Você está na página 1de 7

Registro No.

167112
Localización:
Novena Época
Instancia: Segunda Sala
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
XXIX, Junio de 2009
Página: 297
Tesis: 2a./J. 76/2009
Jurisprudencia
Materia(s): laboral

INCOMPETENCIA DE LA JUNTA ESPECIAL DE CONCILIACIÓN Y


ARBITRAJE. CUANDO ES A PETICIÓN DE PARTE ES NULO TODO LO
ACTUADO, AUN CUANDO LA DECLARADA COMPETENTE
PERTENEZCA AL MISMO TRIBUNAL DE TRABAJO.

La declaración de incompetencia del tribunal de trabajo puede generarse de oficio


o a petición de parte, de donde resulta importante distinguir la circunstancia que
dé lugar a tal declaración, y así estar en aptitud de determinar la nulidad
respectiva; en consecuencia, si la Junta se declara incompetente a petición de
parte, aunque a la que se remita el asunto pertenezca al mismo tribunal de trabajo,
todo lo actuado ante aquélla, con excepción del auto admisorio, será nulo; y,
contrariamente, en caso de la declaratoria de oficio, ya no regirá el principio
genérico previsto en el artículo 706 de la Ley Federal del Trabajo en virtud de que
en esa situación se estaría en el supuesto de excepción señalado en el artículo 704
del mismo ordenamiento.

Contradicción de tesis 187/2008-SS. Entre las sustentadas por el Primer Tribunal


Colegiado en Materia de Trabajo del Tercer Circuito y el entonces Tribunal
Colegiado del Vigésimo Séptimo Circuito, ahora Primer Tribunal Colegiado del
Vigésimo Séptimo Circuito. 25 de febrero de 2009. Mayoría de cuatro votos.
Ponente y Disidente: Genaro David Góngora Pimentel. Secretario: Alfredo
Aragón Jiménez Castro.

Tesis de jurisprudencia 76/2009. Aprobada por la Segunda Sala de este Alto


Tribunal, en sesión privada del veinte de mayo de dos mil nueve.

Ejecutoria:
1.- Registro No. 21775

Asunto: CONTRADICCIÓN DE TESIS 187/2008-SS.


Promovente: ENTRE LAS SUSTENTADAS POR EL PRIMER TRIBUNAL
COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL TERCER CIRCUITO Y EL
ENTONCES TRIBUNAL COLEGIADO DEL VIGÉSIMO SÉPTIMO CIRCUITO,
AHORA PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL VIGÉSIMO SÉPTIMO CIRCUITO.
Localización: 9a. Época; 2a. Sala; S.J.F. y su Gaceta; XXX, Septiembre de 2009; Pág.
1716;

Voto particular:

1.- Registro No. 40254


Asunto: CONTRADICCIÓN DE TESIS 187/2008-SS.
Promovente: ENTRE LAS SUSTENTADAS POR EL PRIMER
TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL
TERCER CIRCUITO Y EL ENTONCES TRIBUNAL
COLEGIADO DEL VIGÉSIMO SÉPTIMO CIRCUITO, AHORA
PRIMER TRIBUNAL COLEGIADO DEL VIGÉSIMO SÉPTIMO
CIRCUITO.
Localización: 9a. Época; 2a. Sala; S.J.F. y su Gaceta; XXX,
Septiembre de 2009; Pág. 1730;

Registro No. 184114


Localización:
Novena Época
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
XVII, Junio de 2003
Página: 1003
Tesis: IV.3o.T.136 L
Tesis Aislada
Materia(s): laboral

INCIDENTE DE INCOMPETENCIA. LA RESOLUCIÓN QUE LO


DECLARA INFUNDADO EN MATERIA LABORAL, Y LAS
VIOLACIONES QUE SE COMETAN DURANTE SU TRÁMITE, DEBEN
RECLAMARSE EN AMPARO DIRECTO COMO VIOLACIÓN A LAS
LEYES DEL PROCEDIMIENTO.

De conformidad con lo dispuesto en la jurisprudencia emitida por el Pleno de la


Suprema Corte de Justicia de la Nación, visible en la página 248, del Apéndice al
Semanario Judicial de la Federación 1917-2000, de rubro: "JUNTAS DE
CONCILIACIÓN Y ARBITRAJE.", la resolución mediante la cual las Juntas de
Conciliación y Arbitraje se declaran competentes para conocer de un negocio no
causa daños de difícil reparación, porque esto sólo podrá suceder si el fallo es
adverso a quien reclama la competencia de la Junta, lo que no puede
presuponerse. Así las cosas, las violaciones que se cometan durante la tramitación
del incidente de incompetencia del que deriva la resolución en comento, como la
ilegal notificación a la audiencia incidental de pruebas y alegatos, y la posterior
consistente en el desechamiento del incidente de nulidad de notificaciones
respectivo, constituyen violaciones dentro del trámite del citado incidente de
incompetencia que, al igual que la resolución que resuelva el mismo, deben ser
reclamadas en el amparo directo que en su caso se promueva contra el laudo
respectivo, atendiendo al principio de definitividad que rige el juicio
constitucional y a que, al igual que el fallo principal del incidente, sólo causan
violaciones intraprocesales.

TERCER TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL


CUARTO CIRCUITO.

Amparo directo 153/2003. Textiles Monterrey México, S.A. de C.V. 15 de mayo


de 2003. Unanimidad de votos. Ponente: Rodolfo R. Ríos Vázquez. Secretaria:
Myrna Gabriela Solís Flores.

Nota: La tesis citada aparece publicada en el Apéndice al Semanario Judicial de la


Federación 1917-2000, Materia del Trabajo, Tomo V, página 248.
Registro No. 184881

Localización:
Novena Época
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
XVII, Febrero de 2003
Página: 1067
Tesis: I.6o.T.148 L
Tesis Aislada
Materia(s): laboral

INCOMPETENCIA. EL TRIBUNAL FEDERAL DE CONCILIACIÓN Y


ARBITRAJE ESTÁ OBLIGADO A REMITIR A LA AUTORIDAD QUE
CONSIDERE COMPETENTE, EL EXPEDIENTE DEL JUICIO
LABORAL EN EL QUE LA DECLARÓ.

De la interpretación armónica y sistemática de los artículos 11 y 139 de la Ley


Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado y 701 de la Ley Federal del
Trabajo, se desprende que las Salas del Tribunal Federal de Conciliación y
Arbitraje deberán remitir el expediente del juicio laboral al órgano jurisdiccional
que consideren competente; esto es así porque si bien es cierto que la ley federal
burocrática omite regular el proceder del tribunal al declararse incompetente,
también lo es que el artículo 11 del propio ordenamiento expresamente sostiene
que en lo no previsto por dicho cuerpo normativo, se aplicará supletoriamente la
Ley Federal del Trabajo; de ahí que sea aplicable el artículo 701 de la propia ley,
pues dicho precepto establece en forma clara y precisa cuál debe ser el actuar del
órgano jurisdiccional laboral que se considera incompetente para conocer de
determinado asunto.

SEXTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL


PRIMER CIRCUITO.

Amparo directo 9746/2002. Leonardo Oscar Guillermo Ffrench Iduarte. 17 de octubre de


2002. Unanimidad de votos. Ponente: Carolina Pichardo Blake. Secretario: Augusto
Santiago Lira

Registro No. 187207


Localización:
Novena Época
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
XV, Abril de 2002
Página: 1272
Tesis: VI.2o.T.19 L
Tesis Aislada
Materia(s): laboral

INCIDENTE DE INCOMPETENCIA EN EL PROCEDIMIENTO


LABORAL. EN CONTRA DEL AUTO QUE LO ADMITE A TRÁMITE
RESULTA IMPROCEDENTE EL AMPARO INDIRECTO.

La interlocutoria que resuelve dentro de un juicio laboral el incidente de


incompetencia por declinatoria, sólo produce entre las partes efectos
intraprocesales, sin afectar alguno de los derechos fundamentales tutelados por la
Constitución Federal, a través de las garantías individuales, porque no tiene sobre
las personas o las cosas una ejecución de imposible reparación, máxime en
tratándose del auto que admite dicho incidente sin suspender el procedimiento;
ello, porque ningún perjuicio de imposible reparación causa al quejoso el hecho
de que la Junta de Conciliación y Arbitraje haya admitido el incidente planteado
por una de las partes, no obstante que se le tuvo por contestada la demanda en
sentido afirmativo y por perdido su derecho a ofrecer pruebas dada su
incomparecencia a la audiencia de ley, pues es incuestionable que tal incidente
habrá de resolverse antes del laudo correspondiente, el que de resultar fundado
traerá como consecuencia la nulidad de todo lo actuado y, por el contrario, si es
infundado, tal resolución podrá combatirse como violación a las leyes del
procedimiento en el juicio de amparo directo que en su caso se promueva contra
el laudo respectivo; lo cual hace improcedente el juicio de garantías en la vía
indirecta, pues es indudable que el auto reclamado es un acto que, por su
naturaleza, es de realización futura y probable; por lo mismo, no se sabe si el
sentido en que se resuelva vaya a causar un perjuicio al quejoso.

SEGUNDO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL


SEXTO CIRCUITO.

Amparo en revisión (improcedencia) 29/2001. Ricardo Juárez Olivares. 19 de


abril de 2001. Unanimidad de votos. Ponente: José de Jesús Quesada Sánchez.
Secretario: Lorenzo Ponce Martínez.

Registro No. 195360


Localización:
Novena Época
Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
VIII, Octubre de 1998
Página: 1158
Tesis: I.5o.T.148 L
Tesis Aislada
Materia(s): laboral

INCOMPETENCIA, EXCEPCIÓN DE. SI NO FUE LA DEFENSA


OPUESTA, DEVIENE INTRASCENDENTE SE HAYA DECLARADO SU
PROCEDENCIA EN EL LAUDO, SI ES ANALIZADA Y RESUELTA LA
CUESTIÓN DE FONDO.

Si la autoridad responsable ha considerado prosperante determinada excepción en


el pronunciamiento de su resolución, verbigracia la de incompetencia, sin que se
desprenda del escrito de contestación de demanda la oposición de esa defensa y
tampoco envía los autos a otra juzgadora para su conocimiento y, por otra parte,
analiza y valora las probanzas aportadas por los contendientes, a fin de llegar a la
conclusión que dirima la litis, con ello no irroga perjuicio alguno al impetrante,
pues aunque haya incurrido en error en el texto del culminatorio al referirse a las
acciones y/o los motivos de su improcedencia, esto deviene intrascendente al
emitir solución en el conflicto sometido a su jurisdicción.

QUINTO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL


PRIMER CIRCUITO.

Amparo directo 4665/98. Luis Eduardo Argüello Ahuja. 18 de junio de 1998.


Unanimidad de votos. Ponente: Gemma de la Llata Valenzuela.

Registro No. 200625


Localización:
Novena Época
Instancia: Segunda Sala
Fuente: Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta
III, Abril de 1996
Página: 203
Tesis: 2a. XXIII/96
Tesis Aislada
Materia(s): laboral, Constitucional

COMPETENCIA FEDERAL. SE SURTE, POR EXCEPCION, CUANDO


SE DEMANDA A UN SINDICATO PERO NO A UNA DE LAS EMPRESAS
SEÑALADAS POR LA FRACCION XXXI, DEL APARTADO "A", DEL
ARTICULO 123, CONSTITUCIONAL, SI SE PRETENDE LA NULIDAD
DE UN ACTO JURIDICO QUE SANCIONO Y APROBO LA JUNTA
FEDERAL CON MOTIVO DE UN PROCEDIMIENTO DE HUELGA.

Como principio general, la Constitución determina que la aplicación de las leyes


del trabajo corresponde a las autoridades de los Estados y, como excepciones a
dicho principio, específicamente señala que serán competencia exclusiva de las
autoridades federales cuando se demanda a una de las empresas cuya industria
pertenezca a las ramas industriales previstas en la fracción XXXI, apartado "A",
del artículo 123 del Pacto Fundamental, de modo tal que cuando el demandado es
un sindicato obrero, la competencia se surte en favor de una autoridad local. Así
lo consideró la anterior Cuarta Sala en la tesis jurisprudencial 4a./J.1/91, que esta
Segunda Sala ha reiterado, del rubro: "COMPETENCIA LOCAL. SINDICATOS
OBREROS DEMANDADOS COMO PATRONES." Sin embargo, una excepción
a esa regla general se presenta cuando se demanda de un sindicato la nulidad de
un acto jurídico que derivó de un procedimiento seguido en un conflicto colectivo
del que conoció la autoridad federal y por lo mismo fue ella quien sancionó tal
acto. En efecto, si dicha autoridad fue la competente para conocer del conflicto de
huelga, dentro del cual se le adjudicaron a los trabajadores los bienes muebles
embargados, respecto de los cuales el secretario general del sindicato celebró un
convenio sobre la venta de dichos bienes, mismo que fue sancionado y aprobado
ante esa propia autoridad federal, el conocimiento de la acción de nulidad de
dicho acto corresponde a la Junta Federal, en primer lugar porque fue ella la
competente para tramitar y resolver sobre el movimiento colectivo de huelga, con
motivo del cual el acto por ella sancionado surgió a la vida jurídica con todas sus
consecuencias legales, de modo tal que resulta coherente que si tiene facultades
para sancionar un convenio, también las tiene para conocer de su nulidad y, en
segundo lugar, porque su competencia en la hipótesis de que se trata no concluye
con la adjudicación de los bienes en favor de los trabajadores, sino hasta en tanto
queden satisfactoriamente resueltos todos aquellos actos que se susciten y deriven
de ese procedimiento.

Competencia 43/96. Suscitada entre la Junta Especial Número Ocho de la Federal


de Conciliación y Arbitraje y la Junta Especial Número Cinco Bis de la Local de
Conciliación y Arbitraje del Distrito Federal. 29 de marzo de 1996. Unanimidad
de cuatro votos. Ponente: Mariano Azuela Güitrón. Secretaria: Mercedes Rodarte
Magdaleno.