Você está na página 1de 4

BIOLOGÍA

La biología es la ciencia que estudia el origen, la evolución y las


características de los seres vivos, así como sus procesos vitales,
su comportamiento y su interacción entre sí y con el medio
ambiente.

La palabra, como tal, se forma con las raíces griegas βίος (bíos),
que significa ‘vida’, y -λογία (-logía), que significa ‘ciencia’ o ‘estudio’.

Como tal, la biología se encarga de describir y explicar el comportamiento y las características que
diferencian a los seres vivos, bien como individuos, bien considerados en su conjunto, como
especie. Uno de sus objetivos fundamentales es establecer las leyes que rigen la vida de los
organismos.

La biología es una ciencia vasta de la cual se desprenden múltiples ramas que profundizan en los
más diversos aspectos relacionados con los organismos vivos, como, por ejemplo, anatomía,
bacteriología, biología marina, biomedicina, bioquímica, biología celular y molecular, ecología,
embriología, entomología, etología, biología evolutiva, filogenia, genética, histología, inmunología,
micología, microbiología, organografía, paleontología, taxonomía, virología, zoología, etc.

Como biología molecular se conoce la parte de la biología que estudia los procesos de los seres
vivos desde un punto de vista molecular. Específicamente, se enfoca en el estudio de dos
macromoléculas: los ácidos nucleicos, entre ellos, el ADN y ARN, y las proteínas.

Como biología celular, también conocida como bioquímica celular y anteriormente llamada
citología, es la parte de la biología que estudia los fenómenos biológicos que tienen lugar en las
células, así como sus propiedades, estructura, funciones, orgánulos, ciclo vital y la forma en que
interactúan con su entorno. Es una disciplina afín a la biología molecular.

La semana próxima tengo que rendir un examen de biología”, “Un experto en biología de la
Universidad de San Diego anunció el descubrimiento de una nueva especie de camarón”, “No
puedes pretender que un perro actúe de manera contraria a su biología”.

La biología investiga aquellos atributos que caracterizan a los ejemplares como individuos y a las
especies como grupo, estudiando sus conductas, sus interrelaciones, sus vínculos con el entorno y
sus hábitos reproductivos.

Esta ciencia busca descubrir, a partir del análisis de estructuras y procesos, aquellas leyes de
carácter general que regulan el funcionamiento orgánico.

Muchos son los biólogos que a lo largo de la historia han dejado su huella imborrable en esta
ciencia a través o gracias al conjunto de investigaciones y descubrimientos realizados que, de un
modo u otro, han conseguido marcar nuestro pasado, nuestro presente o nuestro futuro.
QUIMICA

La palabra química proviene de una variable del latín y de raíces


árabes que son chimica, chimia, alkimya, referencia de alquimia,
para posteriormente pasar por una nueva forma de definir a la
química del tipo moderno que empezó a diferenciarse de la
alquimia refiriéndose a la variedad de los componentes y
composiciones definiendo las propiedades de una o sobre una materia y las posibles
transformaciones que surjan o experimentes sin causar ningún cambio, alteraciones o
modificaciones sobre la misma o sus elementos, de la cual una materia es conformada.

Química Inorgánica: se le llama química inorgánica al hecho de no poseer vida propia o de no


poder conseguirse de manera natural alguna sustancia, esta química logra de manera constante
hacer estudios sobre la composición, la estructura, la integración y la variedad de recursos sobre
estos elementos, cuerpos o material como el carbonato de sodio o el ácido sulfúrico, esta química
inorgánica clasifica los compuestos dependiendo de la función que poseen cada una, según la
base, la oxidación metálica y no metálica y las sales.

Energía Química: una reacción química es cuando se produce de un elemento expuesto a otro, por
ejemplo como el carbón que al ser quemado produce combustión de butano generando calor. Esta
energía se concentra en los alimentos y los combustibles, ya que al ser transformados los variantes
de las sustancias contenidas genera una reacción en cadena, suficiente dando la fuerza necesaria y
requerida posibilitando a un objeto inanimado el movimiento, como las baterías ayudan a una
juguete a sonar y a rodar, también se logra crear otro tipo de energía como en el cuerpo humano
que ayuda a la energía motora del mismo.

Geoquímica: es una especialidad que estudia por medio de las ciencias naturales la corteza
terrestre, como su proporción y la distribución de la misma, pudiendo entender los elementos
químicos y la forma como se acondicionan mediante sus propias leyes, logrando determinar la
abundancia absoluta y relativa del planeta tierra, creando un historial por medio de las evidencias
de las diferentes transformaciones de las distintas geosferas, sus tierras, las rocas, los minerales
que conforman la tierra y sus diferentes especies y elementos; así se obtiene una base de datos
sobre sus leyes, distribución y su aplicación.

Química Analítica: para poder entender las diferentes composiciones de la química, de una
materia, de una molécula, de una muestra, de un objeto se requiere del conocimiento analítico y
es aquí donde entra esta rama de la química, la química analítica la cual es la que por medio de los
diferentes métodos científicos que se generan en un laboratorio se logra subdividir en dos ramas
más en la química analítica cuantitativa y la química analítica cualitativa.

Petroquímica: pertenece al área de las industrias que utilizan el petróleo y el gas natural como su
materia prima. La petroquímica es la encargada del estudio sobre los diferentes derivados
químicos y sus productos que provienen del petróleo y el gas.
FISICA

La palabra física proviene del vocablo griego


fisis que significa “naturaleza”. Es la ciencia que
estudia las propiedades de los cuerpos y las
leyes que rigen las transformaciones que
afectan a su estado y a su movimiento, sin alterar su naturaleza. Es decir, la ciencia encargada de
analizar las transformaciones o fenómenos físicos; por ejemplo, la caída de un cuerpo o la fusión
de un hielo. La física es la ciencia más fundamental, está estrechamente relacionada con las demás
ciencias naturales, y en cierto modo las engloba a todas. La química, por ejemplo, se ocupa de la
interacción de los átomos para formar moléculas; gran parte de la geología moderna es en esencia
un estudio de la física de la Tierra y se conoce como geofísica; y la astronomía trata de la física de
las estrellas y del espacio exterior.

Los físicos orientan todos sus esfuerzos hacia el descubrimiento de las leyes que rigen el
comportamiento de los objetos en el universo y para ello se sirven de toda una serie de símbolos,
sistemas de unidades, ecuaciones, principios y definiciones. Todos los medios que se emplean en
el proceso de elaboración de una ley física, siempre fundada en la relación entre un determinado
fenómeno y su causa, son ideados y regidos por la llamada física teórica. La física experimental,
por el contrario, centra sus premisas en la observación, el estudio racional y la comprobación de
una serie de hechos y datos referidos a un fenómeno concreto.

Aunque las ideas sobre el mundo físico se remontan a la antigüedad, el estudio sistemático de la
física puede situarse en la segunda mitad del siglo XVI, con los primeros experimentos de Galileo.
En aquellos años y durante los dos siglos siguientes se crearon los métodos básicos de estudio,
que dieron lugar al desarrollo de las que más tarde sería conocida como física clásica, basada
esencialmente en los conceptos intuitivos de tiempo y espacio y válida solamente en el ámbito
macroscópico (movimiento, fluidos, calor, sonido, luz, electricidad y magnetismo).

La física moderna, en cambio, agrupa ciertas facetas de la ciencia no determinables en el tiempo y


en el espacio y válida en el ámbito microscópico, tales como la teoría de la relatividad de Einstein
o los postulados de la mecánica cuántica de Planck. La física por lo general presenta muchas áreas
de investigación como lo son acústica, electromagnética, mecánica, óptica, termodinámica,
atómica, nuclear, mecánica cuántica, materia condensada, biofísica, cosmología y astrofísica.

Esta ciencia no desarrolla únicamente teorías: también es una disciplina de experimentación. Sus
hallazgos, por lo tanto, pueden ser comprobados a través de experimentos. Además sus teorías
permiten establecer previsiones sobre pruebas que se desarrollen en el futuro.

Gracias a su vasto alcance y a su extensa historia, la física es clasificada como una ciencia
fundamental. Esta disciplina científica puede dedicarse a describir las partículas más pequeñas o a
explicar cómo nace una estrella, por ejemplo. Galileo Galilei, Isaac Newton y Albert Einstein han
sido algunos de los físicos más reconocidos de la historia. El desarrollo originario de la física, de
todos modos, quedó en mano de los filósofos griegos.