Você está na página 1de 9

Computación Microprocesadores

Trabajo Práctico de computación:


“MICROPROCESADORES”

Índice: Hoja
• Objetivos 2
• Historia 2
• Definiciones y datos 3
• Registros internos 3
• Registros de datos. 3
• Registros de Direcciones 3
• Registros de estado 3
• Buses internos 3
• Bus de direcciones. 3
• Bus de datos 4
• Bus de control 4
• Vectores 4
• La CPU 4
• Interrupciones 4
• La velocidad de reloj y ancho de banda 4
• El overclocking 4
• La caché 5
• La arquitectura del procesador y qué significan RISC y 5
CISC
• Puertos de entrada y salida 5
• El chipset 6
• El puente Norte 6
• El puente Sur 6
• Generalidades de los microprocesadores: 6
• Arquitectura básica 6
• Memoria RAM 7
• Funcionamiento 7
• Descripción 7
• La ley de Moore 7
• El futuro en los microprocesadores 8
• La elección de un microprocesador 9
• Observaciones y conclusiones 9

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

Objetivos:
Explicar por medio de este trabajo todo acerca de los Microprocesadores:
• Historia
• Funcionamiento
• Característica
• El Futuro de los Procesadores

También, explicar cuál es el microprocesador que conviene comprarse para cada uso,
explicando el criterio de selección.

Historia:
El microprocesador es un producto de la computadora y con tecnología semiconductora. Las
dos tecnologías iniciaron su desarrollo desde la segunda guerra mundial; en este tiempo los
científicos desarrollaron computadoras especialmente para uso militar. Después de la guerra, a
mediados del año de 1940 la computadora digital fue desarrollada para propósitos científicos y
civiles.
La tecnología de circuitos electrónicos avanzó y los científicos hicieron grandes progresos en el
diseño de dispositivos físicos de Estado Sólido. En 1948 en los laboratorios Bell crearon el
Transistor.
En los años 50's, aparecen las primeras computadoras digitales de propósito general. Éstas
usaban tubos al vacío (bulbos) como componentes electrónicos activos. Ensamblando
compuertas y flip-flops en módulos, los científicos construyeron la computadora (la lógica de
control, circuitos de memoria, etc.). Los bulbos también formaron parte de la construcción de
máquinas para la comunicación con las computadoras. Para el estudio de los circuitos digitales,
en la construcción de un circuito sumador simple se requiere de algunas compuertas lógicas.
La construcción de una computadora digital requiere de muchos circuitos o dispositivos
electrónicos. El principal paso tomado en la computadora fue hacer que el dato fuera
almacenado en memoria como una forma de palabra digital. La idea de almacenar programas
fue muy importante.
La tecnología de los circuitos de estado sólido evolucionó en la década de los años 50's. El uso
del material silicio de bajo costo y con métodos de producción masiva, hicieron al transistor ser
el más usado para el diseño de circuitos. Por lo tanto el diseño de la computadora digital fue un
gran avance del cambio para remplazar al tubo al vacío (bulbo) por el transistor a finales de los
años 50's. A finales de los años 60's y principios de los años 70's surgieron los LSI (gran escala
de integración). Las primeras calculadoras electrónicas requerían de 75 a 100 circuitos
integrados. Después se dio un paso importante en la reducción de la arquitectura de la
computadora a un circuito integrado simple, resultando un circuito que fue llamado el
microprocesador.
El primer microprocesador fue el Intel 4004, producido en 1971. Se desarrolló originalmente
para una calculadora, y resultaba revolucionario para su época. Contenía 2.300 transistores en
un microprocesador de 4 bits que sólo podía realizar 60.000 operaciones por segundo. El
primer microprocesador de 8 bits fue el Intel 8008, desarrollado en 1979 para su empleo en
terminales informáticos. El Intel 8008 contenía 3.300 transistores. El primer microprocesador
realmente diseñado para uso general, desarrollado en 1974, fue el Intel 8080 de 8 bits, que
contenía 4.500 transistores y podía ejecutar 200.000 instrucciones por segundo. Los
microprocesadores modernos tienen una capacidad y velocidad mucho mayor. Entre ellos
figuran el Intel Pentium Pro, con 5,5 millones de transistores; el UltraSparc-II, de Sun
Microsystems, que contiene 5,4 millones de transistores; el PowerPC 620, desarrollado
conjuntamente por Apple, IBM y Motorola, con 7 millones de transistores, y el Alpha 21164A, de
Digital Equipment Corporation, con 9,3 millones de transistores.

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

Definiciones y datos:
El microprocesador es un circuito integrado donde se encuentran, integrados, una serie de
bloques que le permiten realizar las funciones para las que ha sido fabricado. Contiene los
elementos necesarios para conformar una "unidad central de procesamiento" UCP,
generalmente conocida por sus siglas inglesas: CPU (Central Process Unit). En la actualidad
este componente electrónico está compuesto por millones de transistores, integrados en una
misma placa de silicio.
Sus bloques fundamentales son:
Unidad Aritmético-lógica
Unidad de control (Control Unit)
Se podría decir que es el cerebro del microprocesador, ya que genera todas las señales tanto
de control interno como externo. A él le llegan unos códigos (una combinación de bits) que son
decodificados y ejecutados. Estos códigos, en general, pueden ser instrucciones de los
siguientes tipos:
1. La realización de una operación aritmético-lógica. En este caso además de la
instrucción, hay que indicar al sistema dónde se encuentran los datos a operar.
2. Cargar o leer datos. Esto puede servir para leer datos como temperatura, posición
de una pieza, etc. O bien accionar un motor, visualizar datos a través de led o
visualizadores, etc.
3. Saltos o interrupciones. Mediante este tipo de instrucciones, el microprocesador
hace que el programa siga en otra zona de memoria o que realice lo que se llama
una subrutina. La subrutina no es más que un programa con una función especifica
y que se ejecuta desde varias posiciones. Cuando termina de ejecutarse la
subrutina, el microprocesador regresa a la posición siguiente a la que estaba
cuando se produjo la interrupción.

Registros internos
Dentro del microprocesador hay una serie de memorias que, al estar internas, éste las maneja
de forma especial. Estas posiciones de memoria interna llamadas registros, pueden tener una
utilidad general o una utilidad específica. Los registros más generalizados son:
1. Registros de datos. Son los utilizados para las operaciones aritmético-lógicas,
manipulación de datos, etc.
2. Registros de direcciones. Son aquellos que el microprocesador utiliza para acceder
a una posición del mapa de memoria. Hay fundamentalmente tres:
A. Contador de programa, es el registro que normalmente se utiliza para leer o
escribir datos del programa.
B. Puntero de pila, es el registro que el microprocesador utiliza para guardar y
recuperar datos de uso fundamentalmente interno. El registro define la
posición de memoria donde se encuentra dichos datos.
C. Registros índices, son utilizados para acceder a posiciones de memoria de
forma relativa.
3. Registro de estado, es un registro en el cual cada bits da una información específica
como puede ser que la última operación a dado resultado positivo, negativo, ha sido
cero. Etc.

Buses internos
Al igual que para direccionar memorias y leer datos, es necesario que se organicen buses,
internamente también son necesarios para acceder a las diferentes partes del circuito.
Una de las características de los microprocesadores, es que los datos, direcciones y otras
líneas de control pueden ser compartidos por diferentes circuitos, por lo que hay que
organizarlos como buses.
En un sistema de microprocesadores hay tres buses:

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

1. Bus de direcciones. Por el se selecciona la posición de memoria o el dispositivo al que


se va a escribir o leer los datos. La dimensión o número de líneas que lo componen,
depende del microprocesador que utilicemos.
2. Bus de datos. Es el conjunto de líneas por donde se transmiten los datos. A los
microprocesadores se les suele dividir en función del número de bits que forman el
dato. Inicialmente eran de 4 bits; después se fueron fabricando circuitos con mayor
capacidad como los de 8, 16, 32 y 64 bits. Esta evolución ha sido forzada por la
informática, que cada vez necesita unas prestaciones mayores. Industrialmente se
siguen utilizando los de 8 y 16 bits.
3. Bus de Control. Además de datos y direcciones, hay otras líneas que sirve para
controlar el sistema. Una de esas líneas es la de reset (inicialización del
microprocesador)

Vectores
Cuando en un sistema de microprocesador se da una dirección de memoria, es necesario
hacerlo en varias posiciones de memoria. Estas son función del número de líneas que posea el
bus de datos y el de direcciones. En el caso del microprocesador R6502, el bus de direcciones
lo forman 16 líneas y el de datos 8. Por tanto, para tener una dirección en memoria, es
necesario escribirla en dos posiciones consecutivas. Se dice que en estas posiciones tenemos
un vector (dirección). El R6502 forma un vector colocando en primer lugar el byte de menor
peso y a continuación el de mayor peso. Si en la posición 2102 y 2103 hay un vector, la
dirección resultante será 5234.
Interrupciones
Todos los microprocesadores disponen de unas entradas especiales para interrumpir la
secuencia de programa y realizar un programa especial. Estas líneas se utilizan solo para
casos especiales.

La CPU
La CPU (Central Processing Unit, Unidad Central de Procesamiento) se describe como el
cerebro de la computadora. Sin embargo, está mucho más cerca de ser una calculadora veloz
con habilidad para almacenar números, realizar operaciones aritméticas simples y guardar
resultados. Como es incapaz de pensar, la CPU no reconoce los números que maneja. Sólo se
trata de una máquina matemática. La razón por la cual nuestra computadora puede proveernos
de un entorno cómodo para trabajar o jugar es que los programas y el hardware “entienden”
esos números y pueden hacer que la CPU realice ciertas acciones llamadas instrucciones.

La velocidad de reloj y ancho de banda


En el microprocesador, todas las partes internas trabajan en sincronismo, gracias a un reloj
interno (o clock) que actúa como metrónomo. Con cada ciclo de reloj (o pulso), la CPU puede
ejecutar una instrucción del software. La velocidad de reloj es la cantidad de ciclos por segundo
generados. Cuanto más alto sea ese valor, más veloz será la computadora. Típicamente, un
procesador Intel Pentium III trabaja a una velocidad de unos 450 MHz (o más), lo cual significa
450 millones de ciclos por segundo.
Actualmente se habla de frecuencias de Gigaherzios (GHz.), o de Megaherzios (MHz.). Lo que
supone miles de millones o millones, respectivamente, de ciclos por segundo. El indicador de la
frecuencia de un microprocesador es un buen referente de la velocidad de proceso del mismo,
pero no el único. La cantidad de instrucciones necesarias para llevar a cabo una tarea
concreta, así como el ancho de banda ó cantidad de instrucciones ejecutadas por ciclo ICP,
son los otros dos factores que determinan la velocidad de la CPU. La cantidad de instrucciones
necesarias para realizar una tarea depende directamente del juego de instrucciones disponible,
mientras que el índice ICP depende de varios factores, como el grado de supersegmentación y
la cantidad de unidades de proceso o "pipelines" disponibles, entre otros. La cantidad de
instrucciones necesarias para realizar una tarea depende directamente del juego de
instrucciones.

El overclocking
Muchos usuarios no se conforman con lo que tienen así que optan por acelerar todo un poco
más. El término overclocking se refiere al proceso de ajustar la CPU y el bus del mother para
que el procesador corra a una velocidad mayor de para la que fue diseñado. Pero como

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

mínimo, este proceso requerirá un cambio de jumpers en el motherboard. Un nivel más


profundo implicará cambios electrónicos más complejos. Pero cuidado porque estaríamos
poniendo en riesgo la estabilidad del sistema y la vida útil del procesador.

La caché
La CPU trabaja con la información guardada en la memoria RAM de la PC. Pero la RAM es
lenta comparada con la CPU, con lo cual el hecho de mover la información de la memoria al
procesador puede disminuir la performance. Para acelerar el sistema, los fabricantes utilizan un
tipo especial de memoria (extremadamente rápida y bastante más costosa) que se coloca
cerca del procesador o forma parte de él. Esta memoria se llama caché, y su propósito es
almacenar bloques de datos que el procesador puede necesitar. El uso de la caché minimiza el
número de veces que la computadora debe acceder a la RAM.
Muchos procesadores actuales tienen memorias caché incluidas llamadas cachés de nivel 1
(L1). Esto significa que los datos a los que se accede con frecuencia y las instrucciones más
utilizadas pueden permanecer internamente en la caché hasta que se las necesite. Las cachés
L1 hacen el trabajo del procesador más eficiente. La memoria caché secundaria, conocida
como nivel 2 (L2), puede agregarse a la CPU para suplementar la memoria disponible. Esta
memoria es externa.

La arquitectura del procesador y qué significan RISC y CISC


La arquitectura se refiere al diseño interno del chip. RISC y CISC son distintas categorías de
diseño. CISC (Complex Instruction Set Computer) es el diseño en el cual se basan los chips
Pentium (aunque los Pentium II y III tienen más características en común con la tecnología
RISC). Los chips PowerPC de Motorola son verdaderos procesadores RISC (Reduced
Instruction Set Computer). Estos diseños difieren en el número de instrucciones básicas que
realiza la CPU así como también en la complejidad de tales instrucciones. Los chips RISC
trabajan más rápido con instrucciones simples, en comparación con los CISC, pero son más
lentos para procesar información compleja.

Bus de datos
(Bus = cable de comunicación, es el que transporta los datos)
El microprocesador lee y escribe datos en la memoria principal y en los dispositivos de
entrada/salida. Estas transferencias se realizan a través de un conjunto de conductores que
forman el bus de datos. El número de conductores suele ser potencia de 2. Hay buses de 4, 8,
16, 32, 64,... conductores. Los modelos de la familia x86, a partir del 80386, trabajan con bus
de datos de 32 bits, y a partir del Pentium con bus de 64 bits. Pero los microprocesadores de
las tarjetas gráficas, que tienen un mayor volumen de procesamiento por segundo, se ven
obligados a aumentar este tamaño, y así tenemos hoy en día microprocesadores gráficos que
trabajan con datos de 128 ó 256 bits. Estos dos tipos de microprocesadores no son
comparables, ya que ni su juego de instrucciones ni su tamaño de datos son parecidos y por
tanto el rendimiento de ambos no es comparable en el mismo ámbito.
La arquitectura x86 se ha ido ampliando a lo largo del tiempo a través de conjuntos de
operaciones especializadas denominadas "extensiones", las cuales han permitido mejoras en el
procesamiento de tipos de información específica. Este es el caso de las extensiones MMX y
SSE de Intel, y sus contrapartes, las extensiones 3DNow! de AMD. A partir de 2003, el
procesamiento de 64 bits fue incorporado en los procesadores de arquitectura x86 a través de
la extensión AMD64 y posteriormente con la extensión EM64T en los procesadores AMD e Intel
respectivamente.

Puertos de entrada y salida


El microprocesador tiene puertos de entrada/salida en el mismo circuito integrado. El chipset es
un conjunto de circuitos integrados que se encarga de realizar las funciones que el
microprocesador delega en ellos. El conjunto de circuitos integrados auxiliares necesarios por
un sistema para realizar una tarea suele ser conocido como chipset, cuya traducción literal del
inglés significa conjunto de circuitos integrados. Se designa circuito integrado auxiliar al circuito
integrado que es periférico a un sistema pero necesario para el funcionamiento del mismo. La
mayoría de los sistemas necesitan más de un circuito integrado auxiliar; sin embargo, el
término chipset se suele emplear en la actualidad cuando se habla sobre las placas base de los
IBM PCs.

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

Chipsets
El chipset es un conjunto de circuitos integrados diseñado para trabajar conjuntamente y
generalmente vendido como un único producto. En el mundo de los computadores personales
se disponían muchos circuitos integrados como apoyo al microprocesador tales como el
controlador de interrupciones, controlador de acceso directo a memoria, controlador de reloj,
etc. Para reducir el número de circuitos se fueron creando circuitos más complejos que incluían
múltiples funcionalidades en su interior. Esos circuitos son los que actualmente se denominan
chipset del computador y son responsables en una medida importante del rendimiento global
del mismo.
Se ha comparado al Chipset con la "médula espinal": "una persona puede tener un buen
cerebro, pero si la médula falla, todo el cuerpo no sirve para nada".
Las computadoras personales actuales tienen chipset formado por 2 circuitos auxiliares al
procesador principal:
• El puente norte que se utiliza como puente de enlace entre el microprocesador y la
memoria, controlando los accesos hacia y desde el microprocesador, la memoria RAM,
el puerto gráfico y las comunicaciones con el puente sur.
• El puente sur que controla los dispositivos asociados, es decir se encarga de
comunicar el procesador con el resto de los periféricos. (los controladores de disco,
puertos de entrada y salida, como USB, etc.)

Generalidades de los microprocesadores:


Los microprocesadores generalmente aparecen a la venta empaquetados, para proteger el
elemento de silicio (el microprocesador en sí) de la interferencia eléctrica y el daño por
exposición al medio ambiente, este empaquetado suele tener forma de paralelogramo o prisma
e incluye superficies o postes conductores para permitir el paso de alimentación eléctrica y de
señales eléctricas desde y hacia el microprocesador. Este empaquetado comúnmente se
instala sobre un elemento llamado zócalo (en inglés, socket) que sirve a la vez de anclaje e
interfaz de comunicación entre el microprocesador y el resto del ordenador (por ejemplo,
comunicando con el chipset). En algunas arquitecturas el microprocesador puede soldarse
directamente a la placa madre (motherboard). También existen arquitecturas donde se adoptó
el formato de cartucho, sin embargo éste formato es más bien raro en la actualidad, prefiriendo
la industria disponer de microprocesadores como módulos independientes conectables (y
también desconectables) en un zócalo especial.
En las arquitecturas modernas la disipación de calor es un problema mayor, debido a la alta
frecuencia de operación y a la miniaturización extrema de los microprocesadores recientes, y
por eso es común que las motherboard dispongan de un zócalo especial para alojar el
microprocesador y un sistema de enfriamiento, que comúnmente es consiste en un disipador
de aluminio con un ventilador adosado (conocido como microcooler). Sin esta protección, los
microprocesadores podrían sobrecalentarse al punto de estropearse permanentemente. Los
microprocesadores actuales, en su gran mayoría, incluyen mecanismos automáticos que miden
la temperatura y eventualmente apagan el procesador en caso de detectar sobrecalentamiento
(también pueden incluir alarmas sonoras previas). Esto sirve para protegerlo de fallos, por
ejemplo, si el ventilador se descompone o atasca. Equipos modernos también suelen incluir
sensores en el microcooler (ventilador) que chequean continuamente su velocidad (rpm), en
caso de que ella baje peligrosamente el equipo se apaga automáticamente.

Arquitectura básica del microprocesador


En un sistema con microprocesador existen fundamentalmente los siguientes componentes:
Memoria ROM. Contiene el programa de control del sistema, dependiendo del microprocesador
que se use; puede estar en cualquier lugar del mapa de memoria o en una zona determinada.
Por ejemplo, en el R6502, una ROM debe de ocupar la parte alta, ya que es allí donde se
encuentran los vectores de reset e interrupciones (FFFA h, FFFB h, FFFC h, FFFD h, FFFE h Y
FFFF h).

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

Memoria RAM
Memoria donde el sistema puede contener datos o el programa. Dependiendo del
microprocesador que utilicemos puede utilizar una o varias zonas del mapa de memoria. El
R6502, debe de tener memoria RAM al menos en la página uno (0100 h a 01FF h), ya que esa
zona la utiliza el registro S necesaria y obligatoriamente para guardar datos.
Circuitos de entrada-salida (I/O devices). Circuitos que permiten la comunicación entre el
microprocesador y el exterior. Aquí se pueden incluir visualizadores, teclados, convertidores
analógico-digital (A/D) o digital-analógico (D/A), etc.
Además de estos elementos fundamentales en cualquier sistema, debe de haber el circuito
oscilador, que es el que va sincronizando el funcionamiento del sistema y el circuito de
inicialización, que activará una de las líneas de control (entrada de inicialización del
microprocesador).

Funcionamiento
El funcionamiento básico de un microprocesador consiste en leer y ejecutar paso a paso todas
y cada una de las órdenes programadas por el diseñador del sistema.
El proceso de funcionamiento es el siguiente:
1. El microprocesador, al iniciarse, como todos los sistemas secuenciales, se inicializará en una
posición de memoria definida, desde donde empieza el proceso.
2. El sistema lee el dato que hay en esa posición y lo envía a la unidad de control.
3. La unidad de control decodifica la instrucción y la ejecuta dando las señales adecuadas.
4. Se incrementa el contador de programa (registro interno que se encarga de indicar a qué
posición de memoria hay que ir).
5. Se vuelve a repetir desde el punto 2 y así sucesivamente hasta que una señal exterior
interrumpa el proceso.
El microprocesador ejecuta instrucciones almacenadas como números binarios organizados
secuencialmente en la memoria principal. La ejecución de las instrucciones se puede realizar
en varias fases:
• PreFetch, Pre lectura de la instrucción desde la memoria principal.
• Fetch, envío de la instrucción al decodificador.
• Decodificación de la instrucción, es decir, determinar qué instrucción es y por tanto qué
se debe hacer.
• Lectura de operandos (si los hay).
• Ejecución (Lanzamiento de las Máquinas de estado que llevan a cabo el
procesamiento).
• Escritura de los resultados en la memoria principal o en los registros.
Cada una de estas fases se realiza en uno o varios ciclos de CPU, dependiendo de la
estructura del procesador, y concretamente de su grado de segmentación. La duración de
estos ciclos viene determinada por la frecuencia de reloj, y nunca podrá ser inferior al tiempo
requerido para realizar la tarea individual (realizada en un solo ciclo) de mayor coste temporal.
El microprocesador se conecta a un oscilador, normalmente un cristal de cuarzo capaz de
generar pulsos a un ritmo constante, de modo que genera varios ciclos (o pulsos) en un
segundo.

La ley de Moore
El Dr. Gordon Moore, uno de los fundadores de Intel Corporation, formuló en el año 1965 una
ley que se ha venido a conocer como la "Ley de Moore". La citada ley que está reflejada en el
gráfico adjunto, nos viene a decir que el número de transistores contenidos en un
microprocesador se dobla más o menos cada dieciocho meses. Esta afirmación, que en
principio estaba destinada a los dispositivos de memoria, pero también los microprocesadores
han cumplido la ley. Una ley que significa para el usuario que cada dieciocho meses, de forma
continua, pueda disfrutar de una tecnología mejor, algo que se ha venido cumpliendo durante
los últimos 30 años, y de lo que se espera siga vigente en los próximos quince o veinte años.
De modo que el usuario puede disponer de mejores equipos, aunque también significa la
necesidad de cambiar de equipo cada poco tiempo, algo que no todo el mundo se puede

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

permitir. Y eso que el precio aumenta de forma absoluta pero no relativa, puesto que la relación
MIPS/dinero está decreciendo a velocidad vertiginosa. En cualquier caso, queda claro que en
los próximos años nos espera una auténtica revolución en lo que a rendimiento de los
procesadores se refiere, como ya predijera Moore hace más de treinta años.

El futuro de los microprocesadores


El último paso conocido en el diseño de los microchips ha sido la
implementación de la nueva arquitectura de 0.25 micras, que viene
a sustituir de forma rotunda la empleada hasta el momento, de
0.35 micras en los últimos modelos de procesador. Esto significará
varias cosas en un futuro no muy lejano. Para empezar, la
velocidad se incrementará una media del 33% con respecto a la
generación de anterior. Es decir, el mismo procesador usando esta
nueva tecnología puede ir un 33% más rápido que el anterior. Para
que os podáis hacer una idea del tamaño de esta tecnología,
deciros que el valor de 0.25 micras es unas 400 veces más
pequeño que un pelo de cualquier persona. Y este tamaño es el
que tienen los transistores que componen el procesador. El
transistor, como muchos sabréis, permite el paso de la corriente
eléctrica, de modo que en función de en qué transistores haya
corriente, el ordenador realiza las cosas (esto es una simplificación de la realidad, pero se
ajusta a ella más o menos). Dicha corriente eléctrica circula entre dos puntos, de modo que
cuanto menor sea esta distancia, más cantidad de veces podrá pasar ya que el tiempo de paso
es menor. Aunque estamos hablando de millonésimas de segundo, se debe tener en cuenta
que un procesador está trabajando continuamente, de modo que ese tiempo que parece
insignificante cuando es sumado a lo largo de las miles de millones de instrucciones que
realizar, nos puede dar una cantidad de tiempo bastante importante. De modo que la tecnología
que se utilice puede dar resultados totalmente distintos incluso utilizando el mismo procesador.
Por el momento, en un futuro cercano además de contar con la arquitectura de 0.25 micras,
podremos disfrutar de duna de 0.07 para el año 2011, lo que supondrá la introducción en el
procesador de mil millones de transistores y alcanzando una velocidad de reloj cercana a los
10000 MHz, es decir, 10 GHz.

Otra cosa que deberíamos tomar en cuenta a futuro es la tecnología


MMX. Aunque no podemos considerarla como un procesador en sí
mismo, sería injusto no hablar de ella hablando del futuro: MMX es un
set de instrucciones que se agregó a las de los procesadores Pentium.
MMX se desarrolló específicamente para mejorar al procesamiento de
gráficos y multimedia. Por lo general, se ofrecía como una opción en los
chips Pentium, pero luego se convirtió en un estándar en los Pentium II
y en los modelos posteriores.

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1
Computación Microprocesadores

La elección de un microprocesador
Hoy día, hay que fijarse el propósito de la utilización del ordenador para elegir el correcto
microprocesador. Por ejemplo, si se va a trabajar con los típicos programas de ofimática (Word,
Excel...), un AthlonXP o un Celeron sencillito con 512 Mb de RAM es más que de sobra. Sin
embargo, según sean más complejos y nuevos los programas, más complejos serán los
equipos. Los programas multimedia y enciclopedias, requieren un procesador de gama media.
A los programas de retoque fotográfico se les puede poner también un procesador de gama
media, aunque influirá sobre todo la memoria RAM (harán falta un mínimo de 1024 Mb. para un
rendimiento medianamente óptimo y recomendablemente 2048).
Y últimamente se está incitando a la adquisición de equipos mejores debido sobre todo a los
últimos juegos 3D, la renderización de gráficos tridimensionales o la ejecución multitarea de
servidores de red. Para esto, nada es suficiente, por ello los micros son cada vez más y más
rápidos y complejos. Por ello es necesaria la compra de una tarjeta gráfica relativamente
potente, dependiendo del presupuesto y las necesidades. Huye de tarjetas muy económicas
que el rendimiento puede ser hasta 10 veces inferior el de una tarjeta que cueste el doble.
El uso de los últimos micros que sobrepasan la mítica barrera del GHz se justifica por los
nuevos sistemas operativos los nuevos formatos de audio o vídeo comprimido (DivX y MP3, a
diferencia de videos y archivos de sonido normales, estos se descomprimen en tiempo real
,tarea llevada completamente a cabo por el micro), realizar más trabajo en menos tiempo, como
compresiones de archivos, renderizado de dibujos en 3D.... o el simple hecho de cargar un
programa como Word o el mismo Windows, y cómo no, los últimos juegos, quizá las
aplicaciones de hoy día que mejor PC en términos generales requieren.

Observaciones:
Durante la realización del trabajo pudimos ir aprendiendo y conociendo, más detalladamente el
funcionamiento, con respecto a la idea que nosotros teníamos sobre los micros procesadores.
También se nos amplio el campo de los objetivos que nosotros teníamos, esto ayudo a facilitar
la interpretación de dicho componente.

Conclusiones:
El microprocesador es uno de los componentes que hay que prestar más atención a la hora de
actualizarlo, ya que en su velocidad y prestaciones suele determinar la calidad del resto de
elementos. Esta afirmación implica que es absurdo poner el último procesador hasta los topes
de GHz con solo 256 o 512 Mb de RAM, o con una tarjeta gráfica deficiente, o un sistema de
almacenamiento (disco duro) lento y escaso.
Hay que hacer una valoración de todos los elementos del ordenador, actualmente en las
tiendas suelen venderse digamos "motores de un mercedes en la carrocería de un 600". Esto
tenemos que evitarlo, dejándonos aconsejar por personas experimentadas. Además del
microprocesador, la velocidad general del sistema se verá muy influenciada debido a la placa
base, la cantidad de memoria RAM, la tarjeta gráfica y el tipo de disco duro. Por lo que hay que
chequear cada componente en particular.

Federico Sequeyra – Pablo Retamar


Página 1