Você está na página 1de 23

Biografias

1.-Eratóstenes:
Eratóstenes era hijo de Aglaos. Estudió en Alejandría y durante algún tiempo en Atenas. Fue discípulo de Aristón de Quíos,
de Lisanias de Cirene y del poeta Calímaco y también gran amigo de Arquímedes. En el año 236 a. C., Ptolomeo III le llamó
para que se hiciera cargo de la Biblioteca de Alejandría, puesto que ocupó hasta el fin de sus días. La Suda afirma que, tras
perder la vista, se dejó morir de hambre a la edad de 80 años; sin embargo, Luciano dice que llegó a la edad de 82 años;
también Censorino sostiene que falleció cuando tenía 82 años.
Eratóstenes poseía una gran variedad de conocimientos y aptitudes para el estudio. Astrónomo, poeta, geógrafo y filósofo,
su apellido fue Pentathlos, nombre que se reservaba al atleta vencedor en las cinco competiciones de los Juegos Olímpicos.
Suidas afirma que también era conocido como el segundo Platón y diversos autores dicen que se le daba el sobrenombre
de Beta, por la segunda letra del alfabeto griego, porque ocupó el segundo lugar en todas las ramas de la ciencia que
cultivó.
A Eratóstenes se le atribuye la invención, hacia 255 a. C., de la esfera armilar que aún se empleaba en el siglo XVII. Aunque
debió de usar este instrumento para diversas observaciones astronómicas, sólo queda constancia de la que le condujo a la
determinación de la oblicuidad de la eclíptica. Determinó que el intervalo entre los trópicos (el doble de la oblicuidad de la
eclíptica) equivalía a los 11/83 de la circunferenciaterrestre completa, resultando para dicha oblicuidad 23º 51' 19", cifra que
posteriormente adoptaría el astrónomo Claudio Ptolomeo.
Sin embargo, el principal motivo de su celebridad es sin duda la determinación del tamaño de la Tierra. Para ello inventó y
empleó un método trigonométrico, además de las nociones de latitud y longitud, al parecer ya introducidas por Dicearco, por
lo que bien merece el título de padre de la geodesia.
Posteriormente, tomó la distancia estimada por las caravanas que comerciaban entre ambas ciudades, aunque bien pudo
obtener el dato en la propia Biblioteca de Alejandría, fijándola en 5000 estadios, de donde dedujo que la circunferencia de la
Tierra era de 250 000 estadios, resultado que posteriormente elevó hasta 252 000 estadios, de modo que a cada grado
correspondieran 700 estadios. También se afirma que Eratóstenes, para calcular la distancia entre las dos ciudades, se
valió de un regimiento de soldados que diera pasos de tamaño uniforme y los contara.
Ahora bien, es imposible que Eratóstenes diera con la medida exacta de la circunferencia de la Tierra debido a errores en
los supuestos que calculó. Tuvo que haber tenido un margen de error considerable y por lo tanto no pudo haber usado el
estadio egipcio:2

1. Supuso que la Tierra es perfectamente esférica, lo que no es cierto. Un grado de latitud no representa exactamente
la misma distancia en todas las latitudes, sino que varía ligeramente de 110,57 km en el Ecuador hasta 111,7 km en
los Polos. Por eso no podemos suponer que 7º entre Alejandría y Siena representen la misma distancia que 7º en
cualquier otro lugar a lo largo de todo el meridiano.
2. Supuso que Siena y Alejandría se encontraban situadas sobre un mismo meridiano, lo cual no es así, ya que hay
una diferencia de 3 grados de longitud entre ambas ciudades.
3. La distancia real entre Alejandría y Siena (hoy Asuán) no es de 924 km (5000 estadios ático-italiano de 184,8 m por
estadio), sino de 843 km (distancia aérea y entre los centros de las dos ciudades), lo que representa una diferencia
de 81 km.
4. Realmente Siena no está ubicada exactamente sobre el paralelo del trópico de cáncer (los puntos donde los rayos
del sol caen verticalmente a la tierra en el solsticio de verano). Actualmente se encuentra situada a 72 km (desde el
centro de la ciudad). Pero debido a que las variaciones del eje de la Tierra fluctúan entre 22,1 y 24,5º en un período
de 41000 años, hace 2000 años se encontraba a 41 km.
5. La medida de la sombra que se proyectó sobre la vara de Eratóstenes hace 2.200 años debió ser de 7,5º o 1/48
parte de una circunferencia y no 7,2º o 1/50 parte. Puesto que en aquella época no existía el cálculo trigonométrico,
para calcular el ángulo de la sombra, Eratóstenes pudo haberse valido de un compás,3 para medir directamente
dicho ángulo, lo que no permite una medida tan precisa.
Se le debe un procedimiento, conocido como la Criba de Eratóstenes, para obtener de un modo rápido todos los números
primos menores que un número dado. La versión informática de este procedimiento (algoritmo) se ha convertido con los
años en un método estándar para caracterizar o comparar la eficacia de diferentes lenguajes de programación.
Eratóstenes también midió la oblicuidad de la eclíptica (la inclinación del eje terrestre) con un error de solo 7' de arco, y creó
un catálogo (actualmente perdido) de 675 estrellas fijas. Su obra más importante fue un tratado de geografía general. Tras
quedarse ciego, murió en Alejandría por inanición voluntaria.
2.-Aristóteles:
2.- Aristóteles: fue un polímata: filósofo, lógico y científico de la Antigua Grecia cuyas ideas han ejercido una enorme
influencia sobre la historia intelectual de Occidente por más de dos milenios.
Aristóteles escribió cerca de 200 tratados (de los cuales solo nos han llegado 31) sobre una enorme variedad de temas,
entre ellos: lógica, metafísica, filosofía de la ciencia, ética, filosofía política, estética, retórica, física, astronomía y biología.1
Aristóteles transformó muchas, si no todas, las áreas del conocimiento que abordó. Es reconocido como el padre fundador
de la lógica y de la biología, pues si bien existen reflexiones y escritos previos sobre ambas materias, es en el trabajo de
Aristóteles, donde se encuentran las primeras investigaciones sistemáticas al respecto.
Aristóteles nació en 384 a. C. o 383 a. C., durante el primer año de la olimpiada XCIX,89101112 en la ciudad de Estagira, la
actual Stavros, (razón por la cual se lo apodó el Estagirita),7 no lejos del actual Monte Athos, en la península Calcídica,
entonces perteneciente al Reino de Macedonia (actual región de Macedonia de Grecia).13 Su padre, Nicómaco, pertenecía a
la corporación de los asclepiadeos, es decir, que profesaba la medicina, y fue médico del rey Amintas III de Macedonia,14
hecho que explica su relación con la corte real de Macedonia, que tendría una importante influencia en su vida; y su
madre, Festis, también estaba vinculada a los asclepiadeos.13
En la época del rey Arquelao I de Macedonia, al ser su padre médico del rey Amintas III de Macedonia, ambos residieron
en Pella, y Aristóteles no pudo permanecer mucho tiempo en aquel lugar ya que sus padres murieron cuando él era aún
muy joven, y se trasladó probablemente a Atarneo.13 En 367 a. C., cuando Aristóteles tenía 17 años, su padre murió, y se
hizo cargo de su tutor Proxeno de Atarneo,13 que lo envió a Atenas, por entonces un importante centro intelectual del mundo
griego, para que estudiase en la Academia de Platón.15 Allí permaneció por veinte años.15
Cuando Alejandro murió en 323 a. C., es probable que Atenas se volviera un lugar incómodo para los macedonios,
especialmente para quienes tenían las conexiones de Aristóteles.1415 Tras declarar (según se cuenta) que no veía razón
para dejar que Atenas pecara dos veces contra la filosofía (en referencia a la condena de Sócrates), Aristóteles dejó la
ciudad y viajó a Calcis, en la isla de Eubea, donde murió al año siguiente, en 322 a. C., por causas naturales.1415
En mayo de 2016, durante el congreso internacional "Aristóteles, 2.400 años" celebrado en la Universidad de Salónica,
Konstantinos Sismanidis, director de las excavaciones en la ciudad de Estagira, dio a conocer las conclusiones de su equipo
de arqueólogos sobre un edificio descubierto en 1996 y ahora reestudiado a la luz de dos manuscritos que hacen alusión al
traslado posterior de las cenizas del filósofo, en una urna de bronce, a su ciudad natal. Según ellos, el edificio, hallado en el
interior de una fortaleza bizantina posterior, "no puede ser otra cosa que el mausoleo de Aristóteles", aunque aclarando que
"no tenemos pruebas, pero sí indicios muy fuertes que rozan la certeza"
Aristóteles desarrolló una teoría física que se mantuvo vigente hasta la revolución científica. Según su teoría, todo está
compuesto de cinco elementos: agua, tierra, aire, fuego y éter. Cada elemento tiene un movimiento natural. El agua y la
tierra se mueven naturalmente hacia el centro del universo, el aire y el fuego se alejan del centro, y el éter gira en torno al
centro. Estos principios servían para explicar fenómenos como que las rocas caigan y el humo suba. Además explicaban la
redondez del planeta, y las órbitas de los cuerpos celestes, que están compuestos de éter.
Aristóteles sostuvo un sistema geocéntrico, en el cual la Tierra se encontraba inmóvil en el centro mientras a su alrededor
giraba el Sol con otros planetas. Aristóteles habló del mundo sublunar, en el cual existía la generación y la corrupción; y el
mundo supralunar, perfecto. Esta teoría de la Tierra como centro del universo —que a su vez era considerado finito—
perduró por varios siglos hasta que Copérnico en el siglo XVI cambió el concepto e introdujo una serie de paradigmas,
concibiendo el Sol como centro del universo.
Aristóteles fue un gran observador, estudioso y considerado padre de la biología, describió más de 500 «vivientes».
Describió a los delfines, su anatomía, comportamiento, resaltó su naturaleza social, su inteligencia, su respiración pulmonar,
su reproducción placentaria y con lactancia, comparándola con los cuadrúpedos y con el mismo hombre.40
Aristóteles abordó el tema del alma como biólogo, porque consideraba al alma el principio vital. Lo que está vivo, lo está
gracias al alma, no a la materia. El alma es la forma del cuerpo, y hay tres tipos de alma:

 El alma vegetativa (vegetales): nutrición y reproducción.


 El alma sensitiva (animales): nutrición, reproducción, percepción, movimiento y deseo.
 El alma racional (humanos): nutrición, reproducción, percepción, movimiento, deseo y razonamiento.
La generación espontánea es una teoría sobre el origen de la vida. Aristóteles escribió acerca del origen espontáneo de peces e
insectos a partir del rocío, la humedad y el sudor. Explicó que se originaban gracias a una interacción de fuerzas capaces de dar
vida a lo que no la tenía con la materia no viva. A esta fuerza la llamó entelequia.

La teoría se mantuvo durante muchos años; en el siglo XVII Van Helmont, la estudió y perfeccionó. Tan sólo sería rebatida por los
experimentos de los científicos Lazzaro Spallanzani, Francesco Redi y en última instancia Louis Pasteur.
Aristóteles sistematiza el reino vegetal dividiéndolo en dos grandes grupos:

 Plantas con flores


 Plantas sin flores
3.-René Descartes:

René Descartes,1 también llamado Renatus Cartesius , fue un filósofo, matemático y físicofrancés, considerado como el
padre de la geometría analítica y de la filosofía moderna, así como uno de los epígonos con luz propia en el umbral de
la revolución científica.

4.-Platón:
Platónn. 1(en griego antiguo: Πλάτων, Plátōn; Atenas1 o Egina,2 c. 427-347 a. C.)31 fue un filósofo griego seguidor
de Sócratesn. 2 y maestro de Aristóteles.4 En 387 fundó la Academia,5 institución que continuaría su marcha a lo largo de
más de novecientos añosn. 3 y a la que Aristóteles acudiría desde Estagira a estudiar filosofía alrededor del 367,
compartiendo, de este modo, unos veinte años de amistad y trabajo con su maestro.n. 4 Platón participó activamente en la
enseñanza de la Academia y escribió, siempre en forma de diálogo, sobre los más diversos temas, tales como filosofía
política, ética, psicología, antropología filosófica, epistemología, gnoseología, metafísica, cosmogonía, cosmología, filosofía
del lenguaje y filosofía de la educación; intentó también plasmar en un Estado real su original teoría política, razón por la
cual viajó dos veces a Siracusa, Sicilia, con intenciones de poner en práctica allí su proyecto, pero fracasó en ambas
ocasiones y logró escapar penosamente y corriendo peligro su vida debido a las persecuciones que sufrió por parte de sus
opositores.6
Su influencia como autor y sistematizador ha sido incalculable en toda la historia de la filosofía, de la que se ha dicho con
frecuePlatón nació hacia el año 427 a. C. en Atenas o Egina en el seno de una familia aristocrática
ateniense.Guthrie (1988d, p. 21) Era hijo de Aristón, quien se decía descendiente de Codro, el último de los reyes de
Atenas, y de Perictione, cuya familia estaba emparentada con Solón; era hermano menor de Glaucón y de Adimanto,
hermano mayor de Potone (madre de Espeusipo, su futuro discípulo y sucesor en la dirección de la Academia) y medio-
hermano de Antifonte (pues Perictione, luego de la muerte de Aristón, se casó con Pirilampes y tuvo un quinto hijo). Critias y
Cármides, miembros de la dictadura oligárquica de los Treinta Tiranos que usurpó el poder en Atenas después de la Guerra
del Peloponeso, eran, respectivamente, tío y primo de Platón por parte de su madre.7 En consonancia con su origen, Platón
fue un acérrimo anti-demócrata (véanse sus escritos políticos: República, Político, Leyes); con todo, ello no le impidió
rechazar las violentas acciones que habían cometido sus parientes oligárquicos y rehusar participar en su gobierno.8
El nombre de Platón fue, al parecer, el apodo que le puso su profesor de gimnasia y que se traduce como aquel que tiene
anchas espaldas, según recoge Diógenes Laercio en Vida de los filósofos ilustres. Su nombre verdadero fue Aristocles.9
ncia que alcanzó identidad como disciplina gracias a sus trabajos. Alfred North Whitehead llegó a comentar:
Todas las obras de Platón, con las excepciones de las Cartas y de la Apología están escritas – como la mayor parte de los
escritos filosóficos de la época - no como poemas pedagógicos o tratados, sino en forma de diálogos; e incluso
la Apología contiene esporádicos pasajes dialogados. En ellos sitúa Platón a una figura principal, la mayor parte de las
veces Sócrates, que desarrolla debates filosóficos con distintos interlocutores, que mediante métodos como el comentario
indirecto, los excursos o el relato mitológico, así como la conversación entre ellos, se relevan, completan o entretejen;
también se emplean monólogos de cierta extensión.
Entre los diálogos platónicos, que se caracterizan estilísticamente por compartir la forma de diálogo, cuya utilización
en filosofía él inauguró, pueden señalarse los siguientes como los más influyentes: Crátilo, un examen de la relación entre
el lenguaje y la realidad, evaluándose tanto una teoría naturalista del lenguaje como una convencionalista;n. 6Menón, una
investigación sobre la virtud como conocimiento y su posibilidad de ser enseñada, fundamentada ontológicamente mediante
una prueba y exposición de la teoría de la reminiscencia;n. 7 Fedón, una demostración de la naturaleza divina e
imperecedera del alma y el primer desarrollo completo de la teoría de las Ideas;n. 8 Banquete, la principal exposición de la
particular doctrina platónica acerca del amor;n. 9 República, diálogo extenso y elaborado en el que se desarrolla, entre otras
cosas, una filosofía política acerca del estado ideal, una psicología o teoría del alma, una psicología social, una teoría de la
educación, una epistemología, y todo ello fundamentado, en última instancia, en una ontología sistemática;n. 10 Fedro, en el
que se desarrolla una compleja e influyente teoría psicológica y se abordan temas como el deseo, el amor, la locura,
la memoria, la relación entre retórica y filosofía y la pobreza del lenguaje escritoen contraposición al genuini lenguaje oral;21
Teeteto, una inquisición sobre conocimiento en orden a hallar su naturaleza y su definición;n. 11 Parménides, una crítica de
Platón -puesta en labios del filósofo eleata- a su propia teoría de las Ideas tal como hasta entonces la había presentado y
que prepararía el camino a su reformulación en diálogos posteriores;n. 12n. 13 Político, diálogo que incluye una exposición del
método diálectico platónico maduro, así como de la teoría de la justa medida, del auténtico político y el auténtico Estado,
respecto del cual los demás modelos de organización política son presentados como imitaciones;22 Timeo, un influyente
ensayo de cosmogonía, cosmología, física y escatología, influido por la tradición pitagórica;n. 14 Filebo, investigación acerca
de la buena vida, de la relación del bien con la sensatez y el placer en cuanto compuestos de aquél y posibilitadores del vivir
bien y provechosamente;n. 15 Leyes, una teoría extensa y madura acerca de la adecuada constitución del Estado, que
contrapone un mayor realismo al idealismo puro de la filosofía política presentada en República.
5.-Pitágoras:
Pitágoras (en griego antiguo Πυθαγόρας; Samos,1 c. 569-Metaponto, c. 475 a. C.)2 fue
un filósofo y matemático griego considerado el primer matemático puro. Contribuyó de manera significativa en el avance de
la matemática helénica, la geometría, la aritmética, derivadas particularmente de las relaciones numéricas, y aplicadas por
ejemplo a la teoría de pesos y medidas, a la teoría de la música o a la astronomía. Respecto a la música, sus conceptos de
I, IV y V, fueron los pilares fundamentales en la armonización griega, y son los utilizados hoy en día. Es el fundador de
la Escuela pitagórica, una sociedad que, si bien era de naturaleza predominantemente religiosa, se interesaba también en
medicina, cosmología, filosofía, ética y política, entre otras disciplinas. El pitagorismo formuló principios que influyeron tanto
en Platón como en Aristóteles y, de manera más general, en el posterior desarrollo de la matemática y en la filosofía
racional en Occidente.
No se ha conservado ningún escrito original de Pitágoras. Sus discípulos —los pitagóricos— invariablemente justificaban
sus doctrinas citando la autoridad del maestro de forma indiscriminada, por lo que resulta difícil distinguir entre los hallazgos
de Pitágoras y los de sus seguidores. Se le atribuye a Pitágoras la teoría de la significación funcional de los números en el
mundo objetivo y en la música; otros descubrimientos, como la inconmensurabilidad de la diagonal de un cuadrado de lado
mensurable o el teorema de Pitágoras para los triángulos rectángulos, fueron probablemente desarrollados por la Escuela
pitagórica.
El padre de Pitágoras fue Mnesarco, un mercader de Tiro, y su madre Pythais, originaria de Samos, en Jonia. La mayoría de
los historiadores concuerdan en que su vida pública surge hacia el 532 a.C., en tiempos de Polícrates y de Tarquinio el
Soberbio.nota 4
Pitágoras vivió los primeros años de su vida en Samos y acompañó a su padre en muchos de sus viajes; era ciertamente
instruido: aprendió a tocar la lira, a escribir poesía y a recitar a Homero. Es posible que su padre lo llevara a Tiro y que allí
recibiera instrucción de caldeos y hombres instruidos de Siria. Entre sus profesores, se menciona a tres filósofos: Ferécides
de Siros, a quien a menudo se describe como el maestro de Pitágoras; Tales y el pupilo de éste, Anaximandro.
Según Jámblico, en su Vida de Pitágoras, a la edad de 18 o 20 años, Pitágoras visitó a Tales, en Mileto. Si bien Tales ya
debía ser un anciano en ese entonces, habría ejercido una fuerte impresión en el joven Pitágoras, interesándolo por las
matemáticas y la astronomía, y aconsejándole visitar Egipto para interiorizarse más sobre estas cuestiones. Anaximandro
impartía las enseñanzas de Tales, lecturas a las cuales asistió Pitágoras, y muchas de sus ideas sobre
geometría y cosmología influyeron en su propia visión.
Fue creencia común en la Antigüedad que Pitágoras emprendió largos viajes con el propósito de recopilar la información
científica asequible de su época directamente de las fuentes.nota 5 Con este fin habría visitado no sólo Egipto, sino también
Arabia, Fenicia, Babilonia e incluso la India. El paso de Pitágoras por Egipto puede ser visto como más que probable;
Polícrates había establecido una alianza y existían fuertes lazos entre la isla de Samos y Egipto en ese momento. En
525 a. C. Cambises II, rey de Persia, invadió Egipto. La alianza con Polícrates se rompió y, tras la Batalla de Pelusium,
Cambises capturó Heliópolis y Memphis. Según Jámblico, Pitágoras fue conducido a Babilonia como prisionero de guerra
por los seguidores de Cambises. Allí, se asociaría con los «magies», instruyéndose en sus ritos sagrados y los «cultos
mistéricos de los dioses», así como las ciencias matemáticas cultivadas por los babilonios. No está claro cómo obtiene su
libertad, si bien las muertes de Polícrates y de Cambises —ambas acaecidas en 522 a. C.— pueden haber sido factores
determinantes para que Pitágoras emigrara al sur de Italia y se estableciera en la ciudad de Crotona.
No existe ninguna certeza acerca del tiempo que Pitágoras pasó en Egipto o en el Este, ni de sus vicisitudes en Samos u
otras ciudades griegas antes de su llegada a Italia. Tampoco hay evidencia directa del tipo y la cantidad de conocimientos
que pudo haber adquirido, ni de cómo llegó a sus conclusiones filosóficas definitivas. Algunos relatos sugieren que visitó los
templos y participó en discusiones con los sacerdotes, iniciándose en los ritos y creencias que luego impondría a la
sociedad que fundó en Italia. Entre las nuevas costumbres que Pitágoras adoptó, pueden mencionarse el secretismo,
el vegetarianismo, el rehusar vestir ropas hechas de piel de animales y su empecinamiento en la pureza. Sin embargo, es
difícil determinar hasta qué punto Pitágoras es tributario de los sacerdotes egipcios, o siquiera si les debe algo del todo;
estas características sólo exhiben lo que fácilmente podría haber sido desarrollado por una mente griega expuesta a las
influencias ordinarias de su tiempo. Incluso las fuentes más antiguas apuntan a resultados similares al intentar conectar las
peculiaridades religiosas y ascéticas de Pitágoras con los misterios órficos o de Creta,7 o con el oráculo de Delfos. Porfirio
señala que Pitágoras aprendió geometría de los egipcios, pero dado el carácter meramente práctico del cultivo de esta
ciencia por los matemáticos egipcios, la influencia directa a partir de las enseñanzas de Tales y de Anaximandro parece
más probable. De las visitas que realizara a varios lugares en Grecia —Delos, Esparta, Fliunte, Creta, y otros con los que se
le relaciona—, Pitágoras aparece comúnmente retratado en su carácter de religioso o de legislador.
Las razones por las que eligió Crotona como centro de sus actividades son fuente de especulación. Según Diógenes, lo hizo
para escapar de la tiranía de Polícrates, aunque es más probable que fuera debido al escaso éxito con que fueron acogidas
sus enseñanzas en su ciudad natal, además de que se le exigía que participase de los asuntos públicos y de política.
También se menciona la fama de esta ciudad en el cultivo de la medicina como posible influencia.
En Crotona, fundó una escuela filosófica y religiosa que rápidamente cobró notoriedad y atrajo numerosos seguidores.
Pitágoras fue la cabeza de esta sociedad dentro de un restringido círculo de adeptos conocidos como matematikoi. Según
algunos relatos, se casó con Téano, de Crotona, y tuvieron una hija —Damo— y un hijo —Telauges—; otros dicen que
fueron dos hijas —Damo y Myia—; otros dan noticia de que ya tenía esposa e hija cuando llegó a Italia.
La evidencia sobre el lugar y el año de la muerte de Pitágoras es incierta. Unas fuentes indican que murió en 532 a. C.,1
pero realmente, en 508 a. C. la Sociedad Pitagórica de Crotona fue violentamente atacada y Pitágoras escapó a Metaponto,
lugar donde terminaría sus días (algunos autores afirman que se dejó morir de hambre). Jámblico refiere la siguiente versión
de los hechos: Cilón, un ciudadano noble de Crotona, líder por nacimiento, rico y poderoso, pero también violento y tiránico,
deseaba ansiosamente participar del modo de vida de los pitagóricos. Se acercó a Pitágoras, para entonces un hombre
mayor, pero fue rechazado en virtud de los defectos de carácter antes mencionados. Cilón decidió tomar venganza y juró
perseguir a los pitagóricos hasta el último hombre. Ésta es la versión mayoritariamente aceptada por los historiadores, pero
Jámblico la discute, arguyendo que el ataque de Cilón fue un asunto menor y que Pitágoras regresó a Crotona. Ciertamente
la Sociedad Pitagórica prosperó por muchos años después de este acontecimiento y se propagó hacia otras ciudades
italianas.nota 6
Su tumba fue exhibida en Metaponto en tiempos de Cicerón.
Pitágoras fundó una escuela filosófica y religiosa en Crotona, al sur de Italia, que tuvo numerosos seguidores. Se llamaban
a sí mismos matemáticos (matematikoi), vivían en el seno de esta sociedad de forma permanente, no tenían posesiones
personales y eran vegetarianos. Hasta 300 seguidores llegaron a conformar este grupo selecto, que oía las enseñanzas de
Pitágoras directamente y debía observar estrictas reglas de conducta. Sus máximas pueden sintetizarse como:

 que en su nivel más profundo, la realidad es de naturaleza matemática;


 que la filosofía puede usarse para la purificación espiritual;
 que el alma puede elevarse para unirse con lo divino;
 que ciertos símbolos son de naturaleza mística;
 que todos los miembros de la hermandad deben guardar absoluta lealtad y secretismo.
En la Hermandad Pitagórica eran aceptados tanto hombres como mujeres. Aquellos que no pertenecían al núcleo duro del
grupo eran llamados acusmáticos (akousmatikoi). Estos vivían en sus propias casas, se les permitía tener posesiones
personales y no se les imponía el vegetarianismo; sólo asistían como oyentes durante el día. Según Krische,4 las mujeres
pertenecían a este grupo; no obstante, muchas pitagóricas fueron después reconocidas filósofas y matemáticas.
La escuela practicaba el secretismo y la vida comunal de manera muy estricta, y sus miembros solían atribuir todos sus
descubrimientos a su fundador. De darles crédito, el alcance y la cantidad de trabajo de Pitágoras tendría una extensión
inverosímil;4 aunado a esto, no se conserva ningún escrito de Pitágoras propiamente, por lo que la distinción entre sus
trabajos y los de sus seguidores es de difícil demarcación. Las contribuciones de los pitagóricos y su enorme influencia
fueron determinantes para el desarrollo las matemáticas, la astronomía y la medicina, entre otras ciencias naturales, y es
razonable dar crédito a Pitágoras por muchos de sus hallazgos.8
Con respecto a las prácticas y estructura interna de la hermandad, sólo algunos trazos característicos pueden ser
considerados fidedignos, como la práctica del ascetismo y la metempsicosis. Todas las narraciones sugieren que sus
miembros guardaban absoluto hermetismo sobre lo que allí se hacía, y era una máxima conocida el que «no todo debe
revelarse a todos» (Diógenes, Aristóteles). Las especulaciones filosóficas, religiosas y políticas más profundas eran
posiblemente discutidas entre los miembros más selectos, mientras que los estudios científicos ordinarios —matemáticas,
música, astronomía, etc.— estaban abiertos a todos los discípulos. Tenían, al parecer, símbolos convencionales
establecidos, que les permitían identificarse como miembros de la hermandad aún sin haberse visto anteriormente.nota 7
Escuelas similares se abrieron en Síbari, Metaponto, Tarento y otras ciudades de la Magna Grecia.4
Se sabe que los pitagóricos se expandieron rápidamente después de 500 a.C., que la sociedad tomó tintes políticos y que
más tarde se dividió en facciones. En 460 a. C. fueron atacados y suprimidos, sus casas de encuentro saqueadas y
quemadas; se menciona en particular la "casa de Milo" en Crotona, donde más de 50 pitagóricos fueron sorprendidos y
aniquilados. Aquellos que sobrevivieron se refugiaron en Tebas y otras ciudades.8
6.-Galileo Galilei:
Galileo Galilei (Pisa, Toscana; 15 de febrero de 15644-Arcetri, Toscana; 8 de enero de 1642)15 fue
un astrónomo, filósofo, ingeniero,67 matemático y físico italiano, relacionado estrechamente con la revolución científica.
Eminente hombre del Renacimiento, mostró interés por casi todas las ciencias y artes (música, literatura, pintura). Sus
logros incluyen la mejora del telescopio, gran variedad de observaciones astronómicas, la primera ley del movimiento y un
apoyo determinante a la «Revolución de Copérnico». Ha sido considerado como el «padre de la astronomía moderna», el
«padre de la física moderna»8 y el «padre de la ciencia».
Su trabajo experimental es considerado complementario a los escritos de Francis Baconen el establecimiento del
moderno método científico y su carrera científica es complementaria a la de Johannes Kepler. Su trabajo se considera una
ruptura de las teorías asentadas de la física aristotélica y su enfrentamiento con la Inquisición romana de la Iglesia
católica se presenta como un ejemplo de conflicto entre religión y ciencia en la sociedad occidental.
Si bien su padre quería que Galileo se dedicara a la medicina, en 1583 Galileo se inició en la matemática de la mano
de Ostilio Ricci, un amigo de la familia, alumno de Tartaglia. Ricci tenía la costumbre, rara en esa época, de unir la teoría a
la práctica experimental.
Atraído por la obra de Euclides, sin ningún interés por la medicina y todavía menos por las disputas escolásticas y la
filosofía aristotélica, Galileo reorienta sus estudios hacia las matemáticas. Desde entonces, se siente seguidor de Pitágoras,
de Platón y de Arquímedes, y opuesto al aristotelismo. Todavía estudiante, descubre la ley de la isocronía de los péndulos,
primera etapa de lo que será el descubrimiento de una nueva ciencia: la mecánica. Dentro de la corriente humanista,
redacta también un panfleto feroz contra el profesorado de su tiempo. Toda su vida, Galileo rechazará el ser comparado a
los profesores de su época, lo que le supondrá numerosos enemigos.
Dos años más tarde, retorna a Florencia sin diploma, pero con grandes conocimientos y una gran curiosidad científica.
Galileo comienza por demostrar muchos teoremas sobre el centro de gravedad de ciertos sólidos en Theoremata circa
centrum gravitatis solidum y emprende en 1586 la reconstitución de la balanza hidrostática de Arquímedes o bilancetta. Al
mismo tiempo, continúa con sus estudios sobre las oscilaciones del péndulo pesante e inventa el pulsómetro. Este aparato
permite ayudar a medir el pulso y aporta una escala de tiempo, que no existía aún en la época. También comienza sus
estudios sobre la caída de los cuerpos.
En 1588, es invitado por la Academia florentina a presentar dos lecciones sobre «la forma, el lugar y la dimensión del
infierno de Dante Alighieri».
Paralelamente a sus actividades, busca un empleo de profesor en una universidad; se encuentra entonces con grandes
personajes, como el padre jesuita Christopher Clavius, excelencia de la matemática en el Colegio pontifical. Coincide
también con el matemático Guidobaldo del Monte. Este último recomienda a Galileo ante el duque Fernando I de Médici,
que lo nombra para la cátedra de matemáticas de la universidad de Pisa por 60 escudos de oro al año. Su lección inaugural
tendrá lugar el 12 de noviembre de 1589.
En 1590 y 1591, descubre la cicloide y se sirve de ella para dibujar arcos de puentes. Igualmente experimenta sobre la
caída de los cuerpos y redacta su primera obra de mecánica, De motu. La realidad es que estas «experiencias» son puestas
en duda hoy por hoy y podrían ser una invención de su primer biógrafo, Vincenzo Viviani. Este volumen contiene ideas
nuevas para la época, pero expone también, evidentemente, los principios de la escuela aristotélica y el sistema
de Ptolomeo. Galileo los enseñará durante mucho tiempo después de estar convencido de la exactitud del
sistema copernicano, falto de pruebaEn mayo de 1609, Galileo recibe de París una carta del francés Jacques Badovere, uno
de sus antiguos alumnos, quien le confirma un rumor insistente: la existencia de un telescopio que permite ver los objetos
lejanos.16 Fabricado en Holanda, este telescopio habría permitido ya ver estrellas invisibles a simple vista. Con esta única
descripción, Galileo, que ya no da cursos a Cosme II de Médicis, construye su primer telescopio. Al contrario que el
telescopio holandés, este no deforma los objetos y los aumenta 6 veces, o sea, el doble que su oponente. También es el
único de la época que consigue obtener una imagen derecha gracias a la utilización de una lente divergente en el
ocular.[cita requerida] Este invento marca un giro en la vida de Galileo.
El 21 de agosto, apenas terminado su segundo telescopio (aumenta ocho o nueve veces), lo presenta al Senado
de Venecia. La demostración tiene lugar en la cima del Campanile de la plaza de San Marco. Los espectadores quedan
entusiasmados: ante sus ojos, Murano, situado a 2 km y medio, parece estar a 300 m solamente.[cita requerida]
Galileo ofrece su instrumento y lega los derechos a la República de Venecia, muy interesada por las aplicaciones militares
del objeto. En recompensa, es confirmado de por vida en su puesto de Padua y sus emolumentos se duplican. Se libera por
fin de las dificultades financieras.[cita requerida]
Sin embargo, contrario a sus alegaciones, no dominaba la teoría óptica y los instrumentos fabricados por él son de calidad
muy variable. Algunos telescopios son prácticamente inutilizables (al menos en observación astronómica). En abril de 1610,
en Bolonia, por ejemplo, la demostración del telescopio es desastrosa, como así lo informa Martin Horky en una carta
a Kepler.[cita requerida]
Galileo reconoció en marzo de 1610 que, entre los más de 60 telescopios que había construido, solamente algunos eran
adecuados.
s tangibles.
Durante el otoño, Galileo continuó desarrollando su telescopio. En noviembre, fabrica un instrumento que aumenta veinte
veces. Emplea tiempo para volver su telescopio hacia el cielo. Rápidamente, observando las fases de la Luna, descubre que
este astro no es perfecto como lo creía la teoría aristotélica. La física aristotélica, que poseía autoridad en esa época,
distinguía dos mundos:

 el mundo «sublunar», que comprende la Tierra y todo lo que se encuentra entre la Tierra y la Luna; en este mundo todo
es imperfecto y cambiante;
 el mundo «supralunar», que comienza en la Luna y se extiende más allá. En esta zona, no existen más que formas
geométricas perfectas (esferas) y movimientos regulares inmutables (circulares).
Galileo, por su parte, observó una zona transitoria entre la sombra y la luz, el terminador, que no era para nada regular, lo
que por consiguiente invalidaba la teoría aristotélica y afirma la existencia de montañas en la Luna. Galileo incluso estima su
altura en 7000 metros, más que la montaña más alta conocida en la época. Hay que decir que los medios técnicos de la
época no permitían conocer la altitud de las montañas terrestres sin fantasías.[cita requerida] Cuando Galileo publica su Sidereus
nuncius piensa que las montañas lunares son más elevadas que las de la Tierra, si bien en realidad son equivalentes.
Según Bertrand Russell,21 el conflicto entre Galileo y la Iglesia católica fue un conflicto entre el razonamiento inductivo y
el razonamiento deductivo. La inducción basada en la observación de la realidad, propia del método científico que Galileo
usó por primera vez, ofreciendo pruebas experimentales de sus afirmaciones, y publicando los resultados para que
pudiesen ser repetidas, frente a la deducción, a partir en última instancia de argumentos basados en la autoridad, bien de
filósofos como Aristóteles o de las Sagradas Escrituras. Así, en relación a su defensa de la teoría heliocéntrica, Galileo
siempre se basó en datos extraídos de observaciones experimentales que demostraban la validez de sus argumentos. En
resumen, y a pesar de que, en ocasiones, se sostiene que Galileo no demostró el movimiento de la Tierra, las pruebas de
carácter experimental, publicadas por él mismo de su argumentación son las siguientes:

 Montañas en la Luna. Fue el primer descubrimiento de Galileo con ayuda del telescopio, publicado en el Sidereus
nuncius en 1610. Con él refuta la tesis aristotélica de que los cielos son perfectos, y en particular la Luna una esfera lisa
e inmutable. Frente a eso, Galileo presenta numerosos dibujos de sus observaciones, e incluso estimaciones de la
altura de montañas, si bien errados por realizar estimaciones incorrectas de la distancia de la Luna.22

 Nuevas estrellas. Fue el segundo descubrimiento de Galileo, también publicado en el Sidereus nuncius. Observó que
el número de estrellas visibles con el telescopio se duplicaba. Además, no aumentaban de tamaño, cosa que sí ocurría
con los planetas, el Sol y la Luna. Esta imposibilidad de aumentar el tamaño era una prueba de la hipótesis de
Copérnico sobre la existencia de un enorme hueco entre Saturno y las estrellas fijas. Esta prueba refutaba el mejor
argumento a favor de la teoría geocéntrica, que es que, de ser cierta la teoría copernicana, debería observarse
la paralaje, o diferencia de posiciones de las estrellas dependiendo del lugar de la Tierra en su órbita. Así, debido a la
enorme lejanía de las mismas en relación al tamaño de la órbita no era posible apreciar dicha paralaje.22

 Satélites de Júpiter. Probablemente el descubrimiento más famoso de Galileo. Lo realizó el 7 de enero de 1610,22 y
provocó una conmoción en toda Europa. Cristóbal Clavio, astrónomo del Colegio Romano de los jesuitas, afirmó: «Todo
el sistema de los cielos ha quedado destruido y debe arreglarse».23 Era una importante prueba de que no todos los
cuerpos celestes giraban en torno a la Tierra, pues ahí había cuatro planetas (en la concepción de planetas que
entonces se concebía, que incluía la Luna y el Sol) que lo hacían en torno a Júpiter.

 Manchas solares (primera prueba). Otro descubrimiento que refutaba la perfección de los cielos fue la observación de
manchas en el Sol que tuvo lugar a finales de 1610 en Roma, si bien demoró su publicación hasta 1612.24 El
jesuita Christoph Scheiner, bajo el pseudónimo de Padre Apelles, se atribuye su descubrimiento e inicia una agria
polémica argumentando que son planetoides que están entre el Sol y la Tierra. Por el contrario, Galileo demuestra, con
la ayuda de la teoría matemática de los versenos que están en la superficie del Sol. Además, hace otro importante
descubrimiento al mostrar que el Sol está en rotación, lo que sugiere que también la Tierra podría estarlo.
Las fases de Venus. Esta prueba es un magnífico ejemplo de aplicación del método científico, que Galileo usó por primera
vez. La observación la hizo en 1610, aunque demoró su publicación hasta El Ensayador, aparecido en 1623, si bien para
asegurar su autoría hizo circular un criptograma, anunciándolo de forma cifrada. Observó las fases, junto a una variación de
tamaño, que son solo compatibles con el hecho de que Venus gire alrededor del Sol, ya que presenta su menor tamaño
cuando se encuentra en fase llena y el mayor, cuando se encuentra en la nueva; es decir, cuando está entre el Sol y la
Tierra. Esta prueba refuta completamente el sistema de Ptolomeo, que se volvió insostenible. A los jesuitas del Colegio
Romano solo les quedaba la opción de aceptar el sistema copernicano o buscar otra alternativa, lo que hicieron
refugiándose en el sistema de Tycho Brahe, dándole una aceptación que hasta entonces nunca había tenido.
alileo parece ir de triunfo en triunfo y convence a todo el mundo. Por tanto, los partidarios de la teoría geocéntrica se
convierten en enemigos encarnizados y los ataques contra él comienzan con la aparición de Sidereus nuncius. Ellos no
pueden permitirse el perder la afrenta y no quieren ver su ciencia puesta en cuestión.
Además, los métodos de Galileo, basados en la observación y la experiencia en vez de la autoridad de los partidarios de las
teorías geocéntricas (que se apoyan sobre el prestigio de Aristóteles), están en oposición completa con los suyos, hasta tal
punto que Galileo rechaza compararse con ellos.
Al principio, solo se tratan de escaramuzas. Pero Sagredo escribe a Galileo, recién llegado a Florencia: «El poder y la
generosidad de vuestro príncipe [el duque de Toscana] permiten esperar que él sepa reconocer vuestra dedicación y
vuestro mérito; pero en los mares agitados actuales, ¿quién puede evitar de ser, yo no diría hundido, pero sí al menos
duramente agitado por los vientos furiosos de los celos?».[cita requerida]
La primera flecha viene de Martin Horky, discípulo del profesor Magini y enemigo de Galileo. Este asistente publica en junio
de 1610, sin consultar a su maestro, un panfleto contra el Sidereus nuncius. Exceptuando los ataques personales, su
argumento principal es el siguiente: «Los astrólogos han hecho sus horóscopos teniendo en cuenta todo aquello que se
mueve en los cielos. Por lo tanto los astros mediceos no sirven para nada y, Dios no crea cosas inútiles, estos astros no
pueden existir».[cita requerida]
Horky es ridiculizado por los seguidores de Galileo, que responden que estos astros sirven para una cosa: hacerle enfadar.
Convertido en el hazmerreír de la universidad, Horky finalmente es recriminado por su maestro: Magini no tolera un fallo tan
claro. En el mes de agosto, un tal Sizzi intenta el mismo tipo de ataque con el mismo género de argumentos, sin ningún
éxito.
Una vez que las observaciones de Galileo fueron confirmadas por el Colegio Romano, los ataques cambiaron de
naturaleza. Ludovico delle Colombe ataca sobre el plan religioso y se pregunta si Galileo cuenta con interpretar
la Biblia para ponerla de acuerdo con sus teorías. En esta época en efecto, antes de los trabajos exegéticos del siglo XIX,
un salmo (Casiodoro de Reina; Cipriano de Valera(1909). «Salmo». Biblia versión Reina-Valera (Wikisource).) da a entender
una cosmología geocéntrica (dentro de la línea: «Tú has fijado la Tierra firme e inmóvil»)[cita requerida].
El cardenal Roberto Belarmino —quien había participado en el proceso a Giordano Bruno— ordenó que
la Inquisición realizase una investigación discreta sobre Galileo a partir de junio de 1611.[cita requerida]
A pesar de pasar dos meses removiendo cielo y tierra para impedir lo inevitable, es convocado el 16 de febrero de 1616 por
el Santo Oficio para el examen de las proposiciones de censura. Es una catástrofe para él. La teoría copernicana es
condenada como «una insensatez, un absurdo en filosofía, y formalmente herética».30
El 25 y 26 de febrero de 1616, la censura es ratificada por la Inquisición y por el papa Paulo V.
Aunque no se le inquieta personalmente, se ruega a Galileo exponer su tesis presentándola como una hipótesis y no como
un hecho comprobado, cosa que no hizo a pesar de que no le fue posible demostrar dicha tesis. Esta petición se extiende a
todos los países católicos.
La intransigencia de Galileo, que rechaza la equivalencia de las hipótesis copernicana y de Ptolomeo, pudo haber
precipitado los hechos. En un estudio del proceso por Paul Feyerabend (véase por ejemplo el Adiós a la razón) se
argumenta que la actitud del inquisidor (Roberto Belarmino) fue al menos tan científica como la de Galileo, siguiendo
criterios modernos.
Este asunto afecta a Galileo profundamente. Sus enfermedades le van a atormentar durante los dos años siguientes y su
actividad científica se reduce. Solo retoma su estudio de la determinación de las longitudes en el mar. Sus dos hijas,
Arcángela y Celeste, entran en órdenes religiosas.
En 1618, observa el paso de tres cometas, fenómeno que relanza la polémica sobre la incorruptibilidad de los cielos.
En 1619, el padre jesuita Horazio Grassi publica De tribus cometis ani 1618 disputatio astronomica. En él defiende el punto
de vista de Tycho Brahe sobre las trayectorias elípticas de los cometas. Galileo responde al principio por la intermediación
de su alumno Mario Guiducci que publica en junio de 1619 Discorso delle comete donde desarrolla una teoría errónea sobre
los cometas, afirmando que solo se trataba de ilusiones ópticas, incluyendo causas de fenómenos meteorológicos. Los
astrónomos jesuitas del Observatorio Vaticanodecían, en cambio, que eran objetos celestes reales.
En octubre, Horazio Grassi ataca a Galileo en un panfleto más hipócrita: sobre consideraciones científicas, se mezclan las
insinuaciones religiosas malvadas, muy peligrosas en tiempos de la Contrarreforma.
Es entonces cuando Galileo, animado por su amigo el cardenal Maffeo Barberini y sostenido por la Academia de los Linces,
responderá con ironía en Il saggiatore. Grassi, uno de los sabios jesuitas más importantes, es ridiculizado.
Mientras tanto, Galileo había comenzado su estudio de los satélites de Júpiter. Por culpa de dificultades técnicas se ve
obligado a abandonar el cálculo de sus efemérides. Galileo se ve cubierto de honores en 1620 y 1622.
El 28 de agosto de 1620, el cardenal Barberini envía a su amigo el poema Adulatio perniciosa que él ha compuesto en su
honor. El 20 de enero de 1621, Galileo se convierte en cónsul de la Academia Florentina. El 28 de febrero, Cosme II, el
protector de Galileo, muere súbitamente.
En 1622, en Fráncfort, aparece una Apología de Galileo redactada por Tommaso Campanella en 1616. Un defensor
bastante poco confiable, puesto que Campanella ya está condenado por herejía.
El 6 de agosto de 1622, el cardenal Maffeo Barberini es elegido papa bajo el nombre de Urbano VIII. El 3 de febrero de 1623
Galileo recibe la autorización para publicar su Saggiatore que dedica al nuevo papa. La obra aparece el 20 de octubre de
1623. Gracias a las cualidades polémicas (y literarias) de la obra, se aseguró el éxito en la época. No permanece más que
unos meses allí, pero Galileo se convierte de alguna manera en el representante de los círculos intelectuales romanos en
rebelión contra el conformismo intelectual y científico impuesto por los jesuitas.
Los años siguientes son bastante tranquilos para Galileo a pesar de los ataques de los aristotélicos. Aprovecha para
perfeccionar su microscopio compuesto (septiembre de 1624), y pasa un mes en Roma donde es recibido numerosas veces
por Urbano VIII. Este último le da la idea de su próximo libro Diálogo sobre los dos sistemas del mundo, obra que presenta
de manera imparcial a la vez el sistema aristotélico y el sistema copernicano. Encarga escribirla a Galileo.
En 1626, Galileo prosigue sus investigaciones sobre la estructura del imán. También recibe la visita de Élie Dodati, que
llevará las copias de sus manuscritos a París. En marzo de 1628, Galileo cae gravemente enfermo y está a punto de morir.
El año siguiente, sus adversarios intentan privarle de la asignación que recibe de la Universidad de Pisa, pero la maniobra
falla.
Hasta 1631 Galileo consagra su tiempo a la escritura del Diálogo y a intentar que este sea admitido por la censura. La obra
se imprime en febrero de 1632. Los ojos de Galileo comienzan a traicionarle en marzo y abril. Las posiciones del teólogo
valón Libert Froidmont (de la Universidad Católica de Lovaina) esclarecen bien todos los equívocos de la condena de
Galileo.
7.-Albert Einstein:
Albert Einstein (en alemán [ˈalbɛɐ̯t ˈaɪnʃtaɪn]; Ulm, Imperio alemán, 14 de marzo de 1879-Princeton, Estados Unidos, 18 de
abril de 1955) fue un físico alemán de origen judío, nacionalizado después suizo, austriaco y estadounidense. Es
considerado el científico más conocido y popular del siglo XX.12
En 1905, cuando era un joven físico desconocido, empleado en la Oficina de Patentes de Berna, publicó su teoría de la
relatividad especial. En ella incorporó, en un marco teórico simple fundamentado en postulados físicos sencillos, conceptos
y fenómenos estudiados antes por Henri Poincaré y por Hendrik Lorentz. Como una consecuencia lógica de esta teoría,
dedujo la ecuación de la física más conocida a nivel popular: la equivalencia masa-energía, E=mc². Ese año publicó otros
trabajos que sentarían algunas de las bases de la física estadística y de la mecánica cuántica.
En 1915, presentó la teoría de la relatividad general, en la que reformuló por completo el concepto de la gravedad.3 Una de
las consecuencias fue el surgimiento del estudio científico del origen y la evolución del Universo por la rama de la física
denominada cosmología. En 1919, cuando las observaciones británicas de un eclipse solar confirmaron sus predicciones
acerca de la curvatura de la luz, fue idolatrado por la prensa.4 Einstein se convirtió en un icono popular de la ciencia
mundialmente famoso, un privilegio al alcance de muy pocos científicos.5
Por sus explicaciones sobre el efecto fotoeléctrico y sus numerosas contribuciones a la física teórica, en 1921 obtuvo
el Premio Nobel de Física y no por la Teoría de la Relatividad, pues el científico a quien se encomendó la tarea de evaluarla
no la entendió, y temieron correr el riesgo de que luego se demostrase errónea.67 En esa época era aún considerada un
tanto controvertida.
Ante el ascenso del nazismo, Einstein abandonó Alemania hacia diciembre de 1932 con destino a Estados Unidos, donde
se dedicó a la docencia en el Institute for Advanced Study. Se nacionalizó estadounidense en 1940. Durante sus últimos
años trabajó por integrar en una misma teoría la fuerza gravitatoria y la electromagnética.
Aunque es considerado por algunos como el «padre de la bomba atómica», abogó por el federalismo mundial,
el internacionalismo, el pacifismo, el sionismo y el socialismo democrático, con una fuerte devoción por la libertad
individual y la libertad de expresión.891011 Fue proclamado como el «personaje del siglo XX» y el más preeminente científico
por la revista Time.12
Su tío, Jacob Einstein, un ingeniero con gran inventiva e ideas, convenció al padre de Albert para que construyese una casa
con un taller, en donde llevarían a cabo nuevos proyectos y experimentos tecnológicos de la época a modo de obtener unos
beneficios, pero, debido a que los aparatos y artilugios que afinaban y fabricaban eran productos para el futuro, en el
presente carecían de compradores y el negoció fracasó. El pequeño Albert, creció motivado entre las investigaciones que se
realizaban en el taller y todos los aparatos que allí había. Además, su tío incentivó sus inquietudes científicas
proporcionándole libros de ciencia. Según relata el propio Einstein en su autobiografía, de la lectura de estos libros de
divulgación científica nacería un constante cuestionamiento de las afirmaciones de la religión; un librepensamiento decidido
que fue asociado a otras formas de rechazo hacia el Estado y la autoridad. Un escepticismo poco común en aquella época,
a decir del propio Einstein. El colegio no lo motivaba, y aunque era excelente en matemáticas y física, no se interesaba por
las demás asignaturas. A los quince años, sin tutor ni guía, emprendió el estudio del cálculo infinitesimal. La idea,
claramente infundada, de que era un mal estudiante proviene de los primeros biógrafos que escribieron sobre Einstein, que
confundieron el sistema de calificación escolar de Suiza (un 6 en Suiza es la mejor calificación) con el alemán (un 6 es la
peor nota).18 En este "Erziehungsrat" aparece con nota 6 en todas las asignaturas: Álgebra, Física, Geometría, Geometría
Analíticay Trigonometría.
En 1894, la compañía Hermann sufría importantes dificultades económicas y los Einstein se mudaron de Múnich a Pavía,
en Italia, cerca de Milán. Albert permaneció en Múnich para terminar sus cursos antes de reunirse con su familia en Pavía,
pero la separación duró poco tiempo: antes de obtener su título de bachiller decidió abandonar el Gymnasium. Sin
consultarlo con sus padres, Albert se puso en contacto con un médico (el hermano mayor de Max Talmud, un estudiante de
medicina que iba todos los viernes a comer a la casa de los padres de Einstein) para que certificara que padecía de
agotamiento y necesitaba un tiempo sin asistir a la escuela, y convenció a un profesor para que certificara su excelencia en
el campo de las matemáticas. Las autoridades de la escuela le dejaron ir. Justo después de las Navidades de 1894, Albert
abandonó Múnich y se fue a Milán para reunirse con sus padres.17
Su tío, Jacob Einstein, un ingeniero con gran inventiva e ideas, convenció al padre de Albert para que construyese una casa
con un taller, en donde llevarían a cabo nuevos proyectos y experimentos tecnológicos de la época a modo de obtener unos
beneficios, pero, debido a que los aparatos y artilugios que afinaban y fabricaban eran productos para el futuro, en el
presente carecían de compradores y el negoció fracasó. El pequeño Albert, creció motivado entre las investigaciones que se
realizaban en el taller y todos los aparatos que allí había. Además, su tío incentivó sus inquietudes científicas
proporcionándole libros de ciencia. Según relata el propio Einstein en su autobiografía, de la lectura de estos libros de
divulgación científica nacería un constante cuestionamiento de las afirmaciones de la religión; un librepensamiento decidido
que fue asociado a otras formas de rechazo hacia el Estado y la autoridad. Un escepticismo poco común en aquella época,
a decir del propio Einstein. El colegio no lo motivaba, y aunque era excelente en matemáticas y física, no se interesaba por
las demás asignaturas. A los quince años, sin tutor ni guía, emprendió el estudio del cálculo infinitesimal. La idea,
claramente infundada, de que era un mal estudiante proviene de los primeros biógrafos que escribieron sobre Einstein, que
confundieron el sistema de calificación escolar de Suiza (un 6 en Suiza es la mejor calificación) con el alemán (un 6 es la
peor nota).18 En este "Erziehungsrat" aparece con nota 6 en todas las asignaturas: Álgebra, Física, Geometría, Geometría
Analíticay Trigonometría.
En 1894, la compañía Hermann sufría importantes dificultades económicas y los Einstein se mudaron de Múnich a Pavía,
en Italia, cerca de Milán. Albert permaneció en Múnich para terminar sus cursos antes de reunirse con su familia en Pavía,
pero la separación duró poco tiempo: antes de obtener su título de bachiller decidió abandonar el Gymnasium. Sin
consultarlo con sus padres, Albert se puso en contacto con un médico (el hermano mayor de Max Talmud, un estudiante de
medicina que iba todos los viernes a comer a la casa de los padres de Einstein) para que certificara que padecía de
agotamiento y necesitaba un tiempo sin asistir a la escuela, y convenció a un profesor para que certificara su excelencia en
el campo de las matemáticas. Las autoridades de la escuela le dejaron ir. Justo después de las Navidades de 1894, Albert
abandonó Múnich y se fue a Milán para reunirse con sus padres.17
El primero de sus artículos de 1905 se titulaba Un punto de vista heurístico sobre la producción y transformación de luz. En
él Einstein proponía la idea de "quanto" de luz (ahora llamados fotones) y mostraba cómo se podía utilizar este concepto
para explicar el efecto fotoeléctrico.
La teoría de los cuantos de luz fue un fuerte indicio de la dualidad onda-corpúsculo y de que los sistemas físicos pueden
mostrar tanto propiedades ondulatorias como corpusculares. Este artículo constituyó uno de los pilares básicos de
la mecánica cuántica. Una explicación completa del efecto fotoeléctrico solamente pudo ser elaborada cuando la teoría
cuántica estuvo más avanzada. Por este trabajo, y por sus contribuciones a la física teórica, Einstein recibió el Premio Nobel
de Física de 1921.
El segundo artículo, titulado Sobre el movimiento requerido por la teoría cinética molecular del calor de pequeñas partículas
suspendidas en un líquido estacionario, cubría sus estudios sobre el movimiento browniano.
El artículo sobre el movimiento browniano, el cuarto en grado de importancia, está estrechamente relacionado, con el
artículo sobre teoría molecular. Se trata de una pieza de mecánica estadística muy elaborada, destacable por el hecho que
Einstein no había oído hablar de las mediciones de Robert Brown de la década de 1820 hasta finales de ese mismo año
(1905); así pues, escribió este artículo titulándolo "Sobre la teoría del movimiento browniano".43
El artículo explicaba el fenómeno haciendo uso de las estadísticas del movimiento térmico de los átomos individuales que
forman un fluido. El movimiento browniano había desconcertado a la comunidad científica desde su descubrimiento unas
décadas atrás. La explicación de Einstein proporcionaba una evidencia experimental incontestable sobre la existencia real
de los átomos. El artículo también aportaba un fuerte impulso a la mecánica estadística y a la teoría cinética de los fluidos,
dos campos que en aquella época permanecían controvertidos.
Antes de este trabajo los átomos se consideraban un concepto útil en física y química, pero al contrario de lo que cuenta la
leyenda, la mayoría de los físicos contemporáneos ya creían en la teoría atómica y en la mecánica estadística desarrollada
por Boltzmann, Maxwell y Gibbs; además ya se habían hecho estimaciones bastante buenas de los radios del núcleo y
del número de Avogadro. El artículo de Einstein sobre el movimiento atómico entregaba a los experimentalistas un método
sencillo para contar átomos mirando a través de un microscopio ordinario.43
Wilhelm Ostwald, uno de los líderes de la escuela antiatómica, comunicó a Arnold Sommerfeld que había sido transformado
en un creyente en los átomos por la explicación de Einstein del movimiento browniano.
El tercer artículo de Einstein de ese año se titulaba Zur Elektrodynamik bewegter Körper ("Sobre la electrodinámica de
cuerpos en movimiento"). En este artículo Einstein introducía la teoría de la relatividad especial estudiando el movimiento de
los cuerpos y el electromagnetismo en ausencia de la fuerza de interacción gravitatoria.44
La relatividad especial resolvía los problemas abiertos por el experimento de Michelson y Morley en el que se había
demostrado que las ondas electromagnéticas que forman la luz se movían en ausencia de un medio. La velocidad de la luz
es, por lo tanto, constante y no relativa al movimiento. Ya en 1894, George Fitzgerald había estudiado esta cuestión
demostrando que el experimento de Michelson y Morley podía ser explicado si los cuerpos se contraen en la dirección de su
movimiento. De hecho, algunas de las ecuaciones fundamentales del artículo de Einstein habían sido introducidas
anteriormente (1903) por Hendrik Lorentz, físico holandés, dando forma matemática a la conjetura de Fitzgerald.45
Esta famosa publicación está cuestionada como trabajo original de Einstein, debido a que en ella omitió citar toda referencia
a las ideas o conceptos desarrollados por estos autores así como los trabajos de Poincaré. En realidad Einstein desarrollaba
su teoría de una manera totalmente diferente a estos autores deduciendo hechos experimentales a partir de principios
fundamentales y no dando una explicación fenomenológica a observaciones desconcertantes. El mérito de Einstein estaba
por lo tanto en explicar lo sucedido en el experimento de Michelson y Morley como consecuencia final de una teoría
completa y elegante basada en principios fundamentales y no como una explicación ad-hoc o fenomenológica de un
fenómeno observado.44
Su razonamiento se basó en dos axiomas simples: En el primero reformuló el principio de simultaneidad, introducido
por Galileo siglos antes, por el que las leyes de la Física deben ser invariantes para todos los observadores que se mueven
a velocidades constantes entre ellos, y el segundo, que la velocidad de la luz es constante para cualquier observador. Este
segundo axioma, revolucionario, va más allá de las consecuencias previstas por Lorentz o Poincaré que simplemente
relataban un mecanismo para explicar el acortamiento de uno de los brazos del experimento de Michelson y Morley. Este
postulado implica que si un destello de luz se lanza al cruzarse dos observadores en movimiento relativo, ambos verán
alejarse la luz produciendo un círculo perfecto con cada uno de ellos en el centro. Si a ambos lados de los observadores se
pusiera un detector, ninguno de los observadores se pondría de acuerdo en qué detector se activó primero (se pierden los
conceptos de tiempo absoluto y simultaneidad).46 La teoría recibió el nombre de "teoría especial de la relatividad" o "teoría
restringida de la relatividad" para distinguirla de la teoría de la relatividad general, que fue introducida por Einstein en 1915 y
en la que se consideran los efectos de la gravedad y la aceleración.47
El cuarto artículo de aquel año se titulaba Ist die Trägheit eines Körpers von seinem Energieinhalt abhängig y mostraba una
deducción de la fórmula de la relatividad que relaciona masa y energía. En este artículo se exponía que "la variación de
masa de un objeto que emite una energía L, es:

donde V era la notación de la velocidad de la luz usada por Einstein en 1905.


Esta fórmula implica que la energía E de un cuerpo en reposo es igual a su masa m multiplicada por la velocidad de la
luz al cuadrado:

Muestra cómo una partícula con masa posee un tipo de energía, "energía en reposo", distinta de las clásicas
energía cinética y energía potencial. La relación masa-energía se utiliza comúnmente para explicar cómo se
produce la energía nuclear; midiendo la masa de núcleos atómicos y dividiendo por el número atómico se puede
calcular la energía de enlace atrapada en los núcleos atómicos. Paralelamente, la cantidad de energía producida en
la fisión de un núcleo atómico se calcula como la diferencia de masa entre el núcleo inicial y los productos de su
desintegración, multiplicada por la velocidad de la luz al cuadrado
En noviembre de 1915, Einstein presentó una serie de conferencias en la Academia Prusiana de las Ciencias en las que
describió la teoría de la relatividad general. La última de estas charlas concluyó con la presentación de la ecuación que
reemplaza a la ley de gravedad de Newton. En esta teoría todos los observadores son considerados equivalentes y no
únicamente aquellos que se mueven con una velocidad uniforme. La gravedad no es ya una fuerza o acción a distancia,
como era en la gravedad newtoniana, sino una consecuencia de la curvatura del espacio-tiempo. La teoría proporcionaba
las bases para el estudio de la cosmología y permitía comprender las características esenciales del Universo, muchas de las
cuales no serían descubiertas sino con posterioridad a la muerte de Einstein.48
La relatividad general fue obtenida por Einstein a partir de razonamientos matemáticos, experimentos hipotéticos (Gedanken
experiment) y rigurosa deducción matemática sin contar realmente con una base experimental. El principio fundamental de
la teoría era el denominado principio de equivalencia. A pesar de la abstracción matemática de la teoría, las ecuaciones
permitían deducir fenómenos comprobables. El 29 de mayo de 1919, Arthur Eddington fue capaz de medir, durante
un eclipse, la desviación de la luz de una estrella al pasar cerca del Sol, una de las predicciones de la relatividad general.
Cuando se hizo pública esta confirmación la fama de Einstein se incrementó enormemente y se consideró un paso
revolucionario en la física. Desde entonces la teoría se ha verificado en todos y cada uno de los experimentos y
verificaciones realizados hasta el momento.49
A pesar de su popularidad, o quizás precisamente por ella, la teoría contó con importantes detractores entre la comunidad
científica que no podían aceptar una física sin un Sistema de referencia absoluto.
8.-Isaac Newton:
Sir Isaac Newton (Woolsthorpe, Lincolnshire; 25 de diciembre de 1642jul./ 4 de enero de 1643greg.-Kensington, Londres; 20
de marzojul./ 31 de marzo de 1727greg.) fue un físico, filósofo, teólogo, inventor, alquimista y matemático inglés. Es autor de
los Philosophiæ naturalis principia mathematica, más conocidos como los Principia, donde describe la ley de la gravitación
universal y estableció las bases de la mecánica clásica mediante las leyes que llevan su nombre. Entre sus otros
descubrimientos científicos destacan los trabajos sobre la naturaleza de la luz y la óptica (que se presentan principalmente
en su obra Opticks) y el desarrollo del cálculo matemático.
Newton comparte con Gottfried Leibniz el crédito por el desarrollo del cálculo integral y diferencial, que utilizó para formular
sus leyes de la física y astronomía. También contribuyó en otras áreas de la matemática, desarrollando el teorema del
binomio y las fórmulas de Newton-Cotes.
Entre sus hallazgos científicos se encuentran el descubrimiento de que el espectro de color que se observa cuando la luz
blanca pasa por un prisma es inherente a esa luz, en lugar de provenir del prisma (como había sido postulado por Roger
Bacon en el siglo XIII); su argumentación sobre la posibilidad de que la luz estuviera compuesta por partículas; su desarrollo
de una ley de convección térmica, que describe la tasa de enfriamiento de los objetos expuestos al aire; sus estudios sobre
la velocidad del sonido en el aire; y su propuesta de una teoría sobre el origen de las estrellas. Fue también un pionero de
la mecánica de fluidos, estableciendo una ley sobre la viscosidad.
Newton fue el primero en demostrar que las leyes naturales que gobiernan el movimiento en la Tierra y las que gobiernan el
movimiento de los cuerpos celestes son las mismas. Es, a menudo, calificado como el científico más grande de todos los
tiempos, y su obra como la culminación de la revolución científica. El matemático y físico Joseph Louis Lagrange (1736-
1813), dijo que «Newton fue el más grande genio que ha existido y también el más afortunado, dado que solo se puede
encontrar una vez un sistema que rija el mundo
Nació en Inglaterra el 4 de enero de 1643, aunque en ese entonces el calendario usado era el juliano, y correspondía al 25
de diciembre de 1642, día de la Navidad.4 El parto fue prematuro aparentemente y nació tan pequeño que nadie pensó que
lograría vivir mucho tiempo.5 Su vida corrió peligro por lo menos durante una semana. Fue bautizado el 1 de enero de 1643,
12 de enero en el calendario gregoriano.6
La casa donde nació y vivió hasta su juventud se ubica en el lado oeste del valle del río Witham, más abajo de la meseta de
Kesteven, en dirección a la ciudad de Grantham. Es de piedra caliza gris, el mismo material que se encuentra en la meseta.
Tiene forma de una letra T gruesa en cuyo trazo más largo se encuentran la cocina y el vestíbulo, y la sala se halla en la
unión de los dos trazos.7 Su entrada es descentrada y se ubica entre el vestíbulo y la sala, y se orienta hacia las escaleras
que conducen a los dos dormitorios del piso superior.
Sus padres fueron Isaac Newton y Hannah Ayscough, dos campesinos puritanos.8 No llegó a conocer a su padre, pues
había muerto en octubre de 1642. Cuando su madre volvió a casarse con Barnabás Smith, este no tenía intención de cargar
con un niño ajeno de tres años, lo dejó a cargo de su abuela, con quien vivió hasta la muerte de su padrastro en 1653. Este
fue posiblemente un hecho traumático para Isaac; constituía la pérdida de la madre no habiendo conocido al padre. A su
abuela nunca le dedicó un recuerdo cariñoso y hasta su muerte pasó desapercibida. Lo mismo ocurrió con el abuelo, que
pareció no existir hasta que se descubrió que también estaba presente en la casa y correspondió al afecto de Newton de la
misma forma: lo desheredó.9
Escribió una lista de sus pecados e incluyó uno en particular: «Amenazar a mi padre y a mi madre Smith con quemarlos a
ellos y a su casa». Lo hizo nueve años después del fallecimiento del padrastro, lo que comprueba que la escena quedó
grabada en el recuerdo de Newton. Las acciones del padrastro, que se negó a llevarlo a vivir con él hasta que cumplió diez
años, podrían motivar este odio.7
Cuando Barnabás Smith falleció, su madre regresó al hogar familiar acompañada por dos hijos de este matrimonio, sus
hermanastros, pero la unión familiar duró menos de dos años. Isaac fue enviado a estudiar al colegio The King's School, en
Grantham, a la edad de doce años. Lo que se sabe de esta etapa es que estudió latín, algo de griego y lo básico de
geometría y aritmética. Era el programa habitual de estudio de una escuela primaria en ese entonces. Su maestro fue Sr.
Stokes, que tenía buen prestigio como educador.10
En 1659 compró un cuaderno, libro de bolsillo llamado en ese entonces, en cuya primera página escribió en latín "Martij 19,
1659" (19 de marzo de 1659). Representaba el período entre 1659 y 1660, que coincidía con el período de su regreso a su
ciudad natal, y la mayor parte de sus escritos están dedicados a "Utilissimum prosodiae supplementum". Años después, en
la colección Keynes del King's College se encuentra una edición de Píndaro con la firma de Newton y fechada en 1659. En
la colección Babson aparece una copia de las Metamorfosis de Ovidio fechadas ese mismo año.10
Los estudios primarios fueron de gran utilidad para Newton; los trabajos sobre matemáticas estaban escritos en latín, al
igual que los escritos sobre filosofía natural, y posteriormente le permitieron entrar en contacto con los científicos europeos.
La aritmética básica difícilmente hubiese compensado un nivel deficiente de latín.11 En esa época otra materia importante
era el estudio de la Biblia y se leía en lenguas clásicas apoyando el programa clásico de estudios y ampliando la fe
protestante de Inglaterra. En el caso de Isaac, el estudio de este tema, unido a la biblioteca que heredó de su padrastro, le
pudo haber hecho iniciar un viaje a la Teología.11
En su estadía en Grantham se hospedó en la casa de Sr. Clark, en la calle High Street, junto a la George Inn. Tenía que
compartir el hogar junto a otros tres niños, Edward, Arthur y una niña, hijos del primer esposo de la mujer de Sr. Clark. Por
la infancia que tuvo, Isaac parecía no congeniar con otras personas de su edad. El haber crecido en un ambiente de
aislamiento con sus abuelos y la posible envidia que le causaba a sus pares su superioridad intelectual le provocaban
dificultades y lo llevaba a realizar travesuras varias que después negaba haber hecho.11 Uno de sus amigos, William
Stukeley, se dedicó a reunir información sobre Newton en su estancia en Grantham y concluyó que los niños lo encontraban
demasiado astuto y pensaban que se aprovechaba de ellos debido a su rapidez mental, muy superior a la de ellos.11
Además estas anécdotas demostraron que Newton aparentemente prefería la compañía femenina. Para su amiga Catherine
Storer, varios años más joven que él, construyó muebles de muñecas utilizando herramientas con mucha habilidad. Además
en el terreno de las suposiciones pudo haber un romance entre los dos jóvenes cuando fueron mayores. Según los registros
conocidos, pudo haber sido la primera y posiblemente la única y última experiencia romántica con una mujer en su vida.
Tiempo después la señorita Storer se casó con un hombre apellidado Vincent y recordaba a Newton como un joven
silencioso y pensativo.12
Tuvo un incidente con un compañero que posiblemente fuese Arthur Storer. Este le dio una patada en el estómago,
supuestamente como represalia a alguna broma pesada de Newton. Este no pudo olvidar nunca este hecho; en este tiempo
no había podido afirmar su poder intelectual, a causa de la deficiente formación escolar o porque nuevamente estaba solo y
asustado. Estaba relegado al último banco. Según el relato de Conduitt, ni bien finalizó la clase, Newton retó a una pelea al
otro niño en el patio de la iglesia para devolverle el golpe. El hijo del maestro se acercó a ellos y azuzó la pelea palmeándole
la espalda a uno y guiñándole el ojo al otro. Aunque Newton no era tan fuerte como su rival tenía mayor decisión y golpeó al
otro hasta que se rindió y declaró que no pelearía más. El hijo del maestro le pidió a Isaac que lo tratara como a un cobarde
y le restregara la nariz contra la pared. Entonces Isaac lo agarró de las orejas y golpeó su cara contra uno de los lados de la
iglesia.13
Además de ganarle en la pelea, Newton se esmeró en derrotarlo académicamente y se convirtió en el primer alumno de la
escuela. Y además fue grabando su nombre en todos los bancos que ocupó. Aún se conserva un alféizar de piedra con su
nombre.13
En las anécdotas de Stukeley ya se reconocía el genio de Newton y la gente recordaba sus raros inventos y su gran
capacidad para los trabajos mecánicos. Llenó su habitación de herramientas que adquiría con el dinero que su madre le
daba. Fabricó objetos de madera, muebles de muñecas y de forma especial maquetas. Además logró reproducir un molino
de viento construido en esa época al norte de Grantham. El modelo replicado por Newton mejoró al original y funcionó
cuando lo colocó sobre el tejado. Su modelo estaba equipado con una noria impulsada por un ratón al que espoleaba.
Newton llamaba al ratón el molinero.14
Otras construcciones de Newton fueron un carro de cuatro ruedas impulsado por una manivela que él accionaba desde su
interior. Otra fue una linterna de papel plegado para llegar a la escuela en los oscuros días invernales y que además la
usaba atada a la cola de una cometa para asustar a los vecinos durante la noche. Para poder realizar estas invenciones
debía desatender sus tareas escolares, lo cual le valía retroceder en los puestos, y cuando esto ocurría volvía a estudiar y
recuperaba las posiciones perdidas.14 Muchos de los aparatos que fabricó los sacó del libro The Mysteries of Nature and Art,
de John Bate, del cual tomó nota en otro cuaderno, en Grantham, que adquirió por el precio de 2,5 peniques en 1659. Allí
tomó notas de ese libro sobre la técnica del dibujo, la captura de pájaros y la fabricación de tintas de diferentes colores,
entre otros temas. El molino de viento también está incluido en este libro.15
Estudiaba las propiedades de las cometas, calculaba las proporciones ideales y los puntos más adecuados para ajustar las
cuerdas. Además les regalaba linternas a sus compañeros y les comentaba sus estudios con el aparente propósito de
ganarse su amistad, pero no dio resultado. Con estos procedimientos demostró su superioridad y los hizo sentir más
alejados de él. El día de la muerte de Cromwell (3 de septiembre de 1658) tuvo lugar su primer experimento. Ese día, una
tormenta se desencadenó sobre Inglaterra, y saltando primero a favor del viento y luego en contra, con la comparación de
sus saltos con los de un día de calma midió la «fuerza de la tormenta». Les dijo a los niños que la tormenta era un pie más
fuerte que cualquiera que hubiese conocido y les enseñó las marcas que medían sus pasos. Además, según esta versión,
utilizó la fuerza del viento para ganar un concurso de saltos, y la superioridad de su conocimiento lo hacía sospechoso.15
Los relojes solares fueron otro pasatiempo en esta ciudad. En la iglesia de Colserworth existe uno que construyó a los
nueve años. Los relojes solares eran un reto individual mayor al del manejo de herramientas. Llenó de relojes la casa de
Clark, su habitación, otras habitaciones de la casa, el vestíbulo y cualquier otra habitación donde entrara el sol. En las
paredes clavó puntas para señalar las horas, las medias, e incluso los cuartos, y ató a estas cuerdas con ruedas para medir
las sombras en los días siguientes.15
A los dieciocho años ingresó en la Universidad de Cambridge para continuar sus estudios. Newton nunca asistió
regularmente a sus clases, ya que su principal interés era la biblioteca. Se graduó en el Trinity College como un estudiante
mediocre debido a su formación principalmente autodidacta, leyendo algunos de los libros más importantes
de matemática y filosofía natural de la época. En 1663 Newton leyó la Clavis mathematicae de William Oughtred,
la Geometría de Descartes, la Astronomiae Pars Optica de Kepler, la Opera mathematica de Viète, editadas por Frans van
Schooten y en 1664, la Aritmética de John Wallis, que le serviría como introducción a sus investigaciones sobre las series
infinitas, el teorema del binomio y ciertas cuadraturas.7
En 1663 conoció a Isaac Barrow, quien le dio clases (habiendo sido designado el primer profesor Lucasiano) de
matemática.16 En la misma época entró en contacto con los trabajos de Galileo, Fermat, Huygens y otros, a partir,
probablemente, de la edición de 1659 de la Geometría, de Descartes por Van Schooten. Newton superó rápidamente a
Barrow, quien solicitaba su ayuda frecuentemente en problemas matemáticos.
Desde finales de 1664 trabajó intensamente en diferentes problemas matemáticos. Abordó entonces el teorema del binomio,
a partir de los trabajos de John Wallis, y desarrolló un método propio denominado cálculo de fluxiones. Poco después
regresó a la granja familiar a causa de una epidemia de peste bubónica.
Retirado con su familia entre 1665 y 1666, conoció un período muy intenso de descubrimientos, entre los que destaca la ley
del inverso del cuadrado de la distancia en la gravitación, su desarrollo de las bases de la mecánica clásica, la formalización
del método de fluxiones y la generalización del teorema del binomio, poniendo además de manifiesto la naturaleza física de
los colores. Sin embargo, guardó silencio durante mucho tiempo sobre sus descubrimientos ante el temor a las críticas y al
robo de sus ideas. En 1667 reanudó sus estudios en la Universidad de Cambridge.
Entre 1670 y 1672 trabajó intensamente en problemas relacionados con la óptica y la naturaleza de la luz. Newton demostró
que la luz blanca estaba formada por una banda de colores (rojo, naranja, amarillo, verde, cian, azul y violeta) que podían
separarse por medio de un prisma. Como consecuencia de estos trabajos concluyó que cualquier telescopio
refractor sufriría de un tipo de aberración conocida en la actualidad como aberración cromática, que consiste en la
dispersión de la luz en diferentes colores al atravesar una lente. Para evitar este problema inventó un telescopio
reflector (conocido como telescopio newtoniano).
Sus experimentos sobre la naturaleza de la luz le llevaron a formular su teoría general sobre la misma, que, según él, está
formada por corpúsculos y se propaga en línea recta y no por medio de ondas. El libro en que expuso esta teoría fue
severamente criticado por la mayor parte de sus contemporáneos, entre ellos Hooke (1635-1703) y Huygens, quienes
sostenían ideas diferentes defendiendo una naturaleza ondulatoria. Estas críticas provocaron su recelo por las
publicaciones, por lo que se retiró a la soledad de su estudio en Cambridge.
En 1704, Newton escribió su obra más importante sobre óptica, Opticks, en la que exponía sus teorías anteriores y la
naturaleza corpuscular de la luz, así como un estudio detallado sobre fenómenos como la refracción, la reflexión y la
dispersión de la luz.
Aunque sus ideas acerca de la naturaleza corpuscular de la luz pronto fueron desacreditadas en favor de la teoría
ondulatoria, los científicos actuales han llegado a la conclusión (gracias a los trabajos de Max Planck y Albert Einstein) de
que la luz tiene una naturaleza dual: es onda y corpúsculo al mismo tiempo. Esta es la base en la cual se apoya toda
la mecánica cuántica.
Bernard Cohen afirma que «El momento culminante de la Revolución científicafue el descubrimiento realizado por Isaac
Newton de la ley de la gravitaciónuniversal». Con una simple ley, Newton dio a entender los fenómenos físicos más
importantes del universo observable, explicando las tres leyes de Kepler. La ley de la gravitación universal descubierta por
Newton se escribe:

,
donde F es la fuerza, G es una constante que determina la intensidad de la fuerza y que sería medida años más tarde
por Henry Cavendish en su célebre experimento de la balanza de torsión, m1 y m2 son las masas de dos cuerpos que se

atraen entre sí y r es la distancia entre ambos cuerpos, siendo el vector unitario que indica la dirección del
movimiento (si bien existe cierta polémica acerca de que Cavendish hubiera medido realmente G, pues algunos
estudiosos afirman que simplemente midió la masa terrestre).
La ley de gravitación universal nació en 1685 como culminación de una serie de estudios y trabajos iniciados mucho
antes. En 1551, el español Domingo de Soto fue el primero en establecer que un cuerpo en caída libre sufre una
aceleración constante.18 La primera referencia escrita que tenemos de la idea de la atracción universal es de 1666, en el
libro Micrographia, de Robert Hooke.19 En 1679 Robert Hooke introdujo a Newton en el problema de analizar una
trayectoria curva. Cuando Hooke se convirtió en secretario de la Royal Society quiso entablar una correspondencia
filosófica con Newton. En su primera carta planteó dos cuestiones que interesarían profundamente a Newton. Hasta
entonces científicos y filósofos como Descartes y Huygens analizaban el movimiento curvilíneo con la fuerza centrífuga.
Hooke, sin embargo, proponía "componer los movimientos celestes de los planetas a partir de un movimiento rectilíneo
a lo largo de la tangente y un movimiento atractivo, hacia el cuerpo central." Sugiere que la fuerza centrípeta hacia
el Solvaría en razón inversa al cuadrado de las distancias. Newton contesta que él nunca había oído hablar de esta
hipótesis.
En otra carta de Hooke, escribe: «Nos queda ahora por conocer las propiedades de una línea curva... tomándole a
todas las distancias en proporción cuadrática inversa». En otras palabras, Hooke deseaba saber cuál es la curva
resultante de un objeto al que se le imprime una fuerza inversa al cuadrado de la distancia. Hooke termina esa carta
diciendo: «No dudo que usted, con su excelente método, encontrará fácilmente cuál ha de ser esta curva».
En 1684 Newton informó a su amigo Edmund Halley de que había resuelto el problema de la fuerza inversamente
proporcional al cuadrado de la distancia. Newton redactó estos cálculos en el tratado De Motu y los desarrolló
ampliamente en el libro Philosophiae naturalis principia mathematica. Aunque muchos astrónomos no utilizaban
las leyes de Kepler, Newton intuyó su gran importancia y las engrandeció demostrándolas a partir de su ley de la
gravitación universal.
Sin embargo, la gravitación universal es mucho más que una fuerza dirigida hacia el Sol. Es también un efecto de los
planetas sobre el Sol y sobre todos los objetos del Universo. Newton intuyó fácilmente a partir de su tercera ley de
la dinámica que si un objeto atrae a un segundo objeto, este segundo también atrae al primero con la misma fuerza.
Newton se percató de que el movimiento de los cuerpos celestes no podía ser regular. Afirmó: «los planetas ni se
mueven exactamente en elipses, ni giran dos veces según la misma órbita». Para Newton, ferviente religioso, la
estabilidad de las órbitas de los planetas implicaba reajustes continuos sobre sus trayectorias impuestas por el poder
divino.
9.-Georg Simón Ohm:
Georg Simon Ohm (Erlangen, Baviera; 16 de marzo de 1789-Múnich, 6 de julio de 1854) fue un físico y
matemático alemán que aportó a la teoría de la electricidad la ley de Ohm. Conocido principalmente por su investigación
sobre las corrientes eléctricas, estudió la relación que existe entre la intensidad de una corriente eléctrica, su fuerza
electromotriz y la resistencia, formulando en 1827 la ley que lleva su nombre que establece que I = V/R. También se
interesó por la acústica, la polarización de las pilas y las interferencias luminosas. La unidad de resistencia eléctrica,
el ohmio, recibe este nombre en su honor.1 Terminó ocupando el puesto de conservador del gabinete de Física de
la Academia de Ciencias de Baviera.
Usando los resultados de sus experimentos, Georg Simon Ohm fue capaz de definir la relación fundamental entre tensión
eléctrica, corriente y resistencia. Lo que ahora se conoce como la ley de Ohm apareció en su obra más famosa, un libro
publicado en 1827 que dio a su teoría completa de la electricidad.
La ecuación I = V/R se conoce como ley de Ohm. Se afirma que la cantidad de corriente constante a través de un material
es directamente proporcional a la tensión a través del material dividido por la resistencia eléctrica del material. El ohmio (Ω),
una unidad de resistencia eléctrica, es igual a la de un conductor en el cual una corriente (I) de un amperio (1 A) es
producida por un potencial de un voltio (1 V) a través de sus terminales. Estas relaciones fundamentales representan el
verdadero comienzo de análisis de circuitos eléctricos.
La corriente circula por un circuito eléctrico de acuerdo con varias leyes definidas. La ley básica del flujo de corriente es la
ley de Ohm. La ley de Ohm establece que la cantidad de corriente que fluye en un circuito formado por resistencias solo se
relaciona con el voltaje en el circuito y la resistencia total del circuito. La ley se expresa generalmente por la fórmula V = I*R
(descrito en el párrafo anterior), donde I es la corriente en amperios, V es el voltaje (en voltios), y R es la resistencia en
ohmios.
El ohmio, una unidad de resistencia eléctrica, es igual a la de un conductor en el cual se produce una corriente de un
amperio por un potencial de un voltio a través de sus terminales; así, años antes de que Ohm enunciara su ley, otros
científicos habían realizado experimentos con la corriente eléctrica y la tensión. Destaca el caso del británico Henry
Cavendish, que experimentó con la botella de Leyden en 1781 pero no llegó a publicar sus conclusiones, hasta que casi 100
años después, en 1879, James Clerk Maxwell las publicó.
Nació en 1789 en el seno de una pequeña familia protestante en Erlangen, Baviera (en esa época, parte del Sacro Imperio
Romano Germánico). Su padre, Johann Wolfgang Ohm, era cerrajero y su madre fue Maria Elizabeth Beck. A pesar de no
ser gente educada, su padre era un autodidacta y les dio a sus hijos una excelente educación a partir de sus propias
enseñanzas.
Ohm perteneció a una familia numerosa,y como era normal en aquellos tiempos, muchos de sus hermanos murieron
durante la infancia; de los siete hijos que el matrimonio Ohm trajo al mundo solo sobrevivieron tres: Georg Simon, su
hermana Elizabeth Barbara y su hermano Martin, que llegó a ser un conocido matemático.
A la edad de 16 años concurrió a la Universidad de Erlangen, donde aparentemente se desinteresó por sus estudios
después de tres semestres, considerando que estaba desaprovechando su tiempo, y por presión de su padre. Ohm fue
enviado a Suiza, donde en septiembre de 1806 obtuvo una plaza de maestro de matemáticas en una escuela de Gottstadt,
cerca de Nydau.
Aconsejado por su colega Karl Christian von Langsdorf —al que había conocido durante su estancia en la universidad— de
que leyera los trabajos de Euler, Laplace y Lacroix, prosiguió sus estudios sobre matemáticas hasta abril de 1811, cuando
decidió volver a Erlangen. Allí recibió el doctorado el 25 de octubre de ese mismo año inmediatamente ingresó en la nómina
de la universidad.
Después de tres semestres decidió dejar su puesto de profesor de matemáticas en la universidad, al llegar a la conclusión
de que no podía mejorar su estatus en Erlangen, ya que vivía en condiciones pobres y no veía un futuro ahí. Su suerte no
cambió y el gobierno bávaro le ofreció un puesto de profesor en una escuela de baja reputación en Bamberg, trabajo que
aceptó en enero de 1813. Tres años más tarde, tras el cierre del colegio, fue enviado a otra escuela de Bamberg, que
necesitaba ayuda en enseñanzas de matemáticas y física. Durante todo ese tiempo, Ohm mostraba un visible descontento
con su trabajo, ya que no era la carrera brillante que había esperado para sí mismo: se consideraba más que solamente un
maestro.
El 11 de septiembre de 1817 recibió una gran oportunidad como maestro de matemáticas y física en el
Liceo Jesuita de Colonia, una escuela mejor que cualquier otra en la que Ohm hubiera podido enseñar, puesto que incluso
contaba con su propio y bien equipado laboratorio de física. Una vez instalado allí, Ohm prosiguió sus estudios en
matemáticas, leyendo los trabajos de destacados matemáticos franceses de la época,
como Laplace, Lagrange, Legendre, Biot y Poisson, así como los de Fourier y Fresnel. Prosiguió más tarde con trabajos
experimentales en el laboratorio de física del colegio, después de tener noticia del descubrimiento
del electromagnetismo por Oersted en 1820.
En 1825 comenzó a publicar los resultados de sus experimentos sobre mediciones de corriente y tensiones, en el que
destacaba la disminución de la fuerza electromagnética que pasa por un cable a medida que este era más largo. Siguió
publicando sus trabajos, hasta que —ya convencido de su descubrimiento— publicó en 1827 Die galvanische Kette,
mathematisch bearbeitet, libro en el que expone toda su teoría sobre la electricidad. Su contribución más destacable fue el
planteamiento de una relación fundamental, llamada en la actualidad ley de Ohm. Esa misma ecuación había sido
descubierta 46 años antes por el inglés Henry Cavendish; pero el carácter semiermitaño de este había impedido su difusión.
Respecto al libro, cabe destacar que comienza enseñando las bases de la matemática, con el propósito de que el lector
entienda el resto del libro. Es que para la época incluso los mejores físicos alemanes carecían de una base matemática
apropiada para la comprensión del trabajo, razón por la cual no llegó a convencer totalmente a los más veteranos físicos
alemanes, quienes no creían que el acercamiento matemático a la física fuese el más adecuado, por lo que criticaron y
ridiculizaron su trabajo.
Fue en el año de 1825 cuando empezó a publicar sus trabajos estando en el Liceo Jesuita de Baviera, donde le permitieron
alejarse de la enseñanza durante un año, a fin de que prosiguiera con sus descubrimientos. En agosto de 1826, recibió la no
muy generosa suma de la mitad de su salario, para pasar el año en Berlín, trabajando en sus publicaciones. Ohm pensó que
con la publicación de su trabajo se le ofrecería un mejor puesto en una universidad antes de volver a Colonia, pero en
septiembre de 1827 el tiempo se le acababa y no obtenía mejores ofertas. Sintiéndose menoscabado, Ohm decidió
quedarse en Berlín, y en marzo de 1828 renunció a su puesto en Colonia.
Trabajó temporalmente en diversos colegios de Berlín y en 1833 acepta una plaza en la Universidad de Núremberg, donde
le fue otorgado el título de profesor; no obstante, aún no había logrado un puesto acorde a los que creía ser sus
merecimientos.
En 1841, su labor fue reconocida por la Royal Society y le fue adjudicada la Medalla Copley; al año siguiente fue
incorporado como miembro foráneo de la Sociedad. Lo mismo hicieron varias academias, entre ellas las de Turín y Berlín,
que lo nombraron miembro electo. En 1845 era ya miembro activo y formal de la Bayerische Akademie.
Más allá de sus investigaciones sobre electricidad, en 1843 anunció el principio fundamental de la acústica fisiológica,
debido a su preocupación por el modo en que se escuchan las combinaciones de tonos:
Al estar expuestos a un sonido complejo creado al mezclar varios tonos, los individuos son capaces de escuchar por separado cada tono.
Harvey Schiffman (2001)

Pero sus hipótesis no tenían una base matemática lo suficientemente sólida, y la breve vida de su hipótesis acabó en una
disputa con el físico August Seebeck, quien desacreditó su teoría. Finalmente, Ohm reconoció sus errores.
En 1849 Ohm aceptó un puesto en Múnich como conservador del gabinete de Física de la Bayerische Akademie y dictó
numerosas conferencias en la Universidad de Múnich. En 1852 alcanzó la ambición de toda su vida: fue designado profesor
titular de la cátedra de física de la Universidad de Múnich.
Georg Simon Ohm falleció el 6 de julio de 1854 en Múnich, Baviera, actual Alemania. Está sepultado en el cementerio Alter
Südfriedhof, de la misma ciudad.
10.-Williams Thomson Lord Kelvin:
William Thomson, Lord Kelvin, OM, GCVO, PC, FRS (Belfast, Irlanda, 26 de junio de 1824 - Largs, Ayrshire, Escocia, 17
de diciembre de 1907) fue un físico y matemático británico.
Lord Kelvin destacó por sus importantes trabajos en el campo de la termodinámica y la electricidad, gracias a sus profundos
conocimientos de análisis matemático. Es uno de los científicos que más contribuyó a modernizar la física. Es
especialmente conocido por haber desarrollado la escala de temperatura Kelvin. Recibió el título de barón Kelvin en honor a
los logros alcanzados a lo largo de su carrera.
Siempre activo en las investigaciones industriales y de desarrollo, en 1899 aceptó la invitación de George Eastman para ser
vicepresidente de la junta directiva de la empresa británica Kodak Ltd., filial de Eastman Kodak.1
Fue nombrado caballero en 1866 y ennoblecido en 1892 en reconocimiento de sus logros en termodinámica, y de su
oposición al gobierno irlandés,234 convirtiéndose en barón Kelvin, de Largs en el condado de Ayr. Fue el primer científico
británico en ser admitido en la Cámara de los Lores. El título se refiere al río Kelvin, que fluye cerca de su laboratorio en
la Universidad de Glasgow. A pesar de las ofertas de puestos elevados en varias universidades de renombre mundial, Lord
Kelvin se negó a abandonar Glasgow, permaneciendo como profesor de Filosofía Natural durante más de 50 años, hasta su
retiro final. El Museo Hunterian de la Universidad de Glasgow tiene una exposición permanente sobre la obra de Lord
Kelvin, incluyendo muchos de sus papeles originales, instrumentos y otros artefactos como su pipa de fumar.
Thomson fue enterrado en la Abadía de Westminster, al lado de la tumba de Isaac Newton.
Lord Kelvin realizó sus estudios en la Universidad de Glasgow y en Peterhouse, Universidad de Cambridge. Trabajó en
numerosos campos de la física, sobresaliendo especialmente sus trabajos sobre termodinámica, como el descubrimiento y
cálculo del cero absoluto, temperatura mínima alcanzable por la materia en la cual las partículas de una sustancia quedan
inertes y sin movimiento, aunque como nos enseña la tercera ley de la termodinámica este estado es inalcanzable en un
número finito de procesos físicos. El cero absoluto se encuentra en los -273,15° Celsius. La escala de temperatura
de Kelvin constituye la escala natural en la que se anotan las ecuaciones termodinámicas y la unidad de temperatura en
el Sistema Internacional de Unidades. En 1846, Kelvin fue nombrado profesor de filosofía natural de la Universidad de
Glasgow, cargo que desempeñó hasta su jubilación en 1899.
También descubrió en 1851 el llamado efecto Thomson, por el que logró demostrar que el efecto Seebeck y el efecto
Peltier están relacionados.5 Así, un material sometido a un gradiente térmico y recorrido por una intensidad de corriente
eléctrica intercambia calorcon el medio exterior. Recíprocamente, una corriente eléctrica es generada por el material
sometido a un gradiente térmico y recorrido por un flujo de calor. La diferencia fundamental entre los efectos Seebeck y
Peltier con respecto al efecto Thomson es que este último se puede observar en un material sin ser precisa la existencia de
una soldadura.
En 1896 se le rindió un homenaje al que concurrieron científicos de todo el mundo, por sus investigaciones en
termodinámica y electricidad. Sus actividades académicas como canciller de la citada Universidad de Glasgow se
prolongaron hasta 1904.
Gracias a Thomson se hicieron los estudios necesarios para instalar en 1866 el primer cable trasatlántico que conectó Wall
Street (Nueva York) con Londres.
Thomson publicó más de 650 artículos científicos17 y patentó 70 inventos.18
Thomson fue enterrado en la Abadía de Westminster, al lado de la tumba de Isaac Newton.
Los temores de Thomson se hicieron realidad cuando los aparatos de Whitehouse resultaron insuficientemente sensibles y
tuvieron que ser reemplazados por el galvanómetro de espejo de Thomson. Whitehouse continuaba sosteniendo que eran
sus aparatos los que suministraban el servicio y empezó a recurrir a medidas desesperadas para remediar algunos de los
problemas. Solo consiguió dañar el cable cuando le aplicó 2000 V. Cuando el cable falló completamente, Whitehouse fue
despedido, aunque Thomson puso objeciones y fue reprendido por la junta debido a su interferencia. Posteriormente,
Thomson lamentó haber aceptado con demasiada facilidad muchas de las propuestas de Whitehouse y no haberle objetado
con suficiente energía.12
Se estableció una comisión conjunta de investigación por la Junta de Comercio y la Compañía Telegráfica Atlántica. La
mayor parte de la culpa por el fracaso del cable recayó en Whitehouse.13 El comité encontró que, a pesar de que los cables
submarinos eran bien conocidos por su falta de fiabilidad, la mayor parte de los problemas surgieron por causas conocidas y
evitables. Thomson fue nombrado como uno de los componentes de un comité de cinco miembros para recomendar una
especificación para un nuevo cable. El comité informó en octubre de 1863.14
En julio de 1865, Thomson embarcó en la expedición de tendido de cables del SS Great Eastern, pero el viaje fue otra vez
perseguido por problemas técnicos. El cable se perdió después que se hubiesen tendido 1900 km y la expedición tuvo que
ser abandonada. Una nueva expedición en 1866 logró tender un nuevo cable en dos semanas y después ir a recuperar y
completar el cable de 1865. La iniciativa ahora se celebró por el público como un triunfo y Thomson disfrutó de una gran
parte de la adulación. Junto con los otros directores del proyecto, fue nombrado caballero el 10 de noviembre de 1866.
Para explotar sus inventos de señalización de cables submarinos largos, Thomson entró en una sociedad con CF
Varleyy Fleeming Jenkin. En colaboración con este último, también ideó un expedidor de cinta automático, una especie de
llave telegráfica para enviar mensajes por un cable.

11.-James Prescott Joule:


Estudió el magnetismo, y descubrió su relación con el trabajo mecánico, lo cual le condujo a la teoría de la energía. La
unidad internacional de energía, el calor y trabajo, el joule, fue bautizada en su honor. Trabajó con Lord Kelvin para
desarrollar la escala absoluta de la temperatura, hizo observaciones sobre la teoría termodinámica (efecto Joule-Thomson)
y encontró una relación entre la corriente eléctrica que atraviesa una resistencia y el calor disipado, llamada actualmente ley
de Joule.
James Prescott Joule nació en el seno de una familia dedicada a la fabricación de cervezas. De carácter tímido y humilde,
recibió clases particulares en su propio hogar de física y matemáticas, siendo su profesor el químico británicoJohn Dalton;
compaginaba estas clases con su actividad profesional, trabajando junto a su padre en la destilería, la cual llegó a dirigir.
Dalton le alentó hacia la investigación científica y realizó sus primeros experimentos en un laboratorio cercano a la fábrica
de cervezas, formándos Joule estudió aspectos relativos al magnetismo, especialmente los relativos a
la magnetización del hierro por la acción de corrientes eléctricas, que le llevaron a la invención del motor eléctrico.
Descubrió también el fenómeno de magnetostricción, que aparece en los materiales ferromagnéticos, en los que su longitud
depende de su estado de magnetización. Pero el área de investigación más fructífera de Joule es la relativa a las distintas
formas de energía: con sus experimentos verifica que al fluir una corriente eléctrica a través de un conductor, este
experimenta un incremento de temperatura; a partir de ahí dedujo que si la fuente de energía eléctrica es una pila
electroquímica, la energía habría de proceder de la transformación llevada a cabo por las reacciones químicas, que la
convertirían en energía eléctrica y de esta se transformaría en calor. Si en el circuito se introduce un nuevo elemento, el
motor eléctrico, se origina energía mecánica. Ello le lleva a la enunciación del principio de conservación de la energía, y
aunque hubo otros físicos de renombre que contribuyeron al establecimiento de este principio como William Thomson(Lord
Kelvin) y Hermann von Helmholtz, fue Joule quien le proporcionó una mayor solidez
En 1840 Joule publicó Producción de calor por la electricidad voltaica, en la que estableció la ley que lleva su nombre y que
afirma que el calor originado en un conductor por el paso de la corriente eléctrica es proporcional al producto de la
resistencia del conductor por el cuadrado de la intensidad de corriente. En 1843, después de numerosos experimentos,
obtuvo el valor numérico del equivalente mecánico del calor, que concluyó que era de 4,15 J igual a una caloría (en
unidades de hoy), lo que permitía la conversión de las unidades mecánicas y térmicas; este es un valor muy similar al
considerado actualmente como de 4,187 J. De ese modo quedaba firmemente establecida la relación entre calor y trabajo,
ya avanzada por Thompson, que sirvió de piedra angular para el posterior desarrollo de la termodinámica estadística. En
estos trabajos Joule se basaba en la ley de conservación de la energía, descubierta en 1842.
A pesar de que en 1848 ya había publicado un artículo refrene a la teoría cinética de los gases, donde por primera vez se
estimaba la velocidad de las moléculas gaseosas, abandonó su línea de investigación y prefirió convertirse en ayudante de
Thomson, y, como fruto de esta colaboración, se llegó al descubrimiento del efecto Joule-Thomson, según el cual es posible
enfriar un gas en expansión si se lleva a cabo el trabajo necesario para separar las moléculas del gas. Ello posibilitó
posteriormente la licuefacción de los gases y llevó a la ley de la energía interna de un gas perfecto, según la cual la energía
interna de un gas perfecto es independiente de su volumen y dependiente de la temperatura.
e a la vez en la Universidad de Manchester.
Joule estudió aspectos relativos al magnetismo, especialmente los relativos a la magnetización del hierro por la acción
de corrientes eléctricas, que le llevaron a la invención del motor eléctrico. Descubrió también el fenómeno
de magnetostricción, que aparece en los materiales ferromagnéticos, en los que su longitud depende de su estado de
magnetización. Pero el área de investigación más fructífera de Joule es la relativa a las distintas formas de energía: con sus
experimentos verifica que al fluir una corriente eléctrica a través de un conductor, este experimenta un incremento
de temperatura; a partir de ahí dedujo que si la fuente de energía eléctrica es una pila electroquímica, la energía habría de
proceder de la transformación llevada a cabo por las reacciones químicas, que la convertirían en energía eléctrica y de esta
se transformaría en calor. Si en el circuito se introduce un nuevo elemento, el motor eléctrico, se origina energía mecánica.
Ello le lleva a la enunciación del principio de conservación de la energía, y aunque hubo otros físicos de renombre que
contribuyeron al establecimiento de este principio como William Thomson(Lord Kelvin) y Hermann von Helmholtz, fue Joule
quien le proporcionó una mayor solidez
En 1840 Joule publicó Producción de calor por la electricidad voltaica, en la que estableció la ley que lleva su nombre y que
afirma que el calor originado en un conductor por el paso de la corriente eléctrica es proporcional al producto de la
resistencia del conductor por el cuadrado de la intensidad de corriente. En 1843, después de numerosos experimentos,
obtuvo el valor numérico del equivalente mecánico del calor, que concluyó que era de 4,15 J igual a una caloría (en
unidades de hoy), lo que permitía la conversión de las unidades mecánicas y térmicas; este es un valor muy similar al
considerado actualmente como de 4,187 J. De ese modo quedaba firmemente establecida la relación entre calor y trabajo,
ya avanzada por Thompson, que sirvió de piedra angular para el posterior desarrollo de la termodinámica estadística. En
estos trabajos Joule se basaba en la ley de conservación de la energía, descubierta en 1842.
A pesar de que en 1848 ya había publicado un artículo refrene a la teoría cinética de los gases, donde por primera vez se
estimaba la velocidad de las moléculas gaseosas, abandonó su línea de investigación y prefirió convertirse en ayudante de
Thomson, y, como fruto de esta colaboración, se llegó al descubrimiento del efecto Joule-Thomson, según el cual es posible
enfriar un gas en expansión si se lleva a cabo el trabajo necesario para separar las moléculas del gas. Ello posibilitó
posteriormente la licuefacción de los gases y llevó a la ley de la energía interna de un gas perfecto, según la cual la energía
interna de un gas perfecto es independiente de su volumen y dependiente de la temperatura.
12.-Robert Goddard:
Robert Hutchings Goddard (Worcester, Massachusetts, 5 de octubre de 1882 – Baltimore, 10 de agosto de 1945) fue un
ingeniero, profesor, físico e inventor estadounidense a quien se atribuye la creación del primer cohete de combustible
líquido,12 lanzado con éxito el 16 de marzo de 1926. Entre 1926 y 1941, Goddard y su equipo lanzaron 34 cohetes,3
alcanzando alturas de hasta 2,6 km y velocidades cercanas a los 885 km/h.3
El trabajo de Goddard, tanto teórico como práctico, anticipó muchos de los acontecimientos y desarrollos tecnológicos que
más tarde harían posibles los viajes espaciales.4 Goddard ha sido comúnmente llamado uno de los pioneros de la era
espacial;5 dos de sus 214 patentes, un cohete de varias etapas (1914) y el cohete de combustible líquido (1914), fueron
importantes bases para los viajes espaciales.6 Su trabajo "Un método para alcanzar altitudes extremas" (A Method of
Reaching Extreme Altitudes, 1919) es considerado un texto clásico para la ciencia del Siglo XX.78 Goddard logró aplicar, con
éxito, tres ejes de control, giroscopios y empuje orientable a los cohetes, con el fin de controlar, de manera efectiva, el
vuelo.
Aunque su trabajo en este campo fue revolucionario, Goddard recibió muy poco apoyo público para investigación y
desarrollo. La prensa solía ridiculizar sus teorías relativas a los viajes espaciales. Años después de su muerte, en la cúspide
de la era espacial, fue finalmente reconocido como el padre fundador de la cohetería moderna.91011 Robert fue el primero en
identificar el potencial de los cohetes para la investigación atmosférica y los viajes espaciales, por lo que se dedicó a
estudiar su diseño y construcción de manera científica.
Goddard nació en 1882 en Worcester, Massachusetts, hijo de Nahum Danford Goddard y Fannie Louise Hoyt. Robert se
convirtió en hijo único, cuando su hermano menor, Richard Henry, falleció debido a una deformidad de la columna.13 Robert
mostró determinación y capacidad mecánica desde temprana edad. Curioso acerca de la naturaleza, tomó el telescopio de
su padre y comenzó a estudiar el cielo y las aves. Goddard era un excelente tirador de rifle.14 Los domingos asistía a la
iglesia, donde cantaba en el coro.
Con la introducción de la energía eléctrica en los Estados Unidos (durante la década de 1880), Goddard comenzó a
interesarse por la ciencia. Cuando su padre le mostró los efectos de la electricidad estática en la alfombra de su casa, su
imaginación e interés crecieron. Robert comenzó a realizar pequeños experimentos, uno de ellos se basaba en la creencia
de que al friccionar sus pies con grava sería capaz de cargar el zinc de una batería, y poder así saltar más alto, pero el
experimento, lógicamente, falló.1315 Goddard detuvo los experimentos después de que su madre le dijera que, si tenía éxito,
terminaría "navegando hacia lo lejos y jamás podría regresar".16
Más tarde, Goddard experimentó con productos químicos, formando una nube de humo y provocando una explosión en su
casa.14 Nahum decidió animar el interés científico de su hijo regalándole un telescopio, un microscopio y una suscripción
a Scientific American.16 Robert desarrolló fascinación por los vuelos, tanto de cometas como de globos. Durante esa época,
se convirtió en un cronista concienzudo de su trabajo, habilidad que, más tarde, beneficiaría su carrera. A los 16 años,
intentó construir un globo de aluminio, dando forma al metal crudo en su propia casa, y llenándolo con hidrógeno. Después
de casi cinco semanas de metódicos esfuerzos documentados, abandonó el proyecto, argumentando: "... el globo no subirá,
el aluminio es demasiado pesado". Dicho fracaso no frenaría la creciente determinación y confianza de Goddard en su
trabajo.
Alrededor de 1910, la radio era la nueva tecnología, por lo tanto un campo fértil para la innovación. En 1911, mientras
trabajaba en la Universidad Clark, Goddard comenzó a investigar los efectos de las ondas de radio en los aisladores.20 Con
el fin de generar energía de radiofrecuencia, inventó un tubo de vacío que operaba como tubo de rayos catódicos. Su
patente (USPTO nº 1159209) fue emitida el 2 de noviembre de 1915. Este fue el primer uso de un tubo de vacío para la
amplificación de una señal, precediendo incluso a Lee de Forest.132122
En 1913, durante su tiempo libre y utilizando el cálculo, desarrolló modelos matemáticos que le permitieron determinar la
posición y la velocidad de un cohete en vuelo vertical, dado el peso del cohete, el peso del propulsor y la velocidad de los
gases de escape. Su primer objetivo era construir un cohete enfocado al estudio de la atmósfera, no solo con la idea de
investigar para el campo meteorológico, sino para conocer parámetros como la temperatura, densidad y velocidad del viento
con el fin de diseñar vehículos capaces de viajar al espacio. Goddard negaba que su objetivo final fuera desarrollar un
cohete para viajar al espacio, ya que la mayoría de los científicos, especialmente en Estados Unidos, consideraban el tema
una actividad científica no realista. Más tarde, en 1933, Goddard dijo: "Por ningún motivo debemos disuadirnos de la
posibilidad de viajar al espacio, prueba a prueba y paso a paso, un día lo lograremos, cueste lo que cueste".14
A principios de 1913, Goddard enfermó gravemente de tuberculosis y tuvo que dejar su puesto en Princeton. Más tarde
regresó a Worcester, donde comenzó un prolongado proceso de recuperación.13
Fue durante este período de recuperación cuando Goddard comenzó a producir algunos de sus trabajos más importantes. A
medida que mejoraba, comenzó a trabajar una hora al día. En el ambiente tecnológico de Worcester, las patentes se
consideraban esenciales, no solo para proteger la obra original, sino como la documentación del primer descubrimiento, por
lo que empezó a ver la importancia de sus ideas como propiedad intelectual. En mayo de 1913, comenzó a preocuparse por
las patentes de sus investigaciones referentes a cohetes. Su padre llevó los documentos a una empresa de patentes en
Worcester. Su primera solicitud de patente fue presentada en octubre de 1913.13
En 1914, sus dos primeras patentes emblemáticas fueron aceptadas y registradas. La primera, Patente USPTO nº 1102653,
describe un cohete de múltiples etapas alimentado por un "material explosivo" sólido. La segunda, Patente USPTO nº
1103503, describe un cohete alimentado con un combustible sólido o con propulsores líquidos (gasolina y óxido nitroso
líquido). Las dos patentes se convertirían, eventualmente, en documentos importantes para la historia de la cohetería.2324
Publicó 214 patentes, algunas a título póstumo por su esposa.
En otoño de 1914, la salud de Goddard mejoró, por lo que aceptó un puesto como profesor e investigador en la Universidad
Clark.13 Su posición en Clark le permitió continuar su investigación sobre cohetes. Ordenó numerosos suministros para
prototipos de cohetes de lanzamiento y pasó gran parte de 1915 preparando sus primeras pruebas. Su primer lanzamiento
de prueba fue realizado una tarde de 1915 después de sus clases.13 El lanzamiento fue lo suficientemente fuerte como para
encender la alarma de la escuela, y Goddard tuvo que asegurar que sus experimentos, a pesar de ser un estudio serio, eran
inofensivos. Después del incidente, Robert realizó sus experimentos en el laboratorio de física.
Realizó pruebas estáticas de cohetes de combustible sólido con el objetivo de medir su empuje y eficiencia. Verificó sus
estimaciones, que afirmaban que dichos dispositivos convertían solo el 2% de su combustible en empuje. Goddard aplicó
boquillas Laval, utilizadas generalmente para motores de turbina de vapor, mejorando bastante la eficiencia (refiriéndose a
la eficiencia interna del motor: la relación entre la energía cinética de los gases de escape y la energía térmica disponible de
la combustión).25 A mediados de 1915, Goddard habían obtenido un rendimiento promedio del 40% con una velocidad de
salida de 2,051 metros por segundo.13 Al conectar una cámara de combustión llena de pólvora a varias boquillas, Goddard
fue capaz (en pruebas estáticas) de lograr una eficiencia de más del 63% y velocidades de escape de más de 2,134 metros
por segundo.13 A pesar del poco reconocimiento, dicho motor fue un gran avance. Estos experimentos sugirieron la
posibilidad de cohetes lo suficientemente potentes como para salir de la Tierra. Este dispositivo y experimentos posteriores
patrocinados por el Instituto Smithsoniano, fueron el comienzo de la cohetería moderna y, hasta cierto punto, de
la exploración espacial.26 Goddard, sin embargo, aseguraba que, para llegar al espacio, serían necesarios propulsores
líquidos.27
Ese mismo año, diseñó un experimento en el laboratorio de física de Clark con la idea de demostrar que un cohete se
comportaría de la misma manera tanto en el vacío como en el espacio. Muchos otros científicos aun no estaban
convencidos.28 Su experimento demostró que el rendimiento de un cohete disminuye debido a la presión atmosférica.
De 1916 a 1917, Goddard construyó y probó propulsores de iones, pensando que podrían ser utilizados para viajes al
espacio exterior. Dichos motores de vidrio fueron probados a presión atmosférica, donde generaron una corriente de aire
ionizado.
No todas las investigaciones de Goddard iban orientadas a viajes espaciales. Cuando Estados Unidos entró a la Primera
Guerra Mundial en 1917, las universidades del país comenzaron a prestar sus servicios para investigación bélica. Goddard
creía que su investigación podría funcionar para distintas aplicaciones militares, incluyendo artillería móvil, armas de campo
y torpedos navales. Hizo propuestas a la Marina y al Ejército, aunque no existen registros del interés de la Armada. Por otro
lado, el ejército sí quedó muy interesado, reuniéndose en múltiples ocasiones con Goddard.13
Durante esta época, Goddard fue contactado en Worcester por un empresario que buscaba la posibilidad de fabricar
cohetes para los militares. Sin embargo, mientras el entusiasmo del empresario crecía, las sospechas de Goddard también
lo hacían. Las conversaciones concluyeron cuando Goddard comenzó a temer que la empresa se apropiase de su trabajo.
Más adelante, un oficial del Ejército intentó hacer que Goddard cooperara, aunque fue detenido por el general George
Squier, que había sido contactado por el secretario del Instituto Smithsoniano, Charles Walcott.13 Goddard se volvió
receloso de las empresas y tuvo cuidado de asegurar su trabajo con patentes, con la mentalidad de "proteger sus ideas".13
Después del incidente, el Signal Corps patrocinó el trabajo de Goddard durante la Primera Guerra Mundial.13
Goddard propuso al Ejército la idea de un lanzador de cohetes en forma de tubo como arma de infantería, dicho concepto se
convertiría en precursor de la bazuca.13 El arma de retroceso libre fue un proyecto paralelo de su trabajo sobre la propulsión
de cohetes. Durante su estancia en la Universidad Clark, y mientras trabajaba en el Observatorio del Monte Wilson, diseñó
un tubo lanzacohetes, que más tarde sería comúnmente utilizado en la Primera Guerra Mundial. Goddard y su compañero,
el Dr. Clarence N. Hickman, mostraron con éxito su cohete al Cuerpo de Señales del Ejército de Estados Unidos
en Aberdeen Proving Ground, Maryland, el 6 de noviembre de 1918. El diseño constaba de dos atriles como plataforma de
lanzamiento. El Ejército quedó impresionado, pero el Compiègne Armistice fue firmado cinco días más tarde, y el desarrollo
se interrumpió con el final de la Primera Guerra Mundial.32
Goddard enfermó de tuberculosis, por lo que el desarrollo de la bazuca sufrió un retraso. Fue nombrado consultor del
Gobierno de Estados Unidos en Indian Head, Maryland,13 hasta 1923, aunque su enfoque había cambiado hacia la
investigación sobre cohetes de propulsión y combustibles líquidos.
Más tarde, el ex investigador de la Universidad Clark, Dr. Clarence N. Hickman, el coronel Leslie Skinner y el teniente
Edward Uhl continuaron el trabajo de Goddard referente a la bazuca. Dicho desarrollo se materializaría en los cohetes
antitanque con cabeza de carga hueca utilizados en la Segunda Guerra Mundial y muchas otras armas basadas en cohetes
de gran potencia.
Goddard comenzó a experimentar con cohetes de combustible líquido en septiembre de 1921, probando con éxito el primer
motor de propelente líquido en noviembre de 1923.25 Tenía una cámara de combustión cilíndrica, mezclando y atomizando
el oxígeno líquido y la gasolina.25
Durante 1924 y 1925, Goddard tuvo problemas en el desarrollo de una bomba de pistón de alta presión para enviar
combustible a la cámara de combustión. Quería ampliar sus experimentos, pero su financiación no se lo permitía, por lo que
decidió renunciar a las bombas y utilizar un sistema de alimentación de combustible que aplicaba presión al tanque de
combustible desde el tanque de gas inerte, una técnica utilizada en la actualidad.
El 6 de diciembre de 1925, puso a prueba el sistema de alimentación de presión simple. Se llevó a cabo una prueba estática
en el stand de tiro del laboratorio de física de la Universidad de Clark. El motor levantó con éxito su propio peso durante tan
solo 27 segundos, pero el experimento fue un éxito para Goddard, demostrando que un cohete de combustible líquido era
posible.13 La prueba fue un importante paso para la creación y desarrollo de un cohete con combustible líquido.
Goddard llevó a cabo una prueba adicional en diciembre, y dos más en enero de 1926. Después de eso, comenzó a
prepararse para una posible puesta en marcha del sistema de cohetes.
13.-Charles Coulomb:
Charles-Augustin de Coulomb (Angoulême, Francia, 14 de junio de 1736 - París, Francia, 23 de agosto de 1806) fue
un matemático, físico e ingeniero francés. Se le recuerda por haber descrito de manera matemática la ley de atracción entre
cargas eléctricas. En su honor la unidad de carga eléctrica lleva el nombre de coulomb (C). Entre otros estudios se le debe
la teoría de la torsión recta y un análisis del fallo del terreno dentro de la mecánica de suelos.
Fue educado en la École du Génie en Mézieres y se graduó en 1761 como ingeniero militar con el grado de Primer
Teniente. Coulomb sirvió en las Indias Occidentales durante nueve años, donde supervisó la construcción de fortificaciones
en la Martinica. En 1774, Coulomb se convirtió en un corresponsal de la Academia de Ciencias de París. Compartió el
primer premio de la Academia por su artículo sobre las brújulas magnéticas y recibió también el primer premio por su trabajo
clásico acerca de la fricción, un estudio que no fue superado durante 150 años.
Durante los siguientes 25 años, presentó 25 artículos a la Academia sobre electricidad, magnetismo, torsión y aplicaciones
de la balanza de torsión, así como varios cientos de informes sobre ingeniería y proyectos civiles.
Coulomb aprovechó plenamente los diferentes puestos que tuvo durante su vida. Su experiencia como ingeniero lo llevó a
investigar la resistencia de materiales y a determinar las fuerzas que afectan a objetos sobre vigas, contribuyendo de esa
manera al campo de la mecánica estructural. Publica en 1773 “Sur une aplication des régles de maximis e minimis à
quelques problèmes de statique, relatifs à l’architecture”, siendo presentada en la Academia de Ciencias de Francia, por su
antiguo profesor Bossut, el 6 de julio de 1774,12 donde hizo uso de la herramienta avanzada del cálculo de variaciones para
estudiar la flexión de las vigas, el empuje de la tierra en los muros de contención y el equilibrio de la bóveda en albañilería.
En este trabajo se define la ley de la fricción y se realiza la primera formalización del concepto de tensión tangencial,
además de introducirse el método de Coulomb para la evaluación de la resistencia de materiales.
Otro aporte de Coulomb es la llamada Teoría de Coulomb acerca de la presión de tierras, publicada en 1776, en la que dio
un enfoque diferente del problema de empujes sobre muros y lo hace considerando las cuñas de falla, en las que actúa el
muro y además toma en cuenta el ángulo de inclinación del muro y del suelo sobre el muro de contención. Coulomb dejó un
legado como un pionero en el campo de la ingeniería geotécnica por sus contribuciones en el diseño de estos muros.
También hizo aportaciones en el campo de la ergonomía.
El 26 de febrero de 1790 sucede el nacimiento de su primer hijo. Su segundo hijo nació el 30 de julio de 1797 y se casó
finalmente en 1802 con Louise Françoise LeProust Desormeaux, la madre de ambos.
Coulomb murió en 1806, cinco años después de convertirse en presidente del Instituto de Francia (antiguamente la
Academia de Ciencias de París). Su investigación sobre la electricidad y el magnetismo permitió que esta área de la física
saliera de la filosofía natural tradicional y se convirtiera en una ciencia exacta. La historia lo reconoce con excelencia por su
trabajo matemático sobre la electricidad conocido como la Ley de Coulomb.
Fue el primer científico en establecer las leyes cuantitativas de la electrostática, además de realizar numerosas
investigaciones sobre magnetismo, fricción y electricidad. Sus investigaciones científicas están recogidas en siete
memorias, en las que expone teóricamente los fundamentos del magnetismo y de la electrostática.
En 1777 inventó la balanza de torsión para medir la fuerza de atracción o repulsión que ejercen entre sí dos cargas
eléctricas y estableció la función que liga esta fuerza con la distancia. Con este invento, culminado en 1785, Coulomb pudo

establecer el principio, que rige la interacción entre las cargas eléctricas, actualmente conocido como ley de Coulomb: .
También estudió la electrización por frotamiento, la polarización e introdujo el concepto de momento magnético.
El culombio o coulomb (símbolo C), es la unidad derivada del Sistema Internacional de Unidades para la medida de la
magnitud física de cantidad de electricidad (carga eléctrica), nombrada en su honor.
14.-Michael Faraday:
Michael Faraday, FRS (Newington Butt, 22 de septiembre de 1791 - Hampton Court, 25 de agosto de 1867), fue
un físico y químico británico que estudió el electromagnetismo y la electroquímica. Sus principales descubrimientos incluyen
la inducción electromagnética, el diamagnetismo y la electrólisis.
A pesar de la escasa educación formal recibida, Faraday es uno de los científicos más influyentes de la historia. Mediante
su estudio del campo magnético alrededor de un conductor por el que circula corriente continua, fijó las bases para el
desarrollo del concepto de campo electromagnético. También estableció que el magnetismo podía afectar a los rayos de
luz y que había una relación subyacente entre ambos fenómenos.1 Descubrió asimismo el principio de inducción
electromagnética, el diamagnetismo, las leyes de la electrólisis e inventó algo que él llamó dispositivos de rotación
electromagnética, que fueron los precursores del actual motor eléctrico.
En el campo de la química, Faraday descubrió el benceno, investigó el clatrato de cloro, inventó un antecesor del mechero
de Bunsen, el sistema de números de oxidación e introdujo términos como ánodo, cátodo, electrodo e ion. Finalmente, fue el
primero en recibir el título de Fullerian Professor of Chemistry en la Royal Institution de Gran Bretaña, que ostentaría hasta
su muerte.
Faraday fue un excelente experimentador, que transmitió sus ideas en un lenguaje claro y simple. Sus habilidades
matemáticas, sin embargo, no abarcaban más allá de la trigonometría y el álgebra básica. James Clerk Maxwell tomó el
trabajo de Faraday y otros y lo resumió en un grupo de ecuaciones que representan las actuales teorías del fenómeno
electromagnético. El uso de líneas de fuerza por parte de Faraday llevó a Maxwell a escribir que "demuestran que Faraday
ha sido en realidad un gran matemático. Del cual los matemáticos del futuro derivarán valiosos y prolíficos métodos".2 La
unidad de capacidad eléctrica en el Sistema Internacional de Unidades (SI), el faradio (F), se denomina así en su honor.
Albert Einstein tenía colgado en la pared de su estudio un retrato de Faraday junto a los de Isaac Newton y James Clerk
Maxwell.3 El físico neozelandés Ernest Rutherford declaró: "Cuando consideramos la extensión y la magnitud de sus
descubrimientos y su influencia en el progreso de la ciencia y de la industria, no existen honores que puedan retribuir la
memoria de Faraday, uno de los mayores descubridores científicos de todos los tiempos.
Faraday nació en la aldea de Newington,5 que es ahora parte del municipio de Southwark (prácticamente en el centro de
Londres), pero que, en aquel entonces, era una zona suburbana del condado de Surrey.6No provenía de una familia rica. Su
padre, James, se trasladó junto a su esposa y sus dos hijos a Londres durante el invierno de 1791, desde Outhgill, en
Westmorland, donde trabajó como aprendiz del herrero del pueblo.Michael nació durante el otoño de ese año. El joven
Michael Faraday, el tercero de cuatro hermanos, llegó a ser, a la edad de 14, aprendiz de George Riebau, encuadernador y
vendedor de libros de la ciudad.7 Durante los siete años que duró su aprendizaje, Faraday leyó muchos libros, entre
ellos The improvement of the Mind, de Isaac Watts, implementando con gran entusiasmo los principios y sugerencias ahí
escritos. Durante esta época también desarrolló su interés por la ciencia, especialmente por el fenómeno eléctrico.
En 1812, a la edad de 20 años, y ya en el fin de su proceso de aprendizaje de encuadernador, Faraday comenzó a asistir a
las conferencias del destacado químico inglés Humphry Davy, de la Royal Institution y de la Royal Society, y de John Tatum,
fundador de la City Philosophical Society. La mayoría de las invitaciones para las conferencias fueron ofrecidas a Faraday
por William Dance, uno de los fundadores de la Royal Philharmonic Society. Faraday, posteriormente, envió a Davy un libro
de 300 páginas basado en notas que él mismo había tomado durante esas conferencias. La respuesta de Davy fue
inmediata, amable y favorable. Davy, durante un experimento con tricloruro de nitrógeno, se dañó gravemente la vista, por lo
que decidió contratar a Faraday como su secretario. Cuando uno de los asistentes de la Royal Institution, John Payne, fue
despedido, Humphry Davy se vio en la necesidad de buscar un sustituto para el puesto, designando a Faraday asistente de
química de la Royal Institution, el 1 de marzo de 1813.5
En la clasista sociedad inglesa de la época, Faraday no era considerado un caballero. Cuando Davy decidió emprender un
viaje por el continente en 1813-15, su sirviente prefirió no ir. Faraday, que iba en calidad de asistente científico, se vio
forzado a suplir las tareas del sirviente hasta que se pudiera encontrar uno nuevo en París. La esposa de Davy, Jane
Apreece, se negaba a tratar a Faraday como un igual (obligándole a viajar fuera del carruaje, comer con los sirvientes, etc.),
haciendo que su vida resultase tan miserable, que lo llevó a contemplar la idea de regresar a Inglaterra solo y abandonar la
ciencia. El viaje, sin embargo, le dio acceso a la élite científica europea y sus fascinantes y estimulantes ideas.5
Faraday se casó con Sarah Barnard (1800-1879) el 12 de junio de 1821.8 Se conocieron a través de sus familias en la
iglesia Sandemaniana, confesando su fe a esta congregación el mes siguiente a su matrimonio. No tuvieron hijos.9
Faraday fue un cristiano devoto; su congregación Sandemaniana era una filial de la Iglesia de Escocia. Una vez casado,
sirvió como diácono y, durante dos períodos, como presbítero. Su iglesia estaba ubicada en Paul's Alley en Barbican Estate.
Este lugar de reuniones fue trasladado a Barnsbury Grove, Islington, en 1862. Aquí fue donde Faraday cumplió los últimos
dos años de su segundo período de presbítero, antes de dimitir de su cargo.1011 Biógrafos del científico han señalado que
"un fuerte sentimiento de unidad entre Dios y la naturaleza impregnó la vida y el trabajo de Faraday"
El primer trabajo de Faraday en el área de la química fue como asistente de Humphry Davy. Estaba especialmente
interesado en el estudio del cloro, descubriendo dos nuevos compuestos de cloro y carbono. También condujo los primeros
rudimentarios experimentos sobre difusión de gases, fenómeno que había sido previamente identificado por John Dalton. La
importancia física de este fenómeno fue enteramente revelada por Thomas Graham y Johann Josef Loschmidt. Tuvo éxito al
lograr licuar diversos gases, investigó la aleación del acero y produjo varios nuevos tipos de vidrio destinados a fines
ópticos. Un ejemplar de estos pesados cristales tomaría posteriormente una gran importancia histórica; cuando Faraday
ubicó el vidrio en un campo magnético descubrió la rotación del plano de polarización de la luz. Este ejemplar fue también la
primera sustancia que se encontró que era repelida por los polos de un imán.
Faraday inventó una temprana forma del mechero de Bunsen, usado en todos los laboratorios de ciencia del mundo como
una buena fuente de calor.2122 Trabajó ampliamente en el campo de la química, descubriendo sustancias tales como
el benceno y condensando gases como el cloro. La licuefacción de gases ayudó a establecer que estos corresponden a
vapores de líquidos con bajo punto de ebullición, otorgando una base más sólida al concepto de agregación molecular. En
1820, Faraday reportó la primera síntesis de compuestos de cloro y carbono, el hexacloroetano (C2Cl6) y
el tetracloroetileno (C2Cl4), publicando sus resultados al año siguiente.232425 También descubrió la composición del clatrato
hidrato de cloro, que había sido descubierto por Humphry Davy en 1810.2627 Asimismo, es responsable del descubrimiento
de las leyes de la electrólisis y de introducir términos como ánodo, cátodo, electrodo e ion, propuestos en gran parte
por William Whewell.
Faraday fue el primero en descubrir lo que posteriormente serían llamadas nanopartículas metálicas. En 1847 descubrió que
las propiedades ópticas del coloide de oro diferían de las del metal macizo. Esta fue, probablemente, la primera observación
registrada sobre los efectos del tamaño cuántico, y podría ser considerado como el nacimiento de la nanociencia.
Faraday es mejor conocido por su trabajo relacionado con la electricidad y el magnetismo. Su primer experimento registrado
fue la construcción de una pila voltaicacon siete monedas de medio penique, apiladas junto a siete discos chapados en cinc
y seis trozos de papel humedecidos con agua salada. Con esta pila pudo descomponer el sulfato de magnesio (primera
carta a Abbott, 12 de julio de 1812).
En 1821, poco después del descubrimiento del fenómeno electromagnético por parte del físico y químico danés Hans
Christian Ørsted, Davy y el científico británico William Hyde Wollaston intentaron, sin éxito, diseñar un motor eléctrico.30
Faraday, habiendo discutido el problema con los dos hombres, persistió y logró construir dos dispositivos que producían, lo
que él denominó, "rotación electromagnética". Uno de ellos, conocido ahora como motor homopolar, producía un
movimiento circular continuo ocasionado por la fuerza magnética circular en torno a un alambre que se extendía hasta un
recipiente con mercurio que tenía un imán en su interior; el alambre rota alrededor del imán cuando se le suministra una
corriente eléctrica desde una batería química. Estos experimentos e inventos conformaron las bases de la tecnología
electromagnética moderna. La emoción debida a estos descubrimientos llevó a Faraday a publicar sus trabajos sin haberlos
presentado previamente a Davy o Wollaston. La controversia resultante dentro de la Royal Society tensó la relación con su
mentor Davy y pudo haber contribuido a que Faraday fuera designado para otras tareas, impidiendo su participación en
investigación electromagnética durante varios años.3132
Desde su primer descubrimiento en 1821, Faraday continuó su trabajo de laboratorio, explorando las propiedades
electromagnéticas de distintos materiales y desarrollando la experiencia requerida. En 1824, diseñó un circuito para estudiar
si el campo magnético podía regular el flujo eléctrico de un cable adyacente, pero no encontró tal relación.33 Durante los
siguientes siete años, Faraday ocupó la mayor parte de su tiempo perfeccionando la fórmula de un cristal con cualidades
ópticas, el borosilicato de plomo,34 el cual utilizaría en sus posteriores experimentos que lo llevarían a relacionar el
fenómeno electromagnético con la luz.35 En su tiempo libre continuó publicando sus trabajos experimentales en óptica y
electromagnetismo; mantuvo también correspondencia con científicos que había conocido en su viaje a través de Europa
con Davy y que también se encontraban investigando el electromagnetismo.36 Dos años después de la muerte de Davy, en
1831, Faraday dio inicio a la gran serie de experimentos que lo llevarían a descubrir la inducción electromagnética.
El gran descubrimiento de Faraday surgió cuando enrolló dos solenoides de alambre alrededor de un aro de hierro, y
encontró que cuando hacía pasar corriente por un solenoide, otra corriente era temporalmente inducida en el otro
solenoide.30 Este fenómeno se conoce como inducción mutua.37 Este aparato aún se expone en la Royal Institution. En
experimentos posteriores, observó que si hacía pasar un imán a través de una espira de alambre, una corriente eléctrica
circularía a través de este alambre. La corriente también fluía si la espira era movida sobre el imán en reposo. Sus
demostraciones establecieron que un campo magnético variable generaba un campo eléctrico; esta relación fue modelada
matemáticamente por James Clerk Maxwell como la Ley de Faraday, que posteriormente se convertiría en una de las
cuatro ecuaciones de Maxwell, y que a su vez evolucionarían a un modelo más general conocido como teoría de campos.
Faraday usaría después los principios que había descubierto para construir el dínamo eléctrico, ancestro de los actuales
generadores y motores eléctricos.
En 1832, realizó una serie de experimentos con el objetivo de estudiar la naturaleza fundamental de la electricidad. Faraday
utilizó "estática", baterías y "electricidad animal" para producir el fenómeno de atracción eléctrica, electrólisis, magnetismo,
etc. Concluyó que, al contrario de la opinión científica de la época, la división entre varios "tipos" de electricidad era irreal.
En vez de eso, propuso que sólo existe un "tipo" de electricidad, y que valores variables de cantidad e intensidad (corriente
y voltaje) producirían diferentes grupos de fenómenos.30
Cerca del final de su carrera, Faraday propuso que la fuerza electromagnética podía extenderse en el espacio vacío
alrededor de un conductor. Esta idea fue rechazada por sus pares científicos, no pudiendo vivir lo suficiente como para ver
la aceptación de su proposición por parte de la comunidad científica. El concepto de Faraday de líneas de flujo saliendo
desde cuerpos cargados e imanes proveyó una forma de visualizar los campos eléctrico y magnético; ese modelo
conceptual fue crucial para el exitoso desarrollo de dispositivos electromecánicos que dominarían la industria y la ingeniería
por el resto del siglo XIX.
En 1845, Faraday descubrió que muchos materiales exhibían una débil repulsión frente a campos magnéticos: un fenómeno
que denominó diamagnetismo.39
También descubrió que el plano de polarización de la luz linealmente polarizada podía rotarse debido a la aplicación de un
campo magnético externo alineado con la dirección de propagación de la luz. Este fenómeno es llamado en la
actualidad efecto Faraday. Así lo hace constar en su libro de notas: "He, al fin, tenido éxito en iluminar una curva
magnética o línea de fuerza y en magnetizar un rayo de luz".40
En los últimos años de su vida, en 1862, Faraday utilizó un espectroscopio para estudiar la alteración de las líneas
espectrales en presencia de un campo magnético. El equipamiento disponible, sin embargo, no fue suficiente como para
mostrar una determinación precisa del cambio espectral. Posteriormente, el físico neerlandés Pieter Zeeman utilizaría un
aparato mejorado para estudiar el mismo fenómeno, publicando sus resultados en 1897 y recibiendo el premio Nobel de
Física en 1902. Tanto en su publicación de 189741 como en su discurso de aceptación del Nobel en 1902,42 Zeeman hizo
referencia al trabajo de Faraday.
En su trabajo en electricidad estática, el experimento de la cubeta de hielo de Faraday demostró que la carga eléctrica se
acumula sólo en el exterior de un conductor cargado, sin importar lo que hubiera en su interior. Esto es debido a que las
cargas se distribuyen en la superficie exterior de tal manera que los campos eléctricos internos se cancelan. Este efecto de
barrera es conocido como jaula de Faraday.
15.-Johannes Kepler:
Johannes Kepler (Weil der Stadt, Alemania, 27 de diciembre de 1571 - Ratisbona, Alemania, 15 de noviembre de 1630),
figura clave en la revolución científica, astrónomo y matemático alemán; conocido fundamentalmente por sus leyes sobre el
movimiento de los planetas en su órbita alrededor del Sol. Fue colaborador de Tycho Brahe, a quien sustituyó como
matemático imperial de Rodolfo II.
Kepler se crio en el seno de una familia protestante luterana que vivía en la ciudad de Weil der Stadt en Baden-Wurtemberg,
Alemania. Su abuelo había sido alcalde de su ciudad natal, pero cuando nació Johannes, la familia se encontraba en
decadencia. Su padre, Heinrich Kepler, era mercenario en el ejército del duque de Wurtemberg y, siempre en campaña,
raramente estaba presente en su domicilio. Su madre, Katherina Guldenmann llevaba una casa de huéspedes, era
curandera y herborista, y más tarde fue acusada de brujería. Kepler, nacido prematuramente a los siete meses de
embarazo, era hipocondríaco de naturaleza endeble y sufrió toda su vida una salud frágil. A la edad de tres años,
contrajo viruela, lo que, entre otras secuelas, debilitaría severamente su vista. A pesar de su salud, fue un niño brillante al
que le gustaba impresionar viajeros en la hospedería de su madre con sus fenomenales facultades matemáticas.
Heinrich Kepler tuvo además otros tres hijos: Margarette, de la que Kepler se sentía muy próximo, Christopher, que le fue
siempre antipático, y Heinrich. De 1574 a 1576, vivió con Heinrich —quien era epiléptico— en casa de sus abuelos mientras
que su padre estaba en una campaña y su madre había ido en su búsqueda.1
Al regresar sus padres, Kepler se trasladó a Leonberg y entró en la escuela latina en 1577. Sus padres le despertaron el
interés por la astronomía. Con cinco años, observó el cometa de 1577, comentando que su madre lo llevó a un lugar alto
para verlo. Su padre le mostró a la edad de nueve años el eclipse de luna del 31 de enero de 1580, recordando que la Luna
aparecía bastante roja. Kepler estudió más tarde el fenómeno y lo explicó en una de sus obras de óptica. Su padre partió de
nuevo para la guerra en 1589, desapareciendo para siempre.
Kepler terminó su primer ciclo de tres años en 1583 con retraso, debido a su empleo como jornalero agrícola, entre nueve y
once años. En 1584, entró en el Seminario protestante de Adelberg y dos años más tarde, en el Seminario superior
de Maulbronn.
Obtuvo allí el diploma de fin de estudios y se matriculó en 1589 en la universidad de Tubinga. Comenzó primero a estudiar
ética, dialéctica, retórica, griego, hebreo, astronomía y física, y más tarde teología y ciencias humanas. Continuó con sus
estudios después de obtener la maestría en 1591. Su profesor de matemáticas, el astrónomo Michael Maestlin, le enseñó
el sistema heliocéntrico de Copérnico que se reservaba a los mejores estudiantes. Los otros estudiantes tomaban como
cierto el sistema geocéntrico de Ptolomeo, que afirmaba que la Tierra estaba inmóvil y ocupaba el centro del Universo, y
que el Sol, la Luna, los planetas y las estrellas giraban a su alrededor. Kepler se hizo así un copernicano convencido y
mantuvo una relación muy estrecha con Maestlin; no vaciló en pedirle ayuda o consejo para sus trabajos.
Mientras Kepler planeaba hacerse pastor luterano, la escuela protestante de Graz buscaba a un profesor de matemáticas.
Abandonó entonces los estudios de Teología para tomar el puesto y dejó Tubinga en 1594. En Graz, publicó almanaques
con predicciones astrológicas –que él escribía– aunque negaba algunos de sus preceptos. En la época, la distinción entre
ciencia y creencia no estaba establecida todavía claramente, y el movimiento de los astros, todavía bastante desconocido,
se consideraba gobernado por leyes divinas.
Kepler estuvo casado dos veces. Contrajo el primer matrimonio, de conveniencia, el 27 de abril de 1597 con Barbara Müller.
En el año 1600, fue obligado a abandonar Austria cuando el archiduque Fernando promulgó un edicto contra los
protestantes. En octubre de ese mismo año se trasladó a Praga, donde fue invitado por Tycho Brahe, que había leído
algunos trabajos de Kepler. Al año siguiente, Tycho Brahe falleció y Kepler lo sustituyó en el cargo de matemático imperial
de Rodolfo II y trabajó frecuentemente como consejero astrológico.
En 1612 murió su esposa Barbara Müller, al igual que dos de los cinco niños —de edades de apenas uno y dos meses—
que habían tenido juntos. Este matrimonio de conveniencia, organizado por sus allegados, lo unió a una mujer «grasa y
simple de espíritu», con carácter execrable. Otro de los hijos murió a la edad de siete años. Solo su hija Susanne y su hijo
Ludwig sobrevivieron. Al año siguiente, se casó en Linz con Susanne Reuttinger, con la que tuvo siete niños, de los que tres
fallecerán muy temprano.
En 1615, su madre, entonces a la edad de 68 años, fue acusada de brujería. Kepler, persuadido de su inocencia, pasó seis
años trabajando en su defensa ante los tribunales y escribiendo numerosos alegatos. Debió regresar dos veces a
Wurtemberg. Ella pasó un año encerrada en la torre de Güglingen, a expensas de Kepler, y escapó por poco de la tortura.
Finalmente, fue liberada el 28 de septiembre de 1621 pero, debilitada por los duros años de proceso y de encarcelamiento,
murió seis meses más tarde. En 1628 Kepler pasó al servicio de Albrecht von Wallenstein, en Silesia, quien le prometió, en
vano, resarcirle de la deuda contraída con él por la Corona a lo largo de los años. Un mes antes de morir, víctima de la
fiebre, Kepler abandonó Silesia en busca de un nuevo empleo.
Kepler murió en 1630 en Ratisbona, en Baviera, Alemania, a la edad de 58 años.2
En 1632, durante la guerra de los Treinta Años, el ejército sueco destruyó su tumba y se perdieron sus trabajos hasta el año
1773. Recuperados por Catalina II de Rusia, se encuentran actualmente en el Observatorio de Pulkovo en San Petersburgo,
Rusia.
Después de estudiar teología en la universidad de Tubinga, incluyendo astronomía con Michael Maestlin, seguidor
de Copérnico, enseñó en el seminario protestante de Graz. Kepler intentó comprender las leyes del movimiento planetario
durante la mayor parte de su vida. En un principio Kepler consideró que el movimiento de los planetas debía cumplir las
leyes pitagóricas de la armonía. Esta teoría es conocida como la música o la armonía de las esferas celestes. En su visión
cosmológica no era casualidad que el número de planetas conocidos en su época fuera uno más que el número
de poliedros perfectos. Siendo un firme partidario del modelo copernicano, intentó demostrar que las distancias de los
planetas al Solvenían dadas por esferas en el interior de poliedros perfectos, anidadas sucesivamente unas en el interior de
otras. En la esfera interior estaba Mercurio mientras que los otros cinco planetas (Venus, Tierra, Marte, Júpiter y Saturno)
estarían situados en el interior de los cinco sólidos platónicos correspondientes también a los cinco elementos clásicos.
En 1596 Kepler escribió un libro en el que exponía sus ideas. Mysterium Cosmographicum (El misterio cósmico). Siendo un
hombre de gran vocación religiosa, Kepler veía en su modelo cosmológico una celebración de la existencia, sabiduría y
elegancia de Dios. Escribió: «yo deseaba ser teólogo; pero ahora me doy cuenta gracias a mi esfuerzo de que Dios puede
ser celebrado también por la astronomía».
En 1600 acepta la propuesta de colaboración del astrónomo imperial Tycho Brahe, que a la sazón había montado el mejor
centro de observación astronómica de esa época. Tycho Brahe disponía de los que entonces eran los mejores datos de
observaciones planetarias pero la relación entre ambos fue compleja y marcada por la desconfianza. Hasta 1602, a la
muerte de Tycho, Kepler no consiguió tener acceso a todos los datos recopilados por Tycho, mucho más precisos que los
manejados por Copérnico. A la vista de los datos, especialmente los relativos al movimiento retrógrado de Marte se dio
cuenta de que el movimiento de los planetas no podía ser explicado por su modelo de poliedros perfectos y armonía de
esferas. Kepler, hombre profundamente religioso, incapaz de aceptar que Dios no hubiera dispuesto que los planetas
describieran figuras geométricas simples, se dedicó con tesón ilimitado a probar con toda suerte de combinaciones de
círculos. Cuando se convenció de la imposibilidad de lograrlo con círculos, usó óvalos. Al fracasar también con ellos, «sólo
me quedó una carreta de estiércol» y empleó elipses. Con ellas desentrañó sus famosas tres leyes (publicadas en 1609 en
su obra Astronomia Nova) que describen el movimiento de los planetas. Leyes que asombraron al mundo, le revelaron como
el mejor astrónomo de su época, aunque él no dejó de vivir como un cierto fracaso de su primigenia intuición de simplicidad
(¿por qué elipses, habiendo círculos?). Sin embargo, tres siglos después, su intuición se vio confirmada
cuando Einstein mostró en su Teoría de la Relatividad general que en la geometría tetradimensional del espacio-tiempo los
cuerpos celestes siguen líneas rectas. Y es que aún había una figura más simple que el círculo: la recta.
En 1627 publicó las Tabulae Rudolphine, a las que dedicó un enorme esfuerzo, y que durante más de un siglo se usaron en
todo el mundo para calcular las posiciones de los planetas y las estrellas. Utilizando las leyes del movimiento planetario fue
capaz de predecir satisfactoriamente el tránsito de Venus del año 1631 con lo que su teoría quedó confirmada.
Escribió un biógrafo de la época con admiración, lo grande y magnífica que fue la obra de Kepler, pero al final se lamentaba
de que un hombre de su sabiduría, en la última etapa de su vida, tuviese demencia senil, llegando incluso a afirmar que
"las mareas venían motivadas por una atracción que la luna ejercía sobre los mares...", un hecho que fue demostrado años
después de su muerte.
Durante su estancia con Tycho le fue imposible acceder a los datos de los movimientos aparentes de los planetas ya que
Tycho se negaba a dar esa información. Ya en el lecho de muerte de Tycho y después a través de su familia, Kepler
accedió a los datos de las órbitas de los planetas que durante años se habían ido recolectando. Gracias a esos datos, los
más precisos y abundantes de la época, Kepler pudo ir deduciendo las órbitas reales planetarias. Afortunadamente, Tycho
se centró en Marte, con una órbita elíptica muy acusada. De otra manera le hubiera sido imposible a Kepler darse cuenta de
que las órbitas de los planetas eran elípticas. Inicialmente, Kepler intentó la circunferencia por ser la más perfecta de las
trayectorias, pero los datos observados impedían un ajuste correcto, lo que entristeció a Kepler, ya que no podía saltarse un
pertinaz error de ocho minutos de arco. Kepler comprendió que debía abandonar la circunferencia, lo que implicaba
abandonar la idea de un "mundo perfecto". De profundas creencias religiosas, le costó llegar a la conclusión de que la tierra
era un planeta imperfecto, asolado por las guerras. En esa misma misiva incluyó la cita clave: "Si los planetas son lugares
imperfectos, ¿por qué no han de serlo las órbitas de los mismos?". Finalmente utilizó la fórmula de la elipse, una rara figura
descrita por Apolonio de Pérgamo en una de las obras salvadas de la destrucción de la biblioteca de Alejandría. Descubrió
que encajaba perfectamente en las mediciones de Tycho.
Había descubierto su primera ley, la primera ley de Kepler:
Los planetas tienen movimientos elípticos alrededor del Sol, estando éste situado en uno de los 2 focos que contiene la elipse.

Después de ese importante salto, en donde por primera vez los hechos se anteponían a los deseos y los prejuicios sobre la
naturaleza del mundo. Kepler se dedicó simplemente a observar los datos y sacar conclusiones ya sin ninguna idea
preconcebida. Pasó a comprobar la velocidad del planeta a través de las órbitas llegando a la segunda ley:
Las áreas barridas por los radios de los planetas son proporcionales al tiempo empleado por estos en recorrer el perímetro de dichas
áreas.

Durante mucho tiempo, Kepler sólo pudo confirmar estas dos leyes en el resto de planetas. Aun así fue un logro
espectacular, pero faltaba relacionar las trayectorias de los planetas entre sí. Tras varios años, descubrió la tercera e
importantísima ley del movimiento planetario:
El cuadrado de los períodos de la órbita de los planetas es proporcional al cubo de la distancia promedio al Sol.

Esta ley, llamada también ley armónica, junto con las otras leyes, permitía ya unificar, predecir y comprender todos los
movimientos de los astros.
El 17 de octubre de 1604 Kepler observó una supernova (SN 1604) en la Vía Láctea, nuestra propia Galaxia, a la que más
tarde se le llamaría la estrella de Kepler. La estrella había sido observada por otros astrónomos europeos el día 9
como Brunowski en Praga (quién escribió a Kepler), Altobelli en Verona y Clavius en Roma y Capra y Marius en Padua.
Kepler inspirado por el trabajo de Tycho Brahe realizó un estudio detallado de su aparición. Su obra De Stella nova in pede
Serpentarii («La nueva estrella en el pie de Ophiuchus») proporcionaba evidencias de que el Universo no era estático y sí
sometido a importantes cambios. La estrella pudo ser observada a simple vista durante 18 meses después de su aparición.
La supernova se encuentra a tan solo 13 000 años luz de nosotros. Ninguna supernova posterior ha sido observada en
tiempos históricos dentro de nuestra propia galaxia. Dada la evolución del brillo de la estrella hoy en día se sospecha que se
trata de una supernova de tipo I.

16.-Nikola Tesla:
Nikola Tesla (en cirílico: Никола Тесла; Smiljan, Imperio austríaco, actual Croacia, 10 de julio de 1856-Nueva York, 7 de
enero de 1943) fue un inventor, ingeniero mecánico, eléctrico y físico de origen serbio.12 Se le conoce sobre todo por sus
numerosas invenciones en el campo del electromagnetismo, desarrolladas a finales del siglo XIX y principios del siglo XX.
Las patentes de Tesla y su trabajo teórico ayudaron a forjar las bases de los sistemas modernos para el uso de la energía
eléctrica por corriente alterna (CA), incluyendo el sistema polifásico de distribución eléctrica y el motor de corriente alterna,
que contribuyeron al surgimiento de la Segunda Revolución Industrial.
En enero de 1880, dos de sus tíos reunieron suficiente dinero para enviarlo a Praga, donde Tesla tenía intención de estudiar
en la universidad, pero por desgracia, llegó demasiado tarde para inscribirse [cita requerida]; además no estudió Griego ni
Checo, asignaturas obligatorias. En 1881 se trasladó a Budapest para trabajar en una empresa telegráfica[cita requerida]. En
1882 ingresó en la Continental Edison Company en Francia para diseñar y mejorar equipos eléctricos[cita requerida]. En junio de
1884, se trasladó a la ciudad de Nueva York donde fue contratado por Thomas A. Edison para trabajar en Edison Machine
Works[cita requerida]. En 1885 sostenía que podría diseñar los motores y generadores de Edison mejorando su calidad y
rendimiento. En 1888 tuvo lugar su primer diseño del sistema práctico para generar y transmitir corriente alterna para el
sistema de energía eléctrica[cita requerida]. En la primavera de 1891, Tesla realizó demostraciones con varias máquinas ante el
Instituto Americano de Ingenieros en la Universidad de Columbia. Demostró de esta forma que todo tipo de aparatos podían
ser alimentados a través de un único cable sin un conductor de retorno[cita requerida].
Tesla, de etnia serbia,34 nació en el pueblo de Smiljan (actualmente en Croacia) en el entonces Imperio austrohúngaro y
tiempo después se nacionalizaría estadounidense.5
Tras su demostración de la comunicación inalámbrica por medio de ondas de radio en 1894[cita requerida] y después de su
victoria en la guerra de las corrientes, se le reconoció ampliamente como uno de los más grandes ingenieros eléctricos de
los Estados Unidos de América.[cita requerida]. Durante este periodo la fama de Tesla rivalizaba con la de cualquier inventor o
científico de la historia o la cultura popular,6 pero debido a su personalidad excéntrica y a sus afirmaciones increíbles —a
veces totalmente inverosímiles, y en ocasiones, falsas— acerca del posible desarrollo de innovaciones científicas y
tecnológicas, Tesla terminó relegado al ostracismo y considerado un científico loco.7 Nunca prestó mayor atención a sus
finanzas; se dice que murió empobrecido a sus 86 años.8
La unidad de medida del campo magnético (B) del Sistema Internacional de Unidades (también denominado densidad de
flujo magnético o inducción magnética), el tesla (T), fue llamado así en su honor en la Conferencia General de Pesas y
Medidas de París en 1960.
Además de su trabajo en electromagnetismo e ingeniería electromecánica, el trabajo de Tesla más tarde sirvió en diferente
medida al desarrollo de la robótica, el control remoto, el radar, las ciencias de la computación, la balística, la física nuclear,9
y la física teórica. Llevó adelante estudios que permitirían desarrollar la radio, pero nunca desarrolló este concepto debido a
que no entendía del todo la física inherente a este fenómeno. Posteriormente, cuando Guillermo Marconi reclamó por los
derechos de uso de la radio en plena Segunda Guerra Mundial, la Suprema Corte de los Estados Unidos rechazó el
reclamo, incluyendo en su decisión la restauración de ciertas patentes previas a la de Marconi, entre ellas algunas de
Tesla.10
Su figura, su carácter excéntrico, y la historia de su experimento sobre transmisión inalámbrica, son utilizados por
aficionados a las teorías conspirativas para justificar varias pseudociencias, atribuyéndole inventos, hechos y/o
investigaciones que no corresponden con la realidad.
Nikola Tesla era hijo de padres serbios 12 en el pueblo de Smiljan, en el Imperio austrohúngaro, cerca de la ciudad
de Gospić, perteneciente al territorio de la actual Croacia. Su certificado de bautismo afirma que nació el 28 de junio de
1856 del calendario juliano, correspondiente al 10 de julio del calendario gregoriano en uso actualmente. Su padre fue
Milutin Tesla, un sacerdote de la iglesia ortodoxa serbia en la jurisdicción de Sremski Karlovci, y su madre Đuka Mandici,
una ama de casa de ascendencia serbia,12 y quien dedicaba parte de su tiempo como científica autodidacta al desarrollo de
pequeños aparatos caseros. 113
Se cree que su origen paterno proviene de alguno de los clanes serbios del valle del río Tara, o bien del
noble herzegovino Pavle Orlović.14 Su madre, Đuka, provenía de una familia ortodoxa domiciliada en Lika y Banija, pero con
profundos orígenes en Kosovo.15 Era competente fabricando herramientas artesanales caseras y había aprendido de
memoria numerosos poemas épicos serbios, pero nunca aprendió a leer.16
La familia se trasladó a Gospić en 1862. Tesla asistió al Gimnasio de Karlovac, donde completó el plan de estudios de
cuatro años en tres.17
Más tarde comenzó los estudios de ingeniería eléctrica en la Universidad de Graz, en la ciudad del mismo nombre, en 1875.
Mientras estuvo allí estudió los usos de la corriente alterna. Algunas fuentes afirman que se licenció por la Universidad de
Graz,181920 sin embargo, la universidad afirma que no recibió ningún grado y que no continuó más allá del segundo semestre
del tercer año, durante el cual dejó de asistir a las clases.21222324 En diciembre de 1878 dejó Graz y dejó de relacionarse con
sus familiares. Sus amigos pensaban que se había ahogado en el río Mura. Se dirigió a Maribor, (hoy Eslovenia), donde
obtuvo su primer empleo como ayudante de ingeniería, trabajo que desempeñó durante un año. Durante este periodo sufrió
una crisis nerviosa. Tesla fue posteriormente persuadido por su padre para asistir a la Universidad Carolina en Praga, a la
cual asistió durante el verano de 1880. Allí fue influenciado por Ernst Mach. Sin embargo, después de que su padre
falleciera, dejó la Universidad, completando solamente un curso.25
Tesla pasaba el tiempo leyendo muchas obras y memorizando libros completos, ya que supuestamente poseía
una memoria fotográfica.26 En su autobiografía relató que en ciertas ocasiones experimentó momentos detallados de
inspiración. Durante su infancia sufrió varios episodios de una enfermedad muy peculiar, la cual provocaba que cegadores
haces de luz apareciesen ante sus ojos, a menudo acompañados de alucinaciones. Normalmente las visiones estaban
asociadas a una palabra o idea que le rondaba la cabeza. Otras veces, estas le daban la solución a problemas que se le
habían planteado. Simplemente con escuchar el nombre de un objeto, era capaz de visualizarlo de forma muy realista.
Actualmente la sinestesia presenta síntomas similares. Tesla podía visualizar una invención en su cerebro con precisión
extrema, incluyendo todas las dimensiones, antes de iniciar la etapa de construcción; una técnica algunas veces conocida
como pensamiento visual. No solía dibujar esquemas, en lugar de eso concebía todas las ideas solo con la mente. También
en ocasiones tenía reminiscencias de hechos que le habían sucedido previamente en su vida; fenómeno este que se inició
durante su infancia.26
En 1880, se trasladó a Budapest para trabajar bajo las órdenes de Tivadar Puskás en una compañía de telégrafos,27 la
compañía nacional de teléfonos. Allí conoció a Nebojša Petrović, un joven inventor serbio que vivía en Austria. A pesar de
que su encuentro fue breve, trabajaron juntos en un proyecto usando turbinas gemelas para generar energía continua. Para
cuando se produjo la apertura de la central telefónica en 1881 en Budapest, Tesla se había convertido en el jefe de
electricistas de la compañía, y fue más tarde ingeniero del primer sistema telefónico del país. También desarrolló un
dispositivo que, de acuerdo con ciertas fuentes, era un repetidor telefónico o amplificador, pero que, según otros, pudo
haber sido el primer altavoz.
En 1894, Tesla empezó a investigar los que después se llamaron rayos X. En el incendio de su laboratorio en 1895 se
perdió todo su trabajo, según afirmó el propio Tesla. Mientras tanto, en noviembre de ese mismo año, el científico
alemán Wilhelm Röntgenconcluía su extensa y sistemática investigación de los rayos X, publicando sus conclusiones en
1895. La primera publicación de Tesla sobre los "rayos de Rontgen" data de 1895[cita requerida]. Según el propio Tesla narra,
usó su propio tubo de vacío (similar a su patente Patente USPTO nº 514170: «#514,170»). Este dispositivo difería de
otros tubos de rayos X por el hecho de no tener electrodo receptor. El término moderno para el fenómeno producido por
este artefacto es Bremsstrahlung (o radiación de frenado).
En sus primeras investigaciones Tesla diseñó algunos experimentos para producir rayos X. Él afirmó que con estos
circuitos, «el instrumento podrá generar rayos de Roentgen de mayor potencia que la obtenida con aparatos ordinarios».40
También mencionó los peligros de trabajar con sus circuitos y con los rayos X producidos por sus dispositivos de un solo
nodo. De muchas de sus notas en las investigaciones preliminares de este fenómeno, atribuyó el daño de la piel a varias
causas. Él creyó que inicialmente el daño no podría ser causado por los rayos de Roentgen, sino por el ozono generado al
contacto con la piel y en parte también al ácido nitroso. Él pensaba que estas eran ondas longitudinales, como las
producidas por las ondas en plasmas.
Un «sistema mundial para la transmisión de energía eléctrica sin cables» basado en la conductividad eléctrica de la tierra,
fue propuesto por Tesla, el cual funcionaría mediante la transmisión de energía por varios medios naturales y el uso
subsiguiente de la corriente trasmitida entre los dos puntos para alimentar dispositivos eléctricos[cita requerida].
Tesla afirmó haber demostrado la transmisión inalámbrica de energía a principios de 1891. Sin embargo nunca pudo llevarlo
a la práctica de una forma eficiente
Entre los más destacables inventos y descubrimientos que han llegado al conocimiento del público en general, podemos
destacar:

 Transferencia inalámbrica de energía eléctrica59 mediante ondas electromagnéticas. Posteriormente intentó desarrollar
un sistema para enviar energía eléctrica sin cables a largas distancias y quiso implementarlo en el proyecto de la torre
de Wardenclyffe que tenía el fin de establecer un sistema mundial de comunicaciones y que terminó en fracaso porque
antes que él pudiera acabar el proyecto, su inversor, el banquero J. P. Morgan, dejó de financiar las investigaciones de
Tesla debido a la inviabilidad financiera de esta, además de que Guillermo Marconi logró transmisiones de señales de
radio por el Atlántico en menor tiempo, haciendo perder el interés de Morgan por el proyecto.6059 Se tienen algunas
películas de la torre.
 Corriente alterna.61
 Armas de energía directa (anunció un "rayo de la muerte" y lo ofreció al gobierno; pero no hicieron caso a su gestión.
Oficialmente no se conoce un prototipo.)59
 Compuertas o puertas lógicas (aunque la aplicación de puertas lógicas en electrónica digital es de George
Boole).[cita requerida]
 Radio.
 Bombilla sin filamento o lámpara fluorescente.62
 Dispositivos de electroterapia o diagnóstico, especialmente un generador de rayos X de un solo electrodo. También hay
un registro de patente de un generador de ozono.4059
 Turbina sin paletas, operada por la fricción del fluido.59
 Bobina de Tesla: entregaba en la salida una energía de alto voltaje y alta frecuencia.
 Principios teóricos del radar.
 Teslascopio.
 Control remoto.59
 Bujía para encendido de motores de explosión.63
 Aviones STOL.59
 Estudios sobre Rayos X.
 Radiogoniómetro.64
 Teleodinamica eléctrica
17.-Arquímedes de Siracusa:

18.-Nicolás Cópernico:

19.-Stephen Hawking:

20.-Laika: (no es una persona pero hizo su aporte a la ciencia)

21.-Benjamín Franklin:

22.-Marie Curie:
23.-Thomas Alva Edison:

24.-Max Plank:

25.-Blaise Pascal:

26.-John Logie Baird:

27.-Ricardo Brezan:

28.-Luis Von Ahn:

29.-Fernando Mazariegos:

30.-Federico Lehnhoff: