Você está na página 1de 8

La principal función del Riñón son el filtrado del plasma sanguíneo y la excreción

de orina.

Funciones esenciales para la supervivencia del hombre. Estos mantienen el


equilibrio hidroelectrolítico y acido básico, Y lo llevan a cabo mediante variaciones
en la cantidad de agua y electrolitos que pasan de la sangre a la orina, igualando
la cantidad de estas sustancias que entran a la sangre desde otros lugares.

Como cada día solo se excretan 1,5 litros de orina, más del 99% del filtrado se
debe reabsorber de los segmentos tubulares de la nefrona.

LA NEFRONA

La unidad básica es la Nefrona y consta de dos partes principales: el corpúsculo


renal y el túbulo renal, los cuales forman la orina.

La formación de la Orina se lleva a cabo por Tres procesos:

Filtración

O movimiento del agua y de los solutos desde el plasma del interior de los
glomérulos a través de la membrana capsuloglomerular, hasta el espacio capsular
de la Capsula de Bowman.

Reabsorción

O movimiento de moléculas desde los túbulos hacia la sangre peritubular.

Secreción

O movimiento de las moléculas desde la sangre peritubular hasta el túbulo para su


excreción
La FILTRACIÓN

consiste en el paso de plasma sanguíneo desde el capilar glomerular al interior de


la cápsula de Bowman, debido principalmente a la presión de la sangre en los
capilares glomerulares, que son especialmente permeables.

La presión se mantiene elevada debido a que el calibre de la arteriola eferente es


menor que el de la aferente. El filtrado glomerular tiene una composición muy
parecida a la del plasma, pero sin proteínas ni células sanguíneas.

El filtrado, compuesto por agua, glucosa, urea, aminoácidos, sales minerales y


otras pequeñas moléculas, fluye por los túbulos. Si este filtrado se eliminase
directamente sería ruinoso para el organismo, ya que se perdería gran cantidad de
agua y sustancias nutritivas. Por esta razón, casi todas las sales, glucosa.
Aminoácidos, vitaminas y el agua deben ser reabsorbidas, pasando de nuevo a la
sangre.

La Albumina (principal proteína plasmática, transportadora de sustancias


hidrofóbicas y fármacos) debido a su tamaño y carga negativa no atraviesa la
barrera. (Por lo que en un análisis de Orina Completa lo normal es que NO exista
albumina, o a lo sumo vestigios de proteínas. Este concepto es muy importante en
obstetricia, dado que será aplicado en Patologías del Embarazo, como Eclampsia)

LA REABSORCIÓN,

es el segundo paso de la formación de la orina, tiene lugar por mecanismos de


trasportes activos y pasivos en cualquier lugar de los tubos renales. La mayor
parte del agua y de los electrolitos y (generalmente) de los nutrientes es
reabsorbida en los tubos proximales. El resto del túbulo reabsorbe
comparativamente mucho menos.

La mayor parte del agua y sustancias disueltas que se filtran por el glomérulo son
reabsorbidas y pasan a los capilares peritubulares ingresando nuevamente a la
sangre. Estos capilares terminan confluyendo en la vena renal, que sale del riñón
llevando sangre libre de residuos. El líquido restante, que llega al final del tubo
colector, es una solución concentrada de urea y otras sustancias de desecho no
reabsorbidas, que dará lugar a la orina.
SECRECIÓN

Consiste en el paso de algunas sustancias que no se han filtrado, o se han


reabsorbido erróneamente, desde los capilares que rodean al túbulo contorneado
distal hacia su interior. Aquí son secretadas algunas sustancias como la penicilina,
el potasio e hidrógeno, que se añaden a la orina que se está formando.

Así, este líquido final, la orina estará formada por parte del agua, algunas sales, y
urea, y pasará a través de los túbulos colectores hacia la pelvis renal, y de allí, a
través de los uréteres, a la vejiga urinaria.

COMPOSICIÓN DE LA ORINA.

La orina se compone en un 95% de agua, en la que están disueltos varios tipos de


sustancias; las más importantes son las siguientes:

• Desechos nitrogenados del catabolismo proteico, como urea (el soluto más
abundante en la orina), ácido úrico, amoníaco y creatinina.

• Electrólitos, sobre todos los siguientes iones: sodio, potasio, amonio, cloro,
bicarbonato, fosfato y sulfato. Los tipos y cantidades de los minerales varían con la
dieta y otros factores.

• Toxinas, durante una enfermedad, las toxinas bacterianas se eliminan en la


orina. Una de las razones para «forzar la hidratación» de los pacientes que
presentan enfermedades infecciosas es la de diluir las toxinas que podría dañar
las células renales si se eliminasen de una forma muy concentrada.

• Pigmentos, sobre todo, urocromos, pigmentos amarillentos derivados de los


productos de la rotura de los viejos hematíes en el hígado y en otros lugares.
Diversos alimentos y fármacos pueden contener o ser convertidos en pigmentos
que son aclarados de plasma por los riñones, apareciendo por tanto en la orina.

• Hormonas, un alto nivel de hormonas implica muchas veces la abundancia


de dichas hormonas en el filtrado (y por tanto en la orina).

• Constituyentes anormales, como azúcar, sangre, albúmina (una proteína


del plasma), cilindros (como materiales de desechos, p. ej., moco que se produce
en los diferentes pasajes urinarios y se excreta en la orina) o cálculos (pequeñas
piedrecitas)
URETRITIS

Es la inflamación (hinchazón e irritación) de la uretra, el conducto que transporta


orina desde el cuerpo.

La uretritis puede ser causada por bacterias o virus. Algunas de las bacterias que
causan esta afección incluyen el E. coli la clamidia y la gonorrea. Estas también
causan infecciones del tracto urinario y algunas enfermedades de transmisión
sexual. Las causas virales de la uretritis incluyen el virus del herpes simple y el
citomegalovirus.

Clásicamente las uretritis infecciosas se dividen en gonocócicas y no


gonocócicas, debido a que el patógeno más frecuentemente relacionado con la
uretritis infecciosa ha sido Neisseria Gonorrhoeae.

Otros microorganismos implicados son Mycoplasma genitalium (con un interés


creciente), Trichomonas vaginalis y Ureaplasma urealyticum (a pesar de
encontrarse este último de forma colonizadora en el 30-40% de individuos sanos
sexualmente activos).
Otros microorganismos menos frecuentes causantes de uretritis infecciosa y
relacionados con la práctica de sexo oral son: adenovirus, virus herpes simple,
Neisseria meningitidis y Haemophilus sp.

SÍNTOMAS

En los hombres:
Sangre en la orina o en el semen.
Dolor urente al orinar (disuria).
Secreción del pene.
Fiebre (infrecuente).
Micción frecuente o urgente.
Sensibilidad, picazón o inflamación en el pene.
Inflamación de ganglios linfáticos en la zona de la ingle.
Dolor durante la relación sexual o la eyaculación.
En las mujeres:

Dolor abdominal.
Dolor urente al orinar.
Fiebre y escalofríos.
Micción urgente o frecuente.
Dolor pélvico.
Dolor con la relación sexual.
Flujo vaginal.

DIAGNÓSTICO
El diagnóstico de uretritis infecciosa precisa de al menos uno
de estos criterios:
1. Síntomas urinarios: prurito genital, disuria y secreción
a través del meato uretral.
2. Confirmar en la exploración clínica la secreción uretral
mucopurulenta o purulenta (de manera espontánea o mediante masaje en la
uretra).
3. Demostrar inflamación en la uretra. Para ello hay que
cuantificar el número de leucocitos por campo en el exudado
uretral o en una muestra de orina. En exudado uretral: presencia en la tinción de
Gram de al menos 5 leucocitos polimorfonucleares (PMN) por campo; en orina:
presencia de al
menos 10 leucocitos por campo en una muestra de orina.

TRATAMIENTO
El tratamiento debe ser iniciado en el momento del diagnóstico de la patología si el
Gram fuera concluyente, sin esperar a los resultados microbiológicos. El
tratamiento sindrómico se aconseja en la primera visita en pacientes en los
que no se pueda asegurar el seguimiento. No se recomienda tratamiento
antibiótico empírico en pacientes sintomáticos en los que no se ha demostrado
uretritis, pues los síntomas pueden prolongarse. En casos excepcionales en los
que se decida realizar tratamiento, debe tratarse a la vez a las parejas actuales.
Las crecientes resistencias a cefalosporinas descritas en el gonococo en los
últimos años (en España más del 5% de aislados fueron resistentes a cefixima en
2013)10 y los fallos de tratamiento detectados han derivado en la recomendación
de un tratamiento dual (ceftriaxona y azitromicina) de elección ante las infecciones
gonocócicas no complicadas.
En el caso de la cervicitis o uretritis no gonocócica, doxiciclina pasa a ser el
régimen de elección. Para el tratamiento sindrómico de las uretritis no
gonocócicas, se deja de recomendar el uso rutinario (sí como alternativa) de
azitromicina en dosis única de1 g, por el riesgo de inducir resistencia
antimicrobiana a macrólidos de M. genitalium. Ante el aislamiento de Mycoplasma
genitalium se aconseja una pauta prolongada de azitromicina o moxifloxacino.
Se recomienda abstinencia sexual hasta finalizar el tratamiento tanto al paciente
como a la pareja actual en caso de estar infectada.

SEGUIMIENTO

Ante una clínica uretral persistente o recurrente (entre los 30 o 90 días tras un
episodio agudo) y descartada la reinfección, los estudios han demostrado que M.
genitalium, C. trachomatis y T. vaginalis (en áreas de alta prevalencia) son los
agentes más relacionados.
El tratamiento en los casos de uretritis persistente únicamente estará aconsejado
ante síntomas o signos definitorios de uretritis y Gram concluyente en exudado
uretral.
Se aconseja la entrevista clínica a las 3 semanas para control de resolución de los
síntomas.
La realización de una prueba de curación a las 3 o 6 semanas postratamiento
estaría especialmente indicada si el paciente persiste sintomático, si no se hubiera
tratado con el régimen de elección, si se aisló M. genitalium o el cumplimiento
terapéutico fuera dudoso.
Se aconseja realizar una prueba de curación a los 3 meses a todos los pacientes
por las elevadas tasas de reinfección. A todo paciente diagnosticado de uretritis
infecciosa debe realizársele un estudio para descartar otras ITS (VIH,
sífilis, etc.).

CASO CLÍNICO
Paciente de 42 años. Sexo masculino, estado civil casado, procedente del área
rural.
Motivo de consulta y enfermedad actual: Desde hace ocho años presenta
episodios de secreción uretral intermitente, desde hace un año los episodios son
permanentes, la secreción se presenta más en las mañanas y desaparece con la
primera orina del día. Predomina el prurito y es escasa la disuria. La secreción es
"amarillenta". Desde que le empezó el cuadro clínico ha mantenido relaciones
sexuales monógamas y siempre utiliza el preservativo. Ha consultado a muchos
médicos particulares quienes le han formulado muchas "pastillas e inyecciones",
pero sólo lo "curan por días".
Antecedentes patológicos: sin importancia.
Antecedentes familiares: sin importancia
Examen físico: Paciente en buenas condiciones generales P.A. 120/60 sentado.
P:70 'mino Cabeza y cuello: clínicamente normal. Cavidad oral: faltan algunas
piezas dentarias; el resto normal. Cardiopulmonar: clínicamente normal. Abdomen:
normal. Genitales: salida espontánea de secreción mucopurulenta por el miembro.
Resto del examen normal.
Laboratorio:
Se tomó una muestra de secreción uretral utilizando un aplicador comercial marca
Accellon® Multi biosampler. La muestra
se procesó para coloración de Gram, directo en solución salina y cultivo para
Neisseria Gonorrhoeae. En este caso en particular no se procesó muestra para
Chlamydia trachomatis , puesto que en la orden del médico no se solicitaba dicho
examen.
Resultados de laboratorio UJ: Al directo en solución salina se observó T.vaginalis.
Al Gram se observó abundante reacción leucocitaria (> 10 PMN en 1000x). El
cultivo para N. Gonorrhoeae a las 72 horas se leyó como negativo
Referencias
1. Uretritis: MedlinePlus enciclopedia médica
[Internet]. Medlineplus.gov. [citado el 18 de marzo de 2019]. Disponible en:
https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000439.htm
2. Lázaro J, Arco R, Martínez A, Benito G. Protocolo de diagnóstico y
tratamiento de la uretritis en personas sexualmente activas
[Internet]. sciencedirect. 2018 [citado el 18 de marzo de 2019]. Disponible
en: https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S030454121830163X