14
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Ahora aplicaremos la transformada de Laplace a las tres ecuaciones anteriores y obtendremos

K b s Θ( s ) = Eb ( s )
( La s + Ra ) I a ( s ) + Eb ( s ) = Ea ( s )
( Js 2 + bs ) Θ( s ) = T ( s ) = KI a ( s )

Considerando al sistema Ea(s) como la entrada y a Θ(s) como la salida, construimos un diagrama
de bloques como el siguiente

Se notará que es un sistema retroalimentado . el efecto de la fuerza contraelectromotriz es una


retroalimentación proporcional a la velocidad del motor. Esta retroalimentación incrementa el
amortiguamiento efectivo del sistema. Despejando de las transformadas obtenidas, la función de
transferencia es

Θ ( s) K
=
Ea ( s ) La Js + ( Lab + Ra J ) s 2 + ( Rab + KK b ) s
2

Si la inductancia del circuito de la armadura es pequeña, generalmente se desprecia, por lo que


nuestra función de transferencia queda de esta forma

Θ (s) Km Km
= =
Eb ( s ) s (Tm s + 1) s (Tm s + 1)

Donde Km = K/(Rab+KKa) = constante de ganancia del motor


Tm = RaJ/(Rab+KKb) = constante de tiempo del motor

Con estos resultados obtenidos, el diagrama de bloques del servomotor se reduce a

Ea(s) Km
s (Tm s + 1)
Θ(s)

15
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Control electrónico de movimiento de servomotores de cd.
Hay muchos tipos diferentes de controladores de movimiento electrónicos, o
servopropulsores, para servomotores. La mayor parte de los servopropulsores se diseñan para
controlar la velocidad del servomotor. Con ello se mejora la eficiencia de operación. En la figura
se presenta el esquema de un diagrama de bloques de un servoposicionador de alta precisión con
control de velocidad que combina un servomotor y un servopropulsor. El servopropulsor está
diseñado para lograr una velocidad del servomotor proporcional al voltaje E1.

Sistema de control de posición.


Analizaremos el sistema de control de posición que aparece en el siguiente diagrama, en
donde tenemos los mismos parámetros del servomotor analizado con anterioridad y otros nuevos,
los cuales son

R= desplazamiento angular del eje de entrada, en radianes


C= desplazamiento del eje de salida, en radianes
Ka = ganancia del potenciómetro
Kp = ganancia del amplificador
N= relación de engranes

. Los elementos de los extremos son potenciómetros conectados a fuentes de voltaje, y un enlace
entre la salida del servomotor y la entrada al potenciómetro c. Vamos a deducir su función de
transferencia de la misma forma como se hizo con el servomotor..

16
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Del análisis del la figura tenemos las siguientes relaciones.

e = (r − c) K p E ( s ) = ( R( s ) − C ( s )) K p

ea = eK a Ea ( s ) = E ( s ) K a

Los diagramas de bloques de estas relaciones son

R(s) E(s)
kp

C(s)

E(s) Va(s)
ka

El modelado del motor encontrado en el servomotor lo utilizamos nuevamente, o sea

Θ (s) K
=
E a ( s ) La Js + ( La b + Ra J ) s 2 + ( Ra b + KK b )
3

Y ahora utilizando una última que relaciona en número de engranes, que es

Θ(s)n = C(s)

Tenemos finalmente el diagrama de bloques que se muestra abajo, y la función de transferencia


final del sistema, que se obtiene directamente al simplificar el diagrama mismo.

17
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

C(s) K Ka Kp n
=
R(s) 3 2
LaJs + (Lab RaJ)s (Ra +b +KKb)s

2.5. Sistemas de nivel de líquido.

Para simplificar el análisis de sistemas de nivel de líquido, haremos uso de los conceptos
eléctricos de resistencia y capacitancia – obviamente con su respectiva analogía – para poder
describir las características dinámicas de esos sistemas en forma simple. Esto nos hará ver otra
similitud entre un sistema hidráulico y uno eléctrico.

Resistencia y capacitancia en sistemas de nivel de líquidos.


Supóngase que se tienen dos tanques con determinados niveles de agua, y que dichos
tanques están conectados por una tubería corta. Se define resistencia como la relación entre la
diferencia de nivel de agua entre los tanques, necesaria para producir una variación unitaria en el
gasto; o sea

R = (cambio en la diferencia de niveles, en metros, m)/(cambio en el gasto, en m3/s)

Si consideramos el siguiente dibujo de un tanque con dos válvulas. Si tenemos un flujo


laminar, la relación entre el gasto en estado estacionario y la presión hidrostática en el mismo
estado estacionario al nivel de la restricción laminar, es

Q = KH

Válvula de control

Q + qi

H +h Válvula de carga

Q +qo
Capacitancia C Resistencia R

Donde Q= gasto en el estado estacionario


K= coeficiente, en m2/s

18
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

H= presión hidrostática, en estado estacionario.

Esta ley que rige el flujo laminar es análoga a la ley de Coulomb, que establece que la
corriente es directamente proporcional a la diferencia de potencial, por lo que la resistencia se
define también como sigue

dH H
R1 = =
dQ Q

La resistencia al flujo laminar es análoga a la resistencia eléctrica.

Si el flujo es turbulento, el gasto estacionario se da por

Q=K H

Donde Q= gasto en el estado estacionario


K= coeficiente, en m2/s
H= presión hidrostática, en estado estacionario.

La resistencia Rt (resistencia de flujo turbulento), se obtiene de

dH
Rt =
dQ

como se hizo con anterioridad, tenemos

K
dQ = dH
2 H

y también

dH 2 H 2 H H 2 H
= = =
dQ K Q Q

por lo que la resistencia de flujo turbulento queda finalmente

2H
Rt =
Q

19
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
El valor de la resistencia de flujo turbulento depende del gasto y de la presión hidrostática.
Sin embargo, su valor se puede considerar constante si las variaciones de la presión y del gasto
son pequeñas, respecto al estado estacionario

Hay que hacer notar que en la práctica casi nunca se conoce el valor del coeficiente K, el
cual depende del coeficiente del flujo y del área de restricción. En esos casos, la resistencia se
obtiene trazando la representación hidrostática de la presión hidrostática en función del gasto,
basándose en valores experimentales, y midiendo la pendiente de la curva en la condición de
operación.

La capacitancia se define como la variación en la cantidad del líquido acumulado,


necesaria para producir una variación unitaria en el potencial (presión hidrostática). El potencial
es la magnitud que indica el nivel de energía del sistema. Esta relación queda

cambio en la cantidad del líquido acumulado, en m 2


C=
cambio en el nivel en m

Se notará que la capacitancia (m2) es diferente a la capacidad (m3), ya que la primera representa el
área de la sección de corte. Si ésta es constante, la capacitancia es constante para cualquier carga
hidrostática.

Función de transferencia en sistemas de nivel. De la misma figura usada para deducir la


capacitancia y resistencia hidrostáticas, consideraremos las otras magnitudes que aparecen allí, a
saber

Q = gasto en el estado estacionario (antes de haber algún cambio), en m3/s


qi = pequeña desviación en el gasto de entrada, respecto al valor del estado estacionario, en
m3/s
qo = pequeña desviación en el gasto de salida, respecto al estado estacionario (m3/s)
H = nivel de carga en el estado estacionario, en m
H = pequeña desviación de la carga con respecto al nivel del estado estacionario.

Si el flujo se considera lineal, el sistema se considera lineal, de otro modo, tendría que
linealizarse. Sin embargo, la ecuación diferencial se puede obtener del siguiente modo. El gasto
de entrada menos el gasto de salida durante el intervalo de tiempo dt es igual a la cantidad de
liquido acumulada en el tanque, lo que nos produce que

dh
C = (qi − qo )
dt

Por la definición de resistencia, la relación entre qo y h está dada por

h
qo =
R

20
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
Y la ecuación diferencial del sistema es, para un valor constante de R,

dh
RC + h = Rqi
dt

donde RC es la constante del sistema. Tomando la transformada de Laplace de toda la ecuación,


con sus condiciones iniciales iguales a cero, se obtiene

( RCs + 1) H ( s ) = RQ1 ( s ) .

Si se toma a qi como entrada y a h como la salida, la función de transferencia queda como

H (s) R
= .
Qi ( s ) RCs + 1

Por otro lado, si consideramos a qo como la salida, la función de transferencia queda así

Qo ( s ) 1 H ( s)
= , tomando en cuenta que Qo ( s ) =
Qi ( s ) RCs + 1 R

Con los resultados obtenidos del análisis de un sistema de nivel de líquido de un solo tanque,
obtendremos la función de transferencia de un sistema similar, con dos tanques con interacción.
O sea, la salida del primer tanque es la entrada del segundo. En todo el análisis subsecuente se
supondrá que se tiene un flujo laminar en el sistema. Las ecuaciones para este sistema son,
entonces las siguientes

Tanque 1
Q +q
Tanque 2

H1 +h1 H2 +h2
R1 R2

C1 C2 Q + q2
Q + q1

Sistema de nivel de líquido con interacción.

21
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.
dh1
C1 = (qi − q1 ) → C1sH1 ( s ) = Qi ( s ) − Q1 ( s )
dt
Qi (s ) H1 ( s )
1
C1s

Q1 ( s )

(h1 − h2 ) H1 ( s ) − H 2 ( s )
R1 = → R1 =
q1 Q1 ( s )
H1 (s) Q1 ( s)
1
R1

H 2 ( s)

Los grupos de ecuaciones anteriores nos dan la relación de la capacitancia y la resistencia para el
primer tanque, así como su interacción con el tanque 2. en la extrema derecha se pueden apreciar
sus respectivos diagramas de bloques.

Q1 ( s) 1
H 2 (s)
C2 s

dh2 Qo (s )
C2 = (q1 − q0 ) → C2 sH 2 ( s ) = Q1 ( s ) − Q2 ( s )
dt

H 2 ( s) 1 Qo (s)
h2 H 2 ( s) R2
R2 = → R2 =
qo Qo (s )

Las relaciones de resistencia y capacitancia para el segundo tanque se definieron en las


ecuaciones de arriba. En cada una de las ecuaciones anteriores, las de la columna izquierda
representan la ecuación diferencial; en el centro están indicadas las transformadas de Laplace
para cada una de las ecuaciones, y, como se mencionó ya, su respectivo diagrama de bloques a la
extrema derecha. Al unir todos los diagramas de bloques de cada par de ecuaciones, obtenemos el
siguiente diagrama de bloques del sistema, en donde se aprecian las relaciones descritas en la
figura de los dos tanques.

22
CONTROL I ING. QUIRINO JIMENEZ D.

Al simplificar, por el álgebra de bloques, tenemos finalmente la función de transferencia, esta vez
representada en un diagrama de bloques.

Adviértase la semejanza entre esta última función encontrada y la que se dedujo del análisis de
circuito eléctricos en cascada. Comparando ambos arreglos, se ve que el presente sistema es
análogo al eléctrico en cascada. En el sistema de nivel, la salida del tanque 1 a través de la
primera válvula de carga (R1), es la entrada del segundo sistema del tanque 2.

Bibliografía

Brogan, W. L. , TEORÍA DE CONTROL MODERNO. Capítulo 1. Editorial Prentice-Hall.


México 1985.

Hostetter, G.; Savant C.; Stefani, R. SISTEMAS DE CONTROL. Capítulo 1. Edit Mc Graw- Hill
Hispanoamericana de México, S.A. de C. V. México 1990

Johnson, D., Hilburn, J., Johnson, J., Scott, P., ANÁLISIS BÁSICO DE CIRCUITOS
ELÉCTRICOS. Quinta edición. Capítulos 4, 5 y 6. editorial Prentice-Hall
Hispanoamericana, S.A. México 1996.

Ogata Katsuhiko. INGENIERÍA DE CONTROL MODERNO. Segunda edición. Capítulo 2.


Editorial Prentice-Hall Hispanoamericana, S. A. México 1993.

23