Você está na página 1de 4

ESCUELA NORMAL PARTICULAR INCORPORADA

“GABRIEL AGUIRRE”

Literatura Infantil y creación literaria.

Docente: Alejandra Campos Castillo.

Escalante Briones Karina.

Problemática de la literatura infantil mexicana en los siglos XIX y XX.

San Luis Potosí, S.L.P, a 13 de septiembre de 2017.


Problemática de la literatura infantil mexicana en los siglos XIX y XX.

La literatura ha existido desde tiempos inmemorables, según Garralón (2004) las


historias que se transmitían de generación en generación por los mayores hacia los
niños fueron las primeras narraciones las cuales mencionaban dioses y seres
imaginarios, éstas se conocen ahora como mitos, posteriormente comenzaron a ser
más reales en donde los héroes eran seres humanos. Gracias a Johann Gutenberg y
su descubrimiento de la imprenta en 1456 la información fue transmitida de manera
escrita, aunque solamente tenían acceso las personas de clases privilegiadas.

Tiempo más tarde, a partir de 1800, surge en los países de Inglaterra y Alemania el
romanticismo, teniendo autores como Joachim Von Arnim y Clemens Brentano,
dedicándose a la poesía y a la recopilación de canciones que se escuchaban en las
calles, también Jacob y Wilhelm Grimm, mejor conocidos como “los hermanos Grimm”,
quienes se dedicaron a la compilación y modificación de cuentos, creando tres
volúmenes llamados “cuentos de niños y del hogar” de los cuales fue hasta el segundo
cuando se permitió a los niños tener acceso a éste, pues el lenguaje fue modificado
para su comprensión por parte de los infantes, dando un paso importante a la literatura
infantil siendo reconocida como tal.

Asimismo hace referencia a más países como: Polonia, Venezuela, España, Cuba y
Chile, de los cuales surgen grandes autores que se dedicaron a escribir obras,
investigaciones y aportes dedicados a los menores, siendo esto un acontecimiento
relevante para la historia de la literatura puesto que, no solo se prestan para
entretenimiento de los infantes, sino también se pueden rescatar tanto sucesos como
datos relevantes de las diversas épocas (tales como: estilos de vida, de pensamiento,
clases sociales, etc.). Se da a conocer a este hecho porque los Estados Unidos
Mexicanos (conocido como México) no hace aparición en este documento, lo cual da
continuidad a lo siguiente.
Citando a Cuarón (2016) hace mención que la literatura en México aparece a partir del
siglo XVIII siendo historiografía literaria, asimismo comenta acerca de la primera obra
en este país llamada “Biblioteca Mexicana” fue iniciada alrededor de 1735, siendo
publicada 20 años después llevando en su contenido “cartas latinas” en donde una
adolescente quería trasladarse a la conocida como “Nueva España”, su autor, Juan
José de Eguiara y Eguren tenía como objetivo defender y dar a conocer los valores
que existían en la cultura mexicana en éste escrito.

Tiempo después, en el siglo XIX se llevaba a cabo la guerra de independencia lo que


parecía impedir el inicio de la literatura, sin embargo, no lo fue, se logró gracias a
Ignacio Manuel Altamirano (1834-1893), José María Vigil (1834-1893), Francisco
Pimentel (1832-1893) los cuales realizaban un culto liberal, poesía, notas en
periódicos, críticas y novelas en las cuales se relatan sucesos acerca de ésta lucha.
Continuado con lo mencionado por la autora comenta acerca de la literatura en el siglo
XX la cual fue escasa, sin embargo, surgen grandes autores como Luis G. Urbina con
“Estudio Preliminar” a la Antología del Centenario en 1910.

Como es posible apreciar, la literatura para los niños no fue tan importante, sin
embargo, comenzó a destacarse después de la guerra conocida como la revolución
mexicana, gracias a la Secretaria de Educación Pública (SEP), una de sus grandes
publicaciones fue en 1924 en la obra titulada “Lecturas clásicas para niños”. Tiempo
después, en 1971, se lleva a cabo la primera feria internacional del libro infantil y juvenil
donde se toma consciencia de la importancia, necesidad y ventaja del contacto de los
infantes y jóvenes con el arte y la literatura, esto permitió a que los autores mexicanos
retomaran fábulas, mejoraran sus publicaciones creando publicaciones bilingües para
beneficio de quienes hablaban lenguas indígenas.
El autor Rey (2000) señala que en México se dieron a conocer grandes obras
provenientes de otros países, como Alemania e Inglaterra, sin embargo, en nuestro
país se crearon canciones, textos y cuentos que se sustentan en la tradición de los
lugares que lo conforman, así como sus historias que son patrimonio de todos y para
todos. Del mismo modo, Manzanilla (2014) declara que las historias contadas por
grupos prehispánicos, antes de la conquista española, forman parte de nuestra
identidad como mexicanos, creándolos ahora en mitos y leyendas que son contados
por los mayores a los niños.

Considerando lo que los autores relatan, en el país existen grandes obras literarias
que son aptas para los niños, son escritas por autores mexicanos que buscan
promover la cultura del país, la cual es numerosa y maravillosa, sin embargo, los
países que conocemos ahora como “poderosos” nos han compartido de su literatura
lo cual ha provocado que se olviden los textos regionales, que nos surten de
conocimiento y amor a nuestra patria, desafortunadamente, esto conlleva a que sea
olvidado aquello que nos identifica como mexicanos, denigrándonos nosotros mismos
y siendo cada vez más ignorantes. Es importante promover estas lecturas para que,
generaciones actuales tengan noción acerca de lo que ha sido y es México.

Referencias.

Garralón, A. (2004). Historia portátil de la literatura infantil. Madrid: Anaya.

Rey, M. (2000). Historia y muestra de la literatura infantil mexicana. México:


CONACULTA.(pp. 16-19).

Cuarón, B. (2016). Historia de la literatura mexicana: hacia la elaboración de historias


nacionales en lengua española. España: Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes. (pp.
551-558).

Manzanilla, M. (2014). Sobre la literatura infantil en México. Recuperado de


https://alaizquierda.com.mx/2014/10/16/sobre-la-literatura-infantil-en-mexico/

Interesses relacionados