Você está na página 1de 4

“AÑO DE LA LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN E IMPUNIDAD”

FACULTAD DE INGENIERÍA
ESCUELA DE INGENIERÍA CIVIL
TEMA: Diferencia entre el adobe y tapial
INTEGRANTES:
 Aponte Dioses Héctor Miguel.
 Vásquez Paseda Wesly David Junior.
 Méndez Valverde Kevin Paul.
 Barbaran Domínguez Carlos.
 Santos Ascón Pedro Antony.
 Matos Tarazona Edwin Moisés.
 Quevedo Young Henry Stephano.
DOCENTE: Ing. Capuñay Sosa Jorge Luis
CICLO: II
AÑO:

2019
ADOBE TAPIAL
El tapial se elabora con tierra
El adobe se hace con barro
arcillosa, paja o con pequeñas
(compuesto de arcilla y arena) y
piedras para darle mayor
paja o heno sin cocer.
resistencia.
El tapial son muros formados
que se construye con tierra
El adobe es un tipo de ladrillo o
amasada o del molde que
pieza constructiva sin cocer.
permite desarrollar paredes
también conocidas como tapias.
El adobe se elabora con moldes
para ladrillos y se deja secando El tapial se elabora con tablones
durante 10-14 días las cuales de madera o planchas metálicas
durante el proceso del curado no dispuestas en paralelo se
debe de exponerse al sol introduce tierra entre ellas.
durante 5 días.
El adobe se mezcla
El tapial se va compactando
manualmente utilizando las
con la ayuda de una
manos o los pies u otras
herramienta llamada pisón.
herramientas artesanales.
Mezcla de barro y paja o heno, con forma
de ladrillo, sin cocer y secada al sol o al
aire, usado en tabiques y muros.
El Adobe, elaborado con barro, se utiliza
en obras sencillas de zonas rurales.
La tierra más apta para la producción de
adobe debe tener entre un 15% y un 30%
de arcilla para cohesionar el material
mientras el resto puede ser arena o áridos más gruesos. Un exceso
de arcilla puede producir fisuras, mientras que una falta de esta
produciría fragmentación por falta de cohesión.
La elaboración del adobe era más frecuente en primavera para evitar
el excesivo calor que los resquebrajaba ocasionalmente también se
fabricaban a finales del verano o comienzos de la otoñada, época en
que también el clima era lo suficientemente suave.
El barro se extraía de lugares apropiados de composición arcillosa y
preferentemente del tipo llamado “blanco gredoso” aunque debía
tener algo de arena para no ser excesivamente pastoso y no
quebrarse con facilidad ante los cambios bruscos de temperatura.
¿Cómo se realiza?
Los ladrillos de adobe se compactan
dándoles la forma deseada y entonces se
dejan secar. La mezcla se introduce en el
molde y se presiona sobre el material.
Después se sacan del molde y se dejan
secar (curar) al aire durante 10-14 días para
poder ser utilizados en la construcción.
Durante el proceso de curado no le ha de dar el sol durante los
primeros 5 días y durante todo el periodo del curado no debe mojarse
con la lluvia. Comúnmente se les da forma de ladrillo para construir
muros, pero también puede ser apilado para crear una estructura.
Los tapiales son muros formados con tierra
arcillosa que se compacta a través del sistema
conocido como encofrado.
El tapial se caracteriza por su capacidad para
conservar el calor o el frío ya que resulta un
aislante efectivo.
Además, ofrece un buen aislamiento acústico.
Entre los puntos negativos de los tapiales, hay que destacar que
suelen resquebrajarse con el correr del tiempo.
La horma o molde es lo que propiamente se llama tapial y está
formado de dos tablazones paralelas, clavadas con listones y
aseguradas con clavijas de palo y cuerdas, que junto a dos tableros
más pequeños o cabezales dan forma a uno de los segmentos de
tapia.
En la “tapia real” se mezcla la tierra con algo de cal, al menos en la
cara externa de la pared para darle una mayor consistencia. Después
se prepara la tierra de manera similar a como se hacía con los
adobes, y mezclada o no con paja, se vierte dentro del molde de
tablas antes descrito apisonándola con los pies o con pisones de
madera.
¿Cómo se realiza?
Con tablones de madera o planchas metálicas
dispuestas en paralelo, se introduce tierra
entre ellas. La tierra se va compactando con la
ayuda de una herramienta conocida como
pisón.
Luego se cambia la posición del encofrado
hasta ir formando el tapial.