Você está na página 1de 2

MUSEO BRUNING:

NFORMACIÓN

Durante la gestión de Don Oscar Fernández de Córdova y Amezaga, se construyó un


moderno y sobrio edificio que en la década del 60 fue una de las sensaciones de la
arquitectura monumental moderna y el primer edificio construido para un Museo con el
aporte integro del Gobierno Alemán.

En el año 1966, el Museo Brüning deja la casona ubicada en la calle Dos de Mayo Nº
271, antiguamente llamada San Roque, para posesionarse en el corazón de la ciudad
y convertirse, desde aquel entonces, en el obligado destino de cientos de miles de
visitantes.

En la inauguración de este museo, estuvo presente el presidente de la República Arq.


Fernando Belaunde Terry.

Este museo nace como fruto de la labor investigadora de 50 años del peruanista
Enrique Brüning, quien durante su estancia se dedicó al estudio de nuestras culturas
precolombinas, tradición y arte de los pueblos de esa época. Además, en este recinto
se exhibe la colección de objetos arqueológicos reunidos por el etnógrafo.
En mayo de 2005, las instalaciones del museo fueron remodeladas, gracias al
Proyecto denominado: Remodelación y Relanzamiento del Museo Brüning; el cual
consistía en mejorar los rubros de iluminación, confección de vitrinas y equipamiento.
Este proyecto fue financiado también por el Gobierno Alemán.

Hoy se cuenta con una sala denominada Sala de los Maestros Orfebres llamada
"Oscar Fernández de Córdova y Amezaga", en memoria del recordado director del
Museo; en ésta los objetos brillan de una manera especial dando el mensaje de la
capacidad creadora de los Lambayeque, es el testimonio material del arte y destreza
de los orfebres.

También no podríamos olvidarnos de Brüning, fundador del Museo que hoy tiene una
Sala donde se honra su vida, memoria y trabajo, donde trata de acercarnos a aquellas
motivaciones que habría tenido Brüning para internarse en nuestra región.

En esta Sala llamada Brüning, su presencia es permanente porque no sólo aparece su


imagen, sino su obra y los relatos de aquellos que tuvieron la oportunidad de
conocerlo.

El interior del edificio principal, es una secuencia de cuatro niveles, entre sus
corredores y salones se exponen más de 1.400 piezas arqueológicas, manifestaciones
que fueron legados de las culturas Lambayeque, Moche, Chavín, Vicús, inca y otras.
Las piezas más importantes datan de hace más de 10.000 años.
En los jardines de este museo destaca la figura de Ñaymlap, fundador de la dinastía
de Reyes lambayecanos. La fachada muestra un colorido mural con motivos
lugareños.

Exhibe bienes culturales que explican la secuencia cronológica del desarrollo cultural del
Perú, con cerámica representativa de las culturas de la región, destacando objetos de las
culturas Mochica y Lambayeque.
En la sala Sacerdotisa de Chornancap, se expone el ajuar funerario compuesto de 300 piezas
de cerámica fina, metal con aleaciones de oro, cobre, plata adornados con elementos
iconográficos, joyerìa de alta calidad que incluye objetos de perlas con cuentas de oro y plata,
obras de arte en miniatura tallada en conchas marinas y piedra.